el futuro del PP

Santamaría y Cospedal batallarán por liderar el PP

Santamaría y Cospedal en el acto central de la fiesta de la Comunidad de Madrid.

La eterna batalla entre María Dolores de Cospedal (Madrid, 13 de diciembre de 1965) y Soraya Sáenz de Santamaría (Valladolid, 10 de junio de 1971) dentro del Partido Popular se juega desde este martes a lo grande. Ambas pelearán para suceder a Mariano Rajoy, el hombre junto al que ambas han hecho el grueso de su carrera política. El escenario no deja de preocupar en las filas conservadoras, que temen una batalla dura y cierra de un portazo la pretensión de destacados dirigentes de que al cónclave llegase un único candidato "de consenso". 

La secretaria general del PP se presenta como la persona que ha dado "la cara" por la formación; la exvicepresidenta, como "una militante más". Por primera vez en la historia, el PP ha introducido en el sistema de elección de su líder el voto directo de los militantes en la primera fase del proceso, lo que implica que el control de las direcciones regionales, de los barones, es reducido. Todo, pues, está abierto.

A algo más de 24 horas para que culmine el plazo para la presentación de candidaturas al XIX Congreso Extraordinario del PP el panorama de las candidaturas empieza a despejarse. La exvicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, fue la primera en dar el paso. Lo anunció en su perfil de la red social Twitter.

 

"Soy una militante más", se presentó la ex mano derecha de Mariano Rajoy en la Moncloa a las puertas de la Cámara Baja. La escena era totalmente opuesta a la que escogió su rival. Ella, en la calle, rodeada de micrófonos ante el Congreso, donde lideró la oposición. La todavía secretaria general, arropada por la plana mayor de los conservadores de Castilla-La Mancha en un hotel.

"Que sepan que pueden contar conmigo"

Santamaría evitó entrar a marcar las diferencias entre su proyecto y el de Cospedal. Es algo, dijo, que tendrán que decidir los afiliados.

La exvicepresidenta desvinculó su decisión de la negativa de Feijóo a dar el paso. "Siempre he respetado mucho a Alberto Núñez Feijóo y he respetado su decisión y he tomado la mía", señaló.

Ante el temor instalado en el partido de que van a una especie de "guerra", Santamaría intentó llamar a la calma. "Somos todos compañeros", defendió.

La ex número dos del Gobierno de Rajoy definió al PP como "un partido fuerte, con vocación mayoritaria, que sabe gobernar" y que tiene buenas ideas para España.

"Cuento con todos, pero también sepan que pueden contar conmigo", dijo a los militantes.

Mientras, a las 11.00 de la mañana, estaba prevista una Junta Directiva del PP de Castilla-La Mancha, presidida por María Dolores de Cospedal, en la que sus fieles esperaban que diese el paso para rivalizar con su eterna enemiga interna en las filas conservadoras. Y así fue. La secretaria general del PP recurrió a su trayectoria en el partido y en el Gobierno para justificar su decisión. "Conozco muy bien este partido y no hay un día en el que no me llene de orgullo", dijo. Lo hace, para recuperar la hegemonía del centroderecha español y "para ganar, para ganar, para ganar". 

Cospedal: "Juntos lo conseguiremos"

"Me presento porque sé que juntos lo conseguiremos", dijo entre aplausos de la Junta Directiva de la formación regional que preside celebrada en un hotel de Toledo. "Quiero ser la primer mujer que lidere el Partido Popular y quiero ser la primer mujer que presida el Gobierno de España". Seguía la ovación. Los estatutos del Partido Popular establece que el líder electo de la formación es también el candidato a las elecciones generales.

"Ha llegado el tiempo y el momento de la mujer", dijo Cospedal.

"He dado la cara y siempre la daré"

En principio, su comparecencia estaba prevista a puerta cerrada. Las conclusiones del encuentro se trasladarían después a los informadores. Pero tras el anuncio de la exvicepresidenta, se rectificó. La intervención de la secretaria general iba a hacer una intervención en abierto. Pocas dudas había ya del paso que iba a dar.

Cospedal aseguró que en ocasiones se había equivocado, pero subrayó que siempre había defendido las siglas de su partido. "Me he enfrentado a individuos que ensuciaron con sus delitos las siglas de nuestro partido", dijo en alusión a los escándalos de corrupción.

Dardos contra Santamaría

En su mensaje no faltaron los dardos hacia la que será su rival más dura. "He dado la cara y siempre la daré. Me la han partido. Pero siempre me he vuelto a levantar y lo seguiré haciendo", añadió. Los defensores de la secretaria general destacan que ella ha estado con el partido siempre, a las duras y a las maduras. Y que Santamaría se ha puesto "de perfil" cuando las cosas se han puesto feas.

Cospedal aseguró que sabe liderar equipos e integrar y que combinará experiencia y juventud. Y ofreció su "mano firme contra la corrupción". También aprovechó para desmentir que se presentase contra alguien. En las últimas semanas, en sectores conservadores se extendió la idea de que si Alberto Núñez Feijóo no daba el paso para rivalizar con Santamaría, lo haría ella para cerrar el paso a su enemiga interna.

Espantada de Feijóo

Estos movimientos se producen pocas horas después de que el presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo dejase boquiabiertos a sus compañeros de partido rechazando dar el salto a la política nacional con el argumento de que tiene un compromiso con los gallegos hasta 2020, fecha de las autonómicas.

Parelamente, el vicesecretario de Comunicación del PP, Pablo Casado, sorprendió el lunes al presentar su candidatura, que se une a otras tres ya confirmadas: el exministro José Manuel García-Margallo, el diputado José Ramón García-Hernández y el militante valenciano José Luis Bayo.

Tanto Cospedal como Casado renunciarán a sus cargos en la dirección nacional del partido en cuanto sean proclamadas sus candidaturas de forma oficial.

La campaña arranca el 23 de junio

El plazo de presentación de precandidaturas quedó abierto desde este lunes a las 12:00 horas hasta las 14.00 horas del 20 de junio. La Comisión Organizadora proclamará a los precandidatos presentados el día 22 de junio, y convocará la campaña electoral interna desde las 10.00 horas del día siguiente, 23 de junio, hasta las 24 horas del 4 de julio.

Los afiliados podrán inscribirse para participar en la elección del presidente del PP desde este mismo lunes hasta las 14.00 el 25 de junio y para participar como compromisario en el Congreso hasta el 29 de junio a la misma hora. Todas las asambleas se celebrarán el jueves 5 de julio, desde las 09:30 hasta las 20:30 horas. En estas asambleas se votará en dos urnas. En una, a los precandidatos; en otra, a los compromisarios.

Sin movilización

Hasta la fecha, diferentes direcciones regionales consultadas por este diario admitían que no había mucha movilización. Se espera que esto cambie a partir de ahora, cuando ya se han destapado las cartas de los posibles sucesores de Rajoy.

"Si alguno de los precandidatos obtuviese más del 50% del total de los votos válidos emitidos por los afiliados, hubiese logrado una diferencia igual o superior a 15 puntos sobre el resto de precandidatos y hubiera sido el más votado en la mitad de las circunscripciones será proclamado ante el Congreso como candidato único a la presidencia del partido", figura en los estatutos. De lo contrario, van al congreso los dos precandidatos con más votos.

El congreso está previsto para los días 20 y 21 de julio. Se celebrará en Madrid

Mariano Rajoy se reincorpora a su plaza de registrador de la propiedad en Santa Pola (Alicante)

Mariano Rajoy se reincorpora a su plaza de registrador de la propiedad en Santa Pola (Alicante)

Más sobre este tema
stats