La situación en el PP

Aznar advierte a Rajoy de que se la juega en las europeas

José María Aznar, acompañado por la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, y el candidato a las europeas, Miguel Arias Cañete.

Tras varios tropezones, versiones contradictorias y llamadas cruzadas, el Partido Popular tiene una foto que enseñar al sector de su electorado más conservador: la del expresidente del Gobierno José María Aznar junto al candidato a las europeas, Miguel Arias Cañete. No ha podido ser en campaña electoral pero ha sido pocas horas antes de que la pegada de carteles dé el pistoletazo de salida a la etapa previa la cita electoral.

El actual presidente de FAES subió este jueves a la tribuna del Foro Deloitte-ABC, donde presentó la conferencia del que fuera ministro de sus gobiernos, haciendo uso de un tono menos combativo al que tiene acostumbrados a los suyos en los últimos meses. Dijo que lo hacía, primero, para apoyar a su "amigo"; después, para apoyar a un partido del que es presidente de honor; y, por último, para alertar de la importancia de frenar el avance de los populismos en las urnas dado que él es un "europeísta sincero".

No obstante, pese al tono, y pese a dejar claro que su candidato es "Miguel Arias", como él le llamó, sí quiso soltar una advertencia a su sucesor en el partido. A su juicio, las Europeas han anticipado tendencias y se han ganado o perdido elecciones generales tras perder Europeas.

"Sabemos que hay algunas circunstancias que juegan en contra de nuestro deseo y sabemos que existe un riesgo de desafección o de abstención. Pero en España, históricamente las elecciones europeas no han servido para descargar el mal humor del electorado, sino que han anticipado tendencias. Se han ganado o se han perdido elecciones generales después de haber ganado o perdido elecciones europeas. Son elecciones importantes y es necesario que se trabaje a fondo para movilizar todos los activos, que son muchos y muy valiosos", mantuvo el expresidente del Gobierno ante un auditorio en el que no estaba Mariano Rajoy. Estas palabras llegaban pocas horas después de conocerse el sondeo del Centro de Investigaciones Sociológicas que pronostica una ajustada victoria del PP para la cita del 25 de mayo.

de mayo.

En este escenario, Aznar defendió que "el Partido Popular es un monumento a la utilidad política de la integración, aprendida de la historia política. Lo demás siempre termina mal". Y, para ilustrarlo, intentó unir el pasado y el futuro del PP en Europa: "El proyecto europeo del Partido Popular –el que ha defendido extraordinariamente Jaime Mayor en los últimos años, cuyo relevo toma ahora Miguel Arias–, sigue siendo indispensable para asegurar la prosperidad, la seguridad y el bienestar de los europeos, y por supuesto de los españoles". El portavoz saliente del partido en el Parlamento Europeo, Jaime Mayor Oreja, no estaba presente en la conferencia, como tampoco lo estará en el resto de la campaña.  

Para el presidente de honor del PP, que recordó que a este cargo suma el de "militante cualificado", un calificativo que la semana pasada le dedicó el diputado Rafael Hernando, recalcó que Cañete "es garantía de continuidad. Y es garantía de solvencia". 

Cañete colecciona conferencias

El candidato de los conservadores al Parlamento Europeo intentó minimizar los roces de la semana pasada a cuenta de la no participación de Aznar en la campaña y achacó las diferencias a cuestiones de planificación. Así, dio a entender que no fue hasta la semana pasada cuando se cerró el calendario, por lo que era difícil que el expresidente, con una agenda internacional muy apretada, pudiese sumarse a la campaña.

No obstante, puso en valor este acto y señaló que tanto él como Aznar habían hecho lo que tenían que hacer: "Hemos lanzado un mensaje europeísta y hemos hecho lo que teníamos que hacer. Lo demás son zarandajas", expresó.

Además, como ya había hecho el expresidente, insistió en la amistad entre ambos. Y en su admiración al que fue su jefe de filas. De hecho, desveló que colecciona sus conferencias.

Junto a Aznar, arroparon a Cañete la vicepresidenta del Gobierno, los ministros del Interior y Justicia y, por parte del PP, la secretaria general, María Dolores de Cospedal, el vicesecretario de Organización y Electoral, Carlos Floriano y el responsable de política autonómica, Javier Arenas.

La campaña llega al ecuador marcada por la gran coalición, el asesinato de Carrasco y la desmovilización

La campaña llega al ecuador marcada por la gran coalición, el asesinato de Carrasco y la desmovilización

Más sobre este tema
stats