LA PORTADA DE MAÑANA
Ver
Así camuflan los diputados los datos sobre sus intereses económicos y esconden su agenda de reuniones

CASO ERE

“Un antes y un después”: el PSOE-A espera recuperar "crédito y confianza" tras las revisiones del TC

La ex consejera de Hacienda y Administraciones Públicas de la Junta de Andalucía, Carmen Martínez Aguayo, llegando al juicio del 'caso ERE'.

El PSOE de Andalucía lleva años sumido en una difícil y dura travesía por el desierto. La federación con más militantes de toda España y la que fuera locomotora de votos a nivel nacional sigue alicaída. Y en la mochila lleva especialmente una piedra de enormes dimensiones que le hizo derrumbarse: el caso de los ERE. Pero ahora ve luz con la revisión por parte del Tribunal Constitucional de algunas condenas de ex miembros de los gobiernos de Manuel Chaves y José Antonio Griñán.

“Hay un antes y un después”, afirman de manera rotunda en la actual dirección del socialismo andaluz. El Tribunal Constitucional exoneró este miércoles parte de la malversación al exconsejero de Empleo de la Junta de Andalucía Antonio Fernández, quien está en prisión. De esta manera, la Audiencia de Sevilla tendrá que dictar una nueva sentencia que rebaje su pena de cárcel (fue condenado a siete años y once meses de cárcel por un delito continuado de prevaricación en concurso con malversación).

Además, el Alto Tribunal decidió en el Pleno anular la malversación de Carmen Martínez Aguayo, exconsejera de Economía y una de las personas políticamente más cercanas a Griñán. Ella goza ahora de un tercer grado penitenciario y fue condenada en su día a seis años de prisión y quince de inhabilitación. A esto se une que se han estimado parcialmente los recursos del exconsejero Francisco Vallejo y del ex viceconsejero Jesús María Rodríguez Román. Esa revisión del Constitucional afectó hace unas semanas también a la exministra Magdalena Álvarez, a quien se le ha anulado de forma parcial la condena. Las decisiones suponen un correctivo al Tribunal Supremo, cuyos argumentos desmonta ahora el órgano presidido por Cándido Conde-Pumpido.

"Ya no pueden disparar hacia arriba"

En las calles de Ferraz y de San Vicente ven de máxima importancia las decisiones del Constitucional respecto a los antiguos altos cargos del PSOE andaluz, cuyas condenas fueron clave para la llegada del PP al Gobierno de la Junta de Andalucía. Creen que de esta manera se cae el argumentario de los populares de la “rama política” de este caso de corrupción. “Ya no pueden disparar hacia arriba”, indican fuentes socialistas.

La actual dirección socialista se está moviendo a raíz de las decisiones que está tomando el Constitucional. Los servicios jurídicos del PSOE-A están trabajando y recopilando información y noticias de cara a futuras actuaciones en los tribunales. La orden que ha dado Juan Espadas es clara: se querellarán cuando dirigentes de otros partidos hagan referencias que no se ajusten a la realidad judicial respecto a los ERE y la corrupción. Según fuentes del socialismo andaluz, esto se podría hacer a través del delito de incitación al odio o el de calumnias. “La voluntad del partido es ir a los tribunales a defender la dignidad del partido. Ya está bien”, añaden desde San Vicente.

Sin pronósticos electorales, pero ánimo moral

¿Y estas decisiones del Tribunal Constitucional pueden ayudar a que el PSOE-A se recupere electoralmente? Varios de los dirigentes más importantes de socialismo andaluz no se atreven a hacer ningún tipo de pronóstico y dicen que no se puede medir en estos momentos. Uno de los grandes problemas en las urnas para el socialismo andaluz es que parte de su electorado se queda en casa. Nadie hace pronósticos. Uno de los principales dirigentes del sur contesta a la pregunta así: “No creo personalmente que eso se tradujera en papeletas ahora. Han sido tantos años del PP martilleando con un relato tan duro… Pero es muy importante moralmente. Para los implicados, para sus familias, para todos los militantes”. Desde la dirección del PSOE andaluz sostienen: “No se pueden sacar extrapolaciones. Hay un antes y un después con la sentencia del Constitucional. Para el PSOE-A hay una oportunidad de recuperar nuestro crédito y la confianza que se perdió con la sentencia del Supremo”. “Nosotros nos tragamos esa decisión y no dijimos lo que está diciendo ahora el PP sobre el Tribunal Constitucional”, reflexionan las fuentes.

Esta idea se repite entre los altos cargos del PSOE andaluz, ese concepto de “reparación moral”. Un soplo de aire fresco para un partido al que siempre le sacan en cada intervención todavía en el Parlamento o en los ayuntamientos ese caso. Y, sobre todo, sirve para separar la parte de los “golfos”, como señala un dirigente, de las direcciones del partido. Es acabar con esa imagen de estructura de corrupción desde el propio Gobierno.

En el PSOE andaluz hay también unanimidad respecto a que ahora toca hacer una gran labor pedagógica, visibilizar las decisiones del Constitucional y lo que suponen, rebatir esa estampa de gran corrupción, asentar esa idea de que se viene abajo el relato del PP sobre un gran complot socialista en esa pieza política. Fuentes de la dirección del sur aterrizan: “Han sido muchos años de martilleo del PP con una tesis. Esto requiere mucha explicación por parte de los socialistas”.

El PP se lanza contra el Constitucional

Los socialistas también son conscientes de que el PP se va a mover mucho en el relato y en los medios para que siga instalada esa idea de corrupción política por parte del PSOE andaluz. La número dos de los populares a nivel nacional, Cuca Gamarra, indicó este miércoles que la revisión del Constitucional “sorprende a toda la sociedad”, lo que hace que los ciudadanos “tengan dudas” sobre este órgano. De esta manera se continúa la estrategia emprendida por Alberto Núñez Feijóo de poner en el disparadero este tribunal, donde tiene ahora mayoría el bloque progresista. Esta idea se está cultivando de cara también al futuro recurso de la ley de amnistía que sigue postergando Génova 13. En esta línea dura también se mostró el portavoz popular en el Congreso, Miguel Tellado, que indicó que es “tremendamente grave” la “utilización”del TC para “exonerar responsabilidades penales”.

El líder del PSOE-A y portavoz nacional en el Senado, Juan Espadas, exigió este miércoles  “respeto, seriedad y rigor” al Partido Popular, además de pedir que “deje de mentir”: “La Justicia en España y los tribunales no son a la carta”. “El PP como mínimo debería guardar un silencio prudente”, remachó, a la vez que puso sobre la mesa su “absoluto rechazo” a las declaraciones de Feijóo y del presidente de la Junta, Juanma Moreno, “deslegitimando y cuestionando la imparcialidad del Constitucional, el máximo órgano de control y de garantía de los derechos en nuestro país”. “Gravísimo”, resumió.

En rojo está marcado en el calendario el Pleno del Tribunal Constitucional del día 16 de este mes, pues en el se analizarán los recursos de amparo de Manuel Chaves y José Antonio Griñán. Se espera también una resolución en línea de lo que ha venido expresando el intérprete de la Carta Magna. De esta manera, el PSOE andaluz emprende una nueva etapa donde espera recuperarse moralmente y socialmente.

Más sobre este tema
stats