La portada de mañana
Ver
Los torturadores franquistas siguen luciendo medallas dos años después del anuncio de su retirada

El 'caso Ayuso'

Las izquierdas se preparan para retratar a Ayuso en su investidura como la heredera de la corrupción del PP

Ángel Gabilondo e Íñigo Errejón, reunidos en la Asamblea de Madrid.

Los escándalos que rodean a Isabel Díaz Ayuso serán protagonistas en su sesión de investidura, que se celebrará entre el martes y el miércoles y tras la cual la dirigente del PP se convertirá en presidenta de la Comunidad de Madrid. PSOE, Más Madrid y Unidas Podemos tienen pensado dedicar parte de sus discursos en esa sesión a criticar a Ayuso por el presunto delito de alzamiento de bienes que habría cometido, tal y como desveló infoLibre, así como por sus deudas fiscales con el Ayuntamiento de Madrid, el supuesto trato de favor que habría recibido de una entidad semipública como Avalmadrid o su supuesta relación con la trama Púnica. Los tres partidos consideran que Ayuso no es más que la última pata de la corrupción del PP de Madrid, y tanto el PSOE como Más Madrid y Unidas Podemos acusaran a Ciudadanos de perpetuar en el poder a una formación manchada.

La sesión de investidura de Ayuso estará dividida en dos partes. Este martes, la candidata del PP expondrá ante la Asamblea de Madrid las líneas maestras de su programa en una intervención sin límite de tiempo en la que explicará el pacto programático alcanzado con Ciudadanos y Vox. Los grupos parlamentarios no intervendrán hasta el miércoles, cuando los portavoces de cada uno de ellos contarán con 30 minutos, además de otros 15 para contrarreplicar a una Ayuso que podrá responder a sus discursos uno por uno o conjuntamente.

El apoyo que han garantizado Ciudadanos y Vox a Ayuso pese a los escándalos desvelados por infoLibre aseguran que la candidata del PP será elegida presidenta autonómica por mayoría absoluta en primera votación. Pero, pese a que la dirigente conservadora sigue insistiendo en que las informaciones sobre sus problemas empresariales [consulta aquí el dossier completo] solo son una estrategia para "atacarla", la sesión de investidura se prevé –especialmente el miércoles– bronca, ya que los grupos de izquierdas en la Asamblea de Madrid van a hacer de la corrupción del PP madrileño y de las últimas noticias conocidas sobre Ayuso una parte fundamental de sus discursos.

La "guardiana de los secretos" de la corrupción del PP

PSOE, Más Madrid y Unidas Podemos coinciden algo: la presunta corrupción de Ayuso –sospechosa de alzamiento de bienes, así como de haber recibido trato de favor de una entidad de crétido semipública o de haber impagado el IBI de su antigua empresa durante cinco años– no puede analizarse como un episodio aislado, sino como una nueva manifestación de la estructura de corrupción que anida en el PP de Madrid. "Los dirigentes del PP tenían la percepción de que la Comunidad de Madrid y sus instituciones estaban a su disposición para hacer lo que quisieran", denuncia Pilar Sánchez Acera, portavoz adjunta del PSOE en la Asamblea de Madrid, que asegura que Díaz Ayuso "no es ajena" a esta forma de operar "porque ha formado parte" de los núcleos de decisión del PP madrileño desde hace años.

En términos similares se expresa Pablo Gómez, presidente del grupo parlamentario de Más Madrid en la Asamblea, que denuncia que Ayuso ha sido durante años "parte del núcleo duro de Esperanza Aguirre". "Es una candidata que tiene una mochila muy importante a sus espaldas, pero el drama del PP es que, si no fuera heredera de toda esa estructura" de corrupción, "el PP nunca la hubiera puesto como guardiana de sus secretos", reflexiona Gómez, que señala que Ayuso ha seguido "la misma dinámica que los últimos candidatos que ha tenido el PP en Madrid: primero reconocer el trabajo de sus predecesores, y luego renegar de ellos". La semana pasada, Ayuso aseguró que su "nexo con Cifuentes y Aguirre es como el que cualquier militante tuvo con ellas durante las épocas en las que fueron presidentas".

"Al final, ocurre lo mismo que en la anterior legislatura y que en los últimos 25 años con el PP", señala en la misma línea Isabel Serra, portavoz de Unidas Podemos en la Asamblea, que recuerda que "Cifuentes llegó como un mirlo blanco y en dos años ya estaba ahogada por el caso de la cafetería de la Asamblea, y un año después tuvo que dimitir" tras la polémica de su máster falso y la publicación de su vídeo robando productos en un supermercado. La investidura de Ayuso, sostiene Serra, tiene "muchas similitudes" con las de sus predecesores, porque en definitiva todos ellos "pertenecen al mismo PP". "Y aunque ahora esté dividido en tres partidos, recuerdan mucho a Esperanza Aguirre: si alguien ganó el 26 de mayo, fue ella", lamenta la portavoz de Unidas Podemos.

Con esos antecedentes y con la sombra de la corrupción sobre ella desde el mismo momento de su investidura, Más Madrid y Unidas Podemos coinciden en que la legislatura se le va a hacer larga a Ayuso e incluso barruntan la posibilidad de que algún escándalo termine llevándosela por delante. Si se atiende a los precedentes, "es lógico pensar que pueda terminar dimitiendo tarde o temprano", razona Isabel Serra, que explica que, durante su discurso en la sesión de investidura preguntará a Ignacio Aguado, líder autonómico de Ciudadanos, "si ha hablado con Ayuso sobre qué van a hacer si eso pasa". Por el contrario, la socialista Sánchez Acera no cree que la legislatura "vaya a ser inestable, pero sí poco fructífera, porque el Gobierno va a estar lastrado desde el inicio".

La izquierda señala a Cs y el partido defiende a Ayuso

Y es que las tres formaciones progresistas de la Asamblea de Madrid están de acuerdo en señalar a Ciudadanos como el responsable último de que el PP siga en el poder. Este mismo lunes, César Zafra, portavoz adjunto del partido naranja a nivel autonómico, sostenía que ni el trato de favor recibido por Avalmadrid, ni su participación en un presunto alzamiento de bienes, ni su aparición como "interlocutora" con los empresarios de la trama Púnica "inhabilitan" a Ayuso para el cargo de presidenta de la Comunidad de Madrid. El dirigente de Ciudadanos criticó que los partidos de la oposición están tratando de "acaparar el foco mediático", y sostuvo que su partido no pedirá responsabilidades a su socia hasta que no haya "un proceso judicial, si es que lo hay".

Deutsche Bank paga 14,6 millones para tapar una investigación en EEUU por emplear a  chinos y rusos para hacer negocios

Deutsche Bank paga 14,6 millones para tapar una investigación en EEUU por emplear a chinos y rusos para hacer negocios

"Ciudadanos ha preferido primar sus intereses partidistas" al interés general y cerrar los ojos a que, más allá de quién lo haya liderado en cada momento, "el PP es el común denominador de lo que ha pasado en la Comunidad de Madrid en los últimos años", critica Pablo Gómez (Más Madrid). Gómez, además, reprocha al partido naranja que Avalmadrid –la entidad semipública que renunció a recuperar un préstamo de 400.000 euros concedido a la empresa de los padres de Ayuso– "no sea importante desde el momento en el que hay sillones en juego", máxime cuando la formación de Ignacio Aguado criticó duramente su funcionamiento durante la pasada legislatura.

"Ni los madrileños votaron para que siguiera gobernando el PP, ni se va a producir la regeneración que hace falta, ni se va a cambiar la forma de gobernar, que consiste en usar las instituciones para intereses personales o del propio PP", critica por su parte Pilar Sánchez Acera, que sostiene que Ciudadanos –y también la ultraderecha de Vox– ha "unido su suerte" a la de Ayuso negándose a pactar con el PSOE para hacer a Ángel Gabilondo presidente. De igual forma, Sánchez Acera también critica el silencio de la formación sobre Avalmadrid: "Esperamos que sigan tan interesados como la legislatura pasada, porque más allá de este hecho puntual, lo cierto es que hay otras personas del entorno del PP que también fueron beneficiadas" por la entidad semipública, denuncia la portavoz socialista.

En la misma línea, Isabel Serra sostiene que "Ayuso debe dar explicaciones, pero también debe darlas Avalmadrid, y además esas explicaciones ahora podrían depender de Ciudadanos, que va a quedarse con la Consejería de Economía", el departamento del que dependerá la entidad semipública si no se reorganizan las competencias. "Es una pena que el PP haya usado estas instituciones como un cortijo privado, porque nosotros creemos que tiene que haber créditos públicos" y estos casos de supuestos tratos de favor a dirigentes del PP, entre ellos Ayuso, terminan desprestigiando a Avalmadrid, lamenta la portavoz de Unidas Podemos, que considera que su decisión de colaborar con los conservadores demuestra que Ciudadanos es un partido "lesivo".

Más sobre este tema
stats