x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
El adiós a Luis Eduardo Aute

Lejos de lo mediocre, cerca de la ternura

Cristina Narea
Publicada el 05/04/2020 a las 06:00
Luis Eduardo Aute con Cristina Narea en el Palau.

Luis Eduardo Aute con Cristina Narea en el Palau.

Cristina Narea

Luis Eduardo Aute, un ser único que se queda a través de su extensa obra, para siempre en nuestros días, a partir de hoy menos felices. Un hombre bueno, un hombre grande. A mí, que tuve la fortuna de conocerle de cerca, me deja también la enseñanza de saber vivir lejos de lo mediocre, de lo fácil, de lo superfluo. Y su ternura…

Vivimos días de confinamiento, de pandemia global y esto ha hecho que se vaya sin que podamos despedirnos. Ah, estos días pensaba en ti, Luis Eduardo, en qué pensarías de todo esto, porque si hay algo que es huella indeleble Autiana es tu mirada crítica ante todo lo que nos rodea.

Estos días, en los que he aprovechado para ordenar y dar vueltas por mi casa, me he encontrado con sus letras manuscritas del tiempo que empecé a trabajar junto a él: de un día para otro tuve que aprender 26 canciones, con sus versos y forma de cantar, tan personal. Nos estrenamos en Gijón y fue un concierto precioso del que salí con un buen aprobado por su parte. A partir de ahí no he dejado de aprender y disfrutar de su forma de ver y vivir la vida, porque su forma de contarla y escribirla es un horizonte solo reservado a genios como él y unos pocos más…

Como no le podía ir a ver, para cantar y tocar juntos sus canciones, como veníamos haciendo desde aquel fatídico agosto de 2016, en más de una ocasión me he vuelto a preguntar cómo contaría en una canción los días que estamos viviendo. En la presentación de los conciertos homenaje que hicimos en Madrid y Barcelona, Pastora Vega decía que Aute jamás ha escrito una palabra en la que no creyera… Puedo aseguraros que es cierto, que escribió canciones para espantar tristezas y remover las emociones, y siempre intentando llenar de contenido, de humor, ironía y cultura (básico para que un pueblo no se someta a la tiranía según decías) los espacios que ocupaba, sin soberbia ni arrogancia ninguna, sólo comprometido con el pensamiento crítico, la creatividad y la imaginación.

Nos quedamos más huérfanas a partir de hoy. Gracias por tanto, mi querido Eduardo:

"Y daría lo vivido

por sentarme a su costado

para verme en su futuro

desde todo mi pasado.

Y mirándole a los ojos

preguntarle ensimismado

si descubre a su verdugo

en mis ojos reflejado

mientras él me ve mirar

a ese niño que miraba el mar"

(Fragmento de El niño que miraba el mar)

 

Más contenidos sobre este tema
Etiquetas




1 Comentarios
  • Isa. Isa. 05/04/20 19:52

    Fuerza y a seguir.. en la música y en la poesía. Leí en una biografía tuya, una frase de Gabriel Celaya

    " Cantemos como quien respira. Porque eso es la libertad, porque es decir que somos quienes somos, porque eso es el amor: respirar o cantar. Porque ambas cosas son la misma: Poesía"

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    1

 
Opinión