X

Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es




Plaza Pública

Cómo ser socialista en 2016 y no morir en el intento

Pablo Reyero Trapiello Publicada 26/11/2016 a las 06:00 Actualizada 25/11/2016 a las 20:44    
Etiquetas
Facebook Twitter Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir Comentarios 8

En algunos procesos de selección, se espera de los candidatos que tengan perfiles profesionales irreales, como ser joven y contar con una larga experiencia profesional. De igual forma, al PSOE se le han pedido este año cosas contradictorias, casi imposibles, lo que ha llevado a la actual sensación de zozobra que invade a sus votantes, militantes y dirigentes.

En cuanto a la gobernabilidad del país, se le reclama que acabe con la situación de bloqueo político en la que llevamos cerca de un año. Pero, para intentar un Gobierno socialista, se le asignan 90 diputados en diciembre y 85 en junio. Y, cuando se plantea permitir la investidura del PP, se le exige que mantenga su identidad de izquierdas, por encima de cualquier otra consideración.

Por otro lado, no se le da ningún oxígeno ni para una alternativa ni para la otra. Cuando intenta un Gobierno socialista, se le ponen todo tipo de líneas rojas y vetos cruzados. Y, cuando valora abstenerse para que gobierne Rajoy, se le ayuda con la parálisis del presidente en funciones (quizás el único político que avanza sin moverse).

Sorprendentemente, los mismos que esperan cómodamente a que se les lleve la abstención a su sede de la calle Génova, han responsabilizado habitualmente a los socialistas de unas eventuales terceras elecciones.

En relación con su organización interna, se pide al PSOE que sea un partido operativo, que responda con agilidad a las demandas de la sociedad. Lo que requiere un modelo de democracia representativa. Y, al mismo tiempo, se le critica y deslegitima si no recurre a las consultas a la militancia.

Esto ha llevado al partido a ir improvisando procedimientos en los últimos dos años. Se estableció la elección del secretario general en primarias en 2014, y luego se hizo una primera experiencia de consulta a la militancia sobre los pactos de Gobierno en 2016. Por lo tanto, en estos momentos el PSOE es, o podría llegar a ser, un partido parlamentario, presidencialista y asambleario. Todo al mismo tiempo. Lo que lleva a un inevitable choque de legitimidades.

Parlamentario, pues esa es su tradición. La soberanía del partido ha residido siempre en el Comité Federal, máximo órgano entre Congresos, encargado de controlar la gestión de la Ejecutiva, lo que convierte al PSOE en el único partido parlamentario de los cuatro grandes. El PP y Ciudadanos son claramente presidencialistas. Y también lo es Podemos, aunque mucha gente todavía no lo sepa. Solo así se explica que Pablo Iglesias haya podido cesar a su número tres, el ex Secretario de Organización, Sergio Pascual, con una carta firmada de su puño y letra. Y sin encomendarse a ningún órgano colegiado.

Pero, además, el PSOE, desde 2014, tiene un cierto carácter presidencialista, pues al secretario general lo eligen directamente los militantes.

Y, finalmente, algunos sectores del partido consideran que las decisiones importantes, como la posición en un debate de investidura, deben ser consultadas a las bases. Lo cual puede hacerse. Aunque sería deseable que estuvieran bien delimitadas las competencias del Comité Federal y las cuestiones sobre las que deben pronunciarse los militantes con su voto directo. Para que la decisión sobre el procedimiento no fuera controvertida, como ha ocurrido recientemente.

Hay que ser conscientes de la triple crisis que vive el PSOE (declive electoral, pérdida de credibilidad y división interna). Al mismo tiempo, hay razones para un moderado optimismo. El PSOE mantiene la centralidad sociológica en la política española. Es, probablemente, el único partido que tiene interlocución con todos: el PP y Ciudadanos, pero también Podemos y los distintos partidos nacionalistas.

Además, los electores le han asignado al PSOE una función importante para desempeñar en esta legislatura. En una etapa sin mayorías claras, en la que todos los partidos son débiles y limitados, se necesita esa centralidad y esa interlocución a la que me refería antes (algo que, por cierto, ya ocurrió en los años de la Transición). Por tanto, esta crisis institucional puede ser una oportunidad para la política con altura de miras.

Al Partido Socialista le corresponde liderar una oposición dura, pero constructiva. Históricamente, el PSOE ha sabido ser útil a nuestro país, incluso en tiempos difíciles. En la legislatura en la que Zapatero fue líder de la oposición, con mayoría absoluta del PP, los socialistas impulsaron acuerdos de Estado y consiguieron que Aznar firmara el Pacto Antiterrorista. Algo que contribuyó a la unidad de los demócratas contra ETA, y dificultó que el Partido Popular utilizara el terrorismo como arma electoral durante unos años, como había venido haciendo.

De la capacidad de los socialistas para afrontar todos estos retos dependerá que este año tan difícil termine bien o no para sus sufridas bases. Y pueda empezar su recuperación. Si el PSOE toma decisiones estratégicas acertadas, está en condiciones de dar la sorpresa a los que lo consideran acabado como partido de mayorías. Parafraseando al poeta Gabriel Celaya, el PSOE puede ser una organización "cargada de futuro".
 
________________

Pablo Reyero Trapiello es militante del PSOE y ex asesor de la Delegación del Gobierno en Madrid.


Hazte socio de infolibre



8 Comentarios
  • Sancho Sancho 26/11/16 21:30

    Vaya un bagaje el del Psoe, si como dice Ud., señor, su partido "ha sabido,  históricamente, ser útil al país...". ¡Y pone como ejemplo el acuerdo al que llegó Zapatero y el partido socialista con un PP con mayoría absoluta en la firma del pacto antiterrorista". Y este se parece como dos gotas de agua al pacto antiyihadista...Siempre llegan a los mismos pactos, ¡han parido un ratón!. Pues vaya un logro pobre...Así están, cuando en lo único que se puede acercar posturas con PP y Psoe es en temas de terrorismo...Dice mucho del Psoe...que tanto se parece al PP. Y a eso le llaman responsabilidad de estado. ¡Pos fale!

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • CapitanRed CapitanRed 26/11/16 19:52

    El PSOE tampoco tiene un proyecto de país; solo improvisan al albur de momento y cuando no, "fusilan" el programa de UP. Aún andan con la milonga del Estado federal sin ser capaces de explicar medianamente claro en qué consiste.... y aún continúan las cuchilladas. El PSOE es ya una bisagra que solo abre a la derecha.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • Pepita Pepita 26/11/16 19:30

    El Psoe esta herido de muerte gracias a Susana y Felipe , y los cuadros y manfis que solo han pensado en ellos y no en los militantes yla Gestora no tiene credinilidad

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • Pepita Pepita 26/11/16 19:24

    No lo entiendo, yo no vote al Psoe , para favorecer a Rajoy , por mucho que la prensa de derechas,lo pida, y otra si no se van estos el partido no recuperará , porque el prestigio se lo cargaron Susana y la Gestora y si sale alguno de ellos , no votare

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • AngelesC AngelesC 26/11/16 18:18

    Analizar ¿desde cuando el declive electoral y cuantos actores han participado en el mismo ?. Perdida de credibilidad, pueden haber razones ( recordemos sobre todo Mayo de 2010) las consecuencias que tuvo, y la falta de explicaciones . La división...creo que a los militantes no se les engaña ni les gusta las puñaladas traperas por el mando, que no por las ideas.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • Cristina Buhigas Cristina Buhigas 26/11/16 11:15

    Querido Pablo: Desde que tú y yo fuimos compañeros en la Delegación del Gobierno en Madrid han pasado muchas cosas que hacen que el futuro del PSOE no sea nada optimista. La explicación está en sólo una frase: no os habéis enterado de que este país ha cambiado. Os habéis equivocado al denostar a Podemos, al no pactar con ese partido tras el 20D y al pactar con Ciudadanos. Os habéis equivocado de forma sangrante al montar el aquelarre contra Pedro Sánchez en el Comité Federal, en absteneros y dar el gobierno al PP, en decir que los nacionalistas eran el demonio y apoyarlos ahora (único acierto en más de un año) en Euskadi. Os equivocasteis al apoyar el minuto de silencio a Rita Barberá y sospecho que el tiempo demostrará que os habéis equivocado al pactar con PP y Ciudadanos una comisión para "sustituir" la LOMCE. Os estáis equivocando en dilatar la celebración de un Congreso para elegir un nuevo secretario general porque el PP convocará elecciones y os cogerá con el pié cambiado y sin líder. Por cierto, también es un error creer que Susana Díaz os salvaré de quedaros en 30 escaños porque de Despeñaderos para arriba no la soporta ningún votante ni ex votante (ahora hay muchos a los que tendríais que convencer) socialista. Desde hace años, desde que tú y yo nos conocimos, pecáis  de un inmenso error: os creéis que vuestros deseos son la realidad, que podéis convencer a vuestros votantes hoy de una cosa y mañana de la contraria y que la palabrería sin contenido es suficiente. Querido amigo, España es hoy un país destrozado por la rapiña y el austericidio del PP, el PSOE no ha tenido la valentía de desvincularse por completo de la gestión del partido más corrupto de la historia europea y por eso nunca volverá a ser lo que fue. Morirá lentamente salvo que comprenda que su futuro está en unirse a la izquierda auténtica que representan Unidos Podemos y sus confluencias. Sólo así mantendrá un hueco electoral que quizá, en un futuro, pueda hacerle remontar. El camino actual sólo conduce a las tinieblas exteriores. Lo siento. Un fuerte y cariñoso abrazo. 

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • korrosivo korrosivo 26/11/16 10:47

    Justificar lo injustificable y pasar de puntillas sobre las verdaderas causas del declive ¿imparable? del PSOE. Declive electoral, falta de credibilidad (horrible palabro) y división interna, dice el articulista. Es evidente que si el PSOE en el gobierno se dedica a hacer aquello para lo que nadie le votó (recortes, modificación del artículo.135 de la Constitución) y no ofrece explicación convincente, su crédito cae por los suelos y el apoyo electoral se desploma. ¿Culpables? Zapatero y Rubalcaba, el primero por dejarse agarrar del cuello por los "mercados" y emprender una política diametralmente opuesta a la prometida en su programa electoral, y él segundo por esconder cobardemente al primero como culpable de las medidas tomadas, como si él mismo no hubiera sido parte del mismo gobierno. Si le añadimos la falta de valor de Rubalcaba para salir al paso de las campañas PePeras y defender lo (mucho) bueno hecho por Zapatero en el campo social, el descrédito y la huida de votantes es la crónica de una muerte anunciada. La división del PSOE no es tal: es una asonada, un cuartelazo de una banda de colocaos a dedazo, que llevan toda la vida mamando de la teta y que no quieren que el partido se democrática y sea lo que quieran los militantes. La militancia está bien para trabajar gratis y hacer bulto en los mítines electorales pero el partido tiene que seguir siendo "representativo", es decir, unos pocos eligen a "los de siempre". Nuevamente, ahora, los golpistas y colocaos vuelven a hacer aquello para lo que nadie votó al PSOE: regalar el voto recibido a Rajoy. No hay zurcido ni cosimundi que una ésto, son dos modelos de partido irreconciliables: los de "un militante, un voto" contra los de "esté yo caliente y riase la gente". Hasta que éstos últimos, Susana y sus susanos, no desaparezcan del partido socialista, que no cuenten con mi voto. Ni, por lo que parece, con muchos otros miles de ellos.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • itnas itnas 26/11/16 09:05

    Hay una forma dura y otra suave de comentar este artículo; también existe una forma resumida y otra extensa de analizarlo; finalmente, uno se lo puede tomar en serio, y también a broma.  Hagamos un intento de síntesis: identidad de izquierdas? Operativo = democracia representativa en el Psoe? Psoe parlamentario vs presidencialista (naturalmente como Podemos)? Al secretario general lo eligen las bases ¿y también lo defenestran? El Psoe tiene interlocución con Podemos? En definitiva, sí puedo decir que que el Sr. Reyero parece un paradigma claro del Psoe.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

Lo más...
 
Opinión
  • En Transición Cristina Monge Cristina Monge

    España, fin de ciclo. ¿Reiniciamos?

    Si el marco político y jurídico del que nos hemos dotado no es capaz de garantizar la convivencia, tenemos la obligación imperiosa de modificarlo por procedimientos democráticos.
  • Verso Libre Luis García Montero Luis García Montero

    Bajo los escombros de la política

    Debajo de la ingenuidad y el descrédito, de la demagogia y la verdad, acompañada sólo por un fatigado instinto de supervivencia, espera la política.
  • El vídeo de la semana Juan Ramón Lucas Juan Ramón Lucas

    De calle

    Es previsible que sigan las manifestaciones y algaradas, igual que es previsible que la justicia siga actuando, y unos y otros se alimenten en el bucle que con tanto acierto había calculado el independentismo.
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.
facebookLibre