X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Crisis del coronavirus

Madrid es la última comunidad en comenzar a vacunar a grandes dependientes, dos meses después de la primera

  • La comunidad empezó con la inmunización a este grupo el 8 de marzo: Navarra lo hizo el 15 de enero
  • La estrategia consensuada a nivel nacional deja claro que van después de los sanitarios más expuestos y los residentes
  • Publicamos esta información sobre el coronavirus en abierto gracias a los socios y socias de infoLibre. Sin su apoyo, nuestro proyecto no existiría. Hazte con tu suscripción o regala una haciendo click aquí. La información de calidad es la mejor vacuna contra cualquier virus.

Publicada el 13/03/2021 a las 06:00
Vacunación en La Rioja.

Vacunación en La Rioja.

Europa Press

Este lunes 8 de marzo empezó la vacunación a grandes dependientes no institucionalizados en la Comunidad de Madrid, como parte del grupo 4 según la priorización prevista en la estrategia nacional. Comenzó tanto a personas con problemas de movilidad, que no pueden salir de sus domicilios con facilidad, como a los que sí pueden desplazarse a centros de salud y otras instalaciones dispuestas a tal efecto. Se trata de la comunidad que más ha tardado en comenzar a inmunizar a este grupo especialmente vulnerable. Durante semanas, sus familias y cuidadores lamentaron no tener fecha ni previsión de cuándo empezaría la campaña. 

infoLibre ha preguntado a los departamentos de Salud o Sanidad de todas las comunidades autónomas por el comienzo de la vacunación a grandes dependientes. No todas han indicado una fecha exacta, pero sí han confirmado que la inmunización empezó antes que en Madrid. Navarra destaca por lo llamativo de la diferencia: empezó a distribuir los productos de Pfizer o Moderna a este grupo el pasado 15 de enero, casi dos meses antes que Madrid. El 1 de marzo, Extremadura explicó que el plan "estaba ya culminando", habiendo vacunado ya a 7.761 personas. En Asturias, en la misma fecha, se habían vacunado ya a 8.757 a grandes dependientes y cuidadores. Castilla-La Mancha, al 60%. Poco después, el 9 de marzo –un día después del arranque de Madrid– Canarias ya había inoculado al 68%. 

Andalucía empezó el 26 de febrero a vacunar a grandes dependientes en sus domicilios, y ya estaban inmunizados para esta fecha los que disponían de mayor movilidad y podían acudir al centro de salud. Aragón empezó la primera semana de febrero a inocular el producto a los de mayor movilidad y en la última semana los sanitarios comenzaron a acudir a los domicilios. Baleares arrancó con todos el 9 de febrero. Durante este mes, Cantabria inoculó la primera dosis a todos los que podían salir de sus casas y el 8 de marzo se puso con el resto. 

"La vacunación de personas grandes dependientes ya se está realizando desde hace tiempo a través de recursos de Atención Primaria, con carácter general, aunque adaptándose a las necesidades especiales que puedan plantear personas concretas", declaró el pasado 1 de marzo la Consejería de Sanidad de Castilla y León. La Rioja, por su parte, decidió invertir el orden habitual: completó primero la inmunización en los alrededor de 100 dependientes con problemas de movilidad en sus casas, y el 19 de marzo siguió con el plan para este grupo en polideportivos habilitados a tal efecto. No ha habido un criterio único para vacunar a estas personas: hay comunidades que han optado por pincharlas en sus coches, otras en polideportivos y grandes recintos para evitar posibles contagios y otras en los centros de salud.

Cataluña, por su parte, no ha ofrecido una fecha concreta de inicio, pero ha indicado a infoLibre que a 23 de febrero se habían vacunado ya el 16,7% de dependientes. La Comunitat Valenciana empezó "a finales de febrero", simultaneando la inmunización a mayores de 80 años y a grandes dependientes no institucionalizados. 

Entre las más retrasadas se encuentra Galicia, que empezó el 2 de marzo, al igual que Murcia. Euskadi ya ha vacunado a algunos grandes dependientes con movilidad, pero aún carece de un plan para acudir a los domicilios. Argumentan que tienen problemas con la logística de la vacuna de Pfizer, que debe ser refrigerada a muy bajas temperaturas, pero el resto de comunidades ha esquivado estas dificultades. Madrid, sin embargo, comenzó el 8 de marzo con cualquier tipo de dependiente.

Dos de las más retrasadas, Euskadi y Madrid, son las comunidades que más tardaron en inocular todas las dosis que fueron recibiendo en las primeras semanas del plan de vacunación. Argumentaron que preferían guardar viales para completar la pauta e inocular la segunda dosis en caso de problemas de suministro.

Qué dice el protocolo

Ya en la primera versión de la Estrategia de vacunación frente a COVID19 en España, del 18 de diciembre de 2020, se incluyó a los "grandes dependientes que no estén actualmente institucionalizados" en el grupo cuatro. El grupo uno lo conforman tanto residentes como su personal, el dos el personal sanitario de primera línea, y el tres "otro personal sanitario y sociosanitario". "Las primeras dosis disponibles se utilizarán para vacunar al grupo 1 y 2 en ese orden y, tras completar estos grupos y en la medida que haya más disponibilidad de dosis, se vacunará a los grupos 3 y 4", aseguraba el documento. 

En la última actualización se asegura que "por cuestiones organizativas y de factibilidad podrá solaparse la vacunación de los colectivos incluidos en los grupos 3A, 4 y 5". Es decir: junto a los grandes dependientes, el personal del ámbito hospitalario y de Atención Primaria que no esté en primera línea, y los mayores desde los 60 años de edad. En todo caso, la estrategia deja claro que los dependientes van después de los sanitarios más expuestos y los residentes. Madrid ha sido la que más ha esperado: hasta el 8 de marzo. 
 

La salud es lo primero: suscríbete a infoLibre

Cuando nos golpeó la pandemia, infoLibre fue el primer medio en España en abrir todos los contenidos sobre el coronavirus para que cualquier ciudadano pueda acceder gratis a ellos. El esfuerzo no habría sido posible sin socias y socios que creen en un periodismo comprometido y que ponga en cuarentena a las fake news. Si eres uno de ellos, gracias. Sabes que puedes regalar una suscripción haciendo click aquí. Si no lo eres y quieres comprometerte, este es el enlace. La información de calidad es la mejor vacuna contra cualquier virus.
Más contenidos sobre este tema




4 Comentarios
  • Marqués de Moncerval Marqués de Moncerval 14/03/21 00:27

    Mi opinión, un desgobierno de TERRORISTAS, con el beneplácito del pueblo, Madrileños,ojalá mañana salga VOSS, el 36 os va a parecer un guatque, seguir en el sofá...

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    2

  • Fernandos Fernandos 13/03/21 12:14

    A la hora de votar los madrileños, ¿se acordaran de sus mayores? Si aquellos que les negaron la asistencia médica dejandoles morir sin consuelo de sus deudos, ¿no se sienten corresponsables por votar a estos irresponsables?

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    5

  • Lola del Pozo Lola del Pozo 13/03/21 09:14

    La CM ha sido la última en “anunciar” a bombo y platillo el comienzo de la vacunación de este grupo, el 4, los grandes dependientes. Pero el anuncio, como en tantas otras ocasiones, no implica que se haga, de hecho no han empezado aún, en los centros de salud no tienen ni protocolo ni instrucciones para llevar a cabo la vacunación de los dependientes no institucionalizados. 

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    5

  • MOE MOE 13/03/21 06:11

    Esta populista descerebrada,“de manual”, denegó la atención sanitaria a su población de mayor edad que vivía en las residencias condenándola a una suerte de eutanasia impuesta por la autoridad y con muy pobres cuidados paliativos en sus últimos días de vida, pasándose por el forro la doctrina que mantiene de siempre su partido al respecto, y ahora está ralentizando todo lo que puede la vacunación de los que viven fuera de las residencias con el único objetivo, diríase, de desembarazarse de la manera más mezquina e inhumana de la capa de población que, a su retorcido entender, menos tiene que aportar al dinamismo económico con el que sueña para su comunidad: lxs abuelxs no producen nada y solo generan gasto, luego sobran.
    Cuando hablan de gestión criminal de la crisis provocada por el virus, todos los ojos deberían dirigirse hacia ella y fulminarla con el desprecio y la condena. Nada tendría más sentido que acabase con sus huesos en la cárcel por estos hechos en vez de, como se parece apuntar, nuevamente en su despacho de Sol un par de años más. En vuestras manos está, madrileños.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    6

Lo más...
 
Opinión