La portada de mañana
Ver
La resistencia femenina al fascismo: “Los militares hicieron el golpe, nosotras lo transformamos en revolución”

El patrimonio de González

La jueza de Estepona cita a declarar para mayo a una testigo clave de la compra del ático de González

La titular del Juzgado de Instrucción número 5 de Estepona, Isabel Conejo, ha citado a declarar para mayo a una testigo clave del caso del ático del presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González. Se trata de la ciudadana alemana Karen A.G., que era la pareja de Pedro Javier Villate, el primer vendedor del ático que acabó en manos de Coast Investors, la empresa de Delaware (EEUU) controlada por el testaferro profesional Rudy Valner.

Según han explicado fuentes del caso a infoLibre, Karen vivió con Villate y un hijo de esta en la lujosa vivienda de la urbanización Alhambra del Golf hasta que el presunto testaferro acordó vender el inmueble. Tras tenerlo durante un par de años en venta, fue comprado tras una negociación por teléfono y sin ver el inmueble por parte de Valner. Y lo adquirió, según la declaración en el Juzgado de Marisa Berrie, la persona que ejerció de intermediaria en la venta, después de que Lourdes Cavero, la mujer de Ignacio González, visitara en dos ocasiones el dúplex de lujo.

La testigo Karen A.G. había sido citada en un principio el pasado 16 de diciembre a declarar en Estepona, pero esta ciudadana alemana rechazó trasladarse hasta esta localidad malagueña, habida cuenta de que ahora reside en Villaviciosa, un municipio de Asturias. 

Los representantes legales de los denunciantes, del Sindicato Unificado de Policía (SUP) y de los diputados del PSM, Javier Carnerero y Wilfredo Jurado, respectivamente, han remitido al Juzgado de Estepona un total de 25 preguntas, que tendrá que contestar por exhorto la testigo alemana en el Juzgado de Instrucción de Villaviciosa. 

¿Compró el ático González?

"Diga si es cierto que, por parte del matrimonio de González y tras varias visitas, les indicaron que el ático iban a adquirirlo y que iba a ser comprado a través de un señor llamado Rudy Valner desde Estados Unidos, que se pondría en contacto con ellos para proceder al pago de la compraventa y formalizar las escrituras, sin que hasta ese momento ni usted ni el señor Villate conocieran la existencia de Rudy Valner". Este es una de las 15 preguntas remitidas por el SUP a la jueza de Estepona.

Pero el abogado Carnerero incluye otra pregunta, que es más directa sobre la presunta participación del presidente de la Comunidad de Madrid: "Diga si es cierto y le consta que el ático fue comprado por y para el matrimonio González, resultándole extraño que lo hicieran a través de una tercera persona desde Estados Unidos". 

Sin garantías

El letrado que presentó la denuncia inicial también se interesa en saber la cantidad "exacta o aproximada, que se abonó en efectivo, además de las transferencias que recibieron", al mismo tiempo que interpela a Karen A.G. sobre si hubo "un retraso en uno de los pagos y que no precisaban más garantías que la palabra del comprador González, ya que a Rudy Valner no lo conocían de nada".

Otra de las cuestiones que pretenden determinar es si era públicamente conocido que el ático "había sido adquirido por el matrimonio González-Cavero, siendo conocedores que la comunidad de vecinos la pagaban mediante transferencias desde Estados Unidos que efectuaría Rudy Valner".

Por su parte, el abogado Wilfredo Jurado, entre sus diez preguntas, se interesa en conocer la versión de Karen sobre si mantuvo conversaciones previas con Lourdes CaveroLourdes Cavero, "y si las mismas versaron sobre determinados cambios a realizar en la vivienda y asuntos de decoración interior de la misma".

Jurado también pregunta a esta ciudadana alemana si justo después de la venta el ático pasó a ser utilizado "por Lourdes Cavero y su esposo", tal y como reconoció el propio González, aunque aseguró que lo hizo en régimen de alquiler.

Paralización de la investigación

"Es increíble que hayan tenido que pasar nueve meses para conocer la versión de esta testigo", se lamenta Wilfredo Jurado, abogado del PSM en el caso. En similares términos se expresa Javier Carnerero, letrado del SUP, que denuncia la paralización de la investigación, ya que pese a que denunció los hechos ante la Fiscalía Anticorrupción en abril de 2012, todavía no ha sido cursada ninguna de las comisiones rogatorias que se reclamaba en la denuncia inicial. Además, Carnerero recuerda que el presunto testaferro, Rudy Valner, tampoco ha declarado.

Por su parte Javier Estévez, el portavoz del SUP, la organización sindical que denunció el caso, también lamentó las dilaciones: "No son explicables por causas jurídicas, sino por otros problemas como por ejemplo la colaboración policial". Estévez destacó, además, que un caso en el que se apunta el nombre del presidente de la Comunidad de Madrid, la investigación debería tener más medios. "No pedimos que se priorice esta investigación, sino que debería tener mayor celeridad".

Finalmente, Estévez consideró "vergonzoso" que con todas las informaciones que han aparecido sobre informes policiales, "y sobre un presunto chantaje, que nadie en el Ministerio del Interior haya hechoMinisterio del Interior nada. Deberían reconocer o desmentir las informaciones que se vienen publicando. O por lo menos tendrían que abrir una investigación interna sobre lo que ha pasado. Lo que tenemos claro es que el SUP seguirá luchando contra la corrupción, aunque de una forma respetuosa y apolítica".

Coast Investors

La sociedad Coast Investors, que adquirió el ático de la polémica por 750.000 euros, se constituyó el 19 de marzo de 2008 en Delaware, un Estado que ofrece a los inversores importantes ventajas fiscales. Y Valner lo adquirió el 12 de mayo de 2008. Este testaferro fue empleado de una de las empresas del presidente del Atlético de Madrid, Enrique Cerezo.Enrique Cerezo

Apenas unos meses después de que se constuyera la empresa offshore Coast Investors, Valner adquirió el inmueble tras una conversación teléfónica desde Estados Unidos. El vendedor, Javier Villate, y Valner no se vieron las caras hasta que no firmaron la escritura.

En diciembre de 2012, después de publicar el diario El Mundo la primera información sobre el ático de González, el presidente de la Comunidad de Madrid hizo público un comunicado en el que aseguraba que él y su mujer habían comprado la vivienda por 770.000 euros. Justo un día antes de la operación, Valner abonó a Hacienda 74.000 euros para regularizar los impuestos de cinco ejercicios que no había sufragado.

Más sobre este tema
stats