x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es




caso Palau

Condenan a Convergència por cobrar 6,6 millones en comisiones ilegales a través del saqueo del Palau

  • La Audiencia de Barcelona condena a 9 años de cárcel a Fèlix Millet por el caso Palau y a cuatro años y cinco meses al ex tesorero de CDC Daniel Osàcar
  •  Jordi Montull, mano derecha de Millet, ha sido condenado a siete años y medio de prisión por el saqueo de la entidad musical

Publicada el 15/01/2018 a las 09:14 Actualizada el 15/01/2018 a las 19:09
Facebook Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir Comentarios

El saqueador confeso Fèlix Millet sale de la Audiencia de Barcelona tras serle comunicada la sentencia sobre el expolio del Palau.

El saqueador confeso Fèlix Millet sale de la Audiencia de Barcelona tras serle comunicada la sentencia sobre el expolio del Palau.

La Sección 10 de la Audiencia de Barcelona ha considerado probado que CDC cobró 6,6 millones de euros en comisiones irregulares a través del Palau de la Música Catalana que Ferrovial pagaba en concepto de patrocinios pero que llegaban al partido a cambio de adjudicaciones de obra pública.

El tribunal condena por estos hechos al extesorero de CDC Daniel Osàcar a 4 años y cinco meses de prisión por un delito de tráfico de influencias, según la sentencia hecha pública este lunes. La sentencia llega ocho años y medio después de que los Mossos d'Esquadra irrumpieran por primera vez en el Palau de la Música y tras un juicio que ha durado cuatro meses y medio con 16 acusados y una cincuentena de sesiones.

La Audiencia de Barcelona ha condenado también al expresidente del Palau de la Música Fèlix Millet a 9 años y ocho meses de prisión y a su mano derecha, Jordi Montull, a siete años y medio de prisión por el saqueo de la entidad musical.

Según el fallo de la sentencia hecho público este lunes, la exdirectora financiera e hija de Jordi Montull, Gemma Montull, ha sido condenada a 4 años y medio de prisión, después de que los tres alcanzaran un pacto con la Fiscalía a cambio de su confesión.

La sentencia ha sido redactada por el ponente Julio Hernández, después de que el caso fuera enjuiciado por el tribunal de la Sección 10, presidido por la magistrada Montserrat Comas, junto a José Antonio Lagares y el propio Hernández. El fallo se ha hecho público siete meses después de concluir el juicio en el que Félix Millet, Jordi Montull y Gemma Montull reconocieron el expolio de la institución musical y el cobro de comisiones por parte de CDC a través de un patrocinio de Ferrovial al Palau, y tras haber alcanzado un pacto con la Fiscalía.

Según la sentencia, desde principios de 1999 hasta julio de 2009, el total de las comisiones satisfechas por Ferrovial a CDC ascendió como mínimo a 6,6 millones de euros y al expresidente del Palau Fèlix Millet y su mano derecha, Jordi Montull, de 3,5 millones.

Decomisos

Por eso, la Audiencia acuerda decomisar las ganancias obtenidas por CDC, por Millet y por Montull con este tráfico de influencias: 6.676.105,58 euros el primero, 2.804.716,29 euros el segundo y 701.179,07 el tercero. Sin embargo, absuelve a los exdirectivos de Ferrovial Pedro Buenaventura y Juan Elízaga de un delito societario de administración desleal y tráfico de influencias, al haber prescrito todos los delitos.

La sentencia considera probado que Millet, Montull y su hija Gemma Montull montaron un entramado a través del Palau de la Música que permitió la destinación ilegal de más de 23 millones de euros que sirvieron para beneficio particular de los responsables del Palau y el pago de comisiones a CDC y hubo además el correspondiente fraude a Hacienda.

Según informa el Tribunal Superior de Justicia de Catalunya (TSJC), Millet y Montull, desde diciembre de 2003, con la contribución de Gemma Montull, "pusieron en práctica una estrategia encaminada a disponer, ilícitamente, de cuantiosos fondos de la Asociación, la Fundación y el Consorcio (del Palau) para aplicarlos bien a gastos particulares de ellos o sus familias, bien a fines desconocidos".

Considera que una de las acciones a través de las que Millet y Montull buscaron y obtuvieron un enriquecimiento personal a costa de los fondos de la Asociación y la Fundación fue mediar para establecer un sistema por el que la sociedad Ferrovial, mediante el pago de comisiones a CDC, "obtenía la adjudicación de determinados concursos y licitación para la construcción de obra pública en Catalunya".

Así, los dos principales acusados pactaron con el ya fallecido extesorero de CDC Carles Torrent —"sin excluir la participación de otras personas de esta formación que no han podido ser completamente identificadas o de quien su responsabilidad penal ha sido declarada prescrita"— que desde Ferrovial se entregaría dinero a CDC a cambio de que garantizara la adjudicación de un determinado volumen económico de obra pública anual.

Este entramado de pago de comisiones de obra pública, Millet y Montull contribuyeron a su creación, y después, con la llegada de Gemma Montull como directora financiera, a su "desarrollo, perfeccionamiento y mantenimiento", poniendo a disposición de los exdirectivos de Ferrovial y de miembros de CDC toda la estructura económica del Palau.

Así —prosigue la sentencia— pudieron "ocultar el pago y cobro", respectivamente, de las comisiones, bajo la forma de patrocinio y convenios de colaboración, y pago de facturas por servicios no prestados para el Palau.

Comisiones del 4%

Según la Audiencia, la comisión que desde Ferrovial y CDC se pactó que pagaría la empresa a cambio de obra pública fue del 4% del importe del total de las adjudicaciones y se repartía del siguiente modo: 2,5% para el partido y 1,5% para Millet y Montull (y los dos responsables del Palau a su vez se lo repartían en un 80% para el primero y 20% para el segundo).

Todos estos detalles fueron confesados en el juicio que tuvo lugar entre marzo y junio por los propios Millet y Montull, que alcanzaron un pacto con Fiscalía para rebajar las penas, muy especialmente para Gemma Montull, para quien la Fiscalía pedía dos años de prisión y que finalmente ha sido condenada a cuatro años y seis meses, con lo que puede finalmente ingresar en prisión.

Además, la sentencia afirma que este "acuerdo criminal" se mantuvo ininterrumpidamente de 1999 a 2009, hasta que en julio de 2009 los Mossos d'Esquadra irrumpieron en el Palau de la Música.

Añade que las comisiones ilícitas pactadas por Pedro Buenaventura y Juan Elízaga, con Millet, Montull, Daniel Osàcar y —antes que él—  Carles Torrent, con destinación a CDC se hacían llegar a la formación política de forma "enmascarada", sirviéndose de la estructura jurídico financiera del Palau.

Félix Millet

A Félix Millet se le condena a 9 años y ocho meses de prisión por un delito continuado de malversación y apropiación indebida, en concurso con un delito continuado de falsificación en documento mercantil y falsedad contable, además de delito continuado por tráfico de influencias, delito de blanqueo de capitales y contra la Hacienda Pública.

Habiéndosele aplicado "atenuantes de confesión, disminución del daño y dilación extraordinaria e indebida en la tramitación del procedimiento", se condena a Millet a una multa total de 4,1 millones de euros por blanqueo de capitales y delito contra la Hacienda Pública.

También se le condena a abonar al Consorci del Palau, conjunta y solidariamente con Jordi Muntull, un total de 3,5 millones de euros, y 6,3 más a la Fundació Privada Orfeó Català-Palau de la Música. Además, deberán abonar ambos 6,1 millones a la Associació Orfeó Català, y un máximo de 1,5 millones por la compra-venta del local Sant Pere Més Alt.

Otros abonos a los que se les condena son 192.766 euros por gastos de viajes particulares y 6 millones sustraídos del Palau y del Orfeó.

Jordi Montull

Además de las condenas económicas compartidas con Millet, a Jordi Montull se le condena a 7 años y medio de cárcel por malversación de caudales públicos, falsedad documental y contable, tráfico de influencias, blanqueo de capitales y delito contra la Hacienda Pública.

También se le condena a una multa de 3 millones de euros por blanqueo de capitales y delito contra la Hacienda Pública.

Gemma Montull

A Gemma Montull se la condena a 4 años y medio y 22 días de prisión, y a 2,6 millones de multa por un delito continuado de malversación de caudales públicos y apropiación indebida en concurso medial cometido por funcionario público y un delito de falsedad contable; otro continuado de tráfico de influencias, y otro de blanqueo de capitales.

El fallo considera probado que Millet, Montull y su hija desviaron "cantidades millonarias" para fines privados como obras en domicilios particulares, viajes privados, financiación de bodas y compra de bienes.

Los tres llegaron a un pacto con la Fiscalía para confesar a cambio de reducir sus penas y, de hecho, el fiscal pedía para Gemma Montull dos años de cárcel: finalmente se la ha condenado a cuatro y medio, una pena que, de confirmarse, no permite evitar el ingreso en prisión.

El tribunal, en cambio, absuelve a la exdirectora general del Palau Rosa Garicano de todas las acusaciones de tráfico de influencias, blanqueo de capitales y apropiación indebida.

"Enriquecimiento injusto"

El relato de los hechos probados recoge que Millet y Montull "hicieron frente a importantes gastos particulares, provocándose un enriquecimiento injusto" con fondos de la Fundació, la Associació y el Consorci del Palau.

Entre estos gastos están, por ejemplo, las bodas de las hijas de Millet en 2000 y 2002: "El total de fondos de la Fundació indebidamente destinados a sufragar los ostentosos enlaces de las hijas de Félix Millet ascendió a 164.269,93 euros", afirma el tribunal en su resolución.

Y añade que Millet y Montull también gastaron 780.000 euros en viajes privados y más de un millón de euros en obras en viviendas particulares.

Además, 3,7 millones de euros se entregaron a terceros en pago de adjudicaciones de obra pública en los que mediaron ambos condenados: por esa mediación, "Millet y Montull percibieron comisiones por un importe total de 3,4 millones de euros, que se repartieron al 80-20% y que obtuvieron en su práctica totalidad mediante el cobro de cheques".

Seis millones en paradero desconocido

La cantidad de fondos en efectivo que ambos sacaron de las cuentas del Palau entre 2002 y 2009 para fines ajenos asciende a 14,3 millones de euros, de los que "al menos siete los hizo suyos Félix Millet, incorporándolos a su patrimonio", y 1,3 más fueron para Montull.

Se desconoce el destino final del resto de fondos, cuya suma asciende a 6 millones, según la sentencia, que apunta que Millet y Montull mediaron "para el establecimiento, mantenimiento y funcionamiento de un sistema por el cual la sociedad Ferrovial, mediante pago de comisiones a CDC, obtenía la adjudicación de determinados concursos" públicos.

 
Más contenidos sobre este tema




Hazte socio de infolibre

11 Comentarios
  • Chuchi Chuchi 16/01/18 11:30

    Filesa con PSOE,Palau con Convergencia, PPcon Gurtel,¿ creen que se cambisrá la ley de prescripción en estos asuntos?

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • Amel Amel 15/01/18 22:17

    En temas de corrupción no es sólo Cataluña, en ese tema sí que convergen todos los partidos ... Con el humo del Proces se está ocultando el tinglado autonómico que hay montado. En todos sitios cuecen habas ...

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    5

  • jorgeplaza jorgeplaza 15/01/18 19:38

    Este es el origen real del más reciente (que no último) brote febril de separatismo en Cataluña. Para tapar el 3% (que resulta que era un 50% más: el 4,5%) es para lo que el aprendiz de brujo Mas se convirtió en separatista de la noche a la mañana. Es mentira que el Estatuto rechazado tenga gran cosa que ver: ni interesó en su momento a los catalanes (creo recordar que lo votó un 50% raspado del censo) ni es verdad que la reacción al recurso del PP y la sentencia posterior del TC fuera inmediata: CDC y Mas colaboraron alegremente con el PP más de un año después de aquello. Lo que sí es cierto es que, sobre la muy real base de la ancestral inquina que una parte importante de los catalanes siente hacia el resto de españoles, Mas ideó una escapatoria que le pareció perfecta y que, como coincidió en el tiempo con la profunda crisis económica, le sirvió para usarnos a los españoles de cabezas de turco: les robamos, somos los culpables del paro y de la caries dental que afligen a los catalanes de pura cepa. Bastante más a lo bestia, pero algo parecido a lo que hacía el PP en el resto de España malmetiendo contra Cataluña y ZP para ganar votos.
    Así que, por favor, los entusiastas del "Prusés", las Glorias Catalanas y todas esas monsergas, absténgase tanto de la lírica como de la épica en lo sucesivo que, como habría dicho mi pobre padre, "esto está más claro qu'el caldo'un asilo".

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    5

  • paco arbillaga paco arbillaga 15/01/18 13:43

    Convergència, al igual que el PP, a pesar de llevárselo crudo han conseguido que los ciudadanos les voten para presidir la Generalitat o el Gobierno central, al igual que para presidir numerosas alcaldías por todos los territorios.

    ¿Cómo habría que denominar a quienes votan a estos mangarranes? Osasuna!

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    5

  • Inocencio XIV Inocencio XIV 15/01/18 12:59

    Tarde, pero por fin hay condena. Ahora sólo café esperar que cunda el ejemplo y todos los corruptos (partidos, tesoreros, empresarios, etc) paguen. Cuando digo todos me refiero a todos. Una quimera, por supuesto. 

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    6

  • P. González P. González 15/01/18 12:42

    Parece poco edificante que quienes colaboraron (pagando la "mordida") en la comisión de estos delitos, se terminen yendo de rositas por la "prescripción de los hechos".
    Debiéramos pedir a los legisladores que, de algún modo, estas empresas (que afirman ser "víctimas", pero en la realidad son beneficiarias) tuvieran algún tipo de sanción que desincentivara estas conductas.
    Por ejemplo (y habría otras muchas opciones) bastaría con que quedaran inhabilitadas durante un tiempo (un par de años sería suficiente) para licitar obras de las administraciones y que los responsables de ordenar o autorizar dichos pagos fueran condenados a resarcir el perjuicio económico causado y, en su caso, fueran inhabilitados personalmente durante un periodo de 5 años para ejercer como administradores de ninguna empresa.
    Saludos.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 3 Respuestas

    0

    3

    • Eguzki Eguzki 15/01/18 14:50

      Curiosamente no se condena a los corruptores: Ferrovial, que "presuntamente" recibieron las obras en la linea 9 del metro de Barcelona, a cambio de la módica aportación voluntaria de 12.000.000 de euros.



      Otro ejemplo más de cómo las grandes empresas (Mercadona, constructoras, etc) financian partidos corruptos "gratis et amore". Y mientras tanto, puertas giratorias y las administraciones públicas contratando obra pública con los mismos.

      Está claro: viven por encima de nuestras posibilidades.

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      2

    • phentium phentium 15/01/18 13:30

      Nadaaa ¡¡¡¡. Hecha la ley, hecha la trampa. Buscarian testaferros para seguir robando. La cabra siempre tira al monte.

      A mi me seduce la siguiente idea: al que pillen que lo juzguen y le apliquen la pena que marca la ley. Pero con la salvedad de que desde el dia cero, el amigo ingresa en prision y ahi se le deja hasta que devuelva lo trincado. Y una vez devuelto, entonces empieza a contar la pena que le ha caido. Pongamos alguien que trinca 10 milloncetes y lo condenan a 12 años. El dia cero lo meten entre rejas a esperar a que devuelva los 10 kilos y una vez los devuelva empiezan a contar los 12 añitos.

      Pongamos que en lugar de devolver los 10 kilos solo devuelve 5. Bien, como la pena maxima creo recordar son 30 años, entonces que se pegue la parte proporcional de lo que ha devuelto, es decir 15 añitos.......y despues los diez a los que se le condeno por haber trincado.

      Con un sistema asi se lo pensarian dos veces antes de coger lo que no es suyo.

      En tres años Millet esta en la calle y con nuestro dinero en su cuenta. Es insultante.

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      5

    • platanito platanito 15/01/18 13:07

      Apoyo sus propuestas. Una verdadera vergüenza que los corruptores se vayan de rositas.

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      3

  • ágora ágora 15/01/18 11:50

    La inhabilitación para presentarse a elecciones es una buena medida para sanear la política aunque sólo sea durante el tiempo de la condena.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    5

  • JOSE12000 JOSE12000 15/01/18 11:35

    cojines!!!, España está completamente podre, la verdad es que es para SOBREcogerse, y exiliarse en P

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    1

 
Opinión
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.