La portada de mañana
Ver
Los torturadores franquistas siguen luciendo medallas dos años después del anuncio de su retirada

Librepensadores

Quiero independizarme de Madrid y de Cataluña

Librepensadores nueva.

Ángel Díez de Miguel

Como ciudadano de la España olvidada, maltratada, ignorada y, en muchos casos vaciada, lo que deseo es soltar el lastre que para todos nosotros significan Madrid y Cataluña, entre el “España nos roba” dicho a los robados y el “A por ellos” de los principales ladrones, el resto de los ciudadanos, que parece que solo somos buenos para pagar como todos, aunque recibamos menos que nadie, estamos hasta las narices.

Ahora toca el lío de los indultos, los que cometieron la fechoría de convocar un referéndum ilegal, que como tal, todos sabíamos que no tenía ninguna validez más allá de la que estaban deseando darle los propios convocantes, pues bien esos señores que han sido juzgados por un tribunal caducado, pero legítimo, que ha dado una sentencia discutible, pero legítima, esos señores quieren seguir dando guerra, afirman que volverán a hacerlo y proclaman orgullosos que no se arrepienten, quieren seguir tensando la cuerda frente a una sociedad que en su mayoría creemos que ese, es un problema que afecta a una pequeña minoría de españoles aunque sean una gran minoría de catalanes, por mucha representación que tengan en sus instituciones. Tener poco más del 50% de los votos emitidos por poco más del 50% del censo electoral, no me parece que sea una mayoría tan abrumadora como para llevar a Cataluña y a rebufo a España al precipicio del absurdo y de la intolerancia, eso sí, todo en nombre de la libertad.

Por otro lado, en Madrid, obtiene una aplastante mayoría electoral, aquí sí, una señora que como único programa presenta su cara y la palabra libertad,libertad las coincidencias en la palabra no son baladíes, en ambos casos manipulan el significado, lo manosean tanto que terminan arruinando un hermoso concepto de aspiración humana, la libertad que no es para todos no es libertad pero ellos, los “hunos y los otros” unamunianos solo piensan en su libertad contra los otros.

Cataluña tiene un problema, su sociedad está dividida respecto al modelo que quieren para la convivencia y esa división lo primero que pone en riesgo es su propia convivencia. España tiene un problema con el problema catalán y sus dirigentes electos y pagados por todos, en vez de pensar en la solución se dedican a pensar en la forma de obtener más poder para aplicar y disfrutar su exclusivo modelo de libertad, el de ellos, unos para seguir en el gobierno y otros para echarlos, lo que no veo que se diga, se comente o se debata, es para que quieren seguir unos en el gobierno y que harían los otros si les echaran de él y esto vale para los catalanes y españoles, así que no son tan diferentes.

Señores de la derecha, por favor, los ciudadanos les pagamos el sueldo para que ayuden a resolver los problemas de cada día de la mayoría de los españoles, incluidos los catalanes y los madrileños y cuando casi 11.000.000 (once millones) de ciudadanos españoles, algunos también serán catalanes, están al borde de la pobreza, no creo que mantener a unos señores en la cárcel sea la solución, creo que tender puentes da más oportunidades que volar puentes. Señores del Gobierno, hagan todo lo necesario para tender puentes, hagan todo lo necesario para resolver los problemas de cada día de los ciudadanos, empezando por los de esos 11.000.000 que están al borde de la exclusión, hagan todo lo necesario para mantener la dignidad como país frente a las provocaciones de los dictadores, sean del sur o los enquistados todavía en nuestra sociedad, hagan todo lo necesario para atender a lo que importa que son las personas y no las banderas por muy grandes que las hagan.

Por último, a los señores caducados del caducado CGPJ les pediría que sean proactivos y si los partidos políticos no se ponen de acuerdo en cómo actualizar a su institución, hagan ustedes algo, declárense en huelga hasta que los partidos se sienten a negociar y copien ustedes a la Santa Iglesia católica, enciérrense ustedes y sus promotores a pan y agua en un cónclave y no se levanten hasta no tener una solución acorde a lo expresado por el único detentador de la soberanía que es el pueblo español. Si piensan decirme que eso son interferencias en la separación de poderes, tienen ustedes razón, pero esas interferencias no son mayores de las que vemos que cada día cometen ustedes y los partidos que les “sugirieron” para sus cargos.

Ser patriota significa hacer lo mejor para nuestros conciudadanos; sean ustedes patriotas, aunque no lleven pulseritas con banderas ni con la palabra libertad.

Ángel Díez de Miguel es socio infoLibre

Más sobre este tema
stats