Verónica Fumanal: "Las dos alternativas políticas son izquierda con nacionalismos o derecha con ultraderecha"

En el mundo de la comunicación política, Verónica Fumanal es una figura relevante durante la última década. Licenciada en Ciencias Políticas y Máster en Marketing Político, preside en la actualidad la Asociación de Comunicación Política (ACOP). Es conocida popularmente por sus múltiples colaboraciones en los medios. Pero, con anterioridad, también trabajó dentro de la política en los inicios de la carrera de Albert Rivera y, posteriormente, con Pedro Sánchez, cuando fue elegido secretario general del PSOE. A la hora de hablar con ella, prefiere no valorar a aquellos con los que ha trabajado: “No me gusta juzgar de manera personal, porque es imposible discernir el político de la persona que tú conoces”.

La montaña rusa de la política

“Hay una especie de confusión entre lo que es estrategia y táctica. La estrategia es a largo plazo y en las circunstancias actuales parece imposible poder elaborarla. De hecho, siempre les digo a mis alumnos: '¡Be water, my friend! ¿Qué hacemos?' Profesionalmente, hablamos, preparamos estrategias a largo plazo. Ahora bien, cuando estamos hablando de largo plazo, nos referimos a trimestres, cuatrimestres, no más. Y, luego, vamos revisando periódicamente, semanalmente, las estrategias en función de la actualidad, del último escándalo, de la última noticia”.

La estabilidad del Gobierno

“Creo que hay un tema de necesidad y otro de responsabilidad. Lo que cambió en las últimas elecciones es que PSOE y Unidas Podemos se dieron cuenta de que se necesitaban mutuamente y que sin el uno y el otro la izquierda no iba a volver a gobernar. Respecto a la perspectiva de la responsabilidad me parece también muy importante, porque ahora mismo la alternativa que tiene este país es un gobierno de derecha y de ultraderecha y, por lo tanto, saben que, en el actual gobierno de coalición, se necesitan para no retroceder 40 años en derechos, en libertades y sobre todo en algunas cuestiones muy importantes para colectivos como las mujeres o los colectivos LGTBI”.

La figura de Feijóo

 “La principal fortaleza que tiene Feijóo es que su imagen pública la hemos visto crecer desde la lejanía. ¿Qué quiero decir? Que los presidentes y presidentas autonómicos generan una imagen pública en Madrid que no tiene mucho que ver con la que tienen en sus comunidades. Tú hablas con los gallegos y hablan de una privatización del Sergas, que es su servicio público de salud, por ejemplo. También hablan de recortes, de una disminución muy importante de la población, porque ha habido mucha migración. Pero, cuando lo vemos desde aquí, lo vemos con la perspectiva madrileña, algo que ya ha pasado a otros líderes, como por ejemplo con Susana Díaz, que en sus comunidades eran una cosa y en Madrid otra. Así, por tanto, la principal fortaleza de Feijóo es la lejanía de la construcción de su liderazgo. Su principal debilidad en mi opinión es Vox”.

La sombra de Díaz Ayuso

“Hay que esperar a mayo de 2023, a las próximas elecciones autonómicas. Ayuso tendrá su examen, su reválida y tiene unos objetivos muy ambiciosos. A partir de entonces, veremos si las encuestas le dan al Partido Popular posibilidades de que haya una alternancia en Moncloa o si no hay posibilidades para llegar al Gobierno central. Creo que los liderazgos de Feijóo y de Ayuso irán siendo cada vez más divergentes y más separados. Y voy a añadir una cosa: la derecha mediática madrileña, el poder económico madrileño y el poder político madrileño no tienen nada que ver con el que hay en provincias. Y las personas que se fueron a manifestar a la calle Génova contra Casado no gritaban '¡Feijóo, Feijóo!'”.

Yolanda Díaz y UP

“Normalmente, las alianzas políticas siempre parten de una necesidad mutua, imperiosa, porque si no ya estarían en la misma organización política. Y esto no es así. ¿Qué quiero decir con esto? Que el liderazgo de Yolanda Díaz es transversal, muy mayoritario y ampliamente aceptado, con notas muy positivas en los electorados de PSOE, Podemos, Compromis, Comuns, ERC, Bildu... incluso en un partido de centroderecha como el PNV también aprueba. En cambio, Unidas Podemos es una organización que ha demostrado cierta solidez, pero en estos momentos no tiene ningún liderazgo que pueda competir con el de Díaz. La organización necesita el liderazgo de Yolanda Díaz y Yolanda Díaz y su liderazgo necesitan a la organización de Unidas Podemos. Si no se entienden, están condenadas al fracaso”.

El futuro de Vox

“Siempre digo que los politólogos somos mejores forenses que adivinos, porque nos solemos equivocar mucho. Pero si me preguntan cuál es el futuro de Vox inmediato, lo que dicen las teorías del comportamiento electoral y lo que se ha visto hasta ahora es que la fase de crecimiento de un partido político dura más o menos un ciclo electoral o ciclo electoral y medio. Ahora mismo, Vox está en crecimiento y va a por todas. Quiere estar en las instituciones, aunque luego veamos que no las toman en serio. Como ha pasado ya en Castilla y León, que el Día de su comunidad, el 23 de abril, Vox no estuvo en la celebración. Por lo tanto, creo que vamos a tener un ciclo electoral con Vox con un porcentaje entre el 10 y el 15%, en función de las autonomías, y van a tener mucha presencia y muy sólida, sobre todo arañando una parte muy importante del voto de la derecha”.

Elecciones en Andalucía

"Las elecciones andaluzas son, de facto, el pistoletazo de salida del nuevo ciclo electoral. Ya vimos cómo marcaron de forma decisiva el pasado ciclo electoral y ahora considero que lo van a volver a ser. ¿Qué podemos esperar aquí? Ver si la izquierda a la izquierda del PSOE consolida un gran espacio político para ser competitivos o sigue fragmentada en algo que resulta, desde un punto de vista electoral, muy poco competitivo. Y en la parte de la derecha, vamos a ver cómo Vox y Macarena Olona van a por todas. De hecho, parece ser que la ultraderecha estaba planteando si la presentaba o no la presentaba. Y creo que el hecho de que la presente es un signo inequívoco de que quieren hacerse un Mañueco y no un Ayuso. Ahora tenemos que ver qué votan los andaluces. Si quieren que Moreno Bonilla gobierne o tenga posibilidades de gobernar sin Vox, o si Vox va a ser la regla de los gobiernos de coalición de toda la derecha en el país y luego de Moncloa”.

Las preocupaciones de los ciudadanos

“En todas las encuestas, cuando uno ve los principales problemas de los españoles, está el paro y el empleo. Esta semana, hemos conocido récords históricos en contratación indefinida. Sin embargo, lo que está en los mentideros de todos los medios de comunicación es el caso del espionaje. ¿Por qué? Pues porque a la gente le gustan los escándalos de la política, no tanto la política; las relaciones de los políticos, no tanto la política, que nos llevaría a hablar de la reforma laboral y cómo esto nos está mejorando la vida a los españoles. Lo digo porque es muy interesante, porque lo comparo un poco con los documentales de La 2. Todo el mundo dice que los ve. Sería comparar lo que te preocupa realmente, que es la economía, con lo que realmente está en los bares, en los medios de comunicación, en los whatsapps, que es el lío del espionaje, porque efectivamente parece ser que ha habido un fallo de seguridad”.

Evolución de las encuestas

“Lo que podemos decir de las encuestas, para ser justos con ellas, es que en este momento existen dos bloques, uno a la izquierda y otro a la derecha, y que hay poco intercambio entre ellos. Parece que las dos alternativas políticas, fruto de la polarización que ha sufrido este país, son la izquierda con los nacionalismos o la derecha con la ultraderecha. Pero estamos en una situación con unas incógnitas absolutamente enormes. A escasos kilómetros de nuestras fronteras en Europa hay una guerra con un sátrapa que ha amenazado con la guerra nuclear. Ojalá no, pero si mañana hubiera una bomba nuclear en el seno de Europa, podríamos ver cómo esa tendencia de disgregación o de polarización podría revertirse hacia una mayor congregación. Incluso, podríamos ver gobiernos de unidad nacional ante una amenaza contra nuestra supervivencia”.

Antonio Maestre: "Feijóo sólo será presidente si Abascal es vicepresidente"

Antonio Maestre: "Feijóo sólo será presidente si Abascal es vicepresidente"

Más sobre este tema
stats