El futuro de Cataluña

Llarena mantiene en prisión a Forn por el “contexto político”

Los exconsellers de la Generalitat de Cataluña Joaquim Forn (Interior), Dolors Bassa (Trabajo), Raul Romeva (Exteriores),Carles Mundó (Justicia), Jordi Turull (Presidencia),Maritxel Borrás (Gobernación), y Josep Rull (Territorio), a su llegada a la Audien

José Carlos Huerta

El juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena ha denegado por segunda vez la solicitud de libertad por parte del exconseller catalán de Interior Joaquim Forn, que había solicitado su puesta en libertad por segunda vez en un escrito presentado el 12 de enero, un día después de declarar ante el magistrado.

Llarena, que instruye la causa del denominado procès, considera en el auto que persiste el "riesgo de reiteración delictiva" por su parte, a pesar de que Forn renunciara el 23 de enero a su acta de diputado en el Parlament.  El instructor subraya como factores para apreciar el riesgo de reiteración delictiva "la incerteza que existe de que la voluntad política mayoritaria sea respetar el orden legal para lograr la aspiración de independencia que aun hoy comparte el investigado" y  "la todavía cercana determinación con la que el investigado condujo su grave actuación delictiva",

Llarena considera que, por el momento, la investigación confirma la "eventual responsabilidad" del exconseller en la inactividad de los Mossos ante la convocatoria del referéndum del 1-O, y destaca el testimonio del coronel Diego Pérez de los Cobos, como coordinador del dispositivo policial, que testificó este jueves ante el magistrado. 

Pérez de los Cobos describió una actuación policial contraria al cumplimiento de la orden de impedir la celebración de la consulta ilegal. Según concluye la Llarena, la actuación de Forn que estuvo siempre orientada a "aparentar una voluntad de cumplimiento" de las decisiones judiciales, pero poniendo en marcha un plan para evitar obecerlas.

Llarena considera "sintomático" que el nombramiento de Forn se produjo "tras una crisis de gobierno —que como los consellers cesados reconocieron— vino propiciada por el rechazo de los depuestos a una estrategia unilateral de Cataluña".

El auto concluye que, en este momento de la instrucción, existe un conjunto de elementos que apuntan a que desde el poder político, ejercido por el investigado, "se aprovechó el dominio orgánico y funcional sobre el cuerpo de agentes" para "conducir las actuaciones policiales al éxito del referéndum" del que dependía la declaración de independencia, "en lugar de al cumplimiento de las muchas resoluciones judiciales dictadas para salvaguardar el orden  constitucional y legal".

Al analizar el riesgo de reiteración delictiva, el juez señala que la ideología de Forn "coexiste con un contexto político en el que no hay certeza de que haya desaparecido la intención de alcanzar la independencia de Cataluña", existiendo todavía sectores que defienden explícitamente que debe conseguirse de manera inmediata.

"Precisamente, esa última actitud es la que sostiene quien otorgó en su día la confianza al señor Forn para que fuera conseller de Interior y que encabezó la lista electoral en la que el investigado decidió integrarse hace escasas semanas", destaca el auto.

 

El Gobierno y la justicia tensan las costuras del Estado en la batalla legal de Cataluña

El Gobierno y la justicia tensan las costuras del Estado en la batalla legal de Cataluña

Más sobre este tema
stats