Crisis en la eurozona

La troika duda de que Portugal pueda cumplir los recortes impuestos

La troika duda de que Portugal pueda cumplir los recortes impuestos

infolibre

La troika, formada por la Comisión Eurpea, el Banco Central Europeo y el Fondo Monetario Internacional duda de que el Gobierno de Portugal pueda cumplir con el plan de recortes impuesto. Tras comprobar la situación sobre el terreno la semana pasada, los acreedores internacionales han cuestionado que el Ejecutivo luso tenga la fuerza necesaria para incrementar las medidas de austeridad y aplicar un nuevo tijeretazo de 4.700 millones de euros al gasto público.

Las conclusiones del informe de la troika, emitido tras evaluar la aplicación de las medidas ya acordadas, apuntan a los riesgos políticos y constitucionales que podrían conllevar los "ajustes" acordados a principios de mayo. Actualmente, el aumento de la impopularidad de Gobierno encabezado por Pedro Passos Coelho y las divisiones internas están dificultando la implementación de algunos recortes. Por ejemplo, el pasado año el Tribunal Constitucional luso derogó la suspensión de ayudas al desempleo, por enfermedad y la reducción de la cuantía de las pensiones.

Portugal pactó en mayo de 2011 un rescate de 78.000 millones de euros y atraviesa una delicada coyuntura económica y política. El jueves vivió su cuarta huelga general, una semana después de que los profesores organizaran un paro contra los recortes impuestos por el gabinete de Coelho. Aunque la tasa de desempleo ha aumentado por encima del 17%, el Ejecutivo sostiene que la recuperación económica comenzará en 2014, si bien reconoce que es posible que este año tampoco alcance el objetivo de déficit fijado por la Comisión Europea.

Mario Centeno, el ministro luso de la austeridad furtiva

Mario Centeno, el ministro luso de la austeridad furtiva

Más sobre este tema
stats