x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es




¡A la escucha!

Niños esclavos. La puerta de atrás

Publicada el 28/06/2018 a las 06:00 Actualizada el 27/06/2018 a las 17:59
Facebook Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir Comentarios

No sé si Hollywood tiene o no mucho glamour o si esa imagen que tenemos de la industria del cine es igual de fabricada que los decorados de las películas de los años 30, pero desde luego hay que ser muy valiente para dejar plantados a Ridley Scott o a Polanski y decidir un buen día dejar tu trabajo como productora en la meca del cine y lanzarte a producir, dirigir y grabar un documental sobre niños esclavos.

Es una realidad que nos pilla tan lejos, tan desconocida, que era complicado que Ana Palacios pudiera convencer a tanta gente para que creyera en su proyecto y aportara financiación. ¡Pero lo hizo!: estos días anda presentando su documental, exposición y libro sobre un trabajo que le ha llevado tres años, con varios viajes a zonas de Togo, Benín y Gabón, conviviendo con las ONG y comunidades que trabajan para lograr recuperar a esos niños, devolverles la infancia que les robaron. Sólo llevaba su cámara porque su idea era recoger en imágenes esa dura realidad: pero eran historias tan duras, tan reales, tan necesarias de contar, que acabaron convirtiéndose también en un documental.

En el mundo hay 152 millones de niños que son vendidos y tratados como esclavos. La mayoría tienen entre 5 y 11 años. Trabajan de sol a sol, en el campo, como porteadores o en casas de familias adineradas. La gran mayoría sufre abusos, son maltratados, atados como animales durante las noches para que no puedan escapar. Una infancia robada por gente sin escrúpulos. Los traficantes muchas veces son personas muy cercanas a las familias, amigos, familiares incluso. Saben que son gente sin recursos que están dispuestos a recibir unos pocos dólares a cambio de que se lleven a su hijo a un sitio mejor, a la capital o a otro país. Les prometen que les darán un futuro más próspero. Pero todo es una gran mentira.

Los pequeños no entienden lo que ha pasado: no son capaces de asimilar que su familia haya aceptado que ese señor se lo llevara un buen día y lo vendiera como si fuera un animal. No entienden por qué viven ahora con otro señor que los trata como a perros, que muchos días ni siquiera les da de comer, que les hace trabajar y que no les llama ni siquiera por su nombre. Y lo tienen: Leleng, 17 años, Amorce, 15 años. Niñas que ahora por fin logran contar su historia sin desmoronarse. Nunca hasta ahora se había documentado cómo es el trabajo de recuperación de esos pequeños. Ana Palacios se fue con su cámara a esas zonas y consiguió que le dejaran grabar todo ese proceso. ONG y misiones carmelitas y salesianas consiguen devolverles a esos pequeños su infancia. Cuesta meses lograr que hablen, cuesta semanas de paciencia infinita para que los pequeños acaben confiando en esos adultos. Un dibujo, un juego, una canción logra que abran por fin esa puerta de atrás y consigan recuperar su sonrisa. Es curioso porque la mayoría, cuando les preguntan qué quieren hacer ahora que han dejado de ser esclavos, piden ir al colegio. Quieren aprender. Quieren formarse, tener un oficio y ser de verdad libres.
Más contenidos sobre este tema




Hazte socio de infolibre

12 Comentarios
  • juan alvarez juan alvarez 29/06/18 12:05

    "En el mundo hay 152 millones de niños que son vendidos y tratados como esclavos. La mayoría tienen entre 5 y 11 años. Trabajan de sol a sol, en el campo, como porteadores o en casas de familias adineradas. La gran mayoría sufre abusos, son maltratados, atados como animales durante las noches para que no puedan escapar".

    Graias, por decirlo, Helena. Es aterrador. Qué estemos tolerando esto desde nuestro "bienestar" es infernal. Epero que el documental se difunda más que la basura del futbol.

    Responder

    Denunciar comentario

    1

    4

  • Marodriv Marodriv 29/06/18 07:29

    Los derechos humanos, en todo este planeta,está por los suelos

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    4

  • Aserejé Aserejé 28/06/18 18:02

    Helena, gracias por tu articulo en el q expones estos tristisimos y repugnantes hechos . Es muy necesario leer y publicar estas noticias para removernos, porque aunque se sepa que estas barbaridades existen es necesario recordarlo periodicamente. Estamos en el siglo XXI pero en derechos humanos, derechos de los niños, justicia social e igualdad de oportunidades hemos avanzado muy poquito.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    12

  • Larry2 Larry2 28/06/18 12:39

    Buen artículo Helena, el mundo no tiene sensibilidad ante este drama. Así funciona esto.La esclavitud no se acaba nunca. El negocio sigue existiendo, y si uno tiene la mala suerte de nacer en estos paises de la corrupción y el negocio de humanos está perdido. Es una lotería , no se a quién hay que dar gracias por nacer en un país desarrollado, y contra quién hay que actuar por haber nacido en un país subdesarrollado . agur.  

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    9

  • M.T M.T 28/06/18 12:07

    Sin palabras ante esa durísima realidad: ¡ niños!.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    11

  • Copito Copito 28/06/18 11:23

    Bestial!

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    4

  • ArktosUrsus ArktosUrsus 28/06/18 08:49

    Y la derecha hablando de "efecto llamada". Recuerdo una canción de juventud que decía
    "¿Cuándo querrá el dios del cielo
    que la tortilla se vuelva?
    Que los pobres coman pan
    y los ricos mierda, mierda."

    Por una vez me gustaría que la realidad copiara a la ficción y todos estos seres inhumanos cayeran bajo el poder de alguien que les esclavizara. A ver si seguían manteniendo las mismas opiniones, la misma "ideología", la misma desvergüenza. Se me pone mal cuerpo leyendo estos artículos. Porque es la realidad de gente que no tuvo la suerte de nacer donde yo he nacido. Es necesario hacer algo pocos pasos. La denuncia ya está. Nadie puede decir que no sabía. Luchemos por acabar con esta barbaridad. Y como decía Víctor Jara
    "Si hay niños como Luchín
    Que comen tierra y gusanos
    abramos todas las jaulas
    "pa" que vuelen como pájaros".

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    12

  • DUPAIN DUPAIN 28/06/18 07:09

    Gracias por este artículo. Esta es la realidad triste realidad que verdaderamente preocupa. Tengo un hijo menor de edad y este tipo de noticias me revuelve las tripas. El ser humano es despreciable.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    0

    6

    • paco arbillaga paco arbillaga 28/06/18 11:30


      Dupain: Sí creo que hay seres humanos despreciables pero también hay muchísimas buenas personas que hacen que uno se sienta esperanzado de que entre todxs podamos hacer un mundo mejor para tu hijo, para todxs los hijxs del mundo, lo que además es nuestro deber. Osasuna2 salu2.



      Responder

      Denunciar comentario

      0

      6

  • paco arbillaga paco arbillaga 28/06/18 06:59



    Gracias, Helena, por hablarnos de esa horrible realidad, por describirnos ese problema inhumano que padecen millones de niñxs mientras aquí hablamos de cuántos afiliados tiene el PP o de si Sánchez tiene que llevar gafas de sol en un avión. ¡Hay que jorobiarse!

    Parece irreal, increíble lo que cuentas, como también lo parece el caso de esos barcos cargados de seres humanos, no de carne, a los que se les niega acogida en los puertos del Mediterráneo.

    ¿Estamos en un mundo de locxs o estamos gobernadxs, sometidxs, por lxs más locxs de la tribu? Osasuna!

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    10

  • Janubio Janubio 28/06/18 00:18

    La esclavitud nunca ha sido abolida. Se ha practicado y se sigue practicando en los cinco continentes. Millones de niños nacen esclavos porque sus padres ya lo son. Las leyes contra la esclavitud, si existen, quedan automáticamente desactivadas por la situación de guerra, miseria, ignorancia y explotación que reina en esos países. Pero ojo, quienes se benefician en gran manera son las empresas trasnacionales de la países desarrollados. Y tampoco es necesario ir tan lejos para encontrar indicios de esclavitud infantil. En Europa existe y al paso que vamos aumentará con el tiempo. Cada vez hay más pobreza en nuestra sociedad, y de ahí al mundo de la esclavitud hay pocos pasos.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    0

    13

    • BASTE BASTE 28/06/18 08:35

      Totalmente de acuerdo,además hay que considerar sus grados para no olvidar a todos aquéllos que también la padecen disfrazada de libertad.Como todo lo malo,no pasa factura,aquí podemos observarlo en los descendientes de Zulueta (marqués de álava) o López (marqués de santillana),por pober dos ejemplos (hay más).

      Responder

      Denunciar comentario

      1

      0

Lo más...
 
Opinión
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.