x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es




¡A la escucha!

Con los sueños cosidos al alma

Publicada el 24/01/2019 a las 06:00 Actualizada el 23/01/2019 a las 20:24
Facebook Whatsapp Whatsapp Telegram Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir Comentarios

Murió hace casi 4 años, en abril de 2015. Pero hasta hace sólo unos días nadie conoció su historia ni tampoco su nombre. Iba en un barco con unas mil personas, camino de Italia. No iba en un crucero ni en un barco de recreo: viajaba hacinado en esos barcos que las mafias botan en las playas de Libia cobrando hasta 800 dólares por viaje y por pasajero. Muchos de los cuerpos fueron recuperados, entre ellos el suyo. Pero no había nada que lo identificara, excepto lo que llevaba cosido al bolsillo de su cazadora.

Eran varias hojas escritas en francés y en árabe en las que ponía “boletín escolar”. ¡Eran sus notas! Un expediente brillante en matemáticas, ciencias, física, con el que quería demostrar nada más llegar a Italia que tenía un pasado y que quería ponerle el punto y seguido con un presente igual de brillante en un colegio italiano o francés o donde fuera. Quería retomarlo donde lo había dejado y para que todo el mundo supiera que él no era un vago, que había luchado siempre por su futuro, también cuando se montó en aquel barco, se llevó lo más preciado para él: sus notas. Sabía que el viaje desde Malí hasta Italia sería duro y largo y supo que esas hojas las tenía que poner a salvo. Así que se las cosió en uno de los bolsillos internos de su cazadora. Para que ni el desierto, ni las mafias, ni la sal del mar que esperaba sólo le salpicara un poco en su travesía desde Libia hasta Italia pudieran estropearlas.

Pero nadie supo nada de su expediente, de que era un estudiante brillante. Nadie pudo leer sus sobresalientes porque no llegó a tierra. Cuando lo recogieron del mar lo llevaron a una morgue con la etiqueta de “sin identificar”. Y ahí estuvo hasta que la forense que ha decidido ponerles nombre y rostro a los migrantes, Cristina Cattaneo, ha sacado a la luz su historia. Tenía 14 años y soñaba con seguir construyendo su futuro con esos sobresalientes.

Cattaneo ha publicado un libro, Naúfragos sin rostro, en el que cuenta las historias de todas esas personas que acaban reduciéndose a un número en los informativos (y a veces ni eso). Cuenta que la mayoría lleva efectivamente cosido en sus pantalones o en sus abrigos lo más preciado para ellos. Fotos de su familia, recuerdos de su tierra, las notas escolares. Cualquier cosa les ayuda a intentar identificarlos (muy pocas veces lo consiguen) y a poder comunicar a su familia lo que ha ocurrido. Ella y un grupo de colegas han estado meses trabajando para darles dignidad a esas personas. Para que no caigan en el olvido.

Dice Cattaneo que muchos llevaban saquitos con tierra cosidos a la ropa. Al principio no entendían qué era. Pensaban que podía ser cocaína. Pero no. Era un trocito de la tierra que aman y que han tenido que dejar para buscarse un futuro. Sí, esos a los que aquí algunos tachan de terroristas, intrusos, delincuentes, traficantes, y mil cosas más, son personas que aman su tierra, su país y a los que les duele emprender ese viaje. Se llevan sus recuerdos en forma de arena para no olvidarse nunca, ni cuando se montan en una patera, ni cuando pasan meses peregrinando por el desierto ni cuando por fin llegan a Europa y son tratados como números, de dónde vienen y quiénes son.

Esta semana, en una playa también de Libia, alguien publicaba la foto de 100 sábanas blancas tapando los cuerpos de 100 personas que no lograron tampoco alcanzar su sueño. 100 personas de las que no sabemos nada, ni su nombre ni qué sueños les llevaron a emprender ese viaje. Y, mientras, se busca a otra embarcación que emitió la señal de alerta y de la que no se sabe nada. Esto sigue pasando. Cada día. Y mientras, en Barcelona, el barco de Open Arms sigue amarrado sin conseguir los permisos necesarios para ir en su busca y lograr que sus sueños, cosidos a unos pantalones o a una cazadora, no se ahoguen en el olvido en mitad del Mediterráneo.
Más contenidos sobre este tema
Relacionados




Hazte socio de infolibre

8 Comentarios
  • El Diablo Cojuelo El Diablo Cojuelo 27/01/19 21:34

    "-Mi juventud se esta escapando sin drme cuenta de lo que me debe" 'bueno las personas, somo seres humanos' "pero en ocasiones existen ms diferencias dentro de elos sexos que entre ellos" -Vean de buscar la verdad y veran que las personas sson solo humanas -pero que realmente no parece mucho que asi sea; "Buscar en la cara de las cosas no es un buen habito, es una caausa de sufrimiento innecesario; "El tiempo por lo que se vè, no es un gran sanador' es, indiferente y superfiacial-, - veces no cura dele todo, y otras veces cuando poarece que sì , la cura no era necesiaria ni oportuno ; "La vida real por mucho que nos empeñemos parece no tener argumento vàlido; -Lo digo por el excaso tiempo: Lo digo por el excaso tiempo que dura ese conocimiento invalidado; -Aunque me sigue maravillando la gente que evive su vida como unlibro abierto: `regunt en el ambiente y nadie es infeliz; "Incluso el amot no correspondido tiene su "Arco Iris".. Ivan Turgeniev - dixit- ...OtrosìDigo: "La ambiciòn es la ùltima enfernedad en la mente "de las gentes nobles" [ ¡Ironia !] No soy 'lo suficientemente JOVEN como mpara saberlo todo, morir serà una aventura apasionante: nunca nos damos cuenta de lo poco que necesitamos de este mundo, hasta que noyamos que lo hemos perdido- "Al parecer Dios nos diò la memoria para que pudiesemos entender estas cosas; "reaalmente no es un trabajo, al menos que prefiriesemos estar haciendo otra cosa" _Losmàs inùtiles son aquellos que no han cambiado nada con el paso de los años; "La vida de cada persona es un Diario en el se trata de escribir una historia, pero se termina escribiendo otra"....J.M. Barrie -dixit- Saludos cordiales ...Lunilla t El DIablo Cojuelo...

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    1

  • Patricia P Patricia P 25/01/19 19:58

    Gracias por este artículo. Nos hacen falta muchos para ablandar el corazón y despertar la conciencia de personas que hacen recaer su odio, sus problemas, su amargura, su negatividad, sobre estas personas que migran huyendo de los horrores de las guerras muchas veces creadas y/o financiadas por nuestros países "demócratas", de la pobreza impuesta a África por las grandes multinacionales europeas, americanas, que roban las riquezas de sus países para llenar sus oscuras cuentas en cloacas fiscales que para ellos son paraísos..

    Todo lo que les va mal en la vida a estas personas xenófobas y aporófobas nada tiene que ver con las personas migrantes y refugiadas:
    *Si faltan médicos, profesores, ayudas sociales, nada tiene que ver con las personas migrantes y refugiadas.
    *Si hay robos, violaciones, manadas y lobos solitarios, nada tiene que ver con las personas migrantes y refugiadas.
    *Si faltan empleos, si los empleos ya no dan para vivir, si es tan difícil el acceso a la vivienda, nada tiene que ver con las personas migrantes y refugiadas.
    Son nuestros gobiernos quienes nos quitan empleos y derechos sociales, esto nada tiene que ver con las personas migrantes y refugiadas.

    ¡Pero qué bien les viene a muchos políticos tener un chivo expiatorio!. Aunque al partido de dos siglas iguales que ha alimentado sin freno este odio se le ha ido el tema de las manos, le ha salido un grano con nombre de diccionario que le hace la competencia y es capaz de decir más barbaridades aún. Siempre hay quien puede gritar más, las cosas siempre pueden ir a peor.

    Cuando se lea este fenómeno en los libros de historia de nuestros nietos o biznietos, ¿qué pensarán de nuestra época? O quizá para entonces ya no queden libertades y se tapen las verdades que molestan.

    Yo me avergüenzo de ser parte de esta época monstruosa.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    2

  • borjiniano borjiniano 25/01/19 00:05

    Que gran impotencia y en manos de quien estamos??? pobre gente y cuanta pena. Verdaderamente yo soy un gran privilegiado.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    2

  • Isabelle0651 Isabelle0651 24/01/19 19:29

    Qué tristeza más grande y que impotencia, vidas desconocidas como la de esta criatura que mientras por este nuestro mundo ¿civilizado? escuchamos exabruptos de animales sin alma demonizando inmigrantes, cuánta maldad y egoísmo. Un artículo tristísimo que nos atiza fuerte en la conciencia colectiva, muy oportuno. Gracias, señora Resano.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    2

  • canor canor 24/01/19 17:11

    Muchas gracias por el articulo. ASCO DE MUNDO SINVERGUENZA que nos ha tocado vivir.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    4

  • GRINGO GRINGO 24/01/19 11:34

    Creo que la UE ya está preparando un escrito, todavía sin fecha, avergonzándose del tratamiento dado a éstas personas.......nacidas de un hombre y una mujer como todos nosotros, pero que para los dirigentes de nuestros respectivos países sólo son un problema estadístico y una patata caliente que nadie quiere cocinar.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    4

  • Larry2 Larry2 24/01/19 11:01

    Triste y desgraciadamente, estas situaciones no las cambia ni el tato. Vergonzoso es lo que pasa, gracias por tú articulo. agur

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    2

  • paco arbillaga paco arbillaga 24/01/19 08:34


    Unos tienen que pagar su billete a las mafias para jugarse la vida por intentar alcanzar Europa. Otros pagan su entrada a los estados europeos que les tienden una alfombra roja hasta los cajeros de sus bancos. Osasuna!

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    4

 
Opinión
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.