CONFLICTIVIDAD LABORAL

Los trabajadores recurren a la huelga para exigir el fin de la congelación salarial

Manifestación convocada por CCOO y UGT en el Día Internacional del Trabajador.

El número de huelgas laborales convocadas en España desde enero hasta septiembre de 2017 ascendió a 409. Estos paros fueron secundados por 47.378 trabajadores, que perdieron 2.666.157 horas de trabajo, según los últimos datos publicados por la CEOE.

Este otoño no parece que estos datos vayan a cambiar, pues se presentan numerosas convocatorias de huelga en diferentes sectores laborales. Las trabajadoras de la cadena de ropa Bershka en Pontevedra, Vigo y Vilagarcía de Arousa –donde la mayoría de la plantilla está compuesta por mujeres– cumplían este miércoles su sexto día de huelga con un amplio seguimiento y paralizando la actividad de la marca de Inditex. Además, este martes, 750 vigilantes de Prosegur en Barajas eran convocados por UGT a parar todos los fines de semana de noviembre. El sector de la sanidad privada de Madrid también prepara una huelga indefinida para, "seguramente", finales de este mes, según informa a infoLibre Miguel Ángel Sierra, responsable de Sanidad Privada de UGT. Los sindicatos de artes gráficas y editoriales, los trabajadores de la recogida de basuras de la capital y la empresa postal privada Unipost preparan igualmente paros para los próximos días.

Alstom Mantenimiento: paros de 24 horas

La empresa Alstom Mantenimiento, con 600 trabajadores en toda España, ultima una huelga desde el próximo día 6 y hasta el 12 de noviembre, después de los paros que realizaron los pasados 26 y 27 de octubre y cuyo seguimiento fue unánime –sin contar con los servicios mínimos–, adelanta a este periódico David Martín, secretario general de la sección sindical de CCOO de La Sagra (Toledo). Según explica, se prepara una "huelga activa" acompañada de protestas en los centros de trabajo.

Después de meses de negociaciones sin que UGT y CCOO llegaran a un acuerdo con la empresa, y tras el acto de mediación en el Servicio Integral de Mediación y Arbitraje (SIMA) en el que se evidenciaron las discrepancias, los sindicatos decidieron convocar paros de 24 horas. La principal reclamación de los trabajadores, destaca Martín, es el desbloqueo de la negociación del convenio colectivo, además de frenar los "bruscos recortes en las condiciones laborales de la plantilla", como la congelación de los salarios que vienen sufriendo los trabajadores "desde hace cuatro años".

De momento, el periodo de negociación permanece abierto hasta el próximo día 15, aunque Martín denuncia la pasividad de la empresa en el intento de llegar a un acuerdo con los trabajadores. No obstante, asegura, en caso de que la empresa tome alguna decisión de manera unilateral y sin contar con la representación de la plantilla, están "preparados jurídicamente" para tomar medidas.

Sanidad privada madrileña: contra la congelación salarial

Del mismo modo que en el caso de Alstom, la "postura inmovilista" de la patronal de la sanidad privada madrileña, según denuncia CCOO, ha empujado a los sindicatos a convocar una huelga en el sector. Los paros, apunta Miguel Ángel Sierra, serán indefinidos y, aunque todavía no hay una fecha oficial, "seguramente" comiencen a finales de este mismo mes. "Ahora nos encontramos en la fase en la que estamos realizando asambleas hospital por hospital" explicando a los trabajadores los motivos de la huelga, revela. 

Los motivos de la convocatoria son la congelación salarial que sufren los trabajadores desde hace seis años –con una pérdida de poder adquisitivo estimada en un 5%, según CCOO–, la inexistencia de ratios mínimas de personal y la imposibilidad de conciliación familiar y laboral por los horarios y rotaciones. "De 2011 a 2016 los trabajadores estuvieron sin convenio", denuncia Sierra, quien además explica que los horarios de la plantilla se exceden más allá de su tiempo de trabajo: "Le regalan una media de 13 días al año a la empresa". 

En el convenio en negociación, que tendría vigor de 2017 a 2020, la patronal ofrece una subida salarial del 6%, lo que equivale, dice Sierra, a un 1,3% más al año, un alza que, a su juicio, no solventa los años de congelación. 

Recogida de basuras: huelga indefinida desde el lunes

Después de la celebración de varias reuniones entre las empresas adjudicatarias del servicio de recogida de basuras de Madrid y los representantes de los trabajadores, los sindicatos UGT, CCOO y CGT han llamado a la plantilla a una huelga con carácter indefinido que dará comienzo el próximo lunes, día 6, a las siete de la mañana. El objetivo principal, según indica Miguel Ledesma, portavoz de UGT, es la mejora del convenio de la plantilla, que sufre congelaciones de su salario desde hace años

Por otro lado, prosigue Ledesma, lo que también se busca con esta convocatoria es la garantía de que, a pesar de las nuevas tecnologías incorporadas, se mantengan los puestos de trabajo. "Estamos muy alejados en las negociaciones, pero todavía queda margen. Nosotros estamos abiertos a reunirnos cuándo, dónde y cómo sea", afirma, además de señalar que la huelga no era la opción prioritaria pero, de esta manera, se presiona para que las reuniones se celebren y, además, avancen. 

Artes gráficas y editoriales: en 'standby'

El sector de artes gráficas y editoriales también está llamado a realizar paros este otoño. Después de que la reunión en el SIMA finalizara sin acuerdo, los sindicatos CCOO y UGT registraron la convocatoria para los próximos días7 y 8. En un primer momento, señalan fuentes de CCOO, los paros estaban preparados también para el 25 y 26 de octubre, aunque estos finalmente no se produjeron porque el día anterior se llegó a un preacuerdo con la patronal que, en este momento, está pendiente de ser ratificado por las asambleas de los trabajadores.

En este punto, y aunque la huelga preparada para el mes de noviembre no está desconvocada, los representantes de los trabajadores informan de que, según las previsiones, el preacuerdo será ratificado. En ese caso, la huelga quedará anulada. 

Las reclamaciones de los trabajadores, según CCOO, son un aumento salarial de entre el 1,8% y el 3% con carácter retroactivo desde el 1 de enero de este año, la inclusión en el convenio de un "plan de igualdad y un protocolo de actuación en casos de acoso sexual y laboral", el reconocimiento de las parejas de hecho y la posibilidad de disfrutar el permiso por hospitalización de familiares, así como la eliminación de la prioridad de la antigüedad para elegir el periodo de disfrute de las vacaciones. 

Prosegur en Barajas: todos los fines de semana 

Los vigilantes de Prosegur del aeropuerto de Madrid Barajas, 750 en total, están llamados a la huelga todos los fines de semana del mes de noviembre en un paro que dará comienzo el próximo sábado, día 11, según confirma a infoLibre Ángel García, representante de UGT en el comité de empresa. "Esta tarde [por este martes] hemos comunicado la convocatoria al Ministerio de Empleo", explica. "Por eso ahora la empresa dice que acepta todo lo que hemos propuesto",critica García quien, no obstante, asegura que "la huelga no se desconvoca" hasta que ese compromiso "esté por escrito".

Los representantes de la plantilla y la empresa firmaron el pasado mes de julio un acuerdo en el que se acordaba una "mejora económica y organizativa" para los trabajadores. Estos alegaban, como una de las quejas principales, la existencia de unos códigos que los vigilantes necesitan para operar tanto en el escáner de equipajes como en el arco de seguridad del aeropuerto. Los trabajadores que no disponen de él no pueden sentarse frente a la pantalla, por lo que tienen que rotar de un puesto a otro sin descanso, no dejando tiempo "ni para ir al baño", protesta García. 

Sin embargo, después de observar numerosos incumplimientos por parte de la empresa –que no respetaba la negativa de los trabajadores a realizar horas extra o a trabajar más de nueve horas–, los sindicatos pasaron a la vía judicial y pidieron la imposición de multas hasta que Prosgur cumpliera con todos los puntos recogidos en el compromiso firmado por las dos partes. Ahora, la plantilla ha optado por la huelga como forma de "presionar" a la empresa. 

Unipost: ERE para toda la plantilla

La empresa postal privada Unipost se encuentra inmersa en un concurso de acreedores desde el pasado mes de julio y, desde el 13 de octubre, en un periodo de consultas de un ERE que afecta a la totalidad de la plantilla, es decir, 2.400 trabajadores de 82 centros en toda España. Esta fase tendrá una duración de 30 días naturales con un mínimo de tres reuniones con las organizaciones sindicales, donde se concretarán "la cifra y las causas motivadoras del ERE", tal y como establece el Estatuto de los Trabajadores.

Frente a esta situación, el sindicato ha convocado una huelga "para que los trabajadores tengan la herramienta ,y el sindicato la pueda usar como medida de presión y para realizar concentraciones y movilizaciones", avanza Mercedes Tejedor, secretaria general de CCOO en Unipost. "Hay dos convocatorias, una de 24 horas, total e indefinida, y otra de media jornada: cuatro horas para contratos de ocho horas y tres horas para contratos parciales y reducciones de jornada", añade. 

Además, el sindicato solicita al Gobierno que facilite la compra de Unipost por algún interesado y, de esta manera, se frene el despido de toda la plantilla. "Es nuestra única salida y nuestra necesidad vital, porque a menos que se materialice esta compra, 2.400 puestos de trabajo serán liquidados", lamenta Tejedor. 

Bershka: tiendas cerradas en Pontevedra

Desde hace seis días, las trabajadoras de las tiendas de Bershka en Pontevedra, Vilagarcía de Arousa y Vigo han paralizado la actividad de la marca de Inditex en una huelga indefinida que no se sabe cuándo tendrá fin. Fuentes de la Confederación Intersindical Galega (CIG), que convoca los paros, aseguran a infoLibre que este martes se celebró una reunión para intentar desbloquear la situación que, sin embargo, finalizó sin ningún tipo de acuerdo.

La protesta tiene como objetivo principal acabar con la "doble discriminación" a la que las trabajadoras dicen estar sometidas. Por un lado, la que sufren con respecto a las trabajadoras de otras provincias con mejores condiciones y, por otro, la que padecen las trabajadoras a tiempo parcial frente a las que tienen jornadas a tiempo completo en una misma tienda. 

Examinadores de la DGT: aplazados 166.000 exámenes

Más de 166.000 exámenes de conducir han quedado aplazados por la huelga que mantienen los examinadores de la Dirección General de Tráfico (DGT) desde el mes de junio y que, según han confirmado, se prolongará los meses de noviembre y diciembre por la falta de entendimiento entre plantilla y la Administración.

Según denuncia la Asociación de Examinadores de Tráfico (Asextra), el principal problema a la hora de alcanzar un acuerdo es la falta de voluntad de la DGT que, además, responde a la plantilla con "un cúmulo de falsedades, inexactitudes y medias verdades con el único fin de confundir a la opinión pública y a las empresas que viven del sector y esconder así su propia ineptitud".

Una de las principales reclamaciones de los examinadores es el establecimiento de un límite diario de pruebas. Empresa y trabajadores acordaron en el año 2015 que éste se fijara en 12, compromiso que, denuncia la asociación, la DGT ha incumplido. Del mismo modo, el complemento salarial pactado hace dos años tampoco ha sido respetado por el organismo, que afirma que los ciudadanos "siguen examinándose del carné de conducir" pese a "los problemas que pueda generar" la huelga. 

La huelga de los examinadores de tráfico deja ya más de 100.000 pruebas sin realizar

La huelga de los examinadores de tráfico deja ya más de 100.000 pruebas sin realizar

Más sobre este tema
stats