X

Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es




Música

Sabina, nunca me cansaré de celebrarlo

  • La primera noche de Joaquín Sabina en Madrid fue pura magia: tuvo al público entregado desde que apareció su silueta en el grandioso escenario
  • Cada vez más sensible, más irónico, más sabio y más idolatrado, con los ojos vidriosos y al borde de la lágrima, dedicó el concierto a la ciudad que tanto quiere y tanto extraña

Nativel Preciado Publicada 22/06/2017 a las 12:17 Actualizada 22/06/2017 a las 12:39    
Facebook Twitter Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir Comentarios 3

Sabina 'lo niega' todo en Madrid

Joaquín Sabina ha hecho disfrutar a su público en el primero de los dos conciertos que el artista va a dar esta semana en Madrid.

Sabina durante su concierto en Madrid

Sabina durante su concierto en Madrid

EFE
Por más que lo niegue todo, puedo dar fe de que Sabina ha vuelto arrollador. Le seguí hasta Úbeda, lugar donde nació hace más de seis décadas, para saber cómo empezaba todo. Puedo contar que aquel 9 de junio dio su primer concierto en España (después de su estreno en México) preludio del que promete ser otro año triunfal. Fueron muchos los que viajaron desde todas partes porque quisieron comprobar, lo mismo que yo, en qué estado se iba a enfrentar, nada más y nada menos, que a medio centenar de conciertos.

Nadie daba un duro porque pudiera ser capaz, no ya de terminar sino de empezar una gira mejor que la anterior, cuando hace un par de años le bloqueó el miedo escénico en el mismo escenario. Sabina, sin embargo, es prodigioso y renace de sus cenizas una y otra vez. Asombra que pueda subir la voz a las notas más altas, como lo viene haciendo, y que armonice en cada concierto una cadencia mágica, en la que sus músicos, pedazo de músicos, cubren sus ausencias cantando y tocando como si nada, como si el maestro les soplara al oído las letras compartidas en un alarde de socializar con ellos el éxito de cada noche.

Su primera noche en Madrid fue pura magia. Es cierto que tuvo al público entregado desde que apareció su silueta en el grandioso escenario. Cada vez más sensible, más irónico, más sabio y más idolatrado, con los ojos vidriosos y al borde de la lágrima, dedicó el concierto a la ciudad que tanto quiere y tanto extraña. El mismo ritual en todas partes, con un nudo en la garganta, lo niega todo, aquellos polvos y estos lodos, pero más allá de lo que diga la letra de una enorme canción, está muy lejos de quemar sus naves y defraudar a todos, ya es mucho más que el Dylan español. En un escenario que engrandece su música con los Garagatos del Sabina pintor que colorean y desbordan unas pantallas gigantescas, inicia su recorrido por su nuevo disco para desplegar en la segunda parte el río de excelentes canciones de toda la vida, cuyas letras el público reza con absoluta devoción y celebra bailando hechizado. Y otra vez se le humedecen los ojos, le tiemblan las manos e ironiza con su legendaria mala salud de hierro y su falsa decrepitud. No hablemos de la edad que inspira la mayoría de sus letras, pero con la que no se lleva demasiado bien (ni yo tampoco).  Qué estoy haciendo aquí, en dirección prohibida, se pregunta Joaquín, superviviente, sí, maldita sea, y  se teme acabar como una puta vieja, hablando con sus gatos en Lágrimas de Mármol.

Durante treinta años he visto múltiples conciertos de Sabina, inolvidables, sí, pero esta última gira tiene un punto emocionalmente extraordinario. Y nunca me cansaré de celebrarlo.
LA AUTORA


Hazte socio de infolibre



3 Comentarios
  • Bacante Bacante 24/06/17 09:55

    Me alegran los éxitos de Sabina y sus gloriosas reapariciones. 

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    1

  • Tierrasaltas Tierrasaltas 24/06/17 09:09

    Sabina, un poeta extraordinario que se atreve nada menos que a escribir poesía que se entiende con una maestría luminosas. Que se atreve incluso a escribir sonetos. Y no uno, sino cien; su "Ciento volando de catorce" es poesía de la mejor.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    1

  • jositochema jositochema 23/06/17 10:49

    Hola, que bien estas informaciones de cosas "guenas" que pasan por aqui, la vieja constumbre de comparar a los nuestros en todo tipo de actividades, con los grandes ingleses y americanos me parece un poco desfasada ya, perdón por ello. 
    Respeto para la persona que escrie esto y hace la comparación, respeto y admiración para Dylan y por supuesto larga vida a Sabina, que por otro lado ya ha hecho bastante, gracias a todos.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    1

Lo más...
 
Opinión
  • Muros sin Fronteras Ramón Lobo Ramón Lobo

    La Internacional del Odio

    La mayoría de los atentados yihadistas en Europa los han cometido ciudadanos europeos. Las propuestas de cerrar las fronteras son inútiles. Es un hagamos algo porque no sabemos qué hacer. Son inútiles porque los terroristas no vienen de fuera, están dentro, han nacido aquí.
  • En Transición Cristina Monge Cristina Monge

    Sin garantías no hay democracia

    La democracia, compleja y resbaladiza como ella sola, puede nombrarse y apellidarse de muchas maneras, pero todas tienen un elemento común: la articulación de un sistema de poderes y contrapoderes que actúan como garantía.
  • Cobarde con causa Juan Herrera Juan Herrera

    El wéstern, género de Trump

    El día que Trump, Kim-Jong-un o Maduro no hacen un duelo de pistoleros tuiteros, en el telediario hay un sheriff corrupto o un juez prevaricador.
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.
facebookLibre