El futuro de Cataluña

"Los que nos quieren ver divididos se equivocan": Sànchez y Aragonès sellan su acuerdo de Gobierno

El coordinador nacional de ERC y candidato a la investidura, Pere Aragonès, y el secretario general de JxCat, Jordi Sanchez.

infoLibre

ERC y Junts han cerrado un principio de acuerdo para desencallar la investidura del candidato republicano a la Presidencia de la Generalitat, Pere Aragonès, y formar un Govern de coalición, por lo que evitarán la repetición electoral. Lo han anunciado este lunes en un comunicado conjunto, a falta de nueve días para agotar el plazo de la investidura y después de tres meses desde las elecciones catalanas del 14 de febreroelecciones catalanas del 14 de febrero, en los que las negociaciones entre ambos partidos se han bloqueado en varias ocasiones, ha informado Europa Press.

El acuerdo se ha cerrado después de "dos jornadas de trabajo" entre Aragonès y el secretario general de Junts, Jordi Sànchez, que han comparecido conjuntamente este lunes al mediodía para dar detalles del pacto. El secretario general de Junts, Jordi Sànchez, ha tomado la palabra para celebrar el acuerdo al que han llegado con ERC para investir al candidato republicano a la Presidencia, Pere Aragonès, y formar un Govern de coalición, en el que ha asegurado que los negociadores de Junts se sienten "reflejados". "Los que nos quieren ver divididos, se equivocan", ha dicho. Además, ha pedido disculpas a la ciudadanía por la dilación de las negociaciones y ha destacado que gobernarán sin dejar a nadie al margen, para toda la ciudadanía, pero "no defraudarán al 52% del independentismo".

Por su parte, Aragonès ha asegurado que el pacto incluye órganos de decisión colegiada y estratégica, pero que se respetarán "las funciones indelegables e insustituibles" de la Presidencia del Ejecutivo catalán. Además, el dirigente republicano ha reivindicado que este acuerdo evita una repetición electoral que, según él, no quería nadie, pero ha lamentado que haya tardado más de tres meses en llegar: "Hemos necesitado mucho tiempo para llegar a un acuerdo, quizás demasiado". Por otro lado, ha asegurado que el acuerdo al que llegaron los republicanos con la CUP se cumplirá "de arriba a abajo". "Por parte de ERC, lo asumimos y creemos que es compatible" con el acuerdo firmado con Junts, ha dicho.

Al ser preguntado por lo que ha cambiado en los últimos días para que finalmente pudiesen llegar a un acuerdo, el actual vicepresidente del Govern en funciones ha explicado que "había escollos importantes de diversas miradas estratégicas", que se han podido superar incorporando matices y visiones que deben ser compatibles, ha dicho.

"Lo que hemos hecho es invertir las horas necesarias, aún con más intensidad, para poder superar los escollos", y ha destacado que para la estrategia independentista buscarán actuar desde el consenso y se establecerán mecanismos de coordinación a tal efecto.

Ambas formaciones han explicado que el acuerdo culmina "el trabajo iniciado por ERC con el pacto de investidura previo con la CUP" y los negociadores lo están acabando de ultimar para presentarlo ante las ejecutivas de las formaciones este lunes por la mañana.

Junts descarta la repetición electoral

El secretario general de Junts ha afirmado que la ejecutiva del partido se ha reunido este lunes por la mañana y ha aprobado por unanimidad el acuerdo con ERC, y ha concretado que el siguiente paso será que las bases también lo ratifiquen, un proceso que durará unas 48 horas y que empezará entre este lunes por la tarde y este martes por la mañana

"Mañana por la mañana y hoy por la tarde, nos centraremos en explicar el acuerdo y presentarlo a nuestros afiliados", ha añadido Sànchez, que ha apuntado que la pregunta será sobre si apoyan el acuerdo con ERC, y de no ser así permitirían un Govern en solitario de los republicanos, dándoles su apoyo en la investidura.

Sànchez ha descartado un escenario electoral: "En el caso, poco probable, de que no se aceptase el acuerdo, la consecuencia sería facilitar la investidura sin entrar a formar parte del Govern. No contemplamos el escenario de las elecciones".

ERC y Junts pactan un espacio estratégico independentista con la CUP, la ANC y Òmnium

El acuerdo entre ERC y Junts para la formación del Govern incluye la creación de un espacio de dirección estratégica independentista con estos dos partidos, la CUP, la ANC y Òmnium, que "esté en coordinación" con el Consell per la República (CxRep) mientras este órgano presidido por Carles Puigdemont se reformulará para que tenga el consenso de todos los actores del independentismo. Así, lo han explicados los representantes de ambas formaciones durante una rueda de prensa este lunes.

Desde el inicio, el principal escollo en la negociación entre ERC y Junts había sido la falta de acuerdo sobre cuál debe ser el espacio que debe decidir la estrategia independentista y el papel del CxRep.

Junts defendía que la estrategia se decida dentro de esta entidad, mientras que ERC lo rechazaba porque creía que esto sería imponer una "tutela" al Govern y apostaba por un espacio entre los tres principales partidos independentistas, la ANC y Òmnium.

Así, Aragonès ha explicado que el acuerdo crea este espacio de coordinación con los cinco actores independentistas –ERC, Junts, CUP, ANC y Òmnium– para que pueda comenzar a trabajar en la estrategia del independentismo y llevará el nombre de Coordinación, consenso y dirección estratégica.

Ha detallado que este espacio se deberá coordinar con el CxRep "de forma transitoria porque en paralelo" el órgano liderado por Puigdemont se reformulará y, si este es el consenso, podría acabar acogiendo la dirección estratégica, aunque está por ver cómo se concreta en el documento del acuerdo que todavía no se ha publicado.

Una "confrontación cívica y pacífica para forzar al Estado"onfrontación cívica y pacífica para forzar al Estado

Aragonès ha señalado que se creará el Acuerdo Nacional por la Autodeterminación para "aglutinar la fuerza para lo que venga de ahora en adelante" en el proceso independentista, y ha afirmado que el pacto con Junts establece las bases de la estrategia independentista, pero que se deberá desarrollar y concretar a partir de ahora sin la presión de la amenaza de la repetición de elecciones.

El también vicepresidente del Govern en funciones ha apuntado que es imprescindible la mesa de diálogo, en la que la parte catalana planteará la autodeterminación y la amnistía como soluciones al conflicto, aunque también ha defendido la necesidad de preparar una "confrontación cívica y pacífica para forzar al Estado".

De esta manera, el pacto incluye la apuesta por la mesa de diálogo con el Gobierno central y fija "unos mecanismos de seguimiento y evaluaciones constantes" para monitorizar la evolución de la negociación, aunque no han concretado si sitúa un límite temporal como los dos años de margen que contempla el acuerdo entre ERC y la CUP.

Sànchez ha destacado que establecer estos criterios de evaluación, que era una de las principales demandas de Junts, servirá para ir sacando conclusiones de cómo evoluciona el diálogo, pero ha señalado que todavía no los han hecho y que será una tarea del espacio de coordinación.

Illa tacha el pacto ERC-Junts de "intento de repetir un fracaso" para Catalunya

El candidato del PSC a la Presidencia de la Generalitat, Salvador Illa, ha tachado este lunes el preacuerdo anunciado por ERC y Junts para reeditar un gobierno de coalición independentista de "intento de repetir un fracaso" para Catalunya.

En una entrevista a la Cope recogida por Europa Press, el dirigente socialista ha lamentado que dos partidos que llevan cinco años gobernando hayan tardado tres meses en alcanzar un preacuerdo que él, por el momento, pone en cuestión: "Vamos a ver en qué acaba".

"Vamos a ver cómo se concreta, porque hemos visto cómo han ido dando bandazos", ha advertido Illa, que ha adelantado que, cuando la presidenta del Parlament, Laura Borràs, abra la ronda de consultas con los grupos para elegir a un candidato para el pleno de investidura, le solicitará que considere su candidatura.

Ha reconocido que por el momento no cuenta con los avales necesarios para alcanzar su objetivo, pero ha recordado que el candidato republicano, Pere Aragonès, tampoco contaba con ellos y que Borràs le permitió dirigirse a la Cámara, por lo que, en calidad de ganador de los comicios, exigirá poder pedir la confianza del hemiciclo para ser presidente.

Illa lee en los resultados de las elecciones del 14 de febrero un cambio de tendencia en las preferencias de los catalanes sobre quién debe gobernar Catalunya, por eso insisten en liderar un ejecutivo de izquierdas, compartido con los comuns y con apoyos externos de ERC, algo que todavía no descarta.

ERC y JxCat se reparten un nuevo Govern que devuelve a Cataluña al centro de la política española

Más sobre este tema
stats