Las cuentas del PP

El PP se niega a revelar los ingresos de Feijóo hasta que él decida aclararlos ante el Senado

Alberto Núñez Feijóo y su equipo, reunidos en la sede del PP en Madrid.

El reglamento del Senado establece claramente la obligación de todos los senadores, también Alberto Núñez Feijóo, presidente del PP, de declarar todos sus ingresos privados, y eso incluye su salario como presidente del partido o cualquier otra percepción que pueda recibir en especie, como el coste de su vivienda en el barrio madrileño de El Viso. 

Pero las normas aprobadas por la Cámara Alta le ofrecen también una escapatoria, porque lo que tiene que hacer constar en el registro es lo que ganaba el año anterior al que presenta la declaración. Y en 2021 Feijóo todavía era presidente de la Xunta y no cobraba nada como líder del PP.

La paradoja es que el Senado, al mismo tiempo que autoriza a Feijóo —y a cualquier senador— a declarar datos obsoletos, le pide que los actualice en el plazo máximo de 30 días cuando se produzca una “modificación de las circunstancias inicialmente declaradas”.

Lo que no aclaran las normas que regulan la declaración es a partir de cuándo empiezan a contar esos 30 días. Una posibilidad es que se entienda que eso va a pasar a partir del 1 de enero, porque se trataría de datos de 2021 que ya no se aplican en 2022. Otra, que sugieren fuentes consultadas por infoLibre, es que la modificación sea obligada una vez que Feijóo presente su declaración de la renta de 2022 porque lo que se pide a los parlamentarios españoles es que sus datos de ingresos sean “coherentes” con su declaración del IRPF.

En cualquier caso, el PP siguió este lunes sin atender la petición de información formulada en varias ocasiones por infoLibre. El coordinador general del partido, Elías Bendodo, no hizo referencia a este asunto en la rueda de prensa que celebró en la sede del PP con ocasión de la reunión semanal del comité de dirección del partido. La posición oficial es que la “la información económica” que afecta Feijóo “tiene unos cauces para darse a conocer”, en referencia a su declaración en el Senado.

Dar ejemplo

Quienes sí se refirieron a este asunto fueron los portavoces del PSOE y de Podemos. La primera, la también ministra de Educación, Pilar Alegría, pidió a Feijóo que dé “ejemplo” como “cargo público” y líder de “un partido como es el PP y haga público cuánto le paga su partido como presidente y si el sueldo incluye los gastos de su residencia en Madrid, a la que se mudó el pasado mes de junio. 

Feijóo debería “jugar” a la “buena política” que, según Alegría, no es otra que la “transparencia”. “Es muy sencillo: cualquier cargo público puede voluntariamente presentar una actualización de la declaración de bienes”.

Podemos, a su vez, calificó la actitud del PP de no revelar si paga un sueldo a Feijóo y de qué cuantía como la “antítesis de la transparencia”. Pablo Fernández, portavoz de los morados, cree que se trata de “una muestra más” de lo que es el PP, “un partido absolutamente opaco”. “El hecho de que oculte su sueldo o si le paga una vivienda va en consonancia con las praxis del PP, prácticas mafiosas propias de un cartel, y antónimo de cualquier tipo de transparencia”, concluyó.

Ganancias

Entre abril de 2009 y mayo de 2022 Feijóo tuvo como único ingreso su sueldo como presidente de la Xunta: 85.601,86 euros al año, según los datos del último ejercicio facilitados por él mismo al Senado. Pero durante la última década, buena parte de la cual está marcada por la crisis financiera, si se compara su declaración en el Parlamento de Galicia de 2012, no le ha ido mal: ha conseguido casi duplicar el dinero que tiene en el banco (ha pasado de 122.000 a 207.420 euros, incluyendo lo depositado a plazo fijo) y ha triplicado su plan de pensiones privado (era de 89.604 euros en 2012 y ahora alcanza los 190.547).

A ese dinero hay que sumar un fondo de inversión en Abanca, la entidad resultante de la venta a precio de saldo a un grupo venezolano de las cajas de ahorros gallegas. Abanca empezó a repartir dividendos poco después de su venta en una operación auspiciada por el propio Feijóo en la que el Estado perdió 8.532 millones de euros. En esta entidad el líder del PP tiene un abultado fondo de inversión por valor de 481.500 euros.

Su patrimonio, sin contar bienes inmuebles, se completa con acciones de la multinacional española Inditex y de Telefónica valoradas en 51.050 y 455 euros, respectivamente. 

De sus declaraciones se deduce que en 2012 tenía una hipoteca por valor de 270.000 euros firmada en 2001 de la que le quedaban por pagar 76.726,56 euros. Completó el pago en 2020, pero para entonces ya tenía una segunda hipoteca firmada en 2018 por valor de 238.000 euros que ya no aparece en sus declaraciones de 2022 (los datos sugieren que la canceló con la venta del chalé que poseía en la localidad pontevedresa de Moaña).

Revelar información sobre la propia situación económica era considerado en abril por Feijóo “un ejemplo de transparencia” que “dignifica y es de una enorme trascendencia política e institucional”. Pero entonces no hablaba de sí mismo: opinaba sobre la decisión de Felipe de Borbón de hacer público su patrimonio.

Las últimas cuentas publicadas por el PP, correspondientes al año 2021, confirman que el principal partido de la oposición recibió en ese ejercicio más de 30 millones de euros de las arcas públicas y apenas algo más de 6 millones de origen privado. Con unas cuotas de afiliados que suman sólo 3,3 millones, eso significa que el 80% de la financiación del PP, de la que sale el sueldo de su presidente, son fondos públicos.

El PP oculta el sueldo de partido de Feijóo y si le paga la vivienda que ocupa en Madrid

El PP oculta el sueldo de partido de Feijóo y si le paga la vivienda que ocupa en Madrid

Más sobre este tema
stats