x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
consumo

El Gobierno elimina la fecha de caducidad de los yogures

  • La medida forma parte de una estrategia para reducir el despilfarro de comida
  • Cada europeo desecha 179 kilos de alimentos sanos al año

infolibre
Publicada el 02/04/2013 a las 16:52 Actualizada el 02/04/2013 a las 17:58
Facebook Whatsapp Whatsapp Telegram Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir

El ministro Arias Cañete presenta la estrategia 'Más alimentos, menos desperdicio'

El ministro Arias Cañete presenta la estrategia 'Más alimentos, menos desperdicio'

MINISTERIO DE AGRICULTURA, ALIMENTACIÓN Y MEDIO AMBIENTE
El Gobierno ha eliminado la fecha de caducidad de los yogures, que pasarán a tener sólo fecha de consumo preferente. Será cada fabricante el responsable de determinar el tiempo razonable en el que puede consumirse producto. Hasta ahora, los yogures tenían establecida por ley su fecha de caducidad 28 días después de su fabricación.

La medida forma parte de una estrategia del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente para reducir a la mitad en 2025 la cantidad de alimentos en buen estado que se desechan cada año.

Durante el acto de presentación del plan, denominado 'Más alimentos, menos desperdicio', el ministro Arias Cañete ha resaltado las diferencias entre la fecha de caducidad y la de consumo preferente, que señala el momento a partir del cual las cualidades organolépticas del producto disminuyen, pero sin que su consumo sea perjudicial.

Desperdicio de alimentos

Con la eliminación de la fecha de caducidad de los yogures se intenta evitar que acaben en el cubo de la basura productos aptos para el consumo. En España se desperdician 7,7 millones de toneladas de alimentos cada año. Tras Alemania, Holanda, Francia, Polonia e Italia, España es el país europeo que más comida en buen estado pierde. Cada habitante europeo desecha cada año 179 kilos de alimentos en buen estado. A nivel mundial, y según datos de la FAO, un tercio de la producción mundial acaba convertida en residuos.

Arias Cañete ha resaltado que para reducir estas cifras se trabajará en cinco áreas que afectan a las administraciones públicas, las empresas y a la sociedad en general. El Gobierno intentará concienciar a la población a través de guías de buenas prácticas y códigos de conducta para profesionales. El Ejecutivo también intentará que los productos que por razones “estéticas” no llegan al mercado puedan ser aprovechados en otros canales, como los bancos de alimentos y otras organizaciones benéficas.

Según los datos a los que se ha referido el ministro, el mayor desperdicio tiene lugar en los hogares, con un 42 por ciento. La causa principal son los sobrantes de las comidas derivados de las raciones excesivas. El restante desperdicio se produce en los procesos de fabricación, un 39 por ciento; la restauración, un 14 por ciento y la distribución, un 5 por ciento.

Compromiso europeo

Con la puesta en marcha de este plan, España cumple el compromiso del Parlamento Europeo que exigía una actuación en este sentido antes del final de 2013. Europa señala que el desperdicio de alimentos provoca además otros problemas, como emanaciones a la atmósfera que tienen un fuerte impacto ambiental.

Más contenidos sobre este tema




Hazte socio de infolibre

 
Opinión