LA PORTADA DE MAÑANA
Ver
Sánchez elige a cuatro ministros como pararrayos para responder a la estrategia del PP más duro

Jesús Maraña: “Tenemos funcionando ya un fenómeno completamente trumpista en España”

Estamos cerrando 2022 y parece obligado hacer balance de lo ocurrido. Para el director editorial de Infolibre, Jesús Maraña (Sahagún, 1961), este año “ha sido un cúmulo de acontecimientos inéditos que son una demostración de estos tiempos acelerados en los que vivimos, en los que algo nos parece de inmediato que va a cambiar la historia y, a los pocos días o incluso horas, otro acontecimiento fagocita al anterior y es muy difícil analizar las cosas de una manera reposada”. Jesús Maraña es uno de los fundadores de infoLibre, que en unos meses va a cumplir sus primeros diez años de vida: “Tal y como está el panorama mediático, no es cualquier cosa”.  

Tensión política 

“A mí me preocupa mucho que cada vez que se habla de la polarización o de la crispación se transmite como si esos fenómenos hubieran surgido por esporas o fuera un fenómeno meteorológico. Se habla de la polarización normalmente desde la equidistancia. Me parece que esa ya es una victoria de quienes de verdad están interesados en polarizar, en crispar, en provocar griterío. Y hace mucho tiempo que, a mi juicio, esa balanza está totalmente desequilibrada. Quienes provocan la polarización constantemente suelen ser los extremismos, especialmente el extremismo de derechas. Y esa estrategia ha contaminado ya hace mucho tiempo al principal partido de la oposición, al PP. Hay un interés, a mi juicio muy pensado, muy intencionado, de generar ruido permanentemente, de crispar, de insultar para que el otro acabe también en el barro, acabe insultando. Es una estrategia. Creo que está pensada desde ámbitos políticos de la derecha y desde ámbitos mediáticos conservadores”.  

Crisis del Constitucional 

“Me parece que lo que ha ocurrido con la decisión del Tribunal Constitucional es probablemente lo más grave en términos democráticos que ha ocurrido en las últimas décadas en este país. Las consecuencias no las podemos medir con exactitud todavía, pero el hecho de que, desde el tribunal de garantías, por primera vez, se interrumpa la labor del Legislativo es muy grave y desvirtúa por completo lo que es la esencia de la democracia y lo que es el reparto de poderes, las funciones de cada cual. La responsabilidad primera la tiene el Partido Popular, no sólo porque es quien inicia ese recurso. Hablamos de un grupo parlamentario, un partido político que es la alternativa democrática de gobierno, que pide a un tribunal que interrumpa la labor parlamentaria. Por otro lado, me parece que tampoco ha habido una oportunidad más evidente para que el jefe del Estado cumpla el papel que le otorga precisamente la Constitución de arbitrar y moderar el funcionamiento regular de las instituciones”. 

Renovación del poder judicial 

“PP y Vox ya han dejado claro que están dispuestos a todo para que no se produzca la renovación de esos órganos constitucionales que, lamentablemente, están de acuerdo con ellos y ejercen una complicidad descarada en las cúpulas del Consejo General del Poder Judicial y del Tribunal Constitucional los bloques conservadores de los dos órganos. El ruido que se ha generado, el griterío, puede llevarnos a perder de vista la realidad de fondo de este asunto. Llevamos cuatro años sin renovar los órganos constitucionales porque el PP ha decidido que no cumple la Constitución, que no cumple la ley. Y lo que están haciendo el bloque conservador del Poder Judicial y, a mi juicio, algunos miembros del Constitucional es torpedear nada menos que el cumplimiento de la Constitución. No es una cuestión ya de enfrentamiento, de división, de confrontación entre derechas e izquierdas. Estamos hablando de respetar el funcionamiento del sistema democrático o estar manipulándolo permanentemente”. 

Como Trump 

“Igual que el PP está llevando constantemente a Bruselas la denuncia de que aquí se están asaltando los órganos judiciales, es hora ya de denunciar en Europa que tenemos un problema en España con el principal partido de la oposición, que no termina de aceptar las reglas democráticas, que no termina de aceptar nada menos que el cumplimiento de la Constitución con la que tanto se llena la boca y, además, ejerce como de salvador de la patria. Esto hay que ir denunciándolo para que en Europa se entienda que lo que tenemos aquí funcionando es ya un fenómeno completamente trumpista. Es decir, los elementos que en Estados Unidos han generado lo que han generado, que es poner en solfa las bases del funcionamiento democrático, como ha hecho Trump y ha llevado al Partido Republicano a ese punto, es lo que estamos viviendo en España y se está demostrando claramente con nada menos que los órganos constitucionales”.  

El PP con Feijóo 

“Yo creo que el relevo en la cúpula del PP, sin entrar en las condiciones en que se produjo, lo que sí supuso inmediatamente fue un efecto de cambio. El llamado efecto Feijóo, durante un tiempo, lo que representaba era una opción más moderada, con más sentido de Estado, con más responsabilidad. La verdad es que eso se diluyó muy pronto porque desperdició oportunidades muy claras. Una, precisamente, era que Feijóo hubiera dado paso a un acuerdo para renovar los órganos constitucionales y dejar de incumplir la Constitución. No lo hizo. Ha tenido la oportunidad de hacerlo con un acuerdo ya cerrado y no lo hizo. Y no lo hizo por presiones internas y externas, por presiones del ala más dura del PP que representa Isabel Díaz Ayuso y por presiones del espectro mediático más radical en la derecha. Me parece que el llamado efecto Feijóo se ha diluido y lo podemos ver ya en las encuestas también claramente y me parece que, sobre todo, tiene un problema de liderazgo también interno”. 

El proyecto de Yolanda Díaz 

“Desde el principio, el proyecto de Yolanda Díaz creo que despierta una enorme ilusión en el espacio a la izquierda del PSOE. Y, por otro lado, está claro que ha despertado también muchos recelos en una parte de ese espacio, fundamentalmente en lo que representa Podemos. Lo más claro que estamos viviendo en este último año es la dificultad de acompasar o de compaginar un proyecto que según lo define la propia Yolanda Díaz, traspasa lo que es hasta ahora la identidad de uno o varios partidos políticos, pretende ser un movimiento ciudadano. De lo que ocurra en los próximos meses en esa relación o en ese equilibrio de fuerzas y, sobre todo, de la capacidad de que de verdad se genere esa ilusión en ese espacio, va a depender el futuro de Yolanda Díaz y muy probablemente el futuro de un gobierno de coalición de izquierdas a partir de finales del año próximo”.  

El espacio de Vox 

“Durante este año, Vox ha seguido protagonizando buena parte de los debates que provocaban más griterío, más discusión, que excitaban más los sentimientos. Y este es el propósito principal de Vox. En ese sentido, creo que tiene un suelo hasta el momento muy estable, tiene una fortaleza que no es fácil de combatir, sobre todo si quien no lo hace es la matriz de ese espacio. El partido del que salió Vox, que es el PP, es quien tiene que decidir de una vez si se va a la moderación, al centro, a funcionar de una manera demócrata y no caer permanentemente en la competencia por el máximo disparate. Esa decisión por parte del PP y de Núñez Feijóo creo que no la vamos a ver claramente, porque hay esa tensión entre Ayuso y Feijóo y porque está en el alma del propio PP ocupar ese espacio, porque lo ha ocupado siempre. La única opción que puede debilitar a la ultraderecha es la derecha y yo ahí soy bastante escéptico”.  

Pedro Sánchez 

“Tiene, como se dice ahora, una capacidad de resiliencia enorme. En política eso es fundamental. A mí me parece que, si algo se pudiera reprochar o advertir en ese sentido, de cara a este año intensamente electoral, es que quizá le convenga no protagonizar tanto todo el debate político frente a las derechas y al resto del abanico parlamentario. Creo que hay áreas de gobierno en las que hay responsables, como en el área económica o en la laboral, que tienen crédito, que tienen talla política. Me estoy refiriendo desde Nadia Calviño a Yolanda Díaz, porque, incluso, hablo de políticas que no son exclusivas del PSOE. Creo que lo que se juega en el próximo año va más allá de lo que pueda salir de unas siglas u otras. Me parece que podría o debería repartir más juego, porque la gestión que ha hecho el Gobierno en lo laboral, en lo económico, en la posibilidad de cambiar el modelo de este país e ir hacia el futuro digitalizado, hacia un futuro sostenible, etc., puede tener más protagonismos que únicamente el del presidente del Gobierno”. 

Situación económica 

“Pese a esta crispación, a esta fractura y a este ruido que estamos viviendo, cuando se le pregunta a la gente por las medidas que ha ido tomando el Gobierno para afrontar la crisis económica derivada de la guerra de Ucrania, considera que están siendo acertadas, que el Gobierno está haciendo lo que debe hacer. Incluso, desde Europa se pone como ejemplo de políticas acertadas al gobierno español, al gobierno de coalición. Sin embargo, cuando se hace la valoración política del Gobierno y en especial del presidente del Gobierno, esa valoración de acierto en las medidas tomadas no se corresponde. Es decir, es mucho más negativa la visión política que se tiene del Gobierno que la de su gestión. El Gobierno de izquierdas no sólo está gestionando bien esas crisis, sino que lo está haciendo apostando por un escudo social que evite una mayor brecha de desigualdad en la sociedad. La aparente contradicción entre la valoración positiva de las medidas tomadas y una valoración política de Sánchez y del Gobierno más negativa tiene que ver precisamente con el constante ruido y la crispación generada por los grupos políticos y mediáticos interesados en desviar la conversación pública”.  

 Presupuestos aprobados

 “Hace un año valorábamos que el Gobierno de coalición conseguía sus segundos presupuestos y ya entonces había muchas voces que pronosticaban que unos terceros serían imposibles porque ya entraríamos en un año electoral. Un año después hay unos terceros presupuestos y con una mayoría todavía más amplia. A mí me parece que es uno de los mayores logros en términos de gestión conseguir estos presupuestos. Luego serán discutibles partidas concretas de las cuentas del Estado, pero el hecho de que existan, de que estén, de que haya un manual de ejecución de las cuentas públicas y con una mayoría amplia, a mi juicio desmonta de nuevo ese argumento permanente que, digamos, ensombrece todo lo que hace el gobierno de coalición con esa mancha de la inestabilidad, de la supuesta gresca permanente y la imposibilidad de que eso sea sólido. Bueno, pues resulta que ese Gobierno de coalición, en términos de conseguir presupuestos del Estado y acuerdos de fondo es el más estable de la última década”.

 infoLibre 2023 

 “Llevamos diez años reivindicando la necesidad de un periodismo que dependa fundamentalmente de los lectores, de la capacidad de convencer a los ciudadanos y las ciudadanas de la necesidad de contar con medios de los que uno se pueda fiar, que pueden cometer errores, pero que asumen el compromiso de rectificar esos errores e intentar contrastar todo lo que publican y de responder al esfuerzo por la calidad de la información. Hablamos de medios que asuman una trascendencia cívica y democrática. Sin medios de este tipo me parece que también se contribuye mucho a desgastar o a deteriorar el funcionamiento democrático. Vamos a cumplir en marzo el décimo aniversario de infoLibre y de tintaLibre. Estamos en un año clave para que el mayor número de gente posible se convenza de que la calidad de la información es un alimento esencial de la democracia".

Carlos Castresana: "Judicializar la política termina por politizar la justicia"

Carlos Castresana: "Judicializar la política termina por politizar la justicia"

Más sobre este tema
stats