PORTADA DE MAÑANA
Ver
El Gobierno busca fórmulas para garantizar que la enmienda de ERC no afecte a la lucha contra la corrupción

Nuevo Ejecutivo

Unidas Podemos celebra la salida de Calvo y decidirá al margen de Sánchez los cambios que afecten a sus ministros

Podemos celebra la salida de Calvo, llora la de Ábalos y decidirá al margen de Sánchez los cambios que afecten a sus ministros

Los cinco ministerios de Unidas Podemos no se tocan. Ese es el acuerdo al que llegó la vicepresidenta Yolanda Díaz con Pedro Sánchez cuando el presidente le comunicó que se disponía a acometer una profunda remodelación del Gobierno. Sánchez llegó a poner encima de la mesa la posibilidad de que esos cambios también afectasen a la parte morada de la coalición. Tras varias conversaciones discretas en las que la líder de Unidas Podemos insistió en la necesidad de mantener todas las competencias intactas y de conservar la autonomía que refleja el pacto de Gobierno para que cada formación decida sus equipos de manera independiente, el presidente le confirmó que la reforma solo sería de la parte socialista. 

En Unidas Podemos creen que es lógico que Sánchez decida ahora emprender esta reforma, entre otras cosas, porque varios de los ministros cesados llevaban en el Gobierno desde la anterior legislatura. Pero creen que su situación es distinta. En primer lugar, porque ellos llevan tan solo año y medio sentados en el Consejo de Ministros. Pero también porque consideran que su propia crisis de Gobierno se produjo hace tan solo tres meses con la salida de su histórico líder, Pablo Iglesiascrisis de Gobierno. Su adiós supuso además que Yolanda Díaz ascendiese hasta una vicepresidencia y que la nueva secretaria general del partido, Ione Belarra, entrara en el Consejo de Ministros. Así que piensan que ahora era el momento de Sánchez, pero no el suyo. 

Competencias intactas

Los morados están satisfechos por mantener todas sus competencias intactas y sus cinco ministerios, con Manuel Castells en Universidades, Irene Montero en Igualdad, Ione Belarra en Derechos Sociales, Yolanda Díaz en Trabajo y Alberto Garzón en Consumo. Este último había sido protagonista de todo tipo de rumores por su posible salida, intensificados después de la "crisis del chuletón" y de la salida en tromba de varios ministros, además del presidente, para afearle una campaña que planteaba reducir el consumo de carne como medida saludable para los ciudadanos y sostenible para el medio ambiente. Al líder de IU lo situán como favorito para ser candidado a las próximas elecciones en Andalucía, aún sin convocar. En Unidas Podemos aseguran que ese tema, de momento, no toca. Y recuerdan que, en cualquier caso, serán ellos quienes marquen los tiempos de una posible remodelación de sus equipos ministeriales, con los que afirman estar satisfechos. 

Durante sus conversaciones por teléfono para detallar los cambios, Pedro Sánchez trasladó a Yolanda Díaz que ascendería a vicepresidenta segunda por la salida de Carmen Calvo y la reducción de las vicepresidencias, algo que la política gallega aceptó pero no exigió ni planteó al presidente en ningún momento. 

Valoración de la crisis

Sobre los cambios llevados a cabo en la parte socialista, los morados prefieren ser oficialmente cautos. Sin embargo, en Unidas Podemos sí ven como una buena noticia el rejuvenecimiento y la feminización del Consejo de Ministros, que esperan que suponga un claro giro a la izquierda en las políticas que están por desarrollarse de aquí en adelante de la mano, principalmente, de los fondos europeos y la recuperación económica. Políticamente, en Podemos sí les parece una buena noticia la salida de la vicepresidenta Carmen Calvo, que ha protagonizado estruendosos enfrentamientos con los socios de Gobierno de Unidas Podemos, especialmente en lo referente a las leyes de Igualdad. Los morados creen incluso que su salida del Ejecutivo llega a suponer una victoria del feminismo por la oposición mostrada por Calvo, por ejemplo, a la libre determinación de género de las personas transexuales.

Todas las fuentes consultadas en el grupo confederal ven positivo, por el contrario, el nuevo papel que desempeñará Félix Bolaños como coordinador ejecutivo de la coalición. Bolaños mantiene una buena relación personal tanto con Yolanda Díaz como con Ione Belarra, con quien negoció codo a codo y punto por punto el acuerdo de coalición entre el PSOE y Unidas Podemos. Y también hay otras marchas que lamentan. La principal, la de José Luis Ábalos. Siempre alabado por los ministros de Unidas Podemos en el Gobierno, el titular de Transportes y Movilidad Urbana se marcha sin poder cerrar la nueva ley estatal de vivienda después de muchos meses de negociación con la ministra Ione Belarra. Los morados tienen, sin embargo, altas expectativas con Raquel Sánchez, su sustituta. La hasta ahora alcaldesa de Gavá ha sido una de las regidoras más activas en la lucha contra las subidas abusivas de precios de la vivienda, llegando a impulsar la declaración de su municipio como área tensionada, y a plantear la contención del precio de los alquileres. 

Simancas será el nuevo secretario de Estado de Relaciones con las Cortes

Simancas será el nuevo secretario de Estado de Relaciones con las Cortes

Más sobre este tema
stats