Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es



Elecciones europeas

Rubalcaba precipita al PSOE al peor resultado de su historia

  • Obtiene tan sólo 14 escaños, nueve menos que en 2009, y se queda con el 23,02% de los votos, el peor porcentaje jamás logrado por los socialistas en democracia
  • La candidata Valenciano asume la derrota y deja todas las puertas abiertas, y no descarta que este lunes se produzca una dimisión de Rubalcaba
  • En Andalucía, el feudo histórico, resiste diez puntos por encima del PP, aunque también con el peor dato en europeas. También en Asturias y en Extremadura el PSOE queda por encima, aunque por menor margen

Publicada 25/05/2014 a las 20:36 Actualizada 26/05/2014 a las 01:20    
Facebook Twitter Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir Comentarios 9

Elena Valenciano y Óscar López, ofreciendo su valoración de los resultados del 25-M en la sede federal, en Ferraz.

Elena Valenciano y Óscar López, ofreciendo su valoración de los resultados en la sede federal.

EFE
Las elecciones europeas no estaban en "un pañuelo", como decía Alfredo Pérez Rubalcaba el pasado viernes, en el cierre de campaña en Madrid. Ni el PSOE había conseguido dar la vuelta a las encuestas en la última semana. Aquello era una ficción. Los socialistas perdieron este 25 de mayo los comicios europeos con un dato nada honroso: el peor resultado de su historia reciente: un 23% y nueve escaños menos. De manera incontestable, lo que vuelve a arrojar nubarrones muy serios para el futuro del partido. La dirección no pudo negarlo ni vestir con papel celofán. No cabía otra alternativa que asumir el revés, sin paños calientes. El seísmo era total, absoluto, se mirase por donde se mirase.

La candidata, Elena Valenciano, que dio la cara pasadas las 23.35 horas con el director de su campaña, Óscar López, reconoció que los de hoy son unos números "malos" y dejó la puerta abierta a que este lunes, cuando se reúna la Comisión Ejecutiva Federal, a que haya dimisiones. "Se tomarán las decisiones que puedan derivarse", manifestó, completamente abatida. La cabeza que más peligra es la del propio Rubalcaba. De producirse su marcha, se formaría una gestora que conduciría la dirección hasta un próximo congreso extraordinario. Otra opción es que decidiese despejar su futuro ya, anunciando que no concurre a las primarias de noviembre, pero quizá ese gesto ya sepa a poco en un partido conmocionado por un descalabro de este calibre. Lo que está claro es que la batalla por el control del PSOE comienza ya, después de la tregua de silencio de los posibles candidatos en los últimos meses. 

Ferraz esperaba esta noche asistir a un cambio de ciclo electoral y ganar el "plebiscito" contra las políticas de "sufrimiento" de la derecha de Mariano Rajoy y de Angela Merkel. Nada. Justo fue en unas europeas, las de 2009, en las que los socialistas vieron asomar su declive. A partir de entonces se sucedieron las malas noticias: batacazo en las municipales y autonómicas de 2011 y en las generales de noviembre de ese mismo año. La cadena de derrotas no se ha parado. Sigue. La candidatura liderada por la vicesecretaria general, Elena Valenciano, consiguió 14 eurodiputados, frente a los 23 de la última legislatura. O sea, nueve menos. Una caída en picado. Un 23% de los sufragios, con el escrutinio al 99,76%. Eso significa una bajada de casi 16 puntos respecto a los comicios de 2009. En número de papeletas, son 3.591.183, por los 6.141.784 de 2009. Un resultado que podría haber sido peor de no haber aguantado por Andalucía, el feudo histórico. Aquí los socialistas volvieron a vencer, igual que vencieron en las seis elecciones europeas anteriores. Un punto que, por lo pronto, se anota la presidenta de la Junta, Susana Díaz.  

El PSOE, con el 23%, ha tocado su suelo electoral. Su punto más bajo lo tuvo en las municipales de 2011 (27,79%), seguido de las generales de ese mismo año (28,76%), en las que Rubalcaba concurrió como candidato a la Presidencia del Gobierno. Ambos registros, después del viraje del Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, abrazándose a los recortes para sortear el riesgo de rescate de España. En sólo dos ocasiones más estuvo por debajo del 30% de los votos (en las generales de 1977, con un 29,32%, y en las municipales de 1979, con un 28,17%). El 23% del PSOE y el 26,06% del PP (tres puntos de diferencia) suman un 49,06%, el peor dato del bipartidismo en toda su historia. 

El peor resultado en número de votos

Si nos fijamos en el número de apoyos, el PSOE no encuentra ningún tipo de aliento. La cifra más baja la tuvo en las primeras municipales, las de abril de 1979 (4.615.837). El segundo peor resultado, las generales de 1977, las primeras de la democracia, 5.371.866 papeletas. En las segundas legislativas, firmó el tercer peor tanto, con 5.469.813 votos. Y el último estaba en otras europeas, en las de 1994, las que anticiparon el cambio de ciclo a favor del PP (5.719.707). En estos cuatro comicios, del total de 26 que se han celebrado desde 1977, el PSOE se deslizó por debajo de la barrera de los seis millones de votos. Así que el resultado de esta noche es, de nuevo, histórico. Jamás tuvo por debajo de los cuatro millones.

Las claves de la dolorosísima derrota del PSOE hay que encontrarlas en la debilidad de importantes territorios. En especial, Cataluña, donde el PSC, primera fuerza en todas europeas salvo en las de 1994, confirmó su caída y se precipitó a la tercera plaza. De los 708.888 votos que aportaron los socialistas catalanes hace cinco años, ahora se quedaron menguados a 358.539. Poco más del 14%, como en las autonómicas de 2012, lejísimos del 36% de hace cinco años. Y eso que la participación en la comunidad avanzó de forma muy significativa. En Valencia, un territorio que Ferraz esperaba que cayera de su lado en las autonómicas de 2015, las cosas fueron algo mejor, aunque sin apuntarse la victoria: un 21,63%, frente al 29,09% del PP. En Madrid, el PSOE cayó por debajo del 19%, y ahí la sorpresa fue la irrupción de Podemos como tercera fuerza (11,28%), por delante de UPyD (10,56%) e IU (10,51%). En Castilla-La Mancha, otro fortín clásico, obtuvo el 28,72%. El PP presidido por María Dolores de Cospedal ganó de largo, con un 37,71%. En Euskadi, el PSE, cuyo líder es Patxi López, uno de los pretendientes a las primarias, el partido sufrió un inmenso varapalo: pasó del 27,78% al 13,78%. 

Andalucía fue la federación que mejor aguantó, tal y como se esperaba. No llegó a su máximo en europeas (en 2004, un 54,4%), pero se quedó claramente por encima de los registros del resto de España: 35,13%, frente al 25,89% del PP. Esta era la primera convocatoria en la que Susana Díaz comparecía ya como presidenta y como secretario general del PSOE andaluz. La pasó con suficiente nota, datos que le confieren la fuerza suficiente como para intentar maniobrar a su favor en el convulso tiempo que se atisba en la casa socialista. Eso sí, el 35% es, de lejos, el peor resultado en la comunidad. "Este es el primer fruto del nuevo tiempo que prometí abrir", dijo la presidenta desde Sevilla, en una comparecencia sin preguntas desde Sevilla en la que no quiso valorar los resultados nacionales. Ella será, con toda seguridad, una de las que marque la hoja de ruta en el convulso escenario que se cierne sobre el PSOE. Y Andalucía era de las que advertían de que si el 25-M se daba monstruosamente mal –como así ha sido–, mostraría su preferencia por un congreso extraordinario. Las esperadas primarias, previstas para noviembre, podrían saltar del calendario. 

Las otras dos comunidades en las que el PSOE ganó fueron Asturias, por estrecho margen (26,06% por el 24,12% de los conservadores) y en Extremadura (38,72% por el 35,54% del PP). En la primera, los socialistas gobiernan, con Javier Fernández al frente. En la segunda, Guillermo Fernández Vara se quedó cerca del Gobierno, pero la abstención de IU facilitó el acceso del PP a la Junta en 2011. 

Rubalcaba actuará tras haber "escuchado a todo el mundo"

El ambiente en Ferraz fue extraño durante toda la noche electoral. Primero, de prudencia, expectación. Valenciano siguió el escrutinio con Rubalcaba; el director de la campaña y secretario de Organización, Óscar López; miembros del Comité Electoral, del Grupo Socialista y de la Eurocámara. El hermetismo fue total hasta que llegaron las 23 horas, cuando todos los países de la UE podían facilitar ya el avance del escrutinio. Hasta entonces, ningún dirigente bajó a una sala atestada de periodistas, a excepción de López, quien a las 21.10 ofreció un primer juicio sobre la participación (45,84%, nueve décimas más). El PSOE, dijo, no podía sentirse "satisfecho", porque le habría gustado que fuera mayor. 

A las 23.37 bajaron a la atestada sala de prensa Valenciano y López. Con caras largas, intentando asumir el trago. Pero sólo ellos dos. Ningún miembro más de la dirección federal bajó de la planta noble (la cuarta). Ni siquiera Rubalcaba, pese a que con él al frente (en 2011, de candidato, y ahora, de secretario general), el PSOE se ha precipitado a un abismo muy oscuro del que le será muy difícil remontar. 

La vicesecretaria general reconoció enseguida que el del 25-M es un "muy mal resultado". Es "evidente", dijo. "No estamos satisfechos, nos parece un resultado duro, difícil para el PSOE". La número dos recordó que este lunes, tal y como estaba previsto, se reunirá la ejecutiva federal, a las once de la mañana, y anunció que a su término comparecería el secretario general. Es a la ejecutiva, un "órgano colegiado", a quien le corresponde analizar "a fondo" qué ha pasado. Por qué el PSOE se ha desplomado por completo, por qué se ha dejado por el camino dos millones y medio de votos y 16 puntos. 

Se le preguntó en varias ocasiones si el peor resultado de la historia debería conducir a la actual dirección, y en particular a su líder, a la dimisión. Ella no descartó nada, ningún escenario. La ejecutiva lo estudiará el lunes, adoptará "las decisiones que pudieran derivarse" y Rubalcaba comparecerá "tras haber escuchado a todo el mundo" y una vez "hechos los oportunos análisis y reflexiones". Se le inquirió incluso por qué Rubalcaba no se había puesto esta noche a su lado, cuando él mismo aseguró hace dos semanas que el 25-M diría si dejaba la política. Días después, la número dos advertía de que pasara lo que pasara, el secretario general no se marcharía, porque nunca ha habido dimisiones tras unas europeas. Ese pronóstico está por ver, a la espera de cómo respiran las federaciones y los eventuales candidatos a primarias. Además de Patxi López, Carme Chacón, Eduardo Madina y Pedro Sánchez. Lo que parece inviable es que el líder decida competir en las elecciones internas. Las europeas eran su última oportunidad para sacar la cabeza, y se han saldado con un profundísimo y sonoro fracaso. La vicesecretaria general justificó la ausencia de su jefe porque era ella, como candidata, la que debía "dar la cara". Negó por cierto que fuera a dejar el escaño conseguido en Estrasburgo. 

Situación "muy, muy complicada"

Valenciano tampoco se refirió a los datos por comunidades (no los había "mirado", excusó), ni dijo cuál era su opinión, ni qué pasará con las primarias, ni quiso valorar por qué IU y, sobre todo Podemos, habían obtenido unos datos tan espectaculares. En España hay una "situación muy, muy complicada", que también se da en el resto de Europa, y sería "importante" que los partidos democráticos del continente "hagan una profunda reflexión para salir al paso de lo que está sucediendo, que es una desafección enorme y creciente entre las instituciones y los ciudadanos", dio por toda explicación. "Nos ha preocupado durante todo este tiempo, hemos tratado de combatirlo, es evidente que no lo hemos conseguido y nos corresponde trabajar y modificar este orden de cosas, que hoy son un mal resultado", añadió. A su juicio, el PP bien haría en reflexionar. "Se equivocan", dijo, al darse por "satisfechos con este resultado". Como analizaban posteriormente fuentes del PSOE, lo que sucedió el 25-M es un "terremoto". "Aún no sabemos si coyuntural o estructural". 

Valenciano agradeció los apoyos de los electores, de la militancia y de quienes la ayudaron en una campaña a la que pusieron "muchísimo corazón". Y es que el PSOE había fiado sus esperanzas a la última semana de campaña, marcada por los comentarios machistas de Cañete. Pero ni siquiera eso sirvió, a la luz de los resultados, para remontar el vuelo y darle la vuelta a unas encuestas que, aunque pintaban un panorama reñido, daban, en su mayoría, ventaja al PP. La realidad, al final, ha sido infinitamente más dura. El tremendo costalazo del PSOE este 25-M traerá, probablemente, consecuencias inmediatas
Relacionados


9 Comentarios
  • 9 Kikotaxi 26/05/14 14:03

    El PSOE tiene lo que se merece.En Navarra el hostiazo es espectacular. De 63.840 en 2009 a 31.042 en 2014. Las traiciones y el lameculismo a Ferraz se pagan caro !Ya era Hora! Y los fachas de UPN - PP de 76.629 en 2009 a 53.727 en 2014. Estos al mar con varias tons. De plomo en los pies

    Responder

    Denunciar comentario

  • 8 Alfa 26/05/14 13:35

    Lo siento de veras pero esto es muy merecido, y pasa cuando cuando no se escucha al ciudadano ni se está cerca de el en sus necesidades. Espero que os valga la lección y no cometáis el error de la de pactar coalición col el PP

    Responder

    Denunciar comentario

  • 7 Alfredo 26/05/14 12:08

    Es normal esta situación, gobernado para el ibex35 y tratando de acernos ver que la recuperación es evidente, con seis millones de parados, que quieren que se les vote. Lo que me extraña es que el pp siga teniendo tantos fieles todavía. Sigue habiendo mucha gente que no se entera.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 6 Irenepaz 26/05/14 11:56

    si no, nos tomaran por tontos todos los días prometiendo y diciendo sandeces y no buscando soluciones a lo mejor tendrían algo de credibilidad, si no quieren morir del todo ya pueden las bases rompe la disciplina de partido y jubilar a los barones que tanto daño estan haciendo al socialismo, Los socialistas europeos estan igual y todo por abrazar tesis que nunca fueron socialistas ni del pueblo. un saludo. 

    Responder

    Denunciar comentario

  • 5 Jorge Cruz 26/05/14 11:39

    El PSOE es como ese niño que suspende porque no estudia y argumenta que ello se debe a que el profesor le tiene manía; en el siguiente examen el suspenso es mayor, y se justifica diciendo que le dolía la cabeza; y cuando saca un cero le da por pensar: "a ver si el hecho de que no estudie tiene algo que ver en que suspensa...". Escarmentar a la primera es demasiado facil, supongo.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 4 minero 26/05/14 11:22

    Nada que los que llevan 35 años en politica, tenian que estar en casa hace mucho tiempo, y dejar salir a la savia nueva, lo dije yo en algun comentario. El PSOE,como siga asi desaparece, sino al tiempo. Los vejestorios a dormirla que estan mejor, y no molestan.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 3 Angels 26/05/14 10:42

    Hasta que Zapatero no asuma su responsabilidad en este desastre y los medios dejeis de echarle toda la culpa a Rubalcaba, no estaremos haciendo un analisis serio de lo ocurrido. El 10 de mayo del 2.010, fue el dia en el que Zapatero debio convocar elecciones, explicar el chantaje de Alemania y sus bancos. Tenia muy malos consejeros. El daño provocado en esos momentos, ha ocultado todo lo que han hecho los gobiernos socialistas por la libertad, por el bienestar social, por los derechos civiles, en sus gobiernos. Estaba Rubalcaba en el gobierno de Zapatero, es verdad, tambien Carmen Chacón. No nos olvidemos.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 2 Carlos Urrestarazu 26/05/14 08:52

    Chiquitos, pero matones, Podemos ha irrumpido en escena capitalizando el desencanto de la población que votaba a la izquierda y no se ha quedado en casa. Los que nos hemos quedado (ha sido duro y difícil, mucho más de lo que pensaba), esperamos ver y oir a esta formación, que apunta maneras pero también despliega mucho bla bla bla.  La debacle del PSOE, entiendo, es resultado de su falta de iniciativas creíbles por falta de debates internos

    Responder

    Denunciar comentario

  • 1 baldos 26/05/14 08:35

    Muy bueno, tú análisis Juanma, este batacazo era de esperar, con la cabezoneria del compañero y amigo Alfredo, esperando a otro golpe más, para las primerias e inyectar savia nueva, como ha pasado en Andalucía, Asturis y Extremadura, que si no llegar a ser por nosotros en este momento, estamos en la UCI y eso que los afiliados y votantes, estamos pdiendo premarias, ayer, mejor que mañana.

    Responder

    Denunciar comentario

Lo más...
 
Opinión
  • Muros sin Fronteras Ramón Lobo Ramón Lobo

    Las urnas y el casino

    Lo que le ha pasado a Matteo Renzi en Italia con su referendo fallido le va a suceder a Manuel Valls en las presidenciales de Francia.
  • Tiempos Modernos Miguel Sánchez-Romero Miguel Sánchez-Romero

    La ETA andaluza

    Los anhelos de los andaluces poco tienen que ver con la soberanía. Se parecen más bien a los del resto de españoles: trabajo y una wifi de calidad.
  • Nacido en los 50 El Gran Wyoming El Gran Wyoming

    Que no hable ni Dios

    Este estúpido circo que se ha montado en torno a Fernando Trueba no es otra cosa que la victoria moral de la extrema derecha en estos tiempos que corren.
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.
facebookLibre