Los correos secretos de Blesa

El PSOE ultima una querella contra Blesa y su equipo por la quiebra de la entidad

Miguel Blesa, durante una comparecencia en la Comisión de Economía del Congreso.

La dirección federal del PSOE ultima una querella contra el financiero Miguel Blesa, a quien atribuye haber forzado el rescate bancario al llevar a Caja Madrid a la quiebra con operaciones como la compra de un banco de Miami por el doble de su valor estimado. Fuentes socialistas acaban de confirmar que la querella, aún en elaboración, se presentará en cuestión de días. Y que, aunque abordará más supuestas ilegalidades, su contenido pivotará sobre la adquisición del City National Bank of Florida en 2008 y el daño derivado para la hoy extinta entidad de ahorro. Así lo ha confirmado esta mañana a infoLibre el secretario de Relaciones Institucionales del PSOE, Antonio Hernando.

La querella del PSOE implica no solo un salto cualitativo en el cerco legal a Blesa, iniciado tras una denuncia de Manos Limpias, sino un verdadero espaldarazo a Elpidio Silva, el juez que inició la investigación sobre el financiero y que, ya apartado del caso, tiene ahora un pie en el banquillo tras la querella presentada en verano por Manuel Moix, fiscal jefe de Madrid.

Moix sostiene que el magistrado maniobró de forma “torticera” para quedarse con el caso y prevaricó también al enviar dos veces a prisión al financiero. Pese a que la asunción de competencias para investigar lo sucedido con el City National Bank of Florida constituye la piedra angular de la querella de Moix, el caso sigue asignado exactamente al mismo juzgado del que Silva es titular.

Después de elaborar un primer borrador de la querella, que se ha contrastado con varios juristas, los servicios legales del PSOE trabajan en la redacción final de la misma. Parte de los hechos contrastados procede de los correos cruzados por Blesa y su equipo, que infoLibre empezó a publicar el pasado 2 de diciembre.

Los socialistas, y así lo subraya Hernando, consideran inadmisible la mera hipótesis de que el juez que investigaba a Blesa acabe en el banquillo de los acusados o incluso fuera de la carrera judicial, mientras que el financiero -que sigue imputado- ve cómo la Fiscalía sale en su defensa.

Los socialistas creen que la secuencia de hechos relativa a la compra del City National Bank of Florida en 2008 por parte de Caja Madrid ofrece indicios de que Blesa delinquió. Y de que su gestión de la caja abrió el agujero que forzó posteriormente el rescate público de BFA-Bankia –el grupo heredero de Caja Madrid y otras seis cajas- y terminó así costando miles de millones al Estado.

BFA-Bankia recibió 22.424 millones para su reflotamiento, de los que el FROB ya daba por perdidos 10.000 millones en marzo de 2013. 

Los socialistas mantienen que la caída en picado de Caja Madrid no fue un hecho fortuito ni imprevisible. Blesa, y así lo expondrá la querella, tenía a su alcance información suficiente para saber por ejemplo que el banco de Miami no valía los 1.121 millones de dólares pagados por Caja Madrid sino, como mucho, 581 millones de dólares. Esa afirmación no procede de ningún cálculo interno de la oposición sino del propio Banco de España, que en un informe fechado en abril de 2010 ya alertó del enorme sobrecoste de aquella operación.

Bancaja recurrió a Blesa para obtener 200 millones y apuntalar su liquidez

Más sobre este tema
stats