x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es




Plaza Pública

El derecho doblegado

Baltasar Garzón
Publicada el 16/06/2019 a las 06:00 Actualizada el 15/06/2019 a las 14:00
Facebook Whatsapp Whatsapp Telegram Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir Comentarios

“LA SALA ACUERDA: denegar la concesión de un permiso extraordinario de salida al acusado D. Oriol Junqueras para asistir a la Junta Electoral Central y cumplimentar los trámites en los términos interesados.”


Con esta resolución, se han consumado las peores expectativas. La Sala Penal del Tribunal Supremo impide que Oriol Junqueras recoja su acta de parlamentario europeo en la sede de la Junta Electoral Central y por ende que adquiera con plenitud su carácter de europarlamentario que los españoles, con sus votos, le habían otorgado. En efecto, muchos vislumbrábamos este escenario, pero nos aferrábamos a que finalmente el Tribunal Supremo en vez de crear la norma en su resolución, simplemente aplicara las existentes. Pero no, el Alto Tribunal ha optado no por la rectitud de la ley y su aplicación, sino directamente ha elegido doblegar el Derecho. En pocas páginas, los magistrados analizan cuestiones de algún modo secundarias como el hecho de que Junqueras ya ostente el acta de diputado del Congreso o los detalles del proceso de acceso al Parlamento Europeo en dos fases diferenciadas, según expresa el auto, en la recepción del acta y su subsecuente presencia en sede parlamentaria en Bruselas. También explican, sin demasiado éxito y con muy poca convicción, por qué su decisión de 17 de mayo es diferente a la de hoy.


Todo esto resulta, como digo, secundario porque el Tribunal no se oculta en explicitar la verdadera causa de esta decisión que se concreta en lo incómodo que resultaría permitir la salida de Junqueras y su eventual acceso al cargo de europarlamentario. Según la Sala, “el desplazamiento a Bruselas del Sr. Junqueras pondría en un irreversible peligro los fines del proceso. Implicaría, de entrada, la pérdida del control jurisdiccional sobre la medida cautelar que le afecta y ello desde el instante mismo en que el acusado abandonara el territorio español”. Es decir, da por hecho que el acusado se sustraería a la acción de la justicia. Una vez más, como en toda la tramitación de la causa judicial conocida como el procés, se juzgan intenciones más que hechos y se decide la aplicación preventiva del derecho… por si acaso. Todo ello con la inminente suspensión del proceso derivada de su flamante y entonces oficial inmunidad parlamentaria. La Sala presidida por el Juez Marchena ya adelanta, de este modo, la conclusión de este enésimo quebradero de cabeza procesal. La decisión ha sido tomada y lo ha sido de forma ajena al Derecho, más influenciada por una motivación extrajudicial. Ahora sólo queda justificar el auto. Una página y media será suficiente.


El Tribunal Supremo entiende el permiso de Junqueras para salir y recoger su acta como una suerte de gracia que puede conceder por benevolencia de la Sala. No obstante, la niega. Se encumbra entonces como el mayor garante del Derecho y de los derechos de los ciudadanos proveyendo un escueto juicio de ponderación entre un derecho y un interés. Por un lado, el derecho de Junqueras a la participación política y su libertad restringida por una medida cautelar. Por otra parte, el interés del Alto Tribunal para concluir el proceso que, insisten, está muy avanzado. Avanzadísimo. Demasiado como para que sea interrumpido por tonterías como los derechos políticos y al sufragio pasivo.


Resuelve entonces la decisión que el resultado de la ponderación de ambas cuestiones (repito: un derecho humano y un interés procesal) conduce a pensar que el derecho fundamental de participación política cede. Al fin y al cabo, como señala el auto, se trata de una limitación meramente temporal que no extingue el derecho en sí mismo. Es decir, si no recoge ahora su acta, ya lo hará en otoño cuando sus señorías, si no media retraso, pronuncien sentencia y ésta sea absolutoria. Porque, por supuesto, de terminar en condena, el derecho político de Junqueras sí se verá irrealizable.

Olvida sin embargo la Sala un elemento trascendental: deja de lado un ingrediente fundamental para la ponderación antes mencionada. Lo que está en juego no es sólo la pretensión de un señor llamado Oriol Junqueras a ejercer sus derechos políticos. También se está menoscabando el derecho al sufragio activo de 1.257.484 de ciudadanos españoles y europeos que eligieron apoyar una lista encabezada por aquél. No era una lista ilegal. No se desechó, ni quedó fuera de la campaña o de la convocatoria electoral. Formaba parte de las legítimas alternativas que los votantes podían elegir y muchos así lo hicieron. Quizá hubiera convenido explicarles el pasado 26 de mayo que así no se votaba, que lo estaban haciendo mal.

Pues bien, el Tribunal Supremo ha cumplido tristemente lo que tantos vaticinábamos a la vista del escrito de la Fiscalía en el juicio del procés suscrito por dos fiscales de sala, que se hizo público el pasado jueves 14, considerando el permiso al candidato electo como algo indeseable. Ha adoptado una resolución que, a todas luces, parece injusta. La integridad del Derecho es a menudo incómoda e indeseable para los intereses particulares de unos pocos. Pero sí es garantista. Su corrección para el interés general se deriva del hecho de que evita que la justicia sea arbitraria, que sea previsible y que provea de la mayor seguridad jurídica. No ha sido el caso. Consummatum est. La rectitud de la Ley ha dado paso a un Derecho doblegado.
________________

Baltasar Garzón es jurista.
Más contenidos sobre este tema




Hazte socio de infolibre

28 Comentarios
  • Ángel S.B. Ángel S.B. 18/06/19 13:26

    Sr.Garzon....sea usted valiente y diga las cosas claras pues si no lo hace creeré que me o nos quiere engañar....el tribunal Supremo es una tribunal ilegitimo para juzgar a estos políticos pues como sabe se saltaron ilegalmente el procedimiento judicial cuyo tribunal natural para juzgarlos era la audiencia de Cataluña etc.etc.amen de más ilegalidades....y ahora dígalo claro este tribunal prevarica al negar a Junqueras recoger su acta de eurodiputado....Estamos en un país que el poder judicial invade el poder político y prevarica y nadie ni usted lo denuncia claramente...Este es un país con un régimen monárquico corrupto heredero directo de la dictadura franquista criminal.....donde están,entre otros poderes, instalados como herederos del régimen dictatorial, de hecho dicen del dictador criminal como jefe de estado desde el 1936...todo esto no ocurre ni en una República bananera....sino en una dictadura.......Salud y República!!!Nuevo Proceso Constituyente!!!

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • José Luis53 José Luis53 17/06/19 19:00

    Para todos los que me cosen a negativos:

    https://ctxt.es/es/20190605/Firmas/26659/codigo-penal-juicio-al-proces-golpe-de-estado-carl-schmitt-manuel-fernandez-fontecha-torres.htm

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 5 Respuestas

    3

    1

    • BASTE BASTE 18/06/19 08:30

      Un poco farragoso,demasiadas explicaciones para,como siempre,tratar de la cuadratura del cíeculo,que no es otra cosa de judicializar lo político.Leyendo a este letrado, nota uno la falta de la voilencia mental,la que se piensa pero no se manifiesta,para así comprender como es la bola de cristal que emplean algunos magistrados para aplicar normas a futuribles hechos como el no permitir porque se puede hacer ¿y si no se hace?,no pasa nada se juzga un hecho que no ha sucedido y no se asumen responsabilidades.Así estamos y nos lo merecemos.

      Responder

      Denunciar comentario

      Ocultar 4 Respuestas

      1

      2

      • José Luis53 José Luis53 18/06/19 16:51

        Habría sido más honesto decir que no lo ha entendido. Pero idelología y honestidad no casan muy bien. "Pero el análisis de la violencia lleva a sostener que lo que existe en este caso es una violencia en el sentido del famoso artículo de Walter Benjamin, en su" Hacia la crítica de la violencia", como violencia legal, en la que el término Gewalt, muy significativamente, además de violencia, se entiende como fuerza, capacidad o poder". ¿ De verdad no cree que muchos catalanes sintieron la Gewalt, la violencia de quienes proclamaron porque sí y utilizando su poder constitucional la ruptura del orden constitucional? ¿Es que caso aquello no fue violento? ¿No merecen ellos el reconocimiento de la violencia que sufrieron? ¿ O ellos no existen ni existieron?

        Responder

        Denunciar comentario

        Ocultar 3 Respuestas

        0

        2

        • BASTE BASTE 18/06/19 17:26

          Mal empezamos si "ideoloía y honestidad no casan bien" ¿hay que carecer de ideología para ser honesto?¿O sólo se es honesto si se tiene una ideología determinada?:la suya.Puestos a definir tipos de violencia, rizando el rizo,hasta el sol puede ser violento o la noche má cerrada.Pongamos los pies en la tierra,todos sabemos lo que es la violencia en una rebelión,la historia está llena de ellas,y en Cataluña no hubo ni rebelión ni violencia de los ciudadanos, pero si la hubo contra ellos,más de 800 heridos.Todos tenemos ojos y, enesta época de información y medios,lo hemos visto.Lo demás es tratar de engatusar al personal para mantener cuotas de poder.

          Responder

          Denunciar comentario

          Ocultar 2 Respuestas

          2

          1

          • José Luis53 José Luis53 18/06/19 17:55

            Idelogía y honestidad no casan bien, como no casan bien religión y honestidad y que presuponga que sólo es mi ideolgía la honesta, muestra el recorrido de sus prejuicios: voy más lejos. Toda creencia, en tanto destinada a tapar una incredulidad, es deshonesta. Y en lo esencial: no contesta a ninguna de mis preguntas.Yo no pretendo negar la violencia de la respuesta a a la violencia de la ruptura del orden cosntitucional pero usted pasa a hurtadillas sobre ella. A lo dicho: bastante deshonesto

            Responder

            Denunciar comentario

            Ocultar 1 Respuestas

            1

            0

            • BASTE BASTE 19/06/19 08:14

              Y,como no es suficiente,metemos a la religión en el cestoy,según ese axioma el que es religioso es deshonesto.Y de prejuicio nada de nada,no presupungo,el "ideología y honestidad no casan bien" esconde una ideología,la suya-Y la guinda es el "toda creencia en una incredukidad es deshonesta",cuando no puede existir una incredulidad sin una creencia,como lo malo sin lo bueno ni la cara sin la cruz,luego la deshonestidad achacada es juicio de parte.Y,el tipo de, supuesta, violencia que describe es en realidad un desacuerdo,algo que siempre existe en toda sociedad,no se puede contentar a todos.Y,vuelvo a repetirme,no hubo rebelión ni violencia por parte de la sociedad catalana,la única violencia la visualizamos todos y no la protagonizaron los votantes.Lo que se dirime es un asunto de poder que trata de resolverse con una violencia jurídica y no a través del diálogo político y,cuando se resuelva,que se resolverá,no dejará buenas relaciones de vecindad a futuras generacuiones.Estamos en manos de los que elegimos y así nos va.

              Responder

              Denunciar comentario

              0

              1

  • José Luis53 José Luis53 17/06/19 18:59

    De obligada lectura:

    https://ctxt.es/es/20190605/Firmas/26659/codigo-penal-juicio-al-proces-golpe-de-estado-carl-schmitt-manuel-fernandez-fontecha-torres.htm

    Responder

    Denunciar comentario

    3

    1

  • BASTE BASTE 17/06/19 17:46

    Al final se hace uno un descreído total cuando ve a violadores en grupo en libertad, a ladrones multimillonarios en libertad, a pederastas en libertad, a torturadores enmedallados y cobrando un pastizal, a golpistas, de los de pistola en mano, en paelladas de cuerpos de seguridad del estado, a....una ciencia que deja a las religiones en el limbo de los cuentos y fábulas infantiles, a un Derecho que no es igual si el que habla es el cuatrecasas o el garrigues o el novato de turno. Y uno piensa en esos mafiosos que crean su propio estado dentro del estado, con sus propias normas y ya no los ve tan errados, quizás sea la forma de defenderse en esta selva moderna. Lo que pasa es que cuando te das cuenta ya mojas el pantalón al orinar y babeas al dormitar.¡Cochina vida!, pero quieres seguir.

    Responder

    Denunciar comentario

    1

    4

  • juan alvarez juan alvarez 17/06/19 06:48

    EL TS ha anulado mi voto. ¿quien me ayuda a interponer una querella criminal contra toda la Sala por por vulnerar el derecho de sufragio acvtivo, art. 23 CE, a más de un millón de personas? Todos hablamos pero ninguno hacemos nada. Si no estamos en un stado de drecho, como se llama esto: El Estado Duterte-Marchena, con la ministra de justicia, clamando falsedades y mentiras?

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 2 Respuestas

    1

    4

    • phentium phentium 17/06/19 23:13

      Yo firmo...

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      0

    • BASTE BASTE 17/06/19 17:48

      Usando la terminología de un comentarista anterior,experto en RAE, creo que tú y yo (y muchos más) les importamos UN COJON.

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      1

  • Isegor Isegor 16/06/19 18:31

    El panderetero fiscal del TS Javier Zaragoza tuvo la ocurrencia en su alegato final de acusación a los procesados por el 1-O de incriminarles un chocarrero Golpe de Estado, sin sonrojarse lo más mínimo ante semejante patochada. Si tuviera el histrión fiscal algo de sentido común, podría advertir que lo más análogo a un Golpe de Estado es el que ha cometido en este concreto caso Manuel Marchena y su togada murga, atribuyéndose poderes totalitarios con usurpación de los del resto de poderes del Estado e incluso del Parlamento Europeo, así como de los ciudadanos que libremente ejercieron el derecho de voto. Ni Torquemada sería capaz de superar a la Sala Segunda de lo Penal del TS que preside el patriotero Marchena, ni a su vecina Sala Tercera de lo Contencioso Administrativo capaz de adelantarle tan obsequioso trienio como Jefe de Estado al golpista Francisco Franco. 

    Responder

    Denunciar comentario

    3

    14

  • Isabelle0651 Isabelle0651 16/06/19 17:51

    Mi admiración por su trayectoria en defensa de los DDHH y del cumplimiento de la Ley de Mejora Histórica española y la de otros Pueblos, su artículo me parece honesto y esclarecedor. Gracias.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 2 Respuestas

    3

    12

    • Aserejé Aserejé 16/06/19 23:07

      Suscribo totalmente tu comentario Isabelle. Yo también admiro la valentía y honestidad y "paciencia" del Sr. Garzón. Saludos

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      7

    • Isabelle0651 Isabelle0651 16/06/19 17:54

      error *Memoria*

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      0

  • Tajo Tajo 16/06/19 17:02

    Están volviendo al TOP de la dictadura, y la fiscalía, puede ser digna sucesora de aquel siniestro fiscal "carnicerito de Málaga".

    Responder

    Denunciar comentario

    7

    12

  • atilaXXI atilaXXI 16/06/19 15:25

    TRIBUNAL PREVARICADOR, los democratas no podemos permitir este arentado contra los derechos fundamentales, se cometan contra cualquier ciudadano sea cual sea su ideología

    Responder

    Denunciar comentario

    2

    12

  • Juanjo Seoane Juanjo Seoane 16/06/19 13:42

    No se trata de que la resolución " parezca injusta". Es vulneradora de Derechos Humanos y Civiles. Vulneradora de las bandas de un sistema democrático de representación parlamentaria. Otra, de las muchas de este "TS"

    Responder

    Denunciar comentario

    2

    8



 
Opinión
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.