PORTADA DE MAÑANA
Ver
El Constitucional saca los colores al Supremo y abre la vía para suavizar las condenas del 'caso ERE'

¿Qué es The District? La reunión de inversores, bancos y lobistas boicoteada por el movimiento antidesahucios

Activistas por la vivienda que se han manifiestado este miércoles a las puertas del salón inmobiliario The District, cuyos accesos protegen los Mossos, han arrojado polvos de colores a algunos asistentes.

Una disyuntiva, con fuerte carga ideológica, acompaña al viejo problema de la vivienda en España: ¿es prioritariamente un derecho que hay que garantizar con políticas que corrijan la tendencia del mercado a concentrar propiedad y extraer plusvalías?, ¿o prevalece su condición de mercancía cuyo valor hay que proteger de cualquier intervención? Está claro cuál es la respuesta en The District, el salón del negocio del ladrillo que se celebra entre este miércoles y el viernes en Fira Barcelona: la segunda respuesta, claro. El business. Es lo que allí buscan bancos, fondos de inversión, socimis, lobistas, vendedores y compradores, oportunistas y supuestos especialistas en una cita que ha empezado accidentada.

En The District estás convocadas –ya han empezado a reunirse allí, de hecho– todas las ramas del negocio de la acumulación y explotación de capital inmobiliario, en un encuentro que ha saltado a los telediarios cuando activistas contra los desahucios y por el derecho a la vivienda han tratado de boicotear el arranque con protestas que han incluido lanzamiento de pintura en polvo a algunos participantes. "Fuera especuladores de nuestros barrios", decía una pancarta.

Pero, ¿qué es The District? ¿Por qué enfada tanto al Sindicato de Inquilinos y a la PAH, que lo declaran expresión máxima de la avaricia y que figuran entre quienes promueven la protesta de este miércoles?

El evento se presenta como "el mayor congreso de real estate europeo", algo así como el mayor congreso inmobiliario. Los términos en inglés abundan en la retórica de The District, incluso cuando el texto es en castellano. Entre los asuntos prioritarios del encuentro, al que están convocados 1.200 inversores y 380 "speakers", están "las oportunidades de inversión" generadas por el "market repricing". Hay muchos ejemplos más. Y no vale con saber algo de inglés para enterarse. Hay que manejar la jerga ejecutiva del negocio de la vivienda.

Aunque, para enterarse de verdad, hay que ir a los nombres propios. Nombres de individuos, de empresas y de organizaciones.

¿Algunos ejemplos? Entre los "partners", es decir, los socios del evento, figuran las inmobiliarias Aliseda y Anticipa, ambas de Blackstone, el fondo estadounidense al que se suele hacer referencia como "el mayor casero de España". No en vano, una de las presencias más destacadas del encuentro es la de Eduardo Mendiluce, CEO de ambas inmobiliarias. También están entre los "partners" las socimis del IBEX Colonial y Merlin Properties, que tienen como máximos accionistas a Qatar y al Santander, respectivamente. El propio Santander también es "partner", al igual que Caixabank.

Fondos de inversión –"fondos buitre", los llaman sus detractores–, bancos, promotoras, inmobiliarias, asesoras, consultoras, grandes despachos de abogados como Garrigues y Cuatrecasas: esa es la nómina básica de socios del evento, los impulsores de The District, cuya organización no responde a infoLibre sobre quién y con qué cantidades financia el evento.

Megafondos y expolíticos se alían en el lobby inmobiliario para frenar la Ley de Vivienda

Megafondos y expolíticos se alían en el lobby inmobiliario para frenar la Ley de Vivienda

Pero hay otros "partners". También está asociada a The District la red de antiguos alumnos de Esade, la Escuela Superior de Administración y Dirección de Empresas, que tiene un "real estate club" para aquellos graduados de la escuela de alta formación de la Compañía de Jesús "con intereses en el sector inmobiliario". A la lista de "partners" se suman puntales del lobby inmobiliario, contrario en bloque a la nueva Ley de Vivienda, como la Asociación de Promotores y Constructores de España (APCE) y Asval, presidida por Joan Clos.

Blackstone, Blackrock y Fiabci

Precisamente Clos, el que fuera alcalde de Barcelona con el PSC, figura en la amplia nómina de "speakers", es decir, de oradores en el encuentro. Esta lista es otra fuente de información valiosa para conocer la naturaleza de The District. He aquí una selección: Adolfo Favieres, directivo del área inmobiliaria de megagestora de activos Blackrock en España, que entre sus incontables focos de interés tiene el ladrillo; Fernando Bautista, directivo de Blackstone, una de las marcas destacadas del evento; Eva González, directiva de la Federación Internacional de Profesiones Inmobiliarias (Fiabci), otro integrante del lobby inmobiliario.

El conjunto de participantes forma un caleidoscopio de fondos, gestoras, inmobiliarias, bancos, creadores de opinión, especialistas business friendly y todo tipo de empresas de servicios en torno al negocio inmobiliario. El evento tiene un poderoso músculo mediático, con Expansión, La Vanguardia y Ejeprime destacando entre sus aliados "estratégicos", según dice la propia organización. Antes de que las protestas a las puertas del evento se convirtiesen en noticia, el titular que había deparado el evento era poco sorprendente. Inmobiliarias e inversores creen que la Ley de Vivienda no facilitará el acceso a clase media, decía el teletipo de Europa Press.

Más sobre este tema
stats