Librepensadores

Carta abierta de un militante de Podemos

Txema Gómez Olleta

Soy un militante de base de un círculo de Podemos. No tengo apellido: ni soy pablista, ni errejonista ni anticapitalista.

Algunos compañeros más y yo nos sentimos estupefactos con muchas de las intervenciones públicas que miembros de Podemos están teniendo.

No me imaginaba yo que el secretario general de Podemos y otros dirigentes del partido iban a tener que comunicarse con cartas públicas, manifiestos y tuits. ¿Por qué quieren que veamos lo que se dicen?

En las últimas votaciones, donde cerca de cien mil inscritos nos hemos tirado a la piscina, nos hemos mojado, yo preferí la propuesta de "Recuperar la ilusión". Me pareció la mejor y además me pareció una forma de responder a lo que en ese momento me parecía un órdago lanzado por Pablo Iglesias. Por eso estoy parcialmente satisfecho con los resultados. Solo estaría completamente satisfecho si hubiera ganado la propuesta que voté.

Aquella votación se cerró, cada uno podrá sacar las conclusiones que quiera, pero que nadie negocie con mi voto.

Sigo sin tener apellido y nunca lo tendré. Mañana, a lo mejor voto las propuestas de Pablo o Miguel Urbán. En las elecciones al Consejo Ciudadano de Madrid no voté ninguna propuesta porque no encontré diferencias sustanciales. Sin embargo, me reuní con algunos compañeros del círculo y elegimos votar a personas de ambas listas, a aquellos que conocíamos y que por su trayectoria política y de compromiso nos parecían los mejores.

Por cierto, a José Manuel López no lo voté y hoy, también, él me deja estupefacto con sus declaraciones.

¿El cargo era suyo? ¿Tienen los cargos un periodo de caducidad como los yogures y al suyo todavía no se le había pasado la fecha? Entiende José Manuel que a ti te ha relevado de sus funciones un órgano al que elegimos todos los inscritos en Madrid y que nos representa. No confundas las cosas y respeta a los que hemos elegido a ese Consejo Ciudadano.

¡Basta de tonterías! Ahora lo que toca es trabajar y debatir. Debatir para crear propuestas, debatir para consensuar las que se puedan, debatir en los círculos, en las redes y en la calle para elegir las mejores.

Se trata de encontrar entre todos cuál es el camino por el que se llega antes para cambiar este país; para que millones de personas no sufran las consecuencias de la crisis, para que las malas artes con que se nos ha tratado a todos (recortes, despidos baratos, contratos basura, etc.) no se instauren como costumbres. En definitiva, para que se pueda poner en marcha un programa como el que establecimos para las elecciones del 26J.

Para buscar el camino no se necesitan acuerdos entre "corrientes", sino sintonizar miles de inteligencias. Y, ¡cuidado!, en Podemos existen miles de inteligencias, también sin apellido, capaces de elegir el camino y de poner también a cada uno en su sitio.

Debatamos, debatamos, compañeros. _____________________

Txema Gómez Olleta es socio de infoLibre

Militantes de Podemos piden a Iglesias y Errejón acabar con la "permanente crisis interna"

Militantes de Podemos piden a Iglesias y Errejón acabar con la "permanente crisis interna"

Más sobre este tema
stats