PORTADA DE MAÑANA
Ver
La bolsa o la vida: las negociaciones secretas que imponen en Europa las farmacéuticas

Guindos dice que el BCE ha recorrido ya la mayor parte de la senda de subidas de tipos

El vicepresidente del Banco Central Europeo (BCE), Luis de Guindos.

El Banco Central Europeo (BCE) seguirá aumentando los tipos de interés, aunque el vicepresidente de la entidad, Luis de Guindos, ha reconocido que el tramo de subida que aún tiene por delante la institución es más corto que el recorrido cubierto, después de que haya elevado en 375 puntos básicos el precio del dinero tras siete subidas consecutivas desde julio de 2022, según ha informado Europa Press.

"Se ha recorrido una parte importante del camino y queda una parte por recorrer, seguramente la parte por recorrer sea más corta que la que se ha recorrido", ha resumido el exministro español de Economía y Competitividad en un acto organizado por PwC.

En este sentido, Guindos ha reiterado que el Consejo de Gobierno del BCE tomará sus decisiones respecto de los tipos de interés en función de la inflación, con particular atención a la subyacente, además de cómo se transmiten las decisiones de política monetaria y de las nuevas proyecciones macroeconómicas, que la institución publicará en junio.

"No sé cómo van a estar los tipos y no hay que creerse a nadie que diga cuál es el tipo terminal del BCE. Dependerá de los datos. De cómo evolucionan las condiciones de crédito y financiación y de cómo se transmite a la economía", ha explicado.

A este respecto, ha advertido de que la inflación subyacente está resultando más "pegajosa", siendo la que afecta al sector servicios la más preocupante para el BCE por su elevada sensibilidad a la inflación salarial.

Por otro lado, el economista español ha destacado la buena marcha del mercado laboral de la zona euro, lo que tiene implicaciones para la demanda de los consumidores, cuando se prevé que el crecimiento se modere al entorno del 1%.

"Van a ser meses no sencillos. Hay aspectos positivos y también hay sombras", ha advertido, subrayando que la situación de tipos negativos no va a volver, al menos en los próximos años.

Prudencia y liquidez

En cuanto a la estabilidad financiera de la zona euro, Guindos ha hecho hincapié en la importancia de enviar una señal de prudencia a los bancos, recordando que no deben dejarse llevar por el impacto positivo de las subidas de los tipos de interés.

En el caso particular de los bancos españoles, ha reiterado que la situación es buena, con unos ratios de capital por debajo de la media, pero con los de liquidez por encima, mientras que la estructura de financiación de la banca española no tiene comparación con la de hace unos años, ya que al desaparecer las cajas de ahorro el gobierno corporativo ha mejorado mucho.

Bruselas eleva al 1,9% la previsión de crecimiento de España en 2023 y reduce la inflación al 4%

Bruselas eleva al 1,9% la previsión de crecimiento de España en 2023 y reduce la inflación al 4%

Sin embargo, Guindos ha advertido de que la economía española crecerá menos que en 2022 y esto afectará a la solvencia, por lo que hay que mirar el recorrido completo de la subida de los tipos de interés y por tanto "ser prudente con el tema de los dividendos y las recompras de acciones" porque el capital es fundamental y se está retirando liquidez del mercado.

"La liquidez se va a convertir en un valor cada vez más importante", ha advertido.

De este modo, para el vicepresidente del BCE el principal riesgo para el sistema financiero europeo son los no bancos, incluyendo fondos de inversión de alto riesgo, con un alto riesgo de liquidez, apalancamiento y crédito, en los que la subida de los tipos tendrá un impacto.

Más sobre este tema
stats