x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es




Plaza Pública

El pego y la paga

Miguel Lorente Acosta
Publicada el 10/06/2018 a las 06:00 Actualizada el 09/06/2018 a las 14:12
Facebook Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir Comentarios

Cuando la cosa va de paga, el machismo no duda en intentar dar el pego para no abonar a las mujeres las cantidades correspondientes a las tareas profesionales que desarrollan, unas veces es la brecha, otras los atrasos, y otras los anticipos y anticipaciones para situarlas rápidamente en los puestos más precarios y con las jornadas más partidas y repartidas.

Contar con el peso de la palabra y con la moral de la historia permite al machismo jugar con los acontecimientos del día a día para reforzar sus posiciones utilizando, incluso, los elementos críticos con su construcción. Es lo que hace el posmachismo cuando dice que hay que lograr la Igualdad, “pero la Igualdad de verdad, no la que plantean las mujeres y el feminismo que sólo busca ayudas para ellas”, argumento que en verdad pretende no aplicar medidas para corregir la desigualdad histórica que afecta a las mujeres; o cuando afirma que hay que luchar contra la violencia, “pero contra todas las violencias, no sólo contra la que sufren las mujeres”, para así dejar sin abordar las causas específicas de la violencia de género que lleva a que cada año sean asesinadas 60 mujeres de media; o al plantear que hay que contar con las mujeres en los puestos de responsabilidad, “pero con las mujeres que estén preparadas, no con las que surjan de cuotas paritarias”, y así alimentar el mito de que las mujeres son incapaces y que no pueden ejercer las mismas responsabilidades que los hombres, y que si las asumen no las ejercerían igual de bien que ellos. En ningún momento se plantea que sean los hombres los que puedan estar menos preparados, en ellos no cabe la duda del poder ni sobre el poder.

Todo forma parte del juego perverso que lleva a la inacción para que nada se modifique, o al cambio adaptativo para que todo siga igual bajo la referencia de los hombres.

Lo hemos visto ahora con la empresa de aceites de Lucena (Córdoba). Primero se niegan a pagar los atrasos debidos a las trabajadoras bajo esa idea tan conservadora de que cualquier tiempo pasado fue mejor; luego, cuando el Tribunal le dice que una cosa es el tiempo y otra el trabajo desarrollado y que lo que hay que pagar son las labores realizadas, no el paso de los días, echa mano del convenio para decir que de eso nada, que en esta época de “todos y todas” lo que dicen los papeles es que hay que pagar a todos los “trabajadores”, y que las trabajadoras todas no estaban incluidas. Si hubiera sido en el marco del “Plan de Empleo Rural” exclamaríamos “¡con un per!”, pero como ha sido en una empresa oleícola decimos “¡con un par!”. Porque ha sido así, lo han dicho y se han quedado tan a gusto.

Estas son las trampas del machismo, capaces de decir lo mismo y lo contrario sin que nadie vea mentira alguna o incongruencia, puesto que el fin justifica las palabras, y ya se sabe que su palabra es la ley. De manera que ahora resulta que quienes más critican el uso del lenguaje inclusivo y no sexista son los que recurren a él para decir que “lo que no se nombra no existe” y que a quien no se nombra no se le paga.

Y por si todo esto fuera poco, llega la RAE y afirma que si no la liáramos tanto con el todos y todas, los empresarios y las empresarias, y los trabajadores y las trabajadoras… pues no ocurrirían estas cosas. Y dice en su Twitter que “Quizá la insistencia en afirmar que el masculino genérico invisibiliza a la mujer traiga consigo estas lamentables confusiones”, como si la decisión hubiera sido una “confusión” y no una decisión planificada y argumentada. Lo de la RAE tampoco creo que sea una confusión ni exceso de inocencia.

Como se puede ver, en el machismo “el más tonto hace relojes”, por eso cuentan con el tiempo como aliado para intentar dar el pego con la paga o con lo que sea, porque lo que hay es mucha cara para que a las mujeres les salga cara la osadía de la Igualdad.
__________

Miguel Lorente Acosta es médico y profesor en la Universidad de Granada y fue delegado del Gobierno para la violencia de género.
Más contenidos sobre este tema




Hazte socio de infolibre

7 Comentarios
  • JuaniKo JuaniKo 10/06/18 20:35

    La hipertrofia del movimiento feminista, nos esta´nublando las entendederas, estamos desvariando. Vamos a ver, ese asunto del aceite, no explicas si lo de Trabajadores-trabajadoras es cosa de la empresa o del tribunal, cosa poco creible y que seria lamentable. Lo de luchar contra todas las violencias, me parce menos egoista que hacerlo solo con la violencia de genero, que TODOS detectamos, como pacifista e insumiso siempre luchè contra la existencia de las armas y todo forma de atemorizar por la fuerza ( lucha esta de la insumision, en que no participaron las mujeres, salvo en honrosas excepciones ). Lo de la incompetencia no tiene color ni genero, los hay en los dos, lo que no me pueden censurar con el hiperfeminismo, es que no pueda criticar a un incompetente por ser mujer. Lo de la RAE con el lenguje es otra hipertriofia del feminismo,porque el lenguaje lo hace el pueblo, o la puebla, si queremos mas confusion.España es de los paises del mundo en que mas igualdad de genero existe, Paris no se conquistó en un dia !!, y lo que falta es mas sentido comun, y menos feministas y feministos.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 4 Respuestas

    1

    1

    • Orlinda Orlinda 11/06/18 00:57

      No creo que el señor Loerente se vaya a asustar mucho con tus cosas, confirman lo que él sabe bien: “Como se puede ver, en el machismo, “el más tonto hace relojes”.....”

      Responder

      Denunciar comentario

      Ocultar 1 Respuestas

      0

      0

      • JuaniKo JuaniKo 11/06/18 19:41

        Dios me libre de asustar a nadie!!¿No se que has leido?

        Responder

        Denunciar comentario

        0

        0

    • Alihada Alihada 10/06/18 20:57

      Juaniko, por la boca muere el pez. Leyendo tus palabras es muy fácil deducir que intentas dar el pego, exactamente como explica Miguel Lorente en su artículo. Dice que eres pacifista pero no te das por enterado de la violencia específica que se ejerce contra las mujeres y que deja más de 60 asesinadas al año. Dice que fuiste insumiso pero que la presencia de las mujeres fue testimonial.... No sé en qué lugar lo fuiste, pero por lo que vi mientras participaba en grupo de apoyo a insumiso y en todas las movilizaciones, es que las primeras que se unieron a esta lucha, fueron las madres de los insumisos. A parte nos unimos muchísimas mujeres puesto que siempre hemos sido pioneras y líderes en los movimientos mundiales por la paz y en contra de los ejércitos y las guerras. Juaniko, no das el pego.

      Responder

      Denunciar comentario

      Ocultar 1 Respuestas

      0

      2

      • JuaniKo JuaniKo 11/06/18 19:54

        ¿ No me doy por enterado?, no solo me he enterado sino que he especificado que ¨TODOS detestamos¨ ( No imagino a una persona que no lo haga). En cuanto a las manifestaciones de Insumisos, permiteme dudarlo, porque no eran manifestaciones pacificas precisamente y no me imagino a la madre de nadie en ellas.Y tu si que no das el pego, ni argumentos.¿Acaso solo se puede estar contra la violencia de genero? o Porque yo lo este, con todas las violencias, lo voy a estar menos con ella?.

        Responder

        Denunciar comentario

        1

        0

  • TOTOFREDO TOTOFREDO 10/06/18 09:51

    Para mí no es ni tan siquiera "machismo", es simplemente estupidez y un deseo de aprovecharse del prójimo, sea del sexo que sea.

    "El aceite", por ser de género masculino, que se lo compren "ellos", y que nunca se les ocurra a "Ellas" comprarlo, sería una forma de pagarles con la misma moneda.

    Cuanto tiene que evolucionar este país, mamma mía............

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    5

    1

    • Orlinda Orlinda 10/06/18 15:10

      Esa piedra de “el aceite” que tiras de forma tan cobarde es mucho más que machismo, y tu no reconocimiento de lo que es machismo significa lo incrustado y asimilado que lo llevas como normal.
      Solo una estupidez, como otra cualquiera contra el prójimo sea del sexo que sea; es el mismo argumento del “estoy en contra de la violencia, pero de todas, no solo la que se ejerce contra las mujeres”. “argumento que en verdad pretende no aplicar medidas para corregir la desigualdad histórica que afecta a las mujeres; para así dejar sin abordar las causa específicas que ocasionan la desigualdad y la violencia de género.” 
      No creo que tu intención llegue a eso, Toto, no veo posible que tú actúes más que de forma superfial tal como te expresas, pero contribuyes con tu ignorancia a perpetuar el machismo igual que el peor y más intencionado machista.

      Responder

      Denunciar comentario

      1

      6

 
Opinión
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.