x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es




Las cloacas del Estado

La verdad judicial sobre el supuesto pago del Gobierno venezolano a Iglesias en Granadinas

  • Las tres resoluciones de órganos penales no entraron a valorar si la información publicada era real y solo analizaron si podía ser constitutiva de delito, algo que rechazaron
  • Las dos sentencias dictadas por la vía civil sólo valoraron la diligencia periodística para contrastar la información, no entrando tampoco en el fondo de la cuestión
  • En el procedimiento civil fueron claves el testimonio de Eugenio Pino y la declaración notarial de un colaborador venezolano de la 'policía política' del PP

Publicada el 09/04/2019 a las 06:00 Actualizada el 08/04/2019 a las 22:35
Facebook Whatsapp Whatsapp Telegram Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir Comentarios

El líder de Podemos, Pablo Iglesias, atiende a los medios a su salida este miércoles de la Audiencia Nacional

El líder de Podemos, Pablo Iglesias, atiende a los medios.

Efe
El 6 de mayo de 2016, tres días después de convocarse unas nuevas elecciones generales ante la imposibilidad de formar gobierno, la noticia sobre el supuesto pago de 272.000 dólares realizado por el Ejecutivo de Nicolás Maduro al secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, a través del paraíso fiscal de Granadinas puso el debate político patas arriba. Tres años después, y con unos nuevos comicios a la vuelta de la esquina, la información que consiguió colocar OkDiario en todas las televisiones a nivel nacional continúa utilizándose como arma política contra la formación morada y sus dirigentes. Sin embargo, a día de hoy el contexto es completamente diferente. En los últimos meses, y a medida que avanza la investigación del caso Tándem y de todas sus piezas derivadas, se han ido conociendo detalles relevantes sobre los tejemanejes de la denominada policía política, un pequeño grupo de altos mandos policiales que durante la etapa de Jorge Fernández Díaz al frente del Ministerio del Interior habría maniobrado para proteger al PP y para investigar extrajudicialmente a rivales políticos de la formación conservadora –Podemos e independentistas, principalmente–.

La noticia sobre el supuesto pago de 272.000 dólares que el régimen chavista habría abonado a Iglesias en una cuenta del Euro Pacific Bank, una entidad radicada en el territorio offshore de San Vicente y las Granadinas, fue publicada tres semanas después de que uno de los miembros de la supuesta brigada política, el inspector de Policía José Ángel Fuentes Gago, se reuniera en Nueva York con el exministro de Finanzas venezolano Rafael Isea para recabar pruebas sobre la supuesta entrega de fondos del Gobierno de Venezuela a Podemos. Iglesias ha negado una y otra vez haber tenido una cuenta fuera de España. También el banco rechazó en un comunicado que existiese una cuenta a nombre del líder de la formación morada y que se hubiera producido “una transferencia bancaria procedente de cualquier institución financiera”. Sin embargo, la información del periódico que dirige Eduardo Inda se ha convertido en munición electoral, sobre todo para el PP. Este domingo, por ejemplo, la candidata de la formación conservadora a la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, utilizaba en redes sociales una imagen de la supuesta orden de pago para atizar a Podemos.

El director de OkDiario se ha jactado en repetidas ocasiones de haber ganado en los tribunales todas las querellas que Pablo Iglesias ha interpuesto contra él, incluidas las relacionadas con Granadinas y el Euro Pacific Bank. Sin embargo, esto no quiere decir que la justicia haya dictaminado que el supuesto pago y la famosa cuenta en el paraíso fiscal existieran realmente. Hasta la fecha, los tribunales se han pronunciado en cinco ocasiones sobre este asunto. Dos de estas resoluciones se produjeron por la vía civil, tras la demanda de Iglesias contra Inda por intromisión en su honor, algo que los tribunales rechazaron en dos ocasiones al entender que los periodistas de OkDiario habían cumplido con el requisito de "veracidad" de la información, lo que jurídicamente no equivale a la verdad de los hechos, como se explica en ambas resoluciones. Las otras tres resoluciones, que fueron por la vía penal, archivaban las querellas interpuestas contra Iglesias por el supuesto pago en San Vicente y las Granadinas. Sin embargo, en estos autos tampoco se entra a dictaminar si lo publicado es o no cierto. Los magistrados únicamente entran a valorar si esos hechos son constitutivos de delito, algo que rechazan.
 

Tres querellas archivadas


Primer ‘carpetazo’ del Tribunal Supremo

Seis días después de que se publicase la noticia, el 12 de mayo de 2016, un particular interpuso ante el Supremo una denuncia contra Pablo Iglesias por varios delitos, entre ellos financiación ilegal, blanqueo de capitales o delito fiscal. Sin embargo, tras las elecciones generales del 26-J, el órgano judicial decidió dar carpetazo al asunto. En el auto de archivo, del que fue ponente el magistrado José Ramón Soriano, el alto tribunal apuntó que “la mera publicación de informaciones en los medios de comunicación” no justifica la apertura de un procedimiento penal para su investigación “si la denuncia que los incorpora, como es el caso, no aporta u ofrece algún indicio de su comisión que pueda ser calificado como accesible y racional”. Con ese “mínimo apoyo probatorio”, los magistrados consideraban que tampoco era posible afirmar “que las informaciones periodísticas citadas” fueran “verdaderos indicios”, entendiendo como tales “todo rastro, vestigio, huella, circunstancia y, en general, todo hecho conocido, o mejor dicho, debidamente comprobado”.

A la hora de decretar el archivo, el Supremo valoró si las informaciones publicadas podrían ser constitutivas de algún ilícito penal. Algo que terminaron descartando. “El pago por asesoramientos al Gobierno de Venezuela, no constituye el delito de financiación ilegal que por primera vez se tipificó en la reforma de 2015”, señalaron los magistrados, que también rechazaron el delito fiscal al no constar “elusión del pago de tributos por esa cantidad” y el supuesto blanqueo de capitales. “Tendría que constar el origen delictivo de los bienes y no pueden presumirse ilegítimos y procedentes de delito los bienes recibidos del Gobierno de un país en constraprestación por servicios de asesoramiento”, completaba el auto.

[Puedes consultar aquí en PDF la resolución de julio de 2016 del Supremo por la que se archiva la denuncia presentada contra Iglesias por el supuesto pago del régimen de Maduro a través de San Vicente y las Granadinas].

Vox también lo intenta

La información publicada por el diario dirigido por Eduardo Inda también fue utilizada por la formación de extrema derecha Vox como punta de lanza de sus acciones judiciales contra Podemos. Así, el 9 de mayo de 2016, el partido ultra presentó una denuncia contra Iglesias en el Juzgado de Instrucción número 21 de Madrid por blanqueo de capitales, delitos electorales y delitos que comprometen la paz e independencia del Estado. El escrito, que solicitaba la práctica de varias diligencias de investigación –relación de viajes del líder de la formación morada a Venezuela o Irán en los últimos diez años, entre otras– también terminó en un cajón.

En febrero de 2017, la jueza Teresa Abad dictó auto de sobreseimiento libre y archivo al considerar que las acciones iniciadas por Vox constituían “una mera narración de hechos” sin aportar “documento alguno que sustente las afirmaciones realizadas”. Es decir, “meras sospechas” insuficientes “para incoar procedimiento penal alguno”.

[Puedes consultar aquí en PDF el auto de archivo del Juzgado de Instrucción número 21 de Madrid].

El Supremo frena a la Asociación Libertad y Justicia

A pesar de los dos pronunciamientos judiciales, las acciones contra Podemos por el supuesto pago del Gobierno de Maduro continuaron. En junio de 2017, la Asociación Justicia y Libertad, que saltó a la fama por las querellas que interpuso contra el fiscal que dirigió la acusación contra el expresidente de Murcia en el caso Auditorio, se querelló contra Iglesias por, una vez más, un delito contra la Hacienda Pública y otro de blanqueo de capitales. El Supremo, de nuevo, dio carpetazo al asunto en un auto en el que recordaba a los querellantes que el asunto ya fue resuelto en diferentes ocasiones.

“La actual querella y escrito de ampliación se basa en los mismos hechos imputados, sin aportar nuevos datos o documentos relevantes que justifiquen pronunciamiento distinto”, señaló el alto tribunal en su escrito de enero de 2018.

[Puedes consultar aquí en PDF el auto de archivo del Tribunal Supremo. El documento está extraído de la base de datos del Consejo General del Poder Judicial, que anonimiza los nombres de las personas físicas. En este caso, “Don Jerónimo” es Pablo Iglesias].
 

La vía civil


El juzgado da la razón a Eduardo Inda

Nada más publicarse la noticia, el secretario general de Podemos presentó una demanda contra Dos Mil Palabras SL –empresa editora del periódico digital–, Francisco Mercado –autor de la noticia– y Eduardo Inda –director del medio–. En ella, Iglesias se centraba en la intromisión ilegítima del derecho al honor y reclamaba que se condenara a los codemandados de forma solidaria al pago de 250.000 euros. Pero en abril de 2017, la justicia dio la razón a los periodistas. La resolución judicial, sin embargo, no entraba a valorar el fondo del asunto, sino que solo se centraba en la “veracidad de la información”, entendiendo por ella “el resultado de una razonable diligencia por parte del informador para contrastar la noticia de acuerdo con pautas profesionales ajustándose a las circunstancias del caso”. “Aun cuando la información, con el transcurso del tiempo, pueda más adelante ser desmentida o no resultar confirmada”, señalaba la jueza, que añadía que “la falsedad de los hechos publicados” resultaría “irrelevante” para valorar la prevalencia del derecho a la información frente al derecho al honor.

La sentencia apuntaba que “la veracidad no equivale a una exactitud total”, sino que se corresponde “con el deber del informador de contrastar previamente la noticia mediante fuentes objetivas, fiables y susceptibles de contraste”. Durante el juicio, el periodista dijo que una de sus fuentes era Carlos Alberto Arias. Este ciudadano venezolano registró ante notario el 13 de mayo de 2016 un documento en el que aseguraba que desde febrero de ese mismo año llevaba colaborando como informador con la Policía española facilitándole documentación sobre los supuestos pagos de Venezuela a líderes de Podemos. “Los documentos aportados en este momento, uno del Servicio Secreto Cubano G2 y otros dos del Gobierno Bolivariano de Venezuela son auténticos y veraces y he sido yo quien se los facilitó a la Policía Española que luego fue quien se los facilitó a Ok Diario”, relata en el documento. Una colaboración que fue premiada por el Gobierno del PP con un permiso de residencia en España, concedido “por circunstancias excepcionales”.

“La confirmación por parte de la Policía de la existencia de los documentos y de la investigación en curso determinó que la noticia se considerara fiable y dado su interés general se decidiera su publicación”, continúa la sentencia. Al juicio acudió a declarar como testigo el ex director adjunto operativo de la Policía Eugenio Pino, que según recoge el fallo “ratificó que la investigación policial existía” y que autorizó “viajes en el seno de la citada investigación”. “Cuando la fuente que proporciona la noticia reúne características objetivas que la hacen fidedigna, seria o fiable, puede no ser necesaria mayor comprobación que la exactitud o la identidad de la fuente”, completa la jueza, que detalla que tanto Inda como Mercado “manifestaron que sus fuentes eran personas cercanas” al propio Pino. En aquellas fechas, el comisario jubilado José Manuel Villarejo era uno de los agentes a las órdenes de Pino.

Eugenio Pino se encuentra ahora investigado en el marco de la Operación Kitchen y en la pieza separada del pendrive del caso Pujol. Es considerado un elemento clave en las actividades de la policía política del PP.

[Puees consultar aquí en PDF la sentencia del Juzgado de Instrucción número 84 de Madrid].

La Audiencia Provincial confirma la resolución

Iglesias presentó un recurso de apelación. Sin embargo, la Audiencia Provincial de Madrid volvió a dar la razón a los periodistas. En una sentencia de mayo de 2018, los magistrados rechazaron la falta de objetividad de Pino como testigo, algo que alegó la defensa del líder de Podemos poniendo de manifiesto que desde la Dirección Adjunta Operativa se habían creado “informes fantasma” contra adversarios políticos del partido en el gobierno.

La resolución, una vez más, no entra en el fondo del asunto y deja claro que el fallo en primera instancia no afirma que la orden de pago publicada sea “verdadera”. “Lo que se mantiene es que a los efectos del análisis del requisito de veracidad que es exigible para que en la confrontación del derecho al honor con el de libertad de información pueda ser prevalente este último, se entiende que la tenencia del documento por el informador, junto con la realización de comprobaciones y corroboraciones con sus fuentes, es admisible”, señala la Audiencia Provincial de Madrid.

La sentencia reitera que “no es exigible al informador” que garantice “la autenticidad de los documentos”, que “confirme los sellos y firmas” o que “revise el alcance de la investigación policial”, ya que las noticias “se basan en informaciones facilitadas por ‘fuentes’ y en la fiabilidad de las mismas”. De hecho, también excusa a los periodistas de que ni siquiera ofreciesen al afectado la oportunidad para que diera su versión de los hechos. Y lo justifica en el riesgo de “perder la primicia en España”.

Tras el fallo, el líder de Podemos interpuso un recurso de casación ante el Tribunal Supremo, que está pendiente de resolución.

[Puedes consultar aquí en PDF la sentencia de la Audiencia Provincial de Madrid. El fallo ha sido extraído de la base de datos del Consejo General del Poder Judicial, que anonimiza los nombres de las personas físicas. En este caso, “Alexis” es Pablo Iglesias, “Anibal” es Francisco Mercado, “Evelio” es Eduardo Inda y “Marcelino” es Eugenio Pino].
Más contenidos sobre este tema




Hazte socio de infolibre

18 Comentarios
  • GRINGO GRINGO 09/04/19 21:39

    No sé que va a ser más difícil, modificar la Constitución y el Código Penal, o la percepción de los españoles sobre casos tan graves....

    La dictadura de Franco dejó todo "atado y bien atado", pero no necesitó más que la ignorancia como pegamento indestructible, y así seguimos.......agilipollados.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    4

  • pescador pescador 09/04/19 18:41

    No tardáremos mucho en conocer la tercera pata patriótica, llamados afinadores de los temas ya salieron algunas gotitas ejemplo como tumbaron a la juez de Canarias la entrevista del ministro grabada sobre el tema catalán o el comentario de ministro sobre controlar la sala desde atrás o la petición de algún imputado para que le quite determinadas fiscales y el caso Moix etc.dejando claro que estos laberintos se pueden observar en la cúpula y sus alrededores, dejando claro que la gran mayoría de los jueces son personas muy honrados y honestos, que sacan el trabajo con muchas dificultades sin medios y mal retribuido y se tienen que comer el marrón, así que espabilan o les pasará como a la prensa que cayó en el descrédito.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    2

  • Observer Observer 09/04/19 13:51

    Por cierto, el programa de la Sexta noche lo veo en diferido en el ordenador, en directo me es imposible tragar a algunas contertulias. Asi en diferido puedo dar a al avance rapido de las imagenes y saltarme la basura mediatica´.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    6

  • Birth 4 Birth 4 09/04/19 13:49

    Creo que tiene que ser muy duro, durísimo, para Pablo Iglesias tener y seguir soportando el acoso mentiroso y la incapacidad de resolver las injusticias ante los tribunales. Noches de insomnio. Me parece sorprendente la energía que despliega.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    10

  • Observer Observer 09/04/19 13:48

    Pues yo discrepo de todos los que quieren o piden que el Sr Maraña abandone el plato donde este Inda. Opino que muy al contrario hay que ir y hacerle frente. Como hacen Ignacio Escolar o Antonio Maestre o Jesus Cintora o Juan C. Monedero o Javier Aroca, que cada vez que coinciden en un plató de tv dejan en evidencia y le llaman mentiroso a la cara.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    0

    10

    • GRINGO GRINGO 10/04/19 20:49

      De los platós deben salir todos los que "insultan y desprecian las ideas del contrario", sean de la ideología que sean, a ver si por lo menos los televidentes viendo buenos ejemplos, vamos cambiando.

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      0

  • Socialista desde 1949 Socialista desde 1949 09/04/19 11:28

    En este país no hay justicia porque Inda debería estar en la cárcel hace tiempo.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    13

  • Aserejé Aserejé 09/04/19 09:30

    Al infable y "beato" pecador ex ministro Fernandez Diaz, y a los PPodridos, no solo todo se lo afinaba la Fiscalia, tambien se lo afinaban los Jueces.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    14

  • jhgb jhgb 09/04/19 09:01

    Leer el papel de la justicia este caso y compararlo con el papel de la justicia en el proces da miedo. Mas te vale que la policia y los jueces que te toquen no quieran ascender.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    10

  • BASTE BASTE 09/04/19 08:47

    Me hace mucha gracia ese slogan de "dejar que la justicia trabaje", el resultado de ese trabajo nos define perfectamente ante las demás naciones.

    Responder

    Denunciar comentario

    1

    11

  • Gatopardo Gatopardo 09/04/19 07:54

    Con todo mi respeto hacia todo vuestro equipo y resto de periodistas, creo que se debería tener el valor y transmitirlo al resto de vuestros colegas, de cumplir el dicho de " No hay mayor desprecio que no hacer aprecio" esto supone levantarse e irse de todo tipo de tertulia charla, etc donde participen personajes como el Sr. Inda y resto de acólitos.
    Se que es duro porque se dejan de recibir emolumentos, pero creo que lo mejor es demostrar a la audiencia que el pèriodismo serio no se mezcla con los voceros interesados y pagados por los intereses de los partidos. Me gustaría que Maraña o el Director de la publicación me contestase, si quiere en privado a mi email cemaroja@gmail.com, porque como no se les aparta haciéndoles quedarse sólos y que la audiencia vea que la profesión no aguanta más mentiras ni noticias sin contrastar, esto no va a parar. Hay que ser contundentes, está visto que no vale sólo con discutir o tratar de hablar más alto que ellos, que ya es difícil, aunque a las televisiones les viene bien la polémica, también es bueno que tomen nota de que no todo vale para mantener a la audiencia.
    Puedo confirmar que en mi círculo de amigos y tertulias políticas entre nosotros, ya hay muchos que dejaron de ver estos programas, sea la cadena que sea, porque para ver un patio de vecinos peleándose para ver quién habla más alto y deja su mensaje como último, preferimos vernos un sainete o una zarzuela típica madrileña. Gracias por vuestro trabajo, serio, honrado y veraz.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 6 Respuestas

    1

    15

    • .Sasha .Sasha 09/04/19 09:37

      Me agrada comprobar que no soy el único que les ha pedido a Jesús Maraña y otros que abandonen esos programas.

      No, yo no veo nada de eso. Yo no contribuyo a que sigan apareciendo. Quien los ve, sí. Es cuestión de audiencia, qué carajo importan los principios, aquí mandan los anunciantes, no la ética... Si nadie viese La Sexta Noche, ¿creen ustedes que seguirían llamando a esa purria para algún programa?

      A ver si se va enterando el personal.

      Responder

      Denunciar comentario

      1

      8

    • mariaje mariaje 09/04/19 08:28

      Yo no veo tampoco ese programa. Solo cuando sale el señor Maraña. Luego voy cambiando o le quito el audio al televisor mientras vuelve a salir. Entiendo lo que usted dice, pero si no hay ahí periodistas honrados que con la palabra y argumentos, como tan bien lo sabe hacer Jesús, estaríamos más perdidos. No se engañe, Inda y el resto seguirían ahí, y nos quedaríamos sin representación con una voz, y algunas que hay, decentes. Al enemigo hay que combatirlo con la palabra y  no es conveniente dejarle todo el espacio para él. 

      Responder

      Denunciar comentario

      Ocultar 4 Respuestas

      0

      13

      • Birth 4 Birth 4 09/04/19 13:42

        Coincido. Fue a través de la participación de Jesús Maraña en debates en la TV que lo conocí y de paso a infoLibre. No soy único caso. Y llevo cinco años de afiliación. Es precisamente el contraste con la mediocridad, la evidencia de que hay otra forma de hacer periodismo lo que más puede llamar la atención en un público alargado. ¿Por qué desdeñarlo? El elitismo dañaría más que protegería el mensaje. Admiro el estómago de Jesús y debería estar bien remunerado por salir en esas circunstancias. Saludos.

        Responder

        Denunciar comentario

        Ocultar 1 Respuestas

        0

        4

        • Isabelle0651 Isabelle0651 09/04/19 17:24

          Estoy de acuerdo con vosotras, Birth 4 y Mariaje. Es muy importante que periodistas de la honestidad y profesionalidad del los señores Maraña, Berlín, Benjamín Prado y otros de los que en InfoLibre disfrutamos estén en las tertulias de opinión.

          Responder

          Denunciar comentario

          0

          2

      • Prometeo46 Prometeo46 09/04/19 11:12

        Yo solo veo la primera media hora del programa de La Sexta, y estoy de acuerdo en que Eduardo Inda es un periodista nefasto que está obsesionado con desprestigiar a Podemos y sobre todo a Pablo Iglesias, pero hay otra periodista, María Claver, que se sienta a su izquierda, cuya obsesión no es menor, pero en este caso va dirigida al PSOE y sobre todo a Pedro Sánchez, sobre el que hace una crítica feroz de todo lo que hace y dice el político socialista.

        Responder

        Denunciar comentario

        Ocultar 1 Respuestas

        0

        5

        • Isabelle0651 Isabelle0651 09/04/19 17:44

          Lo que dices es cierto, a señora Claver se le transfigura la cara cuando se trata de desprestigiar a Iglesias /PODEMOS, es algo muy llamativo, debería ser estudio de algún especialista, su crispada gesticulación facial, mientras con las dos manos aprieta con rabia el bolso que habitualmente coloca entre su regazo y abundante pechera. Elisa Beni le ha cogido el punto y me encanta cómo la torea.

          Responder

          Denunciar comentario

          0

          0



 
Opinión
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.