Elecciones 26-J

Susana Díaz presiona a Sánchez con el reto de ganar las elecciones

Susana Díaz presiona a Sánchez con el reto de ganar las elecciones

Ibon Uría

La presidenta de la Junta de Andalucía y líder del PSOE en esa comunidad, Susana Díaz, ha insistido este lunes en que los socialistas deben salir a ganar las elecciones del 26 de junio porque "cuando el PSOE no sale a ganar no es el PSOE" y ha trasladado así presión al candidato y secretario general, Pedro Sánchez, como ya hiciera el pasado sábado en el primer acto de precampaña: "Quiero asistir a la investidura de Pedro Sánchez porque haya ganado las elecciones. Quiero que eso sea así y voy a pelear porque gane. Quien contemple otro escenario abre la puerta a no ganar, y no no la abro", ha dicho.

Según sus propias palabras, Díaz ha decidido "romper" su "silencio" en un momento "convulso" y "aportar su granito de arena". El escenario elegido este miércoles ha sido un desayuno informativo organizado por Nueva Economía Fórum ante un auditorio repleto –entre los presentes estaba Eduardo Madina, al que ha descrito como "una de las cabeza más brillantes" de su generación en el partido, aunque no ha comentado si le parece adecuado que vaya como número siete por Madrid. "Donde está suma", se ha limitado a decir"–.

En su intervención, la presidenta de la Junta ha sostenido que "quien cierra la puerta al diálogo abre la puerta a la inestabilidad" y ha añadido que esa es una lección que "sería bueno y conveniente" que la "aprendieran el conjunto de las fuerzas políticas" de cara a las elecciones generales del próximo 26 de junio, porque "ningún partido comprometido" se puede "desentender del interés general".

Para la líder andaluza repetir las elecciones "no es la mejor solución", pero ha defendido que el PSOE, tras los comicios del 20 de diciembre, ha sido "generoso" y ha puesto "interés" en la tarea de formar Gobierno "ante la incomparecencia del PP", partido del que ha dicho que está en "las antípodas" de los socialistas. Como motivos del fracaso de Sánchez, Díaz ha mencionado que "le faltaban apoyos parlamentarios" y que "ha habido demasiado ensimismamiento" por parte de otras fuerzas políticas.

Sobre esos otros actores ha agregado que "es legítimo que Ciudadanos, Podemos o IU quisieran tener presencia en el Gobierno acorte con la representación que les habían dado las urnas", si bien ha calificado de "grave" que esas aspiraciones impidieran "dar un Gobierno a la nación".

Un PSOE moderado

La presidenta andaluza ha dicho asimismo que el PSOE debe estar en la "moderación" y no en la "radicalización". Ha insistido en que los "grandes éxitos" del partido han venido de la mano de "amplias mayorías sociales" gracias a votantes "que no eran socialistas" pero que confiaban en un proyecto que dibujaba un "horizonte de justicia social, igualdad y progreso". Así, ha advertido de que "inmediatamente después del 26-J hay que dar un Gobierno a España" porque unas terceras elecciones serían un hecho "dramático". "España no se merece estar seis meses más sin Gobierno", ha considerado.

Preguntada por si sería partidaria de la abstención de su partido para investir a un candidato del PP ha repetido que no contempla "otro escenario" que "ganar" y, por tanto, ha evitado la pregunta. "Cuando preguntan al PSOE si se abstendría habría que preguntar al PP si estaría dispuesto a abstenerse si gana el PSOE", ha replicado, y a renglón seguido ha apuntado que no quiere que "esta campaña se convierta en quién va a pactar con quién y a qué se dedica cada partido en la trastienda".

La secretaria general del PSOE andaluz ha pedido al partido que no se "enrede" para no "favorecer la desconfianza" de los electores y expresado que se va a "dejar la piel para que Sánchez sea presidente". En ese sentido, ha afirmado que el debate orgánico y el congreso federal del partido se han aplazado "porque no era bueno para España" y que esa "reflexión interna" se abordará cuando pasen los comicios. Hasta entonces, ha insistido, no va a "perder un minuto en cuestiones internas". "El principal apoyo que tiene Pedro Sánchez es Andalucía. El próximo 26-J por la noche lo comprobará: donde más apoyo encontrará el candidato será en Andalucía".

Sobre Podemos, Díaz ha dicho que el partido de Iglesias "tiene muchas almas" y que no todas son "iguales" ni defienden "lo mismo", por lo que "no con todos se puede hablar de la misma manera". La líder de los socialistas andaluces ha citado como ejemplos "el Podemos que apoya gobiernos socialistas en Castilla-La Mancha o Aragón" o "el Podemos que revindica la violencia" al defender a Andrés Bódalo, el edil del partido en Jaén condenado por agredir a un cargo socialista. "Son muchos Podemos distintos, y el PSOE tiene que analizar con cuál se puede entender y con cuál no", ha dicho.

Empleo y lucha contra la corrupción

Sobre otras cuestiones políticas y de cara a la próxima legislatura, ha dicho que la lucha "contra la evasión fiscal debe ser un combate prioritario" y que hay que crear "empleo de calidad", porque "la estabilidad en el empleo" no es "algo del XIX" sino una cuestión "que tiene que estar en el ADN de cualquier sociedad inclusiva". "¿Alguien cree que con 300 o 400 euros al mes se puede sacar una familia adelante?", se ha preguntado. La líder de los socialistas andaluces ha reclamado igualmente una "reforma fiscal" que ponga fin a la “tómbola” del Gobierno en materia de impuestos y al uso "electoralista" de los tributos por parte de Rajoy.

Finalmente ha reclamado "voluntad" en la lucha contra la corrupción y ha advertido de que sólo así los ciudadanos volverán a confiar en las instituciones, en un contexto de "falta de respuestas" que considera un "caldo de cultivo perfecto" para el populismo, "sea de izquierdas o de derechas". 

Susana Díaz intenta cortar las alas a Unidos Podemos

Susana Díaz intenta cortar las alas a Unidos Podemos

Más sobre este tema
stats