Expediente de Regulación de Empleo

Indra plantea el despido de 1.850 empleados en España

Indra plantea el despido de 1.850 empleados en España

infoLibre

Indra comunicó este martes a los sindicatos el inicio de un procedimiento de despido colectivo por causas económicas y productivas que afectará a 1.850 trabajadores en España, lo que supone un 8,5% de la plantilla. Los despidos afectarán en su totalidad a la división de Indra Sistemas, que supone el grueso de la plantilla en el país con más de 18.000 empleados.

Fuentes sindicales explicaron a Europa Press que la empresa les ha comunicado que de estos despidos, un 80% afectarán al sector de consultorías y, en menor medida, al área de Defensa. Según las mismas fuentes, el ERE se aplicará entre septiembre y diciembre de 2016.

La compañía indicó además que los despidos repercutirán sobre el área corporativa, que incluye, entre otros negocios, informática interna y servicios generales, si bien no ha aportado datos precisos del impacto. Además, entre un 70% y un 80% de los recortes se aplicarán en Madrid.

La multinacional española manifestó que, teniendo en cuenta las pérdidas registradas por Indra en 2014 y en lo que va de año, se ha visto obligada a estudiar "todas las medidas a su alcance para lograr revertir una circunstancia que no es buena ni para la empresa ni para sus profesionales".

Indra registró unas pérdidas netas de 20 millones de euros en el primer trimestre de 2015, frente al beneficio de 31 millones de euros del mismo periodo del ejercicio anterior, por la estacionalidad de procesos electorales y los resultados negativos en Brasil. En cuanto a 2014, la firma perdió 92 millones de euros frente al beneficio neto de 116 millones de euros del año anterior.

Garantizar su futuro

"Para garantizar el éxito de Indra, la compañía necesita, además de reducir costes y simplificar estructuras, mejorar los procedimientos y formas de hacer, al mismo tiempo que seguir invirtiendo para mejorar y ampliar su oferta, de acuerdo a las exigencias del mercado", explicó la compañía tecnológica en una nota.

A partir de ahora se abre el período de consultas con los miembros designados el lunes por la representación legal de los trabajadores para encontrar una solución. Según marca la normativa, este periodo dura 30 días naturales.

Indra manifestó que este proceso se enmarca dentro del proyecto de transformación global de la compañía orientado a mejorar su competitividad y a generar un crecimiento rentable y sostenible para los próximos años, centrado en su Plan Estratégico.

De acuerdo con la firma, el objetivo en los próximos años es crecer en proyectos y productos de mayor valor añadido, transformando el mix de ventas en los países en los que está presente, con "especial" enfoque en el lanzamiento de una nueva oferta relacionada con el "aprovechamiento de las oportunidades" que representa la transformación tecnológica de la sociedad digital.

Recortará 1.000 empleos en Latinoamérica

El pasado 25 de mayo, coincidiendo con la junta de accionistas, la compañía solicitó a los representantes de los trabajadores la formación de una mesa negociadora para abordar una reestructuración en la empresa.

El presidente de Indra, Fernando Abril-Martorell, señaló entonces que este proceso se enmarca en la búsqueda de una solución a largo plazo y recordó que la multinacional está llevando a cabo un proceso de reestructuración de plantilla similar en Latinoamérica, especialmente en Brasil, que implicará el ajuste de unos 1.000 empleos en los próximos meses.

"Se deben reducir costes, simplificar estructuras y mejorar procedimientos", explicó el presidente Abril-Martorell, quien subrayó que la firma mantendrá inversiones y será selectiva en los proyectos. Para el directivo, Indra ha perdido el enfoque en costes en general, sin ajustar recursos y manteniendo una estructura corporativa "pesada y en algún caso redundante".

La firma recordó que, aunque en los últimos meses ha implementado diferentes medidas para reducir costes, como el recorte de los sueldos del presidente ejecutivo y del consejo de administración, un nuevo esquema retributivo de la alta dirección y la decisión de no repartir dividendo con cargo al ejercicio 2014, no han sido "suficientes".

Para CCOO es un "atentado grave"

CCOO tildó este martes de "atentado grave" contra la plantilla de Indra el ERE presentado por la compañía en España. De acuerdo con el sindicato, la empresa, que estaba considerada como modelo de "crecimiento y creación" de empleo, pone ahora, "en tela de juicio" su viabilidad y el futuro de su plantilla con la presentación de un ERE en el que pretende aplicar la reforma laboral.

Fuentes de CCOO puntualizaron a Europa Press que este volumen de recorte de empleo, que han calificado de "alarmante", "difícilmente" se puede soportar con ningún informe económico.

En este sentido, las secciones sindicales de Industria y Servicios de CCOO remarcaron que, en un momento en el que el Gobierno habla de salida de la crisis y de reducción del paro en el país, este expediente es un "atentado grave" para los trabajadores de la empresa. Por esta razón, el sindicato aseguró que pondrá "todos los recursos a su alcance" para "paliar" sus efectos.

El presidente de Indra sale de la empresa con un finiquito de 16 millones de euros

El presidente de Indra sale de la empresa con un finiquito de 16 millones de euros

Más sobre este tema
stats