Diálogo político

Sánchez y Feijóo reabren el diálogo en asuntos como el CGPJ pero acaban sin acuerdo en materia económica

Pedro Sánchez y Alberto Núñez Feijóo.

La primera reunión entre el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el nuevo líder del PP, Alberto Núñez Feijóo, concluyó sin ningún acuerdo en materia económica pero sí ha permitido marcar distancias con la etapa infructuosa de Pablo Casado. 

El primer partido de la oposición reabre oficialmente desde este jueves las negociaciones con el Ejecutivo para renovar el Consejo General del Poder Judicial, algo que Casado había bloqueado durante tres años y de las que depende además la actualización, el próximo mes de junio, de cuatro plazas del Tribunal Constitucional.

El PP también se abre, rompiendo así con Casado, a la reforma del artículo 49 de la Constitución para eliminar el término “disminuido” y sustituirlo por “persona con discapacidad”. Feijóo dio por hecho el acuerdo en este punto siempre que se formalice un pacto para limitar la reforma a ese asunto y no implique abrir un debate más general para cambiar la Carta Magna.

“Yo pongo el contador a cero”, aseguró Feijóo para evidenciar que ser abre una etapa nueva, aunque también dejó constancia de su decepción porque Sánchez no haya aceptado sus propuestas en materia económica —fundamentalmente una bajada temporal y retroactiva del IPRF— y no le haya dado explicaciones que justifiquen el cambio de posición de España en relación con el Sáhara. 

En todo caso, subrayó, en los próximos días remitirá por escrito al presidente su propuesta económica en un nuevo intento de convencerle para reducir la carga fiscal de los españoles y tratar de redirigir los fondos europeos para financiar desgravaciones vinculadas a la transición energética y ha valorado que Sánchez se haya competido a que lo ocurrido con el Sáhara —la toma de decisiones en política exterior sin tener en cuenta al PP— “no se repetirá”.

Sánchez sólo mantuvo dos reuniones presenciales y una telemática como el antecesor de Feijóo, Pablo Casado, en lo que va de legislatura. Las presenciales tuvieron lugar en febrero y en septiembre de 2020 y la videoconferencia en abril de ese mismo año. Previamente, se habían reunido al menos hasta en cinco ocasiones entre 2018 y 2019. Nunca alcanzaron un solo acuerdo.

El Gobierno considera por su parte que sería una "imposición" que el nuevo líder del PP quiera incluir una rebaja de impuestos para apoyar el plan de medidas contra las consecuencias de la guerra. Así lo ha afirmado la Portavoz del Ejecutivo, Isabel Rodríguez, después de la reunión. La ministra ha rechazado que Pedro Sánchez no haya pedido el apoyo al PP para plan alegando que esta petición aparece por escrito en el documento de once puntos que le ha entregado el presidente a Feijóo. En cualquier caso, Rodríguez le ha pedido a Feijóo que "recapacite" y lo apoye. Además, ha advertido de que esta propuesta de rebajar el IRPF a rentas medias y bajas sería una "imposición" si por el hecho de que el Gobierno no lo acepte su partido rechaza el plan del Ejecutivo.

La Portavoz ha calificado la reunión de "fructífera" y "provechosa", ha saludado la "buena disposición" de Feijóo, pero le ha acusado de "poca concreción" y de no haber aportado ninguna documentación al encuentro. En este sentido, ha lanzado una pulla al líder coservador al asegurar que entienden que éste necesita un tiempo de asimilación de su nueva responsabilidad.

Feijóo planteará a Sánchez una bajada "inmediata" del IRPF

Feijóo planteará a Sánchez una bajada "inmediata" del IRPF

Más sobre este tema
stats