LA PORTADA DE MAÑANA
Ver
Feijóo se lanza a la carrera por la Moncloa sin revelar su sueldo íntegro ni si recibe un extra del PP

La exposición prolongada a la polución atmosférica se asocia con la covid-19 grave

Los autores advierten sobre la necesidad de reducir los niveles de contaminación atmosférica.

Agencia SINC

Estar expuesto a la contaminación atmosférica durante un largo periodo de tiempo se relaciona con un mayor riesgo de sufrir covid-19 grave, ser hospitalizado por este motivo, ingresar en una unidad de cuidados intensivos (UCI) y morir, según un estudio liderado por el Instituto de Salud Global de Barcelona (ISGlobal).

La investigación, publicada en la revista Nature Communications, se ha basado en una gran cohorte de 4.660.502 personas adultas que residían en Cataluña en 2020, año en que este territorio registró una alta carga de covid-19.

Por un lado, el equipo investigador determinó los promedios anuales de PM2,5 (partículas finas o PM con un diámetro aerodinámico de ≤2,5 micrómetros), dióxido de nitrógeno (NO2), carbono negro (BC) y ozono (O3) registradas en el lugar en el que residía cada participante.

El estudio analizó a más de cuatro millones y medio de pacientes de covid-19

Por otro lado, recopiló datos relativos a la covid-19 grave, como los ingresos hospitalarios y en UCI de esas personas, la duración de su estancia hospitalaria y las muertes relacionadas con la enfermedad durante 2020.

Al evaluar las asociaciones, el equipo halló un aumento de la exposición de 3,2 microgramos por metro cúbico (µg/m3) de PM2,5 asociado con un incremento del 19 % de las hospitalizaciones. También subió el nivel de exposición al NO2 en 16,1 µg/m3, relacionado con un aumento del 42 % de los ingresos en la UCI. Además, el crecimiento del BC en 0,7 µg/m3 se vinculó al aumento del 6% de las muertes.

“Nuestros hallazgos añaden más pruebas convincentes sobre la importancia de reducir los niveles de contaminación atmosférica para mejorar la salud de la población en general y la infección respiratoria aguda grave en particular”, concluye Otavio Ranzani, investigador de ISGlobal y primer autor del estudio.

Posibles explicaciones a la asociación

Existen varios mecanismos biológicos que podrían explicar por qué la contaminación atmosférica a largo plazo podría aumentar el riesgo de desarrollar covid-19 grave. Una hipótesis es que la contaminación aumenta el riesgo de comorbilidades crónicas asociadas a la covid-19 grave, como la hipertensión.

Otra posibilidad es que la exposición a la contaminación atmosférica podría facilitar la infección, ya que se han publicado evidencias que indican que la exposición a partículas finas aumenta la expresión de los receptores a los que se une el virus, sobre todo en el pulmón.

Nuestros hallazgos añaden pruebas sobre la importancia de reducir la contaminación atmosférica para mejorar la salud global y de los que sufren enfermedades respiratorias

Otavio Ranzani, investigador de ISGlobal y primer autor del estudio

La exposición a la contaminación atmosférica también se ha relacionado en otro estudio con cambios en las defensas inmunitarias que son clave para mitigar al coronavirus, como una disminución de la respuesta del interferón tipo II al SARS-CoV-2 y de la respuesta de los anticuerpos. Sin embargo, los investigadores opinan que se necesitan más estudios para comprender las principales vías biológicas implicadas.

Cómo se ha hecho el estudio

La cohorte se creó a partir de datos administrativos de la sanidad pública catalana que abarcaban la atención primaria, la atención de urgencia y el alta hospitalaria de pacientes agudos, además de datos de un sistema de vigilancia de pruebas de SARS-CoV-2 (SUVEC) que funcionó en Cataluña, usados para recopilar información sobre las PCR y pruebas rápidas de antígeno que habían realizado los participantes de la cohorte.

Según la información recabada, 340.608 personas fueron diagnosticadas de covid-19 en 2020 en Cataluña. Un 14 % de ellas (47.174) fueron hospitalizadas y un 1,4 % (4.699) ingresaron en UCI. Sumando las personas que murieron hospitalizadas con las que murieron no hospitalizadas, se produjeron un total de 10.001 muertes relacionadas con la covid (3 %).

Para obtener los datos meteorológicos y de contaminación del aire se usaron las redes de monitoreo catalana y española. Estos datos se cruzaron con los de residencia de las 4.660.502 personas de la cohorte de estudio.

Puntos fuertes del análisis

“Uno de los puntos fuertes de nuestro análisis es que la población está muy bien representada (abarca grandes zonas urbanas y rurales) y cuenta con datos detallados a nivel individual para las exposiciones a la contaminación atmosférica”, explica Cathryn Tonne, investigadora de ISGlobal y última autora del estudio. “Todo ello en un país muy afectado por la pandemia en 2020.”

Aunque existen numerosas publicaciones sobre los efectos de la exposición a corto y largo plazo a la contaminación atmosférica en las enfermedades respiratorias crónicas, se dispone de menos datos sobre la exposición a largo plazo y la incidencia o gravedad de las infecciones respiratorias agudas. “Nuestro estudio aporta pruebas sólidas de que la exposición a largo plazo a los contaminantes atmosféricos se asocia a la covid-19 grave”, concluye Ranzani.

Este artículo fue publicado originalmente en la Agencia Sinc, la agencia de noticias científicas de la Fundación Española para la Ciencia y la Tecnología.

Parte de la cobertura informativa de las municipales se hará con inteligencia artificial

Parte de la cobertura informativa de las municipales se hará con inteligencia artificial

Más sobre este tema
stats