LA PORTADA DE MAÑANA
Ver
Las 25 mayores empresas pagaron a sus accionistas un 32% más que a Hacienda por sus beneficios en 2003

Entrevista Portavoz del PSOE en el Congreso

Héctor Gómez, sobre el emérito: “La discreción es inherente a la ejemplaridad”

El PSOE sigue en vías de intentar apagar el incendio parlamentario a cuenta del caso Pegasus. Esta semana coinciden en el Congreso la comparecencia del presidente a cuenta de la situación en el CNI con la votación de algunas medidas tan importantes como la ley del sí es sí o la audiovisual. En los últimos plenos el Gobierno ha tenido dificultades para sacar adelante sus decretos y, sin fecha aún para la reunión entre Pedro Sánchez y Pere Aragonès, desde el Grupo Socialista confían en que ERC vuelva pronto a la senda del entendimiento y la colaboración. Su portavoz, Héctor Gómez, prefiere no aventurar escenarios. Algo más concreto es en relación a la estancia del rey emérito en España. Tanto el Gobierno como el propio PSOE han reiterado públicamente que, a su juicio, Juan Carlos I ha perdido una oportunidad perfecta para dar explicaciones.

¿Cómo valora el PSOE la estancia del rey emérito en España?

Es muy importante, por respeto y por la propia labor que él realizó durante tanto tiempo, aclarar los acontecimientos que le han señalado. Si la intención, como todo parece indicar, es normalizar estas visitas sería importante que se diera toda la información para que el conjunto de nuestro país tenga acceso de primera mano a las actuaciones que el emérito llevó a cabo en su momento. 

¿No hubiese sido más lógico que este primer viaje del emérito hubiese comenzado por una visita institucional a su hijo y no por un fin de semana de ocio en Sanxenxo?

Yo creo que hubiese estado bien aclarar algunas de las dudas que hoy aún están en el conjunto de la sociedad. Aclaraciones, información complementaria. En cualquier caso, no entramos a analizar la visita a ese nivel de detalle. Lo que sí hemos dicho ya es que consideramos oportunas esas explicaciones que ayuden a seguir trabajando en esa dirección en la que lo está haciendo la Casa Real en España. 

¿Comparte que todo lo que haga el rey emérito, cuanto más discreto, mejor para la institución?

La discreción es inherente al desempeño de las responsabilidades que tienen que estar marcadas por la ejemplaridad. Nuestra voluntad es que los pasos que siga dando Felipe VI sean en aras de fortalecer la institución y que el emérito, cuando lo estime oportuno, nos aporte esa información que consideramos que demanda la ciudadanía. No es un tema menor para la imagen de España. Y eso no va en detrimento de la labor que ha realizado la institución durante tantos y tantos años. 

La necesidad de que el emérito dé explicaciones no va en detrimento de la labor realizada durante tantos años

La actitud mostrada por Juan Carlos I este fin de semana no parece ir en esa dirección de dar explicación alguna. ¿Eso altera en algo los planes del grupo parlamentario socialista a la hora de desbloquear las comisiones de investigación en el Congreso?

Nosotros siempre mostramos un máximo respeto a la institución y buscamos los canales adecuados para clarificar cualquier tipo de anomalía. Somos muy respetuosos. Seguimos entendiendo que no es el Congreso de los Diputados y no son las comisiones de investigación las vías para trabajar en el caso del rey emérito. No obstante, sí que consideramos y apostamos porque, también desde la labor que hoy desarrolla la Casa Real y desde el máximo respeto al esfuerzo que están llevando a cabo, se pueda aportar esa información que entendemos necesaria. 

¿Han logrado reconducir ya las relaciones parlamentarias con ERC tras la crisis del espionaje de Pegasus?

Las vías de encuentro siempre están abiertas. Somos optimistas y creemos que se dan las condiciones para completar la legislatura. Queremos dar estabilidad con legislaturas de cuatro años, precisamente aquello que no está ofreciendo el PP donde gobierna. Esperamos restablecer canales de acuerdo con los grupos. 

Estamos en una semana de votaciones muy importantes como la ley del sí es sí o la ley audiovisual. ¿Podemos dar ya por descongeladas, entonces, las relaciones con ERC y cuentan con su apoyo?

Hay que poner en valor la actitud de este Gobierno, que siempre opta por la transparencia, por dar la cara y por ofrecer toda la información que nos requieren los grupos parlamentarios. El presidente va a comparecer esta semana y vamos a seguir trabajando para clarificar cualquier cuestión. Pero no perdamos de vista el momento que vive España y que vive Europa. 

¿Sigue sin fecha la reunión entre el presidente del Gobierno y el president de la Generalitat?

Hasta donde yo sé, no hay fecha. Pero hay voluntad de diálogo. Se trata de hacer coincidir las agendas, pero se va a celebrar. 

¿Por qué no han sido capaces de concretar con sus socios de Gobierno medidas dirigidas hacia algo en apariencia tan evidente como la necesidad de abolir la prostitución? ¿Era el texto adecuado la ley del sí es sí?

El PSOE ha optado por presentar su propia proposición de ley. Somos muy contundentes en el tema de la prostitución, que es un tema que nace además de nuestro 40º Congreso. Vamos a hacer los plazos lo más cortos posibles para que sea una realidad lo antes posible abolir la prostitución. 

En una legislatura en la que ha habido que hacer frente a una pandemia y una guerra, el Gobierno acumula ya todo arsenal legislativo con medidas de tanto alcance como la reforma laboral, los ERTE, la ley de cambio climático, leyes en materia de igualdad, la ley de eutanasia… ¿Cómo se explica que la sensación permanente sea la de desorden, caos y que todo parezca que va peor de lo que va? ¿Les está ganando el relato la oposición?

Creo que el Gobierno demostró que una calamidad como la pandemia, la crisis sanitaria más grave en cien años, se puede gestionar de otra manera, priorizando a la población con ayudas y planes de choque, con un escudo social, apostando por lo público. Ahora también estamos condicionados por las consecuencias de la guerra. Aún así, creo que el balance legislativo es sobresaliente. Frente a eso nos hemos encontrado una oposición feroz. El PP no ha hecho oposición al Gobierno, ha hecho oposición a la ciudadanía. No apoyar un plan de 140.000 millones de euros para el tejido productivo y el impulso de la actividad económica, tiene su balance para el PP. A ver cómo explican ir en contra de los intereses de España. También votaron en contra del plan de medidas contra las consecuencias de la guerra. Quiero decir con esto que cambiarán las caras, pero que el PP no cambia. 

Cambiarán las caras, pero el PP no cambia. Lo demuestran votando en contra de los intereses de la ciudadanía

¿Y cómo explica entonces que a ese PP le vaya bien en las encuestas ahora?

Las encuestas reales son las urnas. Queda tiempo para que llegue ese momento. Nosotros no estamos pensando en clave electoral, estamos pensando en apoyar a la gente que necesita de lo público, en la recuperación económica. Cuando pasen los años valoraremos lo que ha hecho este gobierno y lo poco o nada que ha aportado esta oposición. 

¿No cree que haya cambiado nada el liderazgo de Feijóo?

Nada. Ya puse el ejemplo del decreto de medidas económicas para paliar las consecuencias de la guerra. Eran bonificaciones al combustible, ayudas a la agricultura, a la ganadería, al tejido industrial, aumento del Ingreso Mínimo Vital. Ellos votaron en contra. ¿Qué tienen de malo estas medidas? Nada, son movimientos tácticos buscando réditos políticos. No ha cambiado nada. 

Hay elecciones en Andalucía y todas las encuestas apuntan a una desmovilización masiva de la izquierda que podría ser también reflejo del estado de ánimo general del electorado progresista. ¿A qué lo achaca?

El emérito consuma su desplante al Gobierno y a la Casa Real tras un fin de semana "fuera de control"

El emérito consuma su desplante al Gobierno y a la Casa Real tras un fin de semana "fuera de control"

Nosotros tenemos el interés y la voluntad de ganar las elecciones en Andalucía con Juan Espadas, que presenta una hoja de servicios extraordinaria como alcalde de Sevilla. Nosotros confiamos en movilizar al electorado progresista porque en Andalucía el PSOE representa muchos años de buen gobierno. 

¿Le preocupan las turbulencias en el espacio político a la izquierda del PSOE?

Siempre hemos manifestado nuestro máximo respeto a lo que sucede en otras organizaciones, incluso durante la catarsis vivida en el PP recientemente. También somos respetuosos en este caso, pero sí consideramos importante que, en el ámbito de la izquierda, las organizaciones sean capaces de aglutinarse en proyectos sólidos que transmitan un mensaje muy potente a la ciudadanía. El desafío que tenemos hoy es uno de los mayores desafíos en democracia. Tenemos partidos ultras que entienden que hay que acabar con el estado del bienestar, con el estado de las autonomías, que dicen que prefieren dictaduras a gobiernos elegidos por la ciudadanía, Frente a todo eso, necesitamos proyectos progresistas y vertebradores. Es lo que debe primar. 

Más sobre este tema
stats