Purga en la Agencia Tributaria

Inspectores y técnicos alertan de “abuso de poder” en la Agencia Tributaria en plena ola de ceses

Hacienda trata como pluriempleados a los trabajadores sujetos a ERE

En la Agencia Tributaria (AEAT), que el director nombre en los puestos principales a personas de su confianza es algo habitual. director Tanto, que la mitad de los 1.500 inspectores, entre 700 y 800 según el sindicato de inspectores IHE, tienen un puesto de libre designación. Pero cesar de forma fulminante o encubrir los ceses como dimisiones, es menos frecuente. Eso es, sin embargo, lo que está pasando en la AEAT, según señalan fuentes de los sindicatos de inspectores y técnicos que alertan del riesgo de  "abuso de poder" en el organismo.

Los sindicatos están en pie de guerra tras el cese fulminante de la inspectora encargada de sancionar a la cementera Cemex y las dimisiones de Ignacio Ucelay (su superior) y del director de la Inspección Luis Jones. La situación en la Agencia se ha enconado más si cabe por la ola de destituciones recién anunciada,

que afecta a las delegaciones de Castilla y León, Cantabria y Galicia. Desde junio, cuando se nombró nuevo director general de la Agencia a Santiago Menéndez en sustitución de Beatriz Viana, se han cesado y nombrado 29 cargos de confianza. Son 90 menos, subrayaron fuentes de la Agencia Tributaria, de los que cambió Luis Pedroche (primer director nombrado por el Gobierno socialista de Zapatero) entre abril de 2004 y marzo de 2006.

El Ministerio de Hacienda atribuyó los ceses decididos por el nuevo director de la AEAT a una "reorganización decidida por el nuevo director para formar su equipo". Pero la cascada de ceses y nombramientos ha enconado las críticas.

Delegaciones especiales

Los destituidos son los delegados especiales de Galicia, José Luis Rodríguez Díaz; de Castilla y León, Miguel Santos Barrueco, y de Cantabria, Adrián Montejo Jiménez. Además, Menéndez decidió el nombramiento de Luis María Sánchez González como nuevo director de Inspección Financiera y Tributaria (sustituye al dimitido Luis Jones) y de Eduardo Córdoba Ocaña como jefe en la Delegación Central de Grandes Contribuyentes en sustitución del también dimitido Ignacio Ucelay.

Fuentes del sindicato de técnicos Gestha destacaron que Menéndez ha lanzado en las últimas semanas, con los ceses de la inspectora Dolores Linares y las dimisiones de Ucelay y Jones un mensaje muy claro: quien desobedezca, será cesado fulminantemente.

La acumulación de poder y el no garantizar la imparcialidad y la objetividad, según las fuentes sindicales consultadas, abona el terreno para que se den situaciones "de abuso de poder".

Es un problema grave porque afecta a organismos como la delegación de Grandes Contribuyentes, encargada de investigar a las 3.000 mayores empresas del país, a las que venden más de 100 millones al año y a las grandes fortunas mayores empresas(patrimonio individual neto superior a 10 millones e ingresos de más de un millón al año).Intereses políticos

La pelea es dura. Fuentes de Hacienda aseguran que hay intereses políticos detrás, intereses políticosintentando aprovechar polémicas forzadas como las actuaciones en torno al caso Nóos o la dimisión de la anterior directora Betraiz Viana tras los errores registrales en torno a las propiedades de la infanta Cristina de Borbón.

En la pugna, los datos se emplean como estiletes. El sindicato de inspectores, además de denunciar que entre 700 y 800 inspectores han sido colocados por libre designación en ocho años, sostiene que en el último año y medio se han registrado 310 ceses.

Los datos (y los tiempos de la Agencia Tributaria) son otros. Según uno de sus portavoces, los ceses desde diciembre de 2011 apenas superan el centenar. ¿Por qué los sindicatos triplican la cifra? Porque cuentan como ceses acciones que no lo son en realidad: para nombrar a alguien en un nuevo puesto, explican fuentes de AEAT, antes hay que cesarlo en el BOE.

La Agencia Tributaria discute también los datos de inspectores colocados mediante libre designación. Frente al 50% en ocho años que denuncia IHE, la Agencia Tributaria aclara que entre noviembre de 2011 y noviembre de 2013, las libres designaciones cayeron en un 1,5% frente al periodo abril 2004-noviembre 2011 (Gobiernos socialistas), donde crecieron un 18,2%. Pero no hay números absolutos.

El director de la Agencia Tributaria destituye a los delegados de Galicia, Castilla y León y Cantabria

Más sobre este tema
stats