x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Muros sin Fronteras

¿No queríamos ser daneses? Pues empieza el juego

Publicada el 24/12/2015 a las 06:00

¿No queríamos ser daneses? Pues empieza el juego

¿No queríamos ser daneses? Pues empieza el juego

Aún no está claro si tenemos un escenario político italiano sin italianos o uno danés sin daneses. De momento solo sabemos que estamos ante un escenario nuevo lleno de españoles. Si quiere estar informado de todo lo que va a pasar en España en las próximas semanas, vean la serie danesa Borgen.

Gobernar democráticamente es un arte que se aprende gobernando democráticamente. No hay ciencia infusa. Consiste en situar el bien común por encima del propio, escuchar a los contrarios y rivales, y a la ciudadanía, no sentirse en posesión absoluta de la verdad revelada y alcanzar acuerdos en aras del interés general. Es algo que funciona en la mayoría de los países en los que no hay mayoría absoluta. Hasta el 20-D, España era una rareza europea junto a Rumanía y Rusia, otros países sin gobiernos de coalición y sin una excesiva tradición democrática.

Quizá sea la educación autoritaria, el aplastamiento del orden y mando, la que nos empuja detrás de liderazgos fuertes. Un líder sin controles ni contrapesos tiende al bien común de sus votantes con el único objetivo de permanecer en el poder. Los liderazgos negociados tienden a ganarse el voto de la mayoría de los ciudadanos, más allá de las fronteras ideológicas o clientelares de su partido.



Lo fácil es tener una mayoría absoluta en el Parlamento, aprobar leyes sin negociar con nadie, ocupar el Tribunal Supremo y el Constitucional, colocar jueces amigos al frente de las causas de corrupción que nos puedan afectar, convertir la televisión pública en un aparato de propaganda de partido. Lo difícil es saber escuchar, ceder, pactar, respetar la división de poderes del Estado, ser implacable con la corrupción, dimitir (que ya sabemos que no es un nombre ruso).

24 de los 28 países que componen la UE tienen gobiernos de coalición

En Alemania han ensayado varias veces el Gobierno de demo-social-cristiano junto al principal partido de la oposición, el socialdemócrata. Lo llaman la Gran Coalición  y suele ser útil en tiempos de una grave crisis; sucedió en el Reino Unido durante la II Guerra Mundial. En Austria también existe una gran coalición entre la derecha y la izquierda, aunque ambos perdieron apoyos en las elecciones de 2013.

Este tipo de coalición entre el más votado y el segundo reducen la oposición, interpretada por los partidos pequeños. No hay alternancia exterior a los coaligados y pone sordina al debate de los asuntos más peligrosos para el gobierno. Desaparece el verdadero control de sus acciones.

Lo más frecuente son las coaliciones de tres o más partidos. Sucede en Bélgica donde hay un delicado equilibro territorial entre flamencos y valones. Allí gobiernan cuatro partidos: Demócrata Cristianos flamencos, el Movimiento Reformista, liberales flamencos y la nueva alianza flamenca.



En España tenemos numerosas experiencias autonómicas, más allá del tripartito de izquierdas en Catalunya o el bipartito gallego entre el PSOE y el BNG. El PP esgrime ambas experiencias como ejemplos de inestabilidad y mal gobierno.

Politikon publicó tras las elecciones autonómicas del 24 de mayo un estudio sobre las coaliciones, en el que informa de que entre los 170 gobiernos analizados, el 39,4% estaba formado por un partido con mayoría parlamentaria suficiente; el 34,1% por una coalición y el 26,5% se mantenía en el poder en minoría. Estos últimos exigen esfuerzo, talento y práctica porque el Gobierno afectado debe negociar cada asunto que desea sacar adelante.

También es frecuente que los partidos lleguen a acuerdos en algunos temas y aparquen aquellos en los que existe divergencia. Es decir sería posible un gobierno minoritario PSOE-Ciudadanos apoyado por Podemos en aquellos asuntos que tienen que ver con la lucha contra la corrupción, regeneración democrática, la derogación de las leyes abusivas, como la mordaza, o dañinas como la de Educación, y reforma constitucional, mientras que para los asuntos económicos, de ajuste exigido desde Bruselas, se apoye en el PP. Este sería un escenario muy maduro que difícilmente se dará en España.



La necesidad de coaligarse genera una cultura de consenso político, como la que hubo en España en los primeros años de la transición con los pactos de la Moncloa. En España la ley electoral beneficia a los dos partidos grandes, ya que premia a las circunscripciones pequeñas y medianas en detrimento de la las áreas más urbanas y habitadas. De las primeras surgen cerca de la mitad de los escaños. Este sistema ha funcionado desde 1977 en forma de dos partidos turnantes, primero UCD-PSOE y después PSOE-PP. Con el 20-D entran en el Parlamento dos partidos nuevos. Ahora son cuatro los que superan el 15% de los votos. Es una situación inédita en España, pero no en Europa.

En Grecia, que es un país comparable a España en cuanto a la debilidad de sus instituciones, gobierna una coalición de izquierda llamada Syriza aliada a su vez con un partido de derechas nacionalista. En la avanzadísima Finlandia, ejemplo a seguir según muchos analistas, existe una coalición de tres partidos: centro derecha, conservadores y extrema derecha (llamada: los Verdaderos Finlandeses). El ascenso de las opciones xenófobas es una constante en los países nórdicos, y una realidad en Francia, donde el Frente Nacional es la fuerza más votada.



En Dinamarca, donde se desarrolla la serie Borgen, que ya deben estar devorando los líderes políticos españoles, lo normal es pactar. Ningún partido danés ha conseguido la mayoría absoluta desde 1909. En las últimas elecciones, el centro derecha liderado por Lars Lokke Rasmussen sustituyó al centro izquierda de la primera ministra socialdemócrata Helle Thorning-Schmidt, quien dimitió pese a que su partido subió en votos porque bajaron sus socios. En Dinamarca también es habitual haber marcharse del cargo.

Cerca de España tenemos el ejemplo de Portugal, pese a la victoria del centro derecha de Passos Coelho, hoy gobierna una coalición de tres partidos de izquierda que parecía imposible juntar bajo un mismo objetivo. Los célebres mercados han aprendido también algunas cosas en los últimos meses, sobre todo en Grecia y Portugal: es mejor cooptar a los partidos de izquierda y dejarles jugar dentro del sistema, que dejarlos fuera en un momento de fuerte rechazo social a las políticas de ajuste.

Más contenidos sobre este tema




34 Comentarios
  • Jaca1930 Jaca1930 27/12/15 18:48

    Según se desprende de algunos comentarios, debemos estar todos tan contentos con esta estupenda Unión Europea (en las que las desigualdades van en aumento y los derechos sociales en retroceso), que la gran coalición PP-PSOE-Ciudadanos es lo que más nos conviene. Seguro que así alcanzaremos más pronto que tarde la felicidad de la que gozan en Dinamarca, en Finlandia y similares. Aunque es posible que a nivel individual nos cueste mentalizarnos de que hay que ser honestos, íntegros, solidarios...  y a nivel de partidos políticos a comprender el significado y a ejercitar eso que se conoce como "democracia interna". A nivel económico me abstengo de opinar, porque "los mercados"  ya opinan por mí y por todos, y su palabra es la ley, como decía aquella canción. 

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 6 Respuestas

    0

    0

    • cepeda cepeda 28/12/15 12:10

      Si tienes una alternativa mejor a la actual UE no se porque te la callas. Si tienes una alternativa mejor dinos cuál es... y lo discutimos.

      Responder

      Denunciar comentario

      Ocultar 5 Respuestas

      0

      0

      • Jaca1930 Jaca1930 29/12/15 11:29

        Pese a la confianza que me inspira su tuteo, permítame hablarle de usted. Verá, la alternativa a la actual Unión Europea debería ser (en mi modesta opinión, claro está), una en la que, a la espera de que usted me de las suyas, ocurrieran entre otras cosas, las tres siguientes: 1. Que los ciudadanos no tuviéramos la sensación, o más bien la certeza, de que se nos ha metido en un macro-club financiero, majeado a su antojo por las élites económicas (y no solo las alemanas); 2. Que resultase ser verdaderamente "Unión", con políticas sociales unificadas, por las que el equilibrio de las fuerzas capital-trabajo resultase justo, y no decantado descaradamente en favor de la primera; y 3. Que la moneda común fuera obligatoriamente única para todos sus miembros, y no existan Estados, como Gran Bretaña, que tengan otra con la que especular en detrimento de la impuesta a la mayoría.

        Responder

        Denunciar comentario

        Ocultar 4 Respuestas

        0

        0

        • cepeda cepeda 29/12/15 13:00

          Veo que su alternativa a la actual UE es una UE que no existe... Eso me tranquiliza un poco porque yo también soy partidario de avanzar hacia una mejor Europa con unión bancaria...etc, etc, etc PERO me temo que antes los países van a tener que hacer importantes reformas internas que no van a gustar a todos... y le pongo un ejemplo de lo que está pasando en España: Todos estamos de acuerdo en que debe haber solidaridad social y entre regiones PERO no estoy muy seguro de que todos estemos de acuerdo con que esa "solidaridad" tenga que ser ETERNA, SIEMPRE EN LA MISMA DIRECCIÓN (es decir en favor de las mismas regiones) Y GRATIS TOTAL... es decir sin la obligación de hacer REFORMAS ESTRUCTURALES que solucionen el problema de fondo que hace que tengan que ser receptores continuos de la solidaridad de otros... Si esto lo entendemos de una vez en España... será más fácil de entender las dificultades que comporta pasar a MÁS EUROPA.... Creo que debería haber sido un tema fundamental en las últimas campañas electorales en España... y no lo ha sido porque a todos les ha interesado más poner el foco en las consecuencias que en las causas....

          Responder

          Denunciar comentario

          Ocultar 3 Respuestas

          0

          0

          • Jaca1930 Jaca1930 29/12/15 16:58

            Tras invitarme a que diera a conocer mi idea sobre una UE "alternativa", me contesta usted con generalidades, sin concretar ninguna de esas reformas estructurales de las que habla. Al mismo tiempo alude a "las dificultades que comporta pasar a MÁS EUROPA", pero sin llegar a poner de manifiesto ni una sola. Debe ser que las dé por sobreentendidas. Verá, a mí que también soy español, español, español (cosa que practico, aunque no lo proclame todos los días), me molesta que las limitaciones a LA SOBERANÍA NACIONAL que nos impone la Unión Europea, vayan siempre en el mismo sentido, y que las reformas "estructurales" favorezcan siempre a los mismos. El problema es que usted habla de "territorios", y yo de "personas". Y lo hago así, porque las reformas en materia laboral, y los recortes en las prestaciones sociales, afectan por igual a quienes trabajan en Cataluña que a quienes lo hacen en Extremadura o en cualquier otra región española. Por último, no sé si cuando usted habla de "unión bancaria", se está refiriendo a la unión monetaria sin exclusiones, a la que yo hice referencia, o a otra cosa.

            Responder

            Denunciar comentario

            Ocultar 2 Respuestas

            0

            0

            • cepeda cepeda 29/12/15 20:55

              Es que en hablar de soberanía nacional cuando estás en la UE y en la OTAN... es una cosa que habría que matizar bastante. No hay más soberano que el que va por libre... por ejemplo EEUU, China, Rusia... pero me parece que nosotros ni jugamos en esa liga ni podemos aspirar a hacerlo. Si España llegó a un déficit del 11% que obligó a los socios a tirar del caballo a Zapatero, no fue por culpa de la UE sino del gobierno (mejor desgobierno) español. Si el gobierno de España (para la UE da igual que sea rojo o azul sino que es el gobierno de España) se compromete a dejar un déficit del 6% y deja un 9,4%... eso no es culpa de la UE... si luego el gobierno español tiene que pedir ayuda para rescatar a las cajas de ahorro (casi medio sistema financieron) que se han cargado los políticos españoles... tampoco eso es culpa de la UE... En definitiva, que si Alemania tiene muy poco paro (Baviera nada), y la mayoría de los socios tienen menos que la mitad del nuestro.... eso se debe a que aquí nos negamos a hacer las reformas estructurales, por ejemplo también en el mercado de trabajo, que atacaran el problema...  Si quieres vivir como Alemania, deberás trabajar como Alemania, producir como Alemania y ser igual de competitivo... sino es difícil....  Si resulta que el número de personas de los territorios de Andalucía, Extremadura, Castilla la Mancha....etc, etc, etc que trabajan son, en proporción, y en productividad, es muy inferior al de la media de la UE.... y la cosa en lugar de mejorar empeora--- y que encima la situación se prolonga POR DÉCADAS... es normal que la gente se mosquee....igual que se han mosqueado en Cataluña... los nietos de los que emigraron hace 30-50 años y que cuando vuelven a los pueblos de sus abuelos... ven lo que ven. Lo repito, por si no lo ha entendido, mantener una situación en la cual la "solidaridad" siempre va en una dirección y parece que algunos quieren que sea ETERNA al tiempo que se niegan a tomar las medidas (más de 3 décadas con el mismo gobierno inútil) necesarias para revertir la situación.... acaba trayendo muchos problemas... y no solo con los europeos...sino, y en primer lugar, con los propios españoles.

              Responder

              Denunciar comentario

              0

              0

            • cepeda cepeda 29/12/15 20:41

              Yo creo que le he contestado con mucha claridad. Antes de que la UE pase a la fase de unión fiscal y bancaria... toca hacer reformas estructurales internas para que no pase a nivel de la UE lo que está ocurriendo a nivel de España.... porque los pueblos europeos saben hacer las cuentas y no están dispuestos a subvencionar ad infinitum a las zonas de la UE menos productivas y que además se niegan ha hacer las reformas necesarias para dejar de serlo.... Es normal que haya países que vean muy mal una unión bancaria con un país que tiene el 21% de paro, una tasa de fracaso espectacular y que se niega a hacer las reformas elementales para solucionar ese problema. Es normal que ahí fuera se pregunten por la conveniencia de seguir profundizando en la unión con países que tienen el 21% de paro... y más de 7 millones de emigrantes... Es que lo que no puede ser no puede ser.... y ahí fuera si que saben hacer las cuentas y leer los balances...

              Responder

              Denunciar comentario

              0

              0

  • luiskane luiskane 26/12/15 09:58

    Buen artículo, pero, Ramón Lobo, olvidas destacar que hay bastante diferencia entre los pactos en países como Dinamarca o Finlandia (países donde la gente vive bien) y Grecia... Es decir, que ser danés significaría, precisamente, eliminar a Podemos de cualquier pacto. ¿Me puede explicar usted en qué país europeo próspero gobierna un partido como Podemos? ¿Me podría explicar en qué países europeos se han conseguido un buen nivel de vida con partidos como Podemos? Vamos a ver. Yo agradezco mucho que se hayan moderado en el discurso, pero no olvidemos quiénes son y de dónde vienen. Como ejemplo. Resulta que Monedero ha estado 'oculto' en campaña para el público general... Pero resula que en la celebración está en el escenario y se pone a cantar canciones de la Guerra Civil ¿No le parece increíble? ¿Se imagina algo así en Dinamarca o Alemania? La hija de Chavez publicó un vídeo con Errejón diciendo "Chavez vive, la lucha sigue", etc. Así que, por favor, seamos serios y no compremos los cuentos.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • 359gcu 359gcu 25/12/15 22:26

    https://www.youtube.com/watch?v=0meu-MVojnc preciosa cancion, no me canso de escucharla, pero claro habrá gente a la que no le guste y algunos, incluso dirán que no es música-En fin que le digan a un panadero que su pan no es bueno ya veras la que te lía, en fin todos pensamos, que lo que uno hace es más difícil que lo que hacen los demas. otro dato es que España tiene una cifra muy alta de analogicos, no sabria decir exactamente cuantos se hablaba de un 27% de la población, pero en fin en otras épocas se miraba el índice de analfabetismo, en fin no se, si esto tendrá alguna influencia, sobre el hecho de la intolerancia que manifestamos, al que piensa distinto a nosotros. nota: excluye de esta reflexión a los corruptos.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • franctoledo franctoledo 25/12/15 15:47

    En mi modesta opinión el problema de los partidos es la dependencia al poder fáctico, este le hace adoptar políticas contraria al pueblo, cuya consecuencia es la desafección a esos partidos. Lo ocurrido estas elecciones ha sido el resultado de ese rechazo, por eso peligra el bipartidismo y nace un nuevo sistema basado en pactos, con esté lograremos madurar la democracia, que ahora se encuentra en mínimos en este país y que en otros están cambiando a marchas forzadas para prevenir esa ola neoliberal que supondrá el TTIP. Lo ocurrido estas elecciones es el fruto de esa manzana podrida llamada Unión Europea, la cual quieren imponer políticas nefastas para la ciudadanía cuyo resultado es la desigualdad y la pobreza, la inestabilidad solo se corregirá cambiando de rumbo, lo cual dudo en los partidos mayoritarios, que como en una partida de ajedrez se enrocaran hasta que les den jaque mate.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • cepeda cepeda 25/12/15 13:00

    ¿Sr Lobo, un gobierno PSOE-C´s apoyado por Podemos?. Para hacer qué?. Como no creo que PSOE-C´s estén por la labor de quitarle el derecho a decidir a los españoles y convertirlos en ciudadanos de segunda categoría (obligados a pagar impuestos como los demás pero sin derecho a decidir...), no es posible que sean apoyados por Podemos que apoya la autodeterminación "de los pueblos" de España pero NO de TODOS los ciudadanos españoles.... demostrando lo "cerca" que está de Dinamarca y de Venezuela... En fin, Sr Lobo. que va a ser que no. Veremos que pasa en el comité federal del lunes... pero creo que Susana y compañía tienen mucho más claro de dónde viene el independentismo catalán y contra quien va... que Pedro y que Pablo... Lo bueno de Podemos es que con 69 diputados pueden cacarear mucho... y hacer muy poco de lo que dicen que quieren hacer. Tienen mucho margen para la demagogia y el "postureo" PERO para poco más.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • pakito2016 pakito2016 25/12/15 12:19

    EN ESPAÑA SE NOS LLENA LA BOCA DE DEMOCRACIA.Y CUANDO LA TENEMOS PARA UTILIZARLA,PARA EL BIEN DE LOS CIUDADANOS.ME DA QUE TENEMOS CIERTOS MIEDOS.NO TENGAMOS MIEDOS A SER LIBRES.LOS PODEROSOS NUNCA LO TUVIERON PARA EXPLOTAR A LOS DEMAS.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • Villalba Villalba 25/12/15 12:16

    Repetir elecciones sería un fracaso, de la democracia, de los políticos, pero también de los ciudadanos. Y si se reipitiese el resultado electoral?. Otra vez elecciones? Hasta que reaparezca el bipartidismo? Es absurdo, si queremos dejarlo atrás . En este juego electoral, por fin aparece un nuevo jugador que es el pueblo; contra todo pronóstico, y a pesar de la injustísima ley electoral que expulsa y desprecia los votos de cientos de miles de personas (compárese IU-Bildu, ambos con 2 escaños, aunque el primero triplica en votos al segundo, injustificable) el pueblo ha decidido esto; los políticos, acostumbrados al confort del bipartidismo pretender adoctrinarnos con lo de ingobernable, inestable, auténticos dardos narcotizantes para volver a lo de siempre. No, señores, lo gobernable lo  decidimos nosotros, dedíquense a otra cosa si no, no nos escamoteen la democracia. Según estos resultados, se debería pactar, pero pensando en el país y no en los partidos y los ciudadanos también debemos estar a la altura de la situación y entender que las opciones a las que hemos votado deben buscar la mejor aproximación a esas líneas rojas que tanto ansiamos pero que quizás nos va a costar un poco más alcanzar; en el fondo era una ilusión pensar que el cambio sería ir a votar y ya está. Es urgente cambiar este país, derogar leyes tremendas, hay gente en la cárcel o pendientes de juicio por la ley mordaza. Es un error ver la discrepancia como un problema, nadie dice que vaya a ser facil, pero hay que covivir con ello. En este juego hay nuevos jugadores y exigen su sitio:hay que cambiar las reglas, hagámoslo cada uno en la medida en que pueda.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • Salsera Salsera 25/12/15 10:20

    Uy,uy uy! cuando hablamos de "politicamantemaduros" en España falta mucho para eso, los primeros que tienen que madurar son los de derechas, que no acaban de enterarse que los votos de izquierdas tienen el mismo valor que los de ellos, y si estos no tienen mayoría y los otros sumando si la tienen, cual es el problema ? Ah ! Ya, pues eso la inmaduridad política y si fueran de verdad demócratas debieran aceptarlo si tantas discusiones ni revueltas de números. Por otro lado a estos agoreros que tampoco aceptan la situación y no hacen mas que colgarle muertos a quienes todavía no se les ha podido demostrar nada y se olvidan de los muertos que  cuelgan en otros partidos , mal nos va si en la primera lección de demostrar que de verdad queremos ser demócratas seguimos aferrados a viejas conjeturas anti democráticas.   

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • Republicano1944 Republicano1944 24/12/15 17:56

    Dinamarca, Finlandia, etc. son muy malos ejemplos para aplicar en España. Todos esos países, y otros cuantos más, tienen una sociedad políticamente culta. España está como Ruman♂a y Rusia, es decir, políticamente inculta, y ahí seguirá por muchos años. Miren el ejemplo del franquismo, enquistado en la sociedad y aún sin haber sido condenado por los franco-PP.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    0

    0

    • luiskane luiskane 26/12/15 10:05

      En ninguno de esos países de los que hablas ha gobernado JAMÁS un partido como Podemos. Seamos serios. Mira su historia e incluso sus gobiernos actuales. Así que no seamos demagogos.  Sé que es más fácil comprar un cuento y pensar en unos malos malísimos (PP-Franco-Nazis-Masones-Iglesia-Judíos...). Pero la realidad es mucho más compleja. NO es un cuento donde hay uno muy bueno y otro muy malo. No votaré jamás al PP, pero es insultante que se desprecie a un partido o una ideología política constantemente. ¿Qué quieres? ¿Un partido único? Si no entiendes que hay distintas ideologíaas y no aprendes a respetarlas y ser tolerante... Entonces no podrías estar en Europa. ¿Sabías que quien prohibió la esclavitud en Estados Unidos fueron los republicanos? Sí, falta cultura. Pero no adoctrinamiento.

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      0

  • txanoari txanoari 24/12/15 17:15

    Algo que articulista no define, y que debe orientar la buena política, es la noción de interés general porque es a partir de su contenido cuando debe reflexionarse sobre las fórmulas para constituir gobiernos estables.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0



 
Opinión