X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Buzón de Voz

El brazo mediático del 4M

Publicada el 06/05/2021 a las 06:00

A esta hora del día después, está dicho o escrito lo fundamental sobre el éxito arrollador de Isabel Díaz Ayuso en Madrid, las estrategias y tácticas fallidas del PSOE, los posibles efectos secundarios en la política nacional a derecha e izquierda, el amargo triunfo de Más Madrid, las consecuencias de la retirada de Pablo Iglesias o la debacle de Ciudadanos. Quiero centrar esta breve reflexión en un factor que se comenta menos pese a que a mi juicio tiene una importancia decisiva en lo ocurrido en Madrid y en el estado de salud de la política y de la convivencia en España: un ecosistema mediático que no cumple la misión esencial que le corresponde en una democracia “plena”.

La fórmula que ha llevado a Ayuso a reforzar su mayoría de gobierno, fagocitando el grueso del voto de Ciudadanos y una parte apreciable del de Vox, pero también mordiendo incluso voto tradicionalmente progresista o abstencionista en casi todos los municipios y distritos, es la de un trumpismo “a la madrileña”. Su principal asesor, Miguel Ángel Rodríguez, ha aplicado desde el minuto uno en la Puerta del Sol un relato nacionalpopulista de manual. Encontró un enemigo al que combatir (el socialcomunismo personificado en Sánchez e Iglesias), una cruzada inventada (la libertad supuestamente pisoteada por ese “enemigo”) y una identidad nacional inexistente pero emocionalmente eficaz (Madrid como fortaleza rebelde y libertaria frente a un Estado opresor).

Venía alimentando Ayuso la creación de esa “realidad alternativa” desde mucho antes de convocar las elecciones anticipadas con la excusa (falsa también) de que Ciudadanos había acordado con el PSOE una moción de censura en Madrid similar a la murciana, cortocircuitada por una operación de meridiano transfuguismo (ver aquí). Gestionó la pandemia desde el primer día concentrando todos los esfuerzos en la confrontación política con el Gobierno central y haciendo caso omiso a los consensos científicos sobre desescaladas, rastreadores, atención primaria, refuerzos de la sanidad pública, etcétera.

Sería imposible construir esa presunta realidad paralela sin altavoces suficientemente potentes para que los mensajes calen, y en Madrid no lo han hecho exclusiva ni principalmente a través de las redes sociales sino que han ocupado portadas, han abierto telediarios y han protagonizado debates y tertulias audiovisuales durante meses. No me refiero, obviamente, a las líneas ideológicas que libremente defienda cada medio, cada cabecera, cada blog, cada tuitero o cada votante. Me refiero a la alfombra roja que en buena parte de los medios de masas escritos, audiovisuales y digitales se ha extendido a los pies de Ayuso y las falsedades de su discurso. Esta es una diferencia esencial respecto al trumpismo en Estados Unidos: las cabeceras más influyentes hicieron autocrítica cuando Trump ocupó contra pronóstico la Casa Blanca y desde ese momento denunciaron cada una de las mentiras e irregularidades de su gestión. Y se rebelaron ante vetos y presiones.

España (perdón, Madrid) es otra cosa. Ayuso se ha permitido mentir con total desparpajo sobre asuntos tan sensibles como las muertes por covid de miles de mayores en las residencias durante la primera ola de la pandemia (ver aquí). Ha repetido sin despeinarse exactamente lo contrario de lo que ocurrió y reflejan los propios datos de la Comunidad de Madrid. Del mismo modo que ha logrado instalar la idea de que la economía y el empleo de la región son “la envidia de Europa y del resto de España” gracias a la “libertad para ir de cañas”. Este mismo miércoles el dato de paro registrado confirma de nuevo lo que ya apuntaban los anteriores: en abril Madrid es la segunda comunidad donde menos baja el paro respecto a marzo y, en términos anuales, es en la que más sube después de Baleares y Canarias (ver aquí). No son opiniones, son simples datos, que medios y periodistas deberíamos rebatir cuando un responsable público los distorsiona, manipula o directamente miente acerca de los mismos (ver aquí).

Decir que el 4M ha arrasado el trumpismo “a la madrileña” no es una ofensa a los votantes, como algunos voceros pretenden. A quien se señala es a los responsables de ese discurso político y a quienes lo amplifican a sabiendas de las falsedades que contiene, con el objetivo de defender intereses ideológicos y crematísticos que se traducen en decisiones de gobierno o proyectos de ley que facilitan negocios concretos.

Aunque, a juzgar por los mensajes escuchados y leídos en estas últimas horas, parezca que el 4M hace tambalearse toda una época, convendría no olvidar que lo ocurrido no es un cambio, sino, precisamente, la continuidad de los mismos gobernantes que llevan 26 años en el poder en Madrid, cabalgando corrupciones sistémicas (confirmadas por el Tribunal Supremo) y privatizando todo lo que se mueve. Asociados ahora a un hijo pródigo, Vox, que en la misma noche electoral se permite vetar a determinados medios en su sede. Sin que el ecosistema mediático diga basta.

Publicamos este artículo en abierto gracias a los socios y socias de infoLibre. Sin su apoyo, nuestro proyecto no existiría. Hazte con tu suscripción o regala una haciendo click aquí. La información y el análisis que recibes dependen de ti.

 

Más contenidos sobre este tema
Relacionados




157 Comentarios
  • pilarjr pilarjr 09/05/21 12:56

    Estupendo artículo, muy oportuno y explicado de una manera excelente. Sin el apoyo mediático no hubiera ganado Ayuso. Ni siquiera los medios públicos han dejado de ser altavoces de las mentiras de Ayuso, y mi mayor preocupación es que no veo manera de atravesar esa barrera de información falsa para informar a la mayoría de la gente de una manera veraz

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    3

  • Nuñez Nuñez 08/05/21 23:49

    A pesar de lo que dice Fracoforte2, no cambies Jesús. Te queremos así ROJO

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    2

  • corleone corleone 08/05/21 19:00

    Leyendo los artículos de Jasús, ¡ que diferencia, con los de los cavernarios!.
    Esa semanas de campaña electoral, junto con todos los actos que se le han asociado, tenemos que entender que han sido de un surrealismo excelso.
    Hay tanta materia en el que creo que habrá escritores, que tendrán trabajo para décadas.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    2

  • Isa. Isa. 08/05/21 17:27

    Sobre la corrupción del PP: "A lo largo del tiempo se ha visto que la corrupción resulta que no es tanta como dicen. A Camps, por ejemplo, le quedan fatal todos los trajes. ¿Cómo explican eso los que le acusan de corrupto? "

    "¿Cómo no voy a ser de extrema derecha si no nos dejan circular por el centro?"

    "Si el color nude es color carne que lo llamen color carne"

    "Yo es que nací en un atasco. Hasta los diez años no conocí otra cosa que el humo de los coches. Pensaba que eso era Madrid. No aprendí a caminar con mis piernas hasta que cumplí quince años y descubrí las calles peatonales, las personas, las terrazas de los bares… Pero sí, echo de menos el atasco en el que me crié."

    "Yo soy adicta al humo de los coches. El olor de la gasolina, el asfalto… Todo eso me encanta, me encanta "

    Sobre su contrincante Ángel Gabilondo: “Mira, a mí Carmena me va a comer todo el chocho”.

    Isabel Díaz Ayuso. ( No concede debates. Para qué. )

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    3

  • whipple whipple 08/05/21 09:39

    Perdón Jesús. Para mí, lo ocurrido este 4M, sólo es reponsabilidad de los madrleños. No es la primera ni la segunda vez que les sucede, ya son muchas veces y, es por eso que deberían de olvidarse de todo cuanto se les promete desde las derechas, que al fin y al cabo siempre es lo mismo "MENTIRAS, MENTIRAS y más MENTIRAS". Quizá ya iba siendo hora de arriesgarse y probar algo distinto, peor que están no puede ser por lo tanto es importante probar algo nuevo, algo diferente y haber que pasa. Es una opinión para intentar iniciar un cambio.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    1

  • Antonio LCL Antonio LCL 08/05/21 09:28

    Análisis de muy acertado y comentado con objetividad por lectores que, como Salvafer, otorgan veracidad y calidad.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    2

  • José Joaquín Belda Gonzálvez José Joaquín Belda Gonzálvez 08/05/21 07:49

    Permitame Sr. Marañas, y comparto quizá ideologicamente el mismo pensar, pero no llego a comprender la obstinación de los medios de la izquierda, que hacen lo mismo que usted critica a la derecha, usted mismo solo ve la paja en ojo ajeno y así casi todos.
    Perdoden pero sin autocritica para todos medios y partidos políticos nada de nada, Le pregunto y usted y mucha gente como usted ponen como bandera la linea y estrategia COVID del gobierno, y no ven que han de asumirlo así porque la gente ha preferido la opción de arriesgar y no seguri arruinandose o limitandose sus libertades y ello no lo en razonable ustedes y disculpe que le hable tan claro y con aprecio. L a SER aún, lo hizo peor ya que tener a los Gabilondos tan cerca ha sido muy tentador, para ellos, Saludos

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 2 Respuestas

    14

    0

    • Francoforte2 Francoforte2 08/05/21 21:45

      Se te nota, eres un rojo , pero rojo,rojo. A ver si cambias un poco de color.

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      0

    • Maestro Galiano Maestro Galiano 08/05/21 15:08

      Señor Belda. Me diferencia de ud. que mi hartazgo de la pandemia no me ha llevado a desafiar la salud de los demás. El egoísmo, insolidaridad, el relativismo y la estupidez de la ociosidad ha hecho bandera tabernaria como principio de una derecha desnortada y suicida. Algún día, con el paso del tiempo sufrirán la vergüenza ajena de la equidistancia. No somos ciegos ni estupidos. Lo hemos visto, oido y sufrido. La derecha española es la peor del mundo, pues ha olvidado la historia y ha reconocido el genocidio como forma de comportamiento humano. Madrid es el resucitado que muchos temíamos.

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      9

  • José Enrique Centén Martín José Enrique Centén Martín 08/05/21 06:57

    Magnífica exposición, pero como buen periodista y maestro en estas lides. te has mordido la lengua.
    Gracias Jesús

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    5

  • Retigosa Retigosa 08/05/21 01:23

    Me considero muy afortunado por tener acceso a lo que se escribe en InfoLibre, en el que la Ética, la Vedad y la Valentía son sus signos de identidad.
    Aprovechando esta pequeña incursión en la sección de comentarios, para manifestar que comparto plenamente el amplio y bien armado artículo escrito por Salvafer. Enhorabuena.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    4

  • JBME JBME 07/05/21 21:47

    Sobre el resultado del 4M, además del discurso de la derecha extrema y el brazo mediático que lo propaga, hay también un factor que siempre obviamos y me parece el más importante: las personas que se lo creen y las que no se lo creen pero lo apoyan.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    6



Lo más...
 
Opinión