La portada de mañana
Ver
La red infinita del lobby de la vivienda: fondos, expolíticos, un alud de 'expertos' y hasta un pie en la universidad

El futuro de la izquierda

La dirección madrileña de IU choca con Garzón por alinearse ya con Podemos de cara a la confluencia

Alberto Garzón conversa con Pablo Iglesias delante de Íñigo Errejón.

El terremoto que provocó en la izquierda la alianza entre la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, y el ex número dos de Podemos, Íñigo Errejón, sigue generando réplicas dos semanas después. Una de las afectadas por ellas es IU, que ahora tiene un papel central en el nuevo proceso de negociaciones abierto para buscar una candidatura unitaria a la izquierda del PSOE. La dirección federal, liderada por Alberto Garzón, apuesta por alcanzar un acuerdo con Podemos respetando la marca Unidos Podemos para, una vez suscrito, negociar con Errejón, la misma estrategia que promueve el partido morado. Pero IU Madrid rechaza dar prioridad a Podemos y está hablando, además de con la formación liderada por Pablo Iglesias, con Más Madrid.

Desde que estalló la crisis en Podemos con la salida de su antiguo número dos, IU ha tratado de situarse en una posición central para reconstruir la alianza de las fuerzas a la izquierda del PSOE. Mientras el partido morado buscaba un plan para remozar su estrategia, la federación madrileña de IU iniciaba esta semana una ronda de reuniones con todos los partidos susceptibles de integrar una lista unitaria. La organización ha mantenido encuentros de carácter exploratorio con Equo, Anticapitalistas, Podemos y Más Madrid por separado y, además, ha convocado para el próximo lunes una reunión con todas esas fuerzas a la izquierda del PSOE para valorar las posibilidades de conformar una lista única.

No obstante, Podemos ya ha confirmado que no acudirá a ese encuentro, al que sí irán Equo, Anticapitalistas y Más Madrid. Tras una semana de cierre en banda, el partido morado se abrió hace unos días a negociar con Errejón, pero con condiciones claras: su plan pasa por presentarse a las elecciones como Unidos Podemos, por lo que Podemos quiere pactar primero con IU y, solo cuando este acuerdo esté suscrito, tratar de integrar a la formación de su ex número dos en la candidatura. La dirección federal de IU que lidera Alberto Garzón está de acuerdo con ese movimiento, pero la federación madrileña de IU no, y la reunión multilateral, por el momento, sigue convocada, en lo que supone un desafío a la directriz impulsada por Garzón.

Las federaciones regionales de IU cuentan con autonomía para decidir su política de pactos de cara a las elecciones, pero lo cierto es que la dirección federal está presionando para que IU Madrid se pliegue a su estrategia de priorizar el pacto con Podemos. Este mismo jueves, la ejecutiva federal liderada por Garzón hizo público un comunicado en el que recordaba que el año pasado firmó con Podemos un "acuerdo marco" para "consolidar el espacio de Unidos Podemos" de cara a las próximas elecciones. "Seguimos manteniendo la apuesta no sólo para revalidar los gobiernos actuales, sino también para incrementar el número de hombres y mujeres de IU en las instituciones", planteaba la dirección en su texto.

El mensaje es claro: para IU, la marca Unidos Podemos sigue teniendo validez y debe seguir siendo la fórmula con la que presentarse a los próximos comicios, y eso implica llegar a un acuerdo con Podemos y ofrecer posteriormente a fuerzas como Más Madrid la posibilidad de integrarse. "El espacio de Unidas apostamos por una candidatura conjunta en la Comunidad de Madrid y en el resto del Estado que, partiendo de acuerdos previos y sólidos con Podemos en cada territorio, se abra a más actores políticos y sociales", deja claro a este respecto el comunicado, que tacha –sin mencionarla– a Más Madrid de "aventura personalista que erosiona la unidad y la confianza de quienes esperan y necesitan mucho más" de las fuerzas de izquierda.

IU Madrid rechaza los "acuerdos previos" con Podemos

Por el contrario, IU Madrid rechaza la estrategia de priorizar el acuerdo con Podemos y tampoco ve clara la opción de utilizar la marca de Unidos Podemos en las próximas elecciones. Fue el secretario general del PCM, Álvaro Aguilera, que está coordinando las negociaciones con otras fuerzas por parte de la federación madrileña de IU, quien hizo pública esta discrepancia hace unos días, cuando afirmó que la fórmula no es "viable" para las elecciones autonómicas. "Hay que superar y trascender el marco de Unidos Podemos en el ámbito de la Comunidad", aseguró Aguilera.

El planteamiento de IU Madrid no tiene que ver con que la dirección madrileña tenga postulados más próximos a Errejón y Carmena que los que defiende Garzón –la federación, de hecho, ha chocado en reiteradas ocasiones con la alcaldesa durante la última legislatura en Madrid por algunas de sus decisiones–. Se trata, explican fuentes de la dirección regional, de una cuestión estratégica, ya que IU Madrid entiende que condicionar cualquier acuerdo con otras fuerzas a pactar primero con Podemos supone subordinar su estrategia negociadora a la del partido morado. "Nosotras buscamos el máximo de unidad, y lo hacemos de forma autónoma y leal, pero de ningún modo subordinada", sostienen estas fuentes.

Eso implica "que nadie se integre en nadie", apuntan. Y, por ello, la apuesta de la federación madrileña tampoco es incorporarse a Más Madrid, como pretende Errejón, que afirma que su nueva marca es una "plataforma" en la que deben reunirse tanto los partidos a la izquierda del PSOE como ciudadanos sin adscripción partidaria. Para IU Madrid, lo ideal sería conformar una candidatura con una fórmula que englobe a Podemos, IU, Equo y Más Madrid y así evitar utilizar cualquiera de sus marcas. "Ninguna de ellas suman lo suficiente y deberían ser partes de algo mayor", afirma un dirigente.

IU descarta confluir con Errejón tras su negativa a pedir la paralización de la operación Chamartín

IU descarta confluir con Errejón tras su negativa a pedir la paralización de la operación Chamartín

IU Madrid hará su propuesta en la reunión del lunes

Así las cosas, la reunión del próximo lunes se perfila como clave para marcar el camino que seguirán las negociaciones. Por el momento, ni Podemos ni Más Madrid renuncian a que su marca sea la que aparezca en la papeleta de las próximas elecciones, si bien IU Madrid confirmó este viernes que presentará "un documento político" con una propuesta de mínimos "políticos, programáticos, democráticos y metodológicos sobre los que podría cimentarse, en su caso, un proceso de confluencia".

Por el momento, las posiciones entre las formaciones son lejanas, aunque IU se encuentra en una buena posición para sus intereses a la hora de conformar las listas para las próximas elecciones. Si terminara pactando con Errejón para las autonómicas, Podemos se quedaría solo, lo que implicaría una sombría perspectiva electoral que podría forzarles a terminar acercándose a Más Madrid. Por el contrario, si IU decidiera ir a las elecciones con Podemos, quien sufriría un golpe serían Carmena y Errejón, que perderían tanto una parte de los votos como el apoyo del aparato organizativo y logístico de los dos partidos, una baza nada despreciable en la campaña de unas elecciones que se prevén muy reñidas.

Más sobre este tema
stats