x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Qué ven mis ojos

Quién es el feo, quién es el bueno y quién es el malo

Publicada el 01/09/2020 a las 06:00

“Hay quien prefiere que todo vaya mal porque es el único modo que tiene de estar a la altura de las circunstancias.

Todos hemos visto demasiadas películas, por eso la realidad se parece cada día más a la ficción, y actualmente, de hecho, a la ciencia-ficción. En un mundo que no es ya que tenga exceso de información, porque eso nunca sobra y porque es mucho peor no enterarse que saber demasiado, sino que no descansa, no deja de sufrir cambios y no nos da tiempo a procesar el caudal de noticias, opiniones y análisis que pasa ante nuestros ojos sin detenerse nunca, el verdadero problema no es estar al corriente de lo que ocurre, sino que esa misma corriente te arrastre. Hay demasiados cínicos como para saber de un simple vistazo cuál es el que dice la verdad, si es que alguno lo hace. Hay demasiadas versiones de cada hecho, como para que la auténtica destaque sobre las otras. Y también hay demasiadas personas dispuestas a justificar los actos de quienes los representan porque comparten su ideología o sus intereses. Nada es indiscutible ni blanco y en botella porque todo depende del color del cristal tras el que esté la leche, y descartamos la transparencia porque ya sabemos que no es una de las virtudes de nuestra clase política.

En la película El bueno, el feo y el malo, que era la última de la Trilogía del dólar, de Sergio Leone, junto a La muerte tenía un precio y Por un puñado de dólares, a los espectadores nos resultaba muy fácil saber quién era quién, cuál de los tres papeles interpretaban los actores Clint Eastwood, Lee Van Cleef y Eli Wallach. Pero aquí y ahora, enciendes el ordenador o miras el teléfono, la actualidad se te echa encima y está tan llena de contradicciones, mentiras y medias verdades que no es tan sencillo hacerse una composición de lugar ni llegar a una conclusión. Cada uno defiende lo suyo, es lógico y también es deseable, pero la cuestión es que muchos no respetan ningún límite, una forma de moverse que, tarde o temprano, les obliga a trazar círculos y a pasar por el mismo punto, aunque suele ser para decir digo donde dijeron Diego. Los prestigios duran poco, las lealtades cambian de bando y el cartel de héroe o heroína se transforma en un abrir y cerrar de ojos en el de villano o el de bruja. Y a su vez, los expulsados del paraíso se transforman en demonios, como el ángel caído Lucifer, y si Roma no paga traidores, a cambio ellos sueñan con regresar a ella para quemarla. Tenemos un ejemplo inmejorable de todo ello en el caso de Cayetana Álvarez de Toledo, despedida por los actuales jefes del Partido Popular por hacer lo que le habían encomendado y sabían que se le daba bien, que era echar leña al fuego, apretarle las tuercas al discurso y que al salir de cada comparecencia pública lo hiciese dejando tras de sí un horizonte de aldeas quemadas. “El bosque está a salvo, hemos sacado de él a la pirómana”, han declarado ahora los mismos que le compraban las cerillas y la gasolina. Hipocresía viene del griego "hypo", que significa “máscara”, y "crytes", que significa “respuesta”, es decir que define a los que hablan tras un disfraz, sin dejarnos ver nunca su auténtico rostro. Ahí lo dejo. Todo está en la etimología.

¿Quiénes son los malos de esta película, esos que, en medio de una pandemia sólo parecen interesados en hacer sonar las alarmas, extender el miedo y derribar al Gobierno? El presidente Sánchez dijo este lunes en su aparición en la Casa de América que no aspira a la unanimidad, sino a la unidad. Es una buena frase y expresa un lema democrático que se adapta bien a estos tiempos inesperados que vivimos. Con las conversaciones que empiezan entre las diferentes fuerzas políticas, el previsible apoyo de Ciudadanos a los Presupuestos, la puesta entre paréntesis de los vetos que hará que algunas de las líneas rojas que se ponían los partidos se transformen para la ocasión en pasos a nivel o puentes levadizos… Todo ello parece que acabará lo mismo que está acabando todo: con el PP solo y además mal acompañado. Tras echar con cajas destempladas a Álvarez de Toledo, los dos nuevos portavoces, José Luis Martínez Almeida y Cuca Gamarra, no parece que lleven el cambio más allá del tono: el primero se queja de que La Moncloa no llame a la calle de Génova mientras afirma que no pactarán nada con el Gobierno de coalición, al que tantas veces se refirió Pedro Sánchez en su conferencia, mientras no se rompa la alianza que lo conforma, porque “la política de Podemos es incompatible con la del PP". La segunda es todavía más extrema: “No tenemos nada que hablar con un Gobierno lleno de socialistas y comunistas.” Nada que añadir.

El caso es que los Presupuestos son necesarios, entre otras cosas, para que lleguen las decisivas ayudas de Europa, así que al bloquear unos, impides las otras y pones a las personas que más lo necesitan al borde del abismo. En el PP hay muchas voces que te dicen en privado que la estrategia variable y contradictoria de Casado, que no tiene las letras del caos en su apellido por casualidad, es un auténtico disparate; pero él no escucha ni a ajenos ni a propios, sobre todo si se trata de quienes representan el ala más centrista de los conservadores, que la hay, que es necesaria y que él ha dispersado a los cuatro vientos en cuanto ha tenido las riendas de la organización en la mano. En realidad, da la impresión de que él sólo escucha a los más radicales y a sus socios de la ultraderecha, que sigue con su espectáculo y a lo suyo, demostrando que aquí hay dos tipos de patriotas: quienes le piden rastreadores al ejército y quienes le piden que dé un golpe de Estado. Por intentar buscarle una explicación a su actitud, que le ha llevado hasta ahora a tener unos resultados electorales calamitosos, debe ser que le aterra perder Madrid y Andalucía, si es que el tripartido de la derecha que manda en esta última no se resquebraja tras el escándalo que señala la gestión de Moreno Bonilla, investigado por el Tribunal de Cuentas por una catarata de irregularidades cometidas entre 2012 a 2018, cuando era Secretario de Estado de Servicios Sociales e Igualdad y tenía a su cargo el Imserso. Los sobrecostes no justificados causaron un agujero de 1,7 millones de euros.

España puede, dice el presidente del Gobierno. Yo añadiría que España, además, se lo merece. Ahora sólo falta que los pequeños pero dañinos grupos de enajenados que se dedican a hacer fiestas, quitarse las mascarillas y propagar el virus, entren en razón. O, como eso será difícil, que entren en casa y no salgan hasta que la vacuna nos devuelva nuestras vidas. Esa gente es, ahora mismo, la gran culpable de lo que está pasando. Son lo peor de un gran país que saldrá de esta como ha salido de todas.

Más contenidos sobre este tema




32 Comentarios
  • Inguru Inguru 03/09/20 14:58

    Tan bien descrito como siempre. Un placer leerte Benjamín Prado! Un abrazo

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    1

  • SirDrake SirDrake 03/09/20 05:41

    Apreciado Benjamin (tu nonbre dice de alguien pequeño, ) pero no, tú, eres muy muy grande, tus libros son " me gusta leerte", tus aportaciones en este diario son " cadadia me gustas más·, Osease , de Benjamin no tienes naa, eres grande, no nos faltes nunca, a ser posible, eres GRANDE, cuidate y sigue regalamdonos
    tu saber decir, tu saber escribir, este mundo necesita mucha gente como tu, Cuidate
    Salud

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    2

  • Androide paranoide Androide paranoide 03/09/20 00:00

    La Lerda, el pelele y el delirante. Ayuso,Aguado y Casado .

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • Harry Treleaven Harry Treleaven 02/09/20 00:56

    A Masegoso (07:36 de 01/09/20):
    Parece que vuelve a tomar fuerza la estrategia conservadora de “Una, Grande y” -por añadidura- “Libre”. Reforzada al notar el aliento de los últimos en llegar (sangre de su sangre) en la nuca: a los genoveses les causa pavor la posibilidad del sorpasso. No sería extraño que rescataran que los socialcomunistas os van a quitar… (elija cada uno de ustedes su más preciado bien).


    La estrategia para recuperar “lo suyo” fue definida escasas horas tras perder el control del B.O.E. y ahora, con la “jartá” de millones que llegarán desde la UE creen llegado el momento: el milagro les pertenece. Ya caminaron bajo palio sus antepasados, y por la g. de Dios.

    Prado: agradecimiento por otra nueva diana.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    0

    3

    • MASEGOSO MASEGOSO 02/09/20 14:17

      Gracias por tu respuesta Harry Treleaven.
      Ya veo que somos más de cuatro los que expresamos el verdadero sentimiento de un pueblo y país arrasado por el señortismo y la religión más cruel de Europa.
      Un saludo.

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      1

  • palangana republicano palangana republicano 01/09/20 20:00

    BENJAMIN GRACIAS POR TU COMPROMISO YO DE CARA A LOS FASCISTAS SOY EL MALO PORQUE SOY UN SOCIALCOMUNISTA BOLIVARIANO REPUBLICANO Y GENTE DE MAL VIVIR ASI QUE PERDONA MI ATREVIMIENTO POR DIRIGIRME A TI SIENDO YO TAN MALA PERSONA BENJAMIN YO SE QUIENES SON NO LOS MALOS SINO LOS CANALLAS LOS CORRUPTOS LOS ESTOMAGOS AGRADECIDOS COMO LOS FIRMANTES DEL ESCRITO DE LA INDIGNIDAD NO HAY NADA MAS TONTO QUE SER TRABAJADOR Y SER DERECHAS NI NDA MAS TONTO QUE SER DE IZQUIERDAS Y SER MONARQUICO SALUD PARA TODOS Y ESPECIALMENTE PARA LA GENTE DECENTE

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    5

  • JIRS JIRS 01/09/20 13:22

    "Hay quien prefiere que todo vaya mal porque es el único modo que tiene de estar a la altura de las circunstancias".
    Sólo en algunas pocas ocasiones he visto una definición tan certera del PP (incluida su escisión (momentánea) Vox).
    Y que descripción más acertada haces con la situación de la diputada del PP Cayetana Alvarez de Toledo - a la que ya apodan en algunos círculos próximos como "La Kleenex" (por aquello de que: la ponen, la usan y la tiran). Si hacen eso con quienes les sirven, imaginad lo que serían capaces de hacer con quienes no lo hacen.
    En fin.... un artículo bordado Benjamín. Gracias.

    Responder

    Denunciar comentario

    2

    8

  • sa64 sa64 01/09/20 12:53

    Gracias Benjamin es un placer leerte. Yo cada día me cabreo más leyendo la actualidad y no me gusta como me afecta saca lo peor de mi. Un abrazo

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    7

  • bidebi bidebi 01/09/20 12:41

    Las cosas hay que juzgarlas por los hechos y los hechos nos muestran a una ministra de economía de ideología liberal, casi embajadora económica de la troika en Madrid, y una vice enemiga de Podemos. El que nombra a Calviño como ministra de la cosa no puede ser sincero asociándose con Podemos, y si lo hace es evidente que es por necesidad de mantenerse en el poder. Lo mismo se puede decir de los soberanistas que hicieron posible la investidura, que los utiliza cuando le interesa y eso no es soportable por nadie.
    Claro que las ayudas europeas dependerán en parte del tipo de presupuestos, pero eso quiere decir que la UE dictará los presupuestos españoles. Y parece que lo asumimos con normalidad. Para todo ello Sánchez tiene a Calviño en el ministerio y por eso Calviño quiere prescindir de UP y encontrar apoyo en la derecha española.
    El problema de este trile es que todo a la vez no es posible. No es posible pedir apoyo a la derecha española, en plan salvación nacional, y gobernar con UP por necesidad. Las costuras tienden a romperse. Para que no se rompan, Sánchez debe negociar TODO con los que le llevaron al poder. Y no jugar a dos barajas, aunque sea su estilo.

    Responder

    Denunciar comentario

    2

    17

  • bidebi bidebi 01/09/20 12:40

    Me parece un artículo de brocha gorda. Las cosas no son tan sencillas como el título de una película. No estoy tan seguro que el bueno sea Sánchez y todos los demás los malos. Porque me sigue pareciendo un personaje poco fiable cuyo interés principal es mantenerse en Moncloa aunque para ello haya que asociarse con el diablo.
    ¿Quién es el diablo para TODOS?. Evidentemente UP. Pero también para Sánchez, aunque ahora lo disimule por interés de permanencia.
    Era el diablo cuando pidió la abstención responsable de la derecha franquista española para no tener que gobernar con UP.
    Sigue siendo el diablo cuando busca un socio económico preferente en Cs que haga no imprescindible a UP y los soberanistas.
    Y lo remata reuniéndose con el Ibex pidiendo ayuda ante el pp y asegurando que él es un chico de orden.
    Es decir, lo que demuestra con sus actuaciones Sánchez es que preferiría gobernar sin UP y sin el apoyo de los soberanistas y con el manto protector de la derecha franquista.
    Como no lo consigue acude a ellos pero sin ninguna gana si no con todo lo contrario.
    La derecha lo sabe perfectamente y hace su juego exigiendo la rotura con UP. Para, entre otras cosas, dejarle desnudo ante sus votos y en consecuencia descabalgarle del poder para ponerse ellos. Lo que no va a hacer es ayudar a su mantenimiento con UP.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    4

    10

    • SirDrake SirDrake 03/09/20 05:52

      A veces la brocha gorda tapa desperfectos, y alguien tiene que pasarla, que Benjamin no sea un francotirador como tu o yo , de acuerdo, pero que escribe con lindeza y agilidad no se lo vamos a negar, y es de agradecidos escuchar o leer, cuando las palabras cogen sentido y yo , falto de cultura, me dejo llevar y comprendo lo escrito.
      Eh , que no quiero decir que a ti no te haya entendido, pero Benja.. lo dice , como te diria yo . con menos mala hostia que tu.
      Cuidate, se te aprecia

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      0

  • MIglesias MIglesias 01/09/20 10:59

    Respondiendo a la pregunta del titular: Martínez-Almeida, tres personas en una y un solo alcalde verdadero. Va de bueno y así esconde la nula gestión que está haciendo en Madrid, lo de feo no hace falta explicarlo.
    Ahora me leo el artículo con el café.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    6



Lo más...
 
Opinión