SINIESTRALIDAD LABORAL

Los accidentes mortales en la industria se disparan un 45% este año

1,3 millones de personas hacen horas extra ilegales mientras tres millones trabajan menos de las que necesitan

Un centenar de personas fallecieron en sus puestos de trabajo este año en la industria, lo que supone que los accidentes laborales mortales en el sector se han disparado hasta septiembre un 45%. Esa cifra casi duplica el número de fallecimientos en la construcción –55–, aunque también han sufrido un crecimiento considerable, un 12,2% respecto a 2014. Por el contrario, en el sector agrario el número de siniestros mortales ha caído un 28%, según los datos del Ministerio de Empleo.

Son las cifras más alarmantes de un recuento ya de por sí doloroso: el número total de accidentes laborales crece un 8,4% en España; y los mortales aún más, un 11,5%. Los sindicatos culpan del alza a los recortes del gasto en prevención, el capítulo que primero han sacrificado las empresas con la crisis, según denuncian.

El protagonismo de la industria en este extraordinario aumento de los accidentes mortales se repite si se considera el índice de incidencia –que revela la siniestralidad con independencia del número de trabajadores de cada sector–: ha crecido un 42% este año respecto del anterior. Para hacerse una idea de cómo se han disparado los accidentes mortales en la industria basta con reseñar que el índice de incidencia del global de accidentes laborales ocurridos hasta septiembre ha crecido sólo un 5,2% y asciende a 265 siniestros por cada 100.000 trabajadores.

Como queda dicho, este año la industria casi ha duplicado el número de siniestros mortales de la construcción, pese a que el índice de incidencia en el ladrillo es mayor: 546,6 accidentes por cada 100.000 trabajadores, por 415 en el sector secundarioladrillo.

En los nueve primeros meses del año se produjeron 385.276 accidentes de trabajo que supusieron la baja del afectado. De ellos, 2.441 fueron siniestros graves, un 3,1% más que en igual periodo de 2014. Murieron mientras trabajaban otras 454 personas, 39 más que el año pasado. Un total de 75 fallecieron camino de su puesto de trabajo, los llamados accidentes in itinere. 66 de ellos habían sufrido un siniestro de tráfico.

En la industria, el subsector con mayor siniestralidad es el de la alimentación, donde se producen el 22% de los accidentes, el 18% de los graves y el 9,3% de los mortales. Pero donde más trabajadores fallecen es en la industria química –12 personas en los primeros nueve meses del año–.

Aumenta el número accidentes que sufren las mujeres

También se ha disparado el número de accidentes mortales que sufren las mujeres. Han crecido un 52,6% hasta septiembre. Los siniestros femeninos in itinere, otro 54,5%in itinere. En cualquier caso, en casi el 70% de los accidentes laborales de cualquier tipo las víctimas son hombres. Y también ha crecido su número este año de manera apreciable: un 9,5%. Sin embargo, cuando se trata de siniestros in itinere, hay más mujeres afectadas, casi el 56%. Pero hasta septiembre han aumentado más los sufridos por hombres, un 11%, casi el doble que los sufridos por mujeres. Donde la diferencia es sustancial es en los accidentes mortales: 350 de las 379 personas fallecidas en el trabajo –descontados los siniestros in itinereeste año eran hombres. La principal causa de la muerte fueron los infartos y derrames cerebrales –158–, seguidos de los accidentes de tráfico y los choques contra objetos en movimiento –50–.

“Cuando los accidentes de trabajo mortales están por encima de los dos dígitos, debería activarse una alerta sanitaria y laboral en España”, advirtió este viernes el secretario de Salud Laboral de CCOO, Pedro Linares, en un comunicado. El sindicato ha aprovechado las cifras de siniestralidad para criticar la propuesta del Gobierno de premiar a las empresas que bajen sus índices de siniestralidad.

En el borrador del real decreto que el Ministerio de Empleo negocia con patronal, UGT y CCOO, se multiplican por 10 los bonus actuales, al tiempo que se rebajan los requisitos bonuspara obtenerlos. Las empresas podrán conseguir una reducción del 5% en las cuotas a la Seguridad Social por contingencias profesionales el primer año y del 10 % los siguientes. A juicio de CCOO, estos cambios “estimularán la ocultación de los accidentes de trabajo” en lugar de eliminarlos.

Menos actividad de la Inspección de Trabajo

UGT culpa al aumento de “la precariedad, la temporalidad y la subcontratación”, así como al empeoramiento de las condiciones de trabajo del descenso de la salud laboral en España.

También reclama el sindicato una mayor vigilancia por parte de la Inspección de Trabajo.

Según los últimos datos de actividad de la Inspección que publica en su web el Ministerio de Empleo, referidos a 2014, el número de inspecciones en materia de prevención de riesgos laborales ha caído un 18,74% desde 2010. En 2014 respecto al año anterior, se redujeron un 5,5%. No obstante, Empleo atribuye este descenso al desplome de la construcción, el sector donde tradicionalmente se producen más siniestros. La desaparición del 33,4% de las empresas del ladrillo entre 2010 y 2014, con la consiguiente caída del número de trabajadores, explican, según el ministerio, “el descenso de la actividad inspectora” en los últimos años.

Aunque esa reducción también se debe a que el ministerio ha sacrificado la prevención de riesgos laborales para primar la lucha contra el fraude laboral y a la Seguridad Social. Así lo reconoce en el informe sobre la actividad de la Inspección de 2013. En el de 2014, donde constata ya el aumento de la siniestralidad laboral, tras tres años de caída constante, el ministerio atribuye el alza en el número de los accidentes –un 5% sobre 2013; un 4,8% los mortales– únicamente a la recuperación económica. En 2014, la Inspección de Trabajo investigó 8.615 accidentes, de los que 504 fueron mortales.

Las muertes olvidadas: más de 600 personas se dejan la vida cada año en el trabajo

Las muertes olvidadas: más de 600 personas se dejan la vida cada año en el trabajo

Más sobre este tema
stats