x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Lecturas infalibles

Raquel Lanseros revive al monstruo de Frankenstein en su bicentenario

  • La poeta recuerda que con la novela de Mary Shelley comprendió que “nuestro deseo de inmortalidad está irremediablemente destinado al fracaso”
  • En la revista de verano de infoLibre, escritores y periodistas recomiendan un clásico de la literatura al que regresar o acercarse a lo largo de las vacaciones

Publicada el 21/08/2018 a las 06:00 Actualizada el 12/03/2019 a las 22:03
La poeta Raquel Lanseros.

La poeta Raquel Lanseros.

Frankenstein o el moderno Prometeo, de Mary Shelley, se publicó en 1818 y Raquel Lanseros (Cádiz, 1973) recomienda ahora, en 2018, este clásico literario dentro de la sección Lecturas infalibles en la que escritores y periodistas proponen una obra para entretenerse durante los meses de calor. “Este año se cumplen dos siglos de su publicación y este doble centenario supone un inmejorable momento para que nuevos lectores lo descubran y antiguos lectores vuelvan a disfrutar de este libro que cambió para siempre la historia de la literatura y nuestro modo de comprender el corazón humano”, asevera la poeta y traductora.

  La autora de Las pequeñas espinas son pequeñas (2014) y Croniria (2009), que ganó el Premio Internacional de Poesía Antonio Machado, explica que “todo en este libro guarda vigencia total, desde la descripción del monstruo a la reflexión sobre el lado monstruoso de todos nosotros, el cuestionamiento de los límites del ser humano y su incapacidad de convertirse en un dios”. De hecho, la novela de Mary Shelley hace alusión directa al mito de Prometeo, titán que se atrevió a robar el fuego a los dioses para regalárselo a los hombres, por lo que él fue castigado al exilio, mientras que los humanos fueron sancionados con el recibimiento de la caja de Pandora.

La razón de esta relación entre Prometeo y Frankenstein radica en el intento de rivalizar por el poder con dios al crear un monstruo con la unión de distintas partes de cadáveres diseccionados. El objetivo del científico Víctor Frankenstein era, en realidad, desentrañar el misterio que supone el alma del hombre. “Comprendí entre otras muchas cosas que nuestro deseo de inmortalidad está irremediablemente destinado al fracaso”, sostiene la poeta, cuyos versos están recogidos en Esta momentánea eternidad (2016). Para ella, la lectura de la novela propuesta fue una “experiencia lectora intensa” que realizó en plena adolescencia.

¿Y cómo surgió esta novela gótica tan famosa? Durante el mes de junio de 1816, el llamado año sin verano –debido a las anomalías climáticas que provocaron disminución de las temperaturas–, la autora, que no estaba aún casada con el poeta Percy Shelley y se llamaba aún Mary Wollstonecraft Godwin, desarrolló la idea de lo que sería su posterior libro mientras visitaba a Lord Byron en Suiza. Debido a las inclemencias meteorológicas, viéndose encerrados en la residencia del poeta inglés, este retó a los presentes a componer una historia de terror. Este desafío creó en el siglo XIX al monstruo más famoso de la literatura y ha provocado la creación de Frankenstein resuturado (2018), “un libro espléndido”, según la entrevistada. “Forma una antología de veinte relatos y poemas reunidos por Fernando Marías que narran y versan cada una de las veinte décadas transcurridas desde el nacimiento del célebre monstruo. Cada una de estas obras viene además ilustrada por algunos de los mejores ilustradores de nuestro país. Hay también dos propuestas musicales y una traducción íntegra de la novela original de Mary Shelley”, comenta Lanseros, quien forma parte del colectivo que ha creado esta nueva obra artística con motivo del aniversario.
Más contenidos sobre este tema




Lo más...
 
Opinión