X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Crisis del coronavirus

Treintañeros y sexagenarios, los más afectados por una quinta ola que remite en los hospitales antes de lo previsto

  • El retraso en la obtención de la pauta completa en los tramos de 30 a 39 y de 60 a 69 les ha hecho liderar la estadística en ingresos hospitalarios y UCI, respectivamente
  • La presión asistencial está bajando casi a la par que la transmisión del virus, fruto de la vacunación masiva
  • Publicamos esta información sobre el coronavirus en abierto gracias a los socios y socias de infoLibre. Sin su apoyo, nuestro proyecto no existiría. Hazte con tu suscripción o regala una haciendo click aquí. La información de calidad es la mejor vacuna contra cualquier virus.

Publicada el 06/08/2021 a las 06:00
Mano de un enfermo con vía subcutánea en una cama de la UCI del Hospital de Emergencias Isabel Zendal.

Mano de un enfermo con vía subcutánea en una cama de la UCI del Hospital de Emergencias Isabel Zendal.

Efe

Entender y explicar a priori cómo se va a comportar una pandemia es una tarea compleja, incluso más compleja de lo que los epidemiólogos aciertan a entender. El relato que daban medios y expertos hace unas semanas era inequívoco: la quinta ola del covid-19, de existir, afectará casi en exclusiva a los jóvenes pero no impactará apenas en la presión asistencial, dado que enferman, adquieren un cuadro crítico y fallecen con mucha menos probabilidad. Los análisis y las predicciones acertaron en parte: la vacuna, como era obvio, lo ha cambiado todo, y la curva de incidencia y de hospitalizaciones y UCI por tramos de edad se parecen bastante poco. La enfermedad, afortunadamente, ya es menos grave y las cifras apocalípticas de muertes y enfermos son cosa del pasado. 

Sin embargo, dos elementos escaparon a la predicción. No supimos ver su impacto real. La variante delta ha conseguido no solo provocar un nuevo estallido de la incidencia de velocidad casi inédita entre finales de junio y principios de julio, también enfermar a vacunados con una sola dosis cuya protección no ha sido suficiente. El aumento de contagios empezó siendo una cuestión solo de jóvenes, pero con la suficiente rapidez y contundencia puede aumentar la tasa de hospitalización en todos los tramos etarios. Los segmentos de 30 a 39 años (que ya no son veinteañeros y que se vacunaron relativamente tarde con respecto a la quinta ola) y los sexagenarios son los que más han sufrido la enfermedad, que afortunadamente, como muestran los datos asistenciales de una nueva "onda" –como llama ahora Sanidad a las embestidas del coronavirus– ha entrado en una nueva fase. La normalidad se resiste, pero el infierno vivido está cada vez más lejano. 

La quinta ola comenzó a finales de junio con treintañeros y mayores de 40 a 49 años liderando la estadística de nuevas hospitalizaciones. El motivo estaba claro: apenas estaban vacunados con la pauta completa y no son tan jóvenes como para tener prácticamente asegurado un transcurso leve o asintomático de la enfermedad. Los cuarentañeros se mantuvieron en los puestos altos de la tabla con un máximo de 121 nuevos ingresos el 19 de julio. Fueron alcanzados por los sexagenarios, en su mayoría vacunados con el producto de AstraZeneca, cuyo prospecto exige esperar más entre una y otra dosis. Pero los líderes absolutos en ingresos durante la quinta ola han sido las personas de 30 a 39 años. Muchas aún esperan a recibir la segunda dosis, vital para esquivar el impacto de la variante delta. El pico se produjo el 26 de julio, con 160 ingresos. 


Mientras que el tramo de 70 a 79 se mantuvo en cifras bajas, al igual que los de 50 a 59, por una eficaz combinación de resistencia natural ante el virus y pauta completa inyectada con premura, los mayores de 80 años, con una inmunidad debilitada por la edad, lideraron el ranking de ingresos hospitalarios junto a los treintañeros. Sin embargo, y como es obvio, las cifras de incidencia del virus en este tramo ya nada tienen que ver con otras olas. En el máximo de ingresos diarios de los más ancianos, se alcanzaron los 144 casos graves de covid: pero durante lo peor de la segunda ola, similar a la quinta en cuanto a transmisión, los ingresos diarios llegaban a los 500. Por otro lado, la mortalidad de este tramo ha caído abruptamente: los mayores de 80 mueren 19 veces menos que entre principios de octubre y mediados de noviembre, fecha de la segunda acometida del SARS-CoV2. 

En cuanto a los ingresos en Unidades de Cuidados Intensivos, las personas de entre 60 a 69 años son las que lo han pasado peor, con un pico de 23 nuevos ingresos el 24 de julio. Una vez más, nada que ver con la segunda ola, donde este tramo doblaba la entrada en críticos. En líneas generales, los nuevos ingresos en las UCI han caído a la mitad entre la segunda y la quinta onda. Los mayores de 80 apenas registran números en este apartado, debido a que el virus no entiende de términos medios en este segmento: hospitalizados tan mayores suelen o bien recibir el alta sin pasar por críticos o bien fallecer antes de que dé tiempo –o sea útil– cambiarles de planta, como han relatado los intensistas que llevan más de un año y medio luchando en primera línea. 


Una consecuencia no prevista inicialmente de la vacunación masiva, en la que España lidera todos los rankings mundiales de penetración y ritmo, es que ya no hace falta esperar más de una semana para notar la caída de la incidencia en el alivio de la presión asistencial. Durante la segunda ola, alrededor del 13 de noviembre la incidencia ya estaba descendiendo en picado, pero los nuevos ingresos en hospitales se mantenían casi inalterados. Ahora, con una caída de la incidencia que comenzó apenas hace una semana, las cifras de nuevos hospitalizados descienden casi a la par, lo que está repercutiendo positivamente en la ocupación covid de los centros asistenciales y da algo de aire a los fatigados sanitarios. La ocupación y las entradas en críticos, sin embargo, son algo más difíciles de doblegar. 

Los propios sanitarios ya notan el alivio en Cataluña, la comunidad autónoma con peor presión asistencial: El 48,40% de sus camas UCI están ocupadas por pacientes covid frente al 20,78% de la media nacional. El caso catalán evidencia que, aunque los jóvenes sean en esta quinta ola los que más se contagian, la vuelta a la saturación de los hospitales no se debía descartar. Además, el nuevo embite del virus, fortalecido con la nueva variante delta y espoleado por unas restricciones en mínimos y una relajación social inevitable, ha devuelto la preocupación a las residencias. Con incidencias similares, los fallecimientos por covid entre los mayores han caído de manera asombrosa, pero los gerentes de los centros no quieren volver a repetir la pesadilla, aunque sea solo mínimamente parecida. 

Los casos entre los usuarios de residencias están aumentando rápido (se han multiplicado por 16 en un mes), pero partían de prácticamente cero contagios y su traducción en fallecimientos, aunque existe, es mucho menor: según los datos del Inserso, en la última semana con datos se registraron 37 muertes, frente a ninguna la semana anterior. Nada que ver con los 700 fallecidos semanales de lo peor de la tercera ola. Por ahora, solo Madrid ha cancelado las visitas en los geriátricos afectados por brotes, con algunos casos de restricciones aisladas en el resto del territorio, como en la residencia de Castilla y León que fue la primera en recibir la vacuna. En Cataluña, el régimen se mantiene, aunque ahora todo el que quiera ver a un mayor ingresado tiene que pasar por un test de antígenos aunque tenga la pauta completa. Los familiares y las asociaciones de víctimas advierten: los ancianos no solo mueren de covid, también de soledad y tristeza tras un año y medio donde han sufrido lo peor de la pandemia. 

 

La salud es lo primero: suscríbete a infoLibre

Cuando nos golpeó la pandemia, infoLibre fue el primer medio en España en abrir todos los contenidos sobre el coronavirus para que cualquier ciudadano pueda acceder gratis a ellos. El esfuerzo no habría sido posible sin socias y socios que creen en un periodismo comprometido y que ponga en cuarentena a las fake news. Si eres uno de ellos, gracias. Sabes que puedes regalar una suscripción haciendo click aquí. Si no lo eres y quieres comprometerte, este es el enlace. La información de calidad es la mejor vacuna contra cualquier virus.
Más contenidos sobre este tema




13 Comentarios
  • Jose Espuche Jose Espuche 06/08/21 09:04

    SOLIDARIDAD

    La COVID va hacer ser solidarios aunque no sea del agrado de una parte considerable de los Gobiernos del Planta Tierra. A lo largo de la historia hemos observado que ser solidario con los demás es algo no sienta bien. Ahora, la COVID va hacer que seamos solidarios aunque sea por interés propio. Algo bueno, a pesar de lo malo, hay que tener. Todos los Países del Planeta Tierra tenemos que ser solidarios, aunque no sea del agrado de la inmensa mayoría de dirigentes políticos.

    Las comunicaciones han acercado los habitantes del Planeta hasta límites insospechados. Si queremos no ser infectados hay que ser solidarios con los que menos recursos económicos tienen. Sí, porque porque los que menos recursos tienen no se pueden permitirse el lujo de vacunarse. Algunas cabezas no será posible que lo entiendan. Es muy sencillo entenderlo. La COVID llega a cuerpo a través de otros cuerpos y si estos no están vacunados puede ser que tengan un alto grado de contagiarse. ¡¡LA MISIERA HUMANA!! Se mueve por el puto interés.

    Otra de las cosas hay que decir es que las vacunas no curan nada. ¿Qué es lo que cura? La reparación de la climatología y el origen del cambio climático y que es, LA CONTAMINACIÓN. Ha sufrido muchos cambios la contaminación. Los plásticos han Inundado los MARES Y OCEANOS, LOS CARBURANTES DE AUTOMOVILES, AVIONES, MOTOS Y TRACTORES, LA AGRICULTURA y así puedo seguir, "como el cuento de nunca acabar".

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    1

  • Setito de Tweeter Setito de Tweeter 06/08/21 08:26

    ¡¡ ENTRE LOS IRRESPONSABLES QUE SE CREEN INMUNES, LOS IMBECILES QUE VAN DE FIESTA SIN PROTECCION, Y AYUNTAMIENTO COMO EL DE MADRID ,donde la cagan una tras otra ,dia a dia , para asi tener un pretexto para atacar, acusar, vapulear al actual gobierno de....Y GENERAR EL CAOS....A COSCIENCIA...dando el alta a las restricciones etc etc ...pues eso es lo que hay.....

    ¡¡ si los madriles tienen algo de que quejarse.......QUE LE TALADREN A SU JODIDA AYUSO....A QUIENES HAN VOTANDO ESA MAYORIA ENGAÑADA E IMBECIL por 4 chuches y permisos que Ayuso les dio...encontra del resto de mayoria de comunidades DONDE NOOO GOBIERNA EL PUTO PP !!

    ¿¿ porque en Valencia y otras las cosas van muchisimo mejor ??

    ¿¿ PORQUE NOS HEMOS ESFORZADO CON CABEZA .....DURAMENTE RESTRIGIENDO LOS HORARIOS Y SALIDAS.....todo lo contrario a Madrid y otras donde GOBIERNO EL PUTO PP ......y no son casualidades.......!!

    ¡¡ POR ESO EL PP USA DE CONEJILLO DE INDIAS A SUS VOTANTES.....para empeorar la situacion a consciencia......PARA LUEGO REGAÑAR, Y CULPAR AL PSOE Y PODEMOS DE IRRESPONSABLES, DE TAL Y PASCUAL....!!
    ¡¡ ya sabemos como funcionan esos jodidos fachas del PP !!
    ¡¡ YA LOS CONOCECMOS Y SUS TRIKIÑUELAS Y MENTIRAS TAMBIEN !!

    Responder

    Denunciar comentario

    1

    5

  • Jose Espuche Jose Espuche 06/08/21 07:48

    Mientras no se repare el daño al medio ambiente vamos a tener tantas olas como sean necesarias. Para algunos expertos las variantes son más virus que salen a fastidiar a las personas. ¿Con lo fácil que hubiera sido prevenir el virus? Algunos expertos están de florero nada más. La mayoría de los que saben de virus lo han dicho, pero no al aire libre.

    La contaminación es la causante del cambio climático y mientras no se resuelva la contaminación tendremos COVID y otro virus que van saliendo.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    5

  • jorgeplaza jorgeplaza 05/08/21 22:27

    ¿Antes de lo previsto? Esta "olita" es un bluf desde el principio, cuya principal finalidad es atemorizar a la población para que se vacune aunque, según los mismos que intentan aterrorizarnos, no sirva para evitar los contagios. Tal vez algunas CC.AA., en particular Cataluña, estén además tratando de levantar pasta, porque sus datos son bastante inverosímiles. Yo dije que esto era un bluf cuando empezó toda esta historia, no era difícil olérselo. La célebre variante delta remitió ella sola en la India con pocas vacunas y en el RU con muchas, lo que arroja dudas sobre la eficacia real de las vacunas para contenerla, más bien parece que ella sola se autolimita. España va como el RU pero con algo de retraso.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 4 Respuestas

    11

    2

    • Dver Dver 06/08/21 00:39

      ¡Coño, tío, eres la hostia! No me explico como no te han nombrado ya Director General de la OMS.

      Responder

      Denunciar comentario

      Ocultar 3 Respuestas

      3

      8

      • manuel14a manuel14a 06/08/21 18:09

        Mire usted si es la hostia, que en marzo de 2020 en este mismo digital aseveraba que el virus era de laboratorio y que china ya tenia la vacuna, como se ha comprobado después acierto pleno.

        Responder

        Denunciar comentario

        Ocultar 1 Respuestas

        1

        3

        • jorgeplaza jorgeplaza 06/08/21 19:24

          ¿Dónde he dicho yo eso? Ya que está tan seguro, ¿le importaría copiar el que se supone que fue mi comentario y que lo veamos todos? Que el virus se escapó del laboratorio de Wuhan es cosa que difícilmente se puede dudar aunque no haya pruebas concluyentes. Eso no significa que sea un virus de laboratorio, aunque tal vez no entienda usted la diferencia. Que China tuviera de antemano la vacuna es una posible explicación a la de otra manera inexplicable bajísima incidencia del virus en el primer país que tuvo que enfrentarse a él. Pero busque, busque mi comentario. Que lo veamos todos.

          Responder

          Denunciar comentario

          2

          0

      • jorgeplaza jorgeplaza 06/08/21 07:50

        ¿Y cómo sabes que no me han nombrado?

        Responder

        Denunciar comentario

        7

        3

  • MIglesias MIglesias 05/08/21 22:27

    A los sexagenarios nos han vacunado con la vacuna que más tiempo tiene entre dosis y más tiempo tarda en conseguir la inmunidad, a pesar de ser uno de los grupos de más riesgo cuando debería haber sido al revés. En mi caso la segunda dosis fue la semana pasada, por cierto, dos horas y media de cola (gracias, Ayuso), lo que me condena a pasarme otro verano encerrada mientras cuarentones y cincuentones llevan meses liberados.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 4 Respuestas

    1

    6

    • jorgeplaza jorgeplaza 05/08/21 23:57

      Eso no es del todo cierto. Yo soy sexagenario (68, aunque preferiría ser cuarentón), vivo en Madrid y me vacunaron con Pfizer con un intervalo exacto de veintiún días. En La Paz, los días 30 de abril y 21 de mayo. Mi mujer, que es de mi edad aunque tampoco le guste, exactamente lo mismo, solo que un día antes. No conseguí entender por qué ponían la vacuna que ponían, ni cuándo, ni dónde. Tengo conocidos a los que les ha tocado Astra, a otros Pfizer y creo que hasta Moderna. Y no se siguió un orden de edades nada riguroso.

      Responder

      Denunciar comentario

      Ocultar 3 Respuestas

      5

      2

      • MIglesias MIglesias 06/08/21 01:48

        El protocolo era AstraZéneca de 60 a 69 y es la que nos han puesto a la mayoría de ese grupo de edad, con excepciones. El porqué ya es otro cantar.

        Responder

        Denunciar comentario

        Ocultar 2 Respuestas

        1

        7

        • jorgeplaza jorgeplaza 06/08/21 19:25

          ¿Cuál cantar?

          Responder

          Denunciar comentario

          Ocultar 1 Respuestas

          0

          1

          • MIglesias MIglesias 06/08/21 20:59

            Si lo supiera ya se lo habría dicho, solo tengo impresiones.

            Responder

            Denunciar comentario

            1

            0

 
Opinión