X

Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es




Librepensadores

No ha cambiado nada

Mario Diego Publicada 01/01/2018 a las 06:00 Actualizada 31/12/2017 a las 19:11    
Facebook Twitter Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir Comentarios 2

Henos aquí en el mismo punto en que nos encontrábamos en 2015. Las elecciones del 21D no han cambiado nada en Cataluña en cuanto al resultado global. Este hecho en sí no tendría mayor relevancia si no fuese por la situación que nos ha llevado hasta ahí: el conflicto que opone partidarios de la independencia y Gobierno central desde hace años –y en el que los intereses de la clase trabajadora siguen siendo ignorados como lo eran antes de estas elecciones– continúa ofreciendo como única alternativa un callejón sin salida.

Conflicto que culminó el 1-O traduciéndose por una represión llevada a cabo por la Guardia Civil y policía nacional, obedeciendo a las órdenes del Gobierno y PP. Represión completadas por las decisiones judiciales, anteriores y posteriores a esa fecha, concretamente por la imputación y encarcelación de algunos dirigentes independentistas. Dicho sea de paso, obedeciendo también, estas últimas, a las órdenes del Gobierno y PP según la vicepresidenta Sáenz de Santamaría: “¿Quién ha hecho que, hoy por hoy ERC, Junts per Catalunya y el resto de independentistas no tengan líderes porque están descabezados?... Mariano Rajoy y el PP”.

Los circunloquios lingüísticos utilizados por la mayoría de los analistas políticos y por la mayoría de políticos implicados, en sus comentarios o declaraciones, subrayan que la estabilidad económica reclamada por la patronal es su principal y única preocupación. Dejan claro que el enfrentamiento entre los nacionalistas catalanes y el Gobierno central disputándose el control de las instituciones catalanas, opone políticos y partidos tan reaccionarios y anti clase trabajadora los unos como los otros. Las peripecias tácticas, los unos para defender el orden social establecido y los otros para no tener que explicar la ausencia de proposiciones políticas a favor de las víctimas del capitalismo en sus programas pasados y presentes, sigue siendo la cruel realidad.

Lo que los resultados concretos de estas elecciones dejan claro son tres cosas:

Que la política represiva del Gobierno central, además de ser intolerable, ha fracasado.

Que la derecha catalana, a pesar de la marginalización del PP ha ganado –Ciudadanos conjuntamente con Junts per Catalunya y PP totalizan 2.226.809 votos y 74 escaños, contra un poco más de dos millones y  61 escaños por los supuestos partidos de izquierda–.

Que los que esperaban el cierre del asunto catalán una vez concluidas las elecciones del 21D pueden sentarse y esperar; dicho asunto tiene cuerda para rato.

Mientras, la pobreza se ha instalado en el conjunto de la sociedad y el número de afectados aumenta un día sí y otro también, convirtiendo en imposible el escape a tal situación para  la mayoría de ellos. La renta anual media por persona en ocho años (2008-2016) se estancó, pasando de 10.737 en 2008 a 10.708 euros en el 16; más de ocho millones de trabajadores y trabajadoras están por debajo del umbral de la pobreza. Para completar el panorama habría que hablar también de los afortunados que aún poseen un techo pero que no tienen ningún ingreso, que no pueden alumbrar la luz ni la calefacción; de los seis millones de personas que, sin ser pobres, se encuentran en situación económica precaria o del 30% de la población que vive en riesgo de exclusión social, no siendo esta lista exhaustiva.

¿Qué hacemos¿ ¿Seguimos con nuestras pamplinas respectivas engullendo la propaganda de unos y otros como las ocas engullen grano o empezamos seriamente a plantearnos qué hacer para liberar la sociedad de la camisa de fuerza con la que la gran burguesía la vistió?
________________

Mario Diego es socio de infoLibre


Hazte socio de infolibre



2 Comentarios
  • Mario José Mario José 02/01/18 11:33

    Buenos días Platanito, antes de nada quisiera darle las gracias por leerme y por su comentario. Celebro que comparta usted mi análisis y propuesta final, que en realidad no es verdaderamente una propuesta aunque esté implícita en la pregunta.
    Vaya por delante que en el párrafo incriminado no he sido lo bastante preciso en cuanto a la definición. Renta anual neta media y no renta media que se puede confundir con renta per cápita.
    En lo que se trata del cálculo para obtener la renta per cápita, ninguna observación, sin embargo, discrepo cuando usted lo utiliza como indicador de bienestar. ¿Por qué? Porque no tiene en cuenta la desigualdad entre las rentas y propone como postulado que todos tenemos los mismos ingresos. Aproximadamente el 20% de la población mundial controla más del 70% de los ingresos mundiales.
    Tampoco tiene en cuenta elementos exteriores negativos como pueden ser las catástrofes o el agotamiento de los recursos naturales. Otro aspecto que queda fuera del concepto renta per cápita como indicador de bienestar es que no toda producción se invierte en el bienestar social, es decir reservados al consumo o a la inversión para mejorar la producción de los productos manufacturados. (Especulación, gastos militares, seguridad, etc.).
    Son varios los índices para medir el bienestar, y debo decir, más apropiados para calcular la realidad de lo que está pasando socialmente en el país, no digo eso porque corroboran las cifras que cito, normal provienen de uno de ellos, sino porque hacen la diferencia entre la macroeconomía y la economía diaria. Yo también le deseo un feliz año 2018. Gracias de nuevo.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • platanito platanito 01/01/18 07:52

    Estoy totalmente de acuerdo con su análisis y propuesta final. Lo que no me cuadran son sus cifras de renta per cápita de su anteúltimo párrafo pues si la renta nacional española supera el billón de € (un uno y 12 ceros) y somos menos de 50 millones de habitantes (0,5 y 8 ceros) la división de ambos números daría veintemil € y no las diez mil y pico que ud señala. Salud y buen año 18.

    Responder

    Denunciar comentario

    1

    1

 
Opinión
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.