LA PORTADA DE MAÑANA
Ver
Feijóo se instala en el 'no' a todo salvo para celebrar el pacto judicial con el “depredador del Estado de Derecho”

Grabaron el ataque, el sufrimiento de las víctimas, y ahora los activistas sirios intentan recoger todas las pruebas posibles; tejidos humanos, pelo y documentos gráficos. Quieren hacérselos llegar a ellos, a los inspectores de Naciones Unidas. Están a sólo quince minutos del barrio atacado, pero paradójicamente no tienen autorización para investigar lo ocurrido por motivos de seguridad. Estas imágenes siguen estremeciendo al mundo y cada vez son más las voces que piden que se haga algo.

Más sobre este tema
Publicado el
stats