Isabel Díaz Ayuso

No hay 'milagro madrileño' post-covid: la región crece menos que la media, aumenta el paro y se hunden las pernoctaciones

Isabel Díaz Ayuso durante una rueda de prensa.
  • Este artículo está disponible sólo para los socios y socias de infoLibre, que hacen posible nuestro proyecto. Si eres uno de ellos, gracias. Sabes que puedes regalar una suscripción haciendo click aquí. Si no lo eres y quieres comprometerte, este es el enlace. La información que recibes depende de ti.

El 4 de mayo pasado en las elecciones autonómicas adelantadas, Isabel Díaz Ayuso logró varias victorias, además de la electoral: se erigió como representante única de la derecha autonómica, se catapultó para presidir el todopoderoso PP madrileño en una batalla con Génova que se libra estos días y triunfó su apuesta por relajar las restricciones y abrir los lugares de ocio mientras en el resto del país continuaban los cierres a partir de la segunda ola. Nunca se demostró como cierta la tesis de que permitir abrir los bares mejorara la economía, pero la ciudadanía decidió premiar el 4-M a Díaz Ayuso por, entre otras razones, mantener parte del ocio en funcionamiento.

Por eso ha chocado el anuncio que la Comunidad de Madrid realizó el pasado viernes por la tarde sobre un crecimiento del PIB del 31,7% en el último año. Se trata de un dato que sale de las cocinas del Ejecutivo autonómico, en concreto de la Contabilidad Regional Trimestral, y que ha provocado airadas protestas en la bancada de Más Madrid, primer partido de la oposición al PP. Según informó el Instituto Nacional de Estadística (INE) en agosto, la media de crecimiento interanual de todo el país fue del 19,8%. Es decir, que Madrid habría crecido 12 puntos por encima de la media, según la versión regional.  

Hay numerosos datos y estadísticas oficiales que chocan con dicha versión. Este lunes 13 de septiembre, la consejería de Economía ha puntualizado en una nota enviada que "elabora la Contabilidad Regional Trimestral cumpliendo de forma rigurosa las normas y parámetros del INE y Eurostat". "Esta metodología se ciñe al Sistema Europeo de Cuentas Nacionales y Regionales, que permite tener un marco contable comparable a escala internacional con el que poder establecer comparaciones entre las distintas Administraciones", asegura el equipo de Díaz Ayuso.

El Gobierno autonómico defiende su dato frente al INE. "En este sentido, hay que reseñar que el INE no elabora una Contabilidad Regional, sino que construye una contabilidad regional a partir de la Nacional, que posteriormente distribuye entre las comunidades autónomas siguiendo unos criterios de reparto. A diferencia del INE, el Instituto regional sí elabora una Contabilidad Regional". Para terminar, la nota carga contra Más Madrid y PSOE por poner "en duda la labor que se lleva a cabo en el ámbito del Instituto de Estadística, y todo ello por un simple y mero interés partidista".

infoLibre ha seleccionado varios indicadores macroeconómicos que arrojan un resultado distinto al presentado por la administración regional: Madrid crece por debajo de la media, se crea menos empleo que en el resto de territorios y se destruye más, es la única que no ha recuperado un nivel de pernoctaciones similar a 2019, la única que no recupera el gasto con tarjeta que se movilizaba hace dos años y la más afectada por la caída de los viajes de negocios. 

Madrid crece más de dos puntos por debajo de la media. La fuente es la Airef (Autoridad Fiscal Independiente), uno de los organismos que más han atinado a la hora de clavar la evolución macroeconómica durante la pandemia frente a otros como el Banco de España. Se trata de la estimación del segundo trimestre de la composición por CCAA del PIB nacional: el dato de Airef choca frontalmente con el del Gobierno de Ayuso porque la Comunidad de Madrid habría crecido un 17,6% interanual, según este organismo. La media nacional es del 19,8%. La región que más crece es Cataluña, con el 25,1%, seguida de la Comunidad Valenciana (23,9%). En términos intertrimestrales, Madrid (2,2%) también se sitúa por debajo de la media nacional (2,8%). 

La población ocupada en Madrid crece menos que la media y es una de las cuatro autonomías donde aumenta el paro. Concretamente, es la segunda donde más crece el desempleo, según la última estadística del Servicio Público de Empleo Estatal (Sepe) relativa a agosto. El Sepe lo dice sin rodeos: "El paro registrado baja en 13 Comunidades Autónomas, siendo las caídas más importantes las de Andalucía, Canarias  y Cataluña. Sube, en cambio, en las cuatro restantes: Comunidad Valenciana (6.606), Comunidad de Madrid (3.526), País Vasco (3.058) y Castilla y León (956)". Tampoco se crea empleo al mismo nivel que otras regiones: en la Encuesta de Población Activa (EPA) relativa al segundo trimestre -esto es, fuera de los meses de verano-, la tasa de ocupación interanual creció un 5,6% en toda España. En Madrid, ese aumento se quedó en el 4,8%.

Madrid es la única que no ha recuperado un nivel de pernoctaciones de residentes nacionales similar a 2019. Con el turismo extranjero todavía hundido por razones obvias, la gran baza de la hostelería y el ocio está siendo la movilidad nacional, con registros de récord en algunas autonomías. Pues, según el INE, Madrid es la que menos pernoctaciones y menos viajeros nacionales recibe con relación al mismo periodo de hace dos años, julio de 2019. Los viajeros se hunden hasta un 30,4%, (de 528.508 a 367.764), mientras que en Cataluña o la Comunidad Valenciana aumentan. Igualmente, es donde menos pernoctaciones de residentes españoles se produjeron en julio, con un descenso del 26,9%. El resto, o está al nivel de la pre-pandemia o ya lo roza, siempre hablando de viajeros autóctonos.

Es la única región que no ha recuperado el nivel de 2019 de gasto con tarjeta de crédito. Lo dijo el servicio de estudios de BBVA en agosto: "Los datos de las operaciones con tarjeta que realizan los clientes de BBVA fuera de su provincia de residencia -asimilable en buena parte a gasto turístico nacional- superó el nivel de 2019 tanto en el segundo trimestre como en julio en todas las comunidades autónomas (cuando se compara con el mismo período), con la excepción de Madrid". ¿La razón? Madrid "ve cómo el turismo de negocios y urbano aún no se recupera". Otro documento coetáneo del BBVA expresa lo mismo: "En 15 provincias, las retiradas de efectivo fueron mayores que las realizadas en agosto de 2019. Destacaron Palencia, Córdoba, Lugo y Cuenca, con crecimientos superiores al 6%. Por el contrario, Madrid, Ceuta y Melilla no alcanzaron el 85% del nivel de hace dos años".

El paro registra su mayor caída mensual en un mes de septiembre, con 76.113 desempleados menos

El paro registra su mayor caída mensual en un mes de septiembre, con 76.113 desempleados menos

Más sobre este tema
stats