Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es



Pactos postelectorales

El PSOE no entrará en los Gobiernos que no presida

  • El Comité Federal aprueba por unanimidad la resolución política que marca las pautas a seguir sobre las alianzas con otros partidos
  • Los socialistas facilitarán Ejecutivos de progreso allá donde sea posible, pero también deja claro que el objetivo no es "gobernar a cualquier precio"

Publicada 30/05/2015 a las 16:41 Actualizada 30/05/2015 a las 18:08    
Facebook Twitter Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir Comentarios 4

Pedro Sánchez, durante su intervención ante el Comité Federal del PSOE de este 30 de mayo de 2015.

Pedro Sánchez, durante su intervención ante el Comité Federal del PSOE, este 30 de mayo.

INMA MESA
Ya tiene el PSOE unos mimbres básicos para saber cómo conducir las negociaciones postelectorales. Una mínima pauta aprobada por el Comité Federal del partido, su máximo órgano de dirección: sí a facilitar Ejecutivos de progreso, no a entrar en Gobiernos que no presida un socialista y no a gobernar "a cualquier precio". 

El tenor de la resolución política aprobada por unanimidad este sábado [consúltala aquí en PDF] poco podía sorprender, habida cuenta de las declaraciones públicas de las últimas semanas y, sobre todo, tras los comicios autonómicos y municipales del 24-M. Y también porque es la síntesis, como enfatizaban en Ferraz, de las conversaciones que mantuvo, desde el martes hasta ayer viernes, Pedro Sánchez con sus barones. Tanto en charlas informales bilaterales como en la cena que anoche celebraron en la sede federal. 

El documento comienza resaltando que los ciudadanos eligieron "cambio" el 24-M, un cambio "hacia una mayor justicia social y una mejor democracia", y manifestaron "su firme rechazo a las políticas de recortes en derechos sociales, de privatizaciones de los servicios públicos, de falta de compromiso con la limpieza democrática, que hoy representa el PP de Mariano Rajoy". Según la lectura el PSOE, los electores rechazaron el paro o el empleo precario, la pobreza para la mayoría o la corrupción, y concluyeron que los conservadores "deben pasar a la oposición en la gran mayoría de las instituciones". 

Asimismo, también decidieron "que el PSOE fuera la primera fuerza de progreso en este país". "Nos encomendaron liderar y gobernar el cambio", señala el texto, en la línea de las palabras, esta mañana, de Sánchez ante sus compañeros. "Pero los socialistas somos conscientes de que la época de las mayorías absolutas se ha acabado. Las bases sociales que han promovido dicho cambio son plurales, por lo que harán falta acuerdos para plasmarlo en Gobiernos estables y coherentes. El entendimiento y el diálogo serán imprescindibles para afrontar este nuevo tiempo político, para el que los socialistas estamos preparados". 

La ciudadanía no quiere a la derecha

El PSOE se dice "dispuesto" a buscar esos acercamientos con "generosidad y apertura de miras, sin imposiciones ni apriorismos". "Pero es nuestra obligación dejar claro desde el principio que nuestro objetivo no es pactar y llegar a los diferentes Gobiernos a cualquier precio. Queremos acuerdos que cambien las políticas y sirvan para atender las necesidades de los ciudadanos, no meros repartos de poder". Esta precisión es importante, en la medida en que el PSOE quiere reforzar su imagen de partido que no ansía el poder por el poder. O, como quería Susana Díaz, no a los pactos que no sean entendibles

Los socialistas aseguran que, "siempre que haya acuerdo en los contenidos", facilitarán "Gobiernos de progreso, porque la ciudadanía ha decidido dejar atrás las políticas de la derecha, que sólo han sembrado sufrimiento y desigualdad". "Pero allí donde el PSOE no sea primera fuerza de la izquierda –añade–, nuestra voluntad es la de no formar parte de esos Gobiernos".

Eso ocurre, por ejemplo, en Madrid y Barcelona, ya que en ambas ciudades lideran Ahora Madrid (con Manuela Carmena al frente) y Barcelona en Comú (con Ada Colau como probable alcaldesa), o en Santiago (donde encabeza Compostela Aberta), A Coruña (Marea Atlántica) y Ferrol (Ferrol en Común), o en Zaragoza (Zaragoza en Común), Valencia (Compromís), Cádiz (Por Cádiz Sí Se Puede) o Zamora (IU).

No entrar en Gobiernos que capitaneen otras fuerzas de izquierdas, y a las que se facilitará la investidura, es una directriz general, pero podría ser revisable en los siguientes meses, según confesaba una dirigente de la ejecutiva federal. A fin de cuentas, esta es la toma de posición previa a la constitución de los ayuntamientos, el 13 de junio, y los parlamentos autonómicos, a partir del mes próximo. En cualquier caso, si el PSOE entra en el Ejecutivo liderado por IU en Zamora o por Compromís en Valencia, no habría "prohibición", siempre según fuentes de la dirección. También Podemos ha asegurado que no entrará en Gobiernos presididos por socialistas

El PSOE, asegura el documento, propiciará "Gobiernos estables" y capaces de desplegar políticas "coherentes" con el proyecto socialdemócrata. Justo la promesa que había enunciado Sánchez en la apertura del Comité. Los socialistas, subrayan, tienen un "proyecto de país", que es "reformista, justo y modernizador", y para ello hablarán con el resto de fuerzas progresistas para que el proyecto se aplique en el mayor número de ayuntamientos y comunidades. "Y luego vamos a prepararnos para ganar las elecciones generales y llevarlo a cabo en el Gobierno de la nación". 

Conversaciones pendientes con Rivera e Iglesias

Según fuentes de la dirección, las conversaciones con otras fuerzas políticas se acelerarán la semana próxima. Tanto por las alturas como en los territorios. Pedro Sánchez ya quedó esta semana en mantener un encuentro con Pablo Iglesias (Podemos) y con Albert Rivera (Ciudadanos). Aunque aún no hay fecha. 

En Andalucía, la investidura de Susana Díaz ya se ha bloqueado en tres ocasiones. En el PSOE no se descarta que al final el PP acabe absteniéndose, como hará José Antonio Monago en Extremadura para dejar paso a Guillermo Fernández Vara. En Ferraz entienden, no obstante, que esa abstención "no es un pacto", "es simplemente el voto del Grupo Popular, que asume sus resultados", su derrota en la comunidad más poblada de España. 

 




4 Comentarios
Lo más...
 
Opinión
  • Muros sin Fronteras Ramón Lobo Ramón Lobo

    Las urnas y el casino

    Lo que le ha pasado a Matteo Renzi en Italia con su referendo fallido le va a suceder a Manuel Valls en las presidenciales de Francia.
  • Tiempos Modernos Miguel Sánchez-Romero Miguel Sánchez-Romero

    La ETA andaluza

    Los anhelos de los andaluces poco tienen que ver con la soberanía. Se parecen más bien a los del resto de españoles: trabajo y una wifi de calidad.
  • Nacido en los 50 El Gran Wyoming El Gran Wyoming

    Que no hable ni Dios

    Este estúpido circo que se ha montado en torno a Fernando Trueba no es otra cosa que la victoria moral de la extrema derecha en estos tiempos que corren.
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.
facebookLibre