X

Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es




Plaza Pública

De jurista a jurista, de paisano a paisano

Baltasar Garzón Real Publicada 11/01/2017 a las 06:00 Actualizada 10/01/2017 a las 21:19    
Facebook Twitter Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir Comentarios 15

Estimado Miguel Pasquau. Agradezco sus palabras de afecto y las valoro, así como sus amables comentarios hacia mi tarea profesional.

Es cierto que hay aspectos de su escrito con los que no coincido, pero ello es normal cuando de la interpretación del derecho se trata. Tanto a la Fiscalía como a mí, entre otros, sí nos consta que se preservó estrictamente el derecho de defensa. Intenté por todos los medios demostrarlo, incluso creo que lo logré en el juicio oral, pero de poco valió. Le sugiero que recupere la copia de televisión del juicio y se sorprenderá que poca relación guarda con el contenido de la sentencia condenatoria. Que la prevaricación no se mide por el número de magistrados, sino por el hecho enjuiciado… ¿Por qué no plantearse que yo cumplí y otros no?¿Por qué no proceder contra otros magistrados que hicieron lo mismo que yo  si tan clara era la norma? En cuanto a la absolución que refiere… ni siquiera sería necesaria al ser el delito inexistente. Pero en efecto, fíjese si fui cuidadoso que no me quise defender yo mismo. Mi pulcritud no fue correspondida.  Como apunta en algún momento, fue un proceso que no debería haberse iniciado nunca y menos con los cruces de magistrados que hubo en uno u otro caso. Ahí tenemos como ejemplo al actual Fiscal General del Estado, señor Maza, ponente en uno de los casos y autor de un voto particular condenatorio en la sentencia del franquismo.

Pero quizás, lo peor de todo fue que no tuve ocasión de que otro tribunal no contaminado pudiera en una segunda instancia valorar si esos siete magistrados habían actuado correctamente o no. Por eso sigo peleando en el Comité de Derechos Humanos de la ONU.

A estas alturas, pienso que abundar más sobre estos temas es impacientar a los lectores de infoLibre. Permítame que, aprovechando este breve escrito, desde aquí agradezca el apoyo que a través de sus comentarios he recibido de numerosas personas. Me gustaría responder a quien se identifica como Masegoso que, aparte de la conocida oposición a juez, el sistema denominado Cuarto Turno permite el acceso a la magistratura a juristas de reconocida competencia con más de diez años de ejercicio profesional. Tienen que superar un curso de formación en la Escuela Judicial y cumplir una serie de requisitos. De este modo se cubre un determinado porcentaje de vacantes. Así lo establece el artículo 311 de la LOPJ.  Amigo Masegoso, dándole las gracias por sus observaciones, le diré que, procedentes del cuarto turno, contamos con excelentes jueces en la administración de Justicia. Miguel Pasquau, sin ir más lejos, es un buen ejemplo.

Bien, volviendo al tema de fondo, si  es de su interés le aportaré con mucho gusto, señor Pasquau,  aquellos documentos que desee para conocer más sobre el caso. O mejor, podemos debatir en primera persona en nuestra tierra, rodeados por los olivares coloridos en una tarde anaranjada que definió Antonio Machado. De jurista a jurista, de paisano a paisano. Queda emplazado, colega.


Hazte socio de infolibre



12 Comentarios
  • ryper ryper 11/01/17 23:54

    Estimado Magistrado Baltasar Garzón, titular del 5 de la Audiencia Nacional, espero y deseo que si existen leyes justas estas le sean aplicables, y sea repuesto en el puesto de trabajo, el cual un tribunal, creado ad hoc, le arrebató , haciéndolo con premeditación y alevosía. Es lamentable la imagen que de la judicatura está transmitiendo el poder político a los ciudadanos. Nos hablan de independencia del poder judicial, y a continuación vemos a los partidos clásicos ponerse de acuerdo entre ellos para repartirse los sillones a renovar en el Consejo General de Poder Judicial,, el TS, Constitucional o cualquier otro organo del Poder Judicial que puede ser objeto de control por el parlamento. Cuando menos como ciudadano me siento en la obligación de agradecer su honestidad y buen hacer profesional. Un saludo sr. Magistrado

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • viceval viceval 11/01/17 23:22

    Sr. Baltasar Garzón, magistrado juez titular del Juzgado Central de Instrucción número 5 entre febrero/1988 y febrero/2012. En la actualidad ejerciendo de abogado. Reiterar mi reconocimiento a su trabajo y confiar, que a la mayor brevedad se haga justicia en su caso. Mientras tanto, desear continúe demostrando su independencia y capacidad de lucha. Saludos

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • TOTOFREDO TOTOFREDO 11/01/17 21:54

    Estado de.............Desecho..!!!, esto es lo que hay, y para mucho tiempo me temo.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • AMP AMP 11/01/17 17:32

    Me parece estupendo y es de agradecer estas polémicas, tratando de aclarar ciertos aspectos por parte de uno y otro. Para mí es claro: El asunto de lo que se trataba era de machacar a Garzón, sin más. Como cualquier otro asunto donde se pueda descubrir al sinvergüenza o criminal que tiene el poder en su mano.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • Damas Damas 11/01/17 16:36

    Sr. Garzón, no lo puse anteriormente por suponerme un esfuerzo tratar de expresar lo que pienso como simple persona, ciudadana, respecto a su caso y a los últimos artículos relacionados con el mismo. Desde el principio, mentalmente, estoy de su parte, sí, sí de su parte, no hablo de quien o quienes llevan razón ¡estaría bueno! porque no tengo conocimientos, ni tan siquiera los que pudiera tener alguien aficionado, interesado, en el Derecho; así que, mi postura, creo que está compuesta de dos elementos: uno, en la confianza que su trayectoria profesional como juez me produce, y por otra parte en algo de lo que estoy convencida y que se asemeja a lo que al principio de su artículo usted cita: “Es cierto que hay aspectos de su escrito con los que no coincido, pero ello es normal cuando de la INTERPRETACIÓN del derecho se trata”, sí, de esa “interpretación” que entiendo desde hace tiempo, hacen los jueces (fiscales, abogados) del derecho, de las leyes, de los hechos, y en base a la que parece que aplican, emiten (los jueces) una sentencia. Refuerza mi idea de esto último, el que en una sentencia de un tribunal, no siempre se hace por unanimidad, también el que las sentencias (dependiendo del caso y demás) puedan ser sucesivamente recurridas, llegando incluso a poder hacerse en una corte externa al país en cuestión (internacional). Sobre la respuesta del Sr. Pasquau en la que citaba, no sé si como refuerzo de su opinión, “la de la discusión en un Foro de Jurisprudencia” me pareció totalmente discutible como argumentación y por mi parte …… incalificable y rebatible, me recuerda a aquello de “como lo dice fulanit@ y menganit@ ….” y además a posteriori, una vez conocida la sentencia del Supremo, mi mala cabeza, me hace pensar en los interesad@s, de forma legítima, en dejar abierta la posibilidad a una futura promoción profesional ¿Se habrían manifestado en contra de lo ya dictaminado por ese alto tribunal?, malpensada que es una, ya, bueno, no es la cuestión decir nada más aquí y ahora./// Esta vez no me he resistido, he superado el dejar pasar, por aquello de qué más da, mi opinión es insignificante, y expreso mi apoyo a su quehacer judicial y personal en el ámbito pro

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    0

    0

    • Damas Damas 11/01/17 17:07

      (continuación) y expreso mi apoyo a su quehacer judicial y personal en el ámbito profesional, y encima y para remate, se le ocurre a usted escribir eso de “rodeados por los olivares coloridos en una tarde anaranjada” y qué quiere que le diga que tiene mi admiración y mi aplauso convencido, aunque solo sea en este ciberespacio. (de las 4 veces insertado mi comentario anterior no me hago responsable).

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      0

  • Damas Damas 11/01/17 16:36

    Sr. Garzón, no lo puse anteriormente por suponerme un esfuerzo tratar de expresar lo que pienso como simple persona, ciudadana, respecto a su caso y a los últimos artículos relacionados con el mismo. Desde el principio, mentalmente, estoy de su parte, sí, sí de su parte, no hablo de quien o quienes llevan razón ¡estaría bueno! porque no tengo conocimientos, ni tan siquiera los que pudiera tener alguien aficionado, interesado, en el Derecho; así que, mi postura, creo que está compuesta de dos elementos: uno, en la confianza que su trayectoria profesional como juez me produce, y por otra parte en algo de lo que estoy convencida y que se asemeja a lo que al principio de su artículo usted cita: “Es cierto que hay aspectos de su escrito con los que no coincido, pero ello es normal cuando de la INTERPRETACIÓN del derecho se trata”, sí, de esa “interpretación” que entiendo desde hace tiempo, hacen los jueces (fiscales, abogados) del derecho, de las leyes, de los hechos, y en base a la que parece que aplican, emiten (los jueces) una sentencia. Refuerza mi idea de esto último, el que en una sentencia de un tribunal, no siempre se hace por unanimidad, también el que las sentencias (dependiendo del caso y demás) puedan ser sucesivamente recurridas, llegando incluso a poder hacerse en una corte externa al país en cuestión (internacional). Sobre la respuesta del Sr. Pasquau en la que citaba, no sé si como refuerzo de su opinión, “la de la discusión en un Foro de Jurisprudencia” me pareció totalmente discutible como argumentación y por mi parte …… incalificable y rebatible, me recuerda a aquello de “como lo dice fulanit@ y menganit@ ….” y además a posteriori, una vez conocida la sentencia del Supremo, mi mala cabeza, me hace pensar en los interesad@s, de forma legítima, en dejar abierta la posibilidad a una futura promoción profesional ¿Se habrían manifestado en contra de lo ya dictaminado por ese alto tribunal?, malpensada que es una, ya, bueno, no es la cuestión decir nada más aquí y ahora./// Esta vez no me he resistido, he superado el dejar pasar, por aquello de qué más da, mi opinión es insignificante, y expreso mi apoyo a su quehacer judicial y personal en el ámbito pro

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • Damas Damas 11/01/17 16:36

    Sr. Garzón, no lo puse anteriormente por suponerme un esfuerzo tratar de expresar lo que pienso como simple persona, ciudadana, respecto a su caso y a los últimos artículos relacionados con el mismo. Desde el principio, mentalmente, estoy de su parte, sí, sí de su parte, no hablo de quien o quienes llevan razón ¡estaría bueno! porque no tengo conocimientos, ni tan siquiera los que pudiera tener alguien aficionado, interesado, en el Derecho; así que, mi postura, creo que está compuesta de dos elementos: uno, en la confianza que su trayectoria profesional como juez me produce, y por otra parte en algo de lo que estoy convencida y que se asemeja a lo que al principio de su artículo usted cita: “Es cierto que hay aspectos de su escrito con los que no coincido, pero ello es normal cuando de la INTERPRETACIÓN del derecho se trata”, sí, de esa “interpretación” que entiendo desde hace tiempo, hacen los jueces (fiscales, abogados) del derecho, de las leyes, de los hechos, y en base a la que parece que aplican, emiten (los jueces) una sentencia. Refuerza mi idea de esto último, el que en una sentencia de un tribunal, no siempre se hace por unanimidad, también el que las sentencias (dependiendo del caso y demás) puedan ser sucesivamente recurridas, llegando incluso a poder hacerse en una corte externa al país en cuestión (internacional). Sobre la respuesta del Sr. Pasquau en la que citaba, no sé si como refuerzo de su opinión, “la de la discusión en un Foro de Jurisprudencia” me pareció totalmente discutible como argumentación y por mi parte …… incalificable y rebatible, me recuerda a aquello de “como lo dice fulanit@ y menganit@ ….” y además a posteriori, una vez conocida la sentencia del Supremo, mi mala cabeza, me hace pensar en los interesad@s, de forma legítima, en dejar abierta la posibilidad a una futura promoción profesional ¿Se habrían manifestado en contra de lo ya dictaminado por ese alto tribunal?, malpensada que es una, ya, bueno, no es la cuestión decir nada más aquí y ahora./// Esta vez no me he resistido, he superado el dejar pasar, por aquello de qué más da, mi opinión es insignificante, y expreso mi apoyo a su quehacer judicial y personal en el ámbito pro

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • Damas Damas 11/01/17 16:36

    Sr. Garzón, no lo puse anteriormente por suponerme un esfuerzo tratar de expresar lo que pienso como simple persona, ciudadana, respecto a su caso y a los últimos artículos relacionados con el mismo. Desde el principio, mentalmente, estoy de su parte, sí, sí de su parte, no hablo de quien o quienes llevan razón ¡estaría bueno! porque no tengo conocimientos, ni tan siquiera los que pudiera tener alguien aficionado, interesado, en el Derecho; así que, mi postura, creo que está compuesta de dos elementos: uno, en la confianza que su trayectoria profesional como juez me produce, y por otra parte en algo de lo que estoy convencida y que se asemeja a lo que al principio de su artículo usted cita: “Es cierto que hay aspectos de su escrito con los que no coincido, pero ello es normal cuando de la INTERPRETACIÓN del derecho se trata”, sí, de esa “interpretación” que entiendo desde hace tiempo, hacen los jueces (fiscales, abogados) del derecho, de las leyes, de los hechos, y en base a la que parece que aplican, emiten (los jueces) una sentencia. Refuerza mi idea de esto último, el que en una sentencia de un tribunal, no siempre se hace por unanimidad, también el que las sentencias (dependiendo del caso y demás) puedan ser sucesivamente recurridas, llegando incluso a poder hacerse en una corte externa al país en cuestión (internacional). Sobre la respuesta del Sr. Pasquau en la que citaba, no sé si como refuerzo de su opinión, “la de la discusión en un Foro de Jurisprudencia” me pareció totalmente discutible como argumentación y por mi parte …… incalificable y rebatible, me recuerda a aquello de “como lo dice fulanit@ y menganit@ ….” y además a posteriori, una vez conocida la sentencia del Supremo, mi mala cabeza, me hace pensar en los interesad@s, de forma legítima, en dejar abierta la posibilidad a una futura promoción profesional ¿Se habrían manifestado en contra de lo ya dictaminado por ese alto tribunal?, malpensada que es una, ya, bueno, no es la cuestión decir nada más aquí y ahora./// Esta vez no me he resistido, he superado el dejar pasar, por aquello de qué más da, mi opinión es insignificante, y expreso mi apoyo a su quehacer judicial y personal en el ámbito pro

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • Aserejé Aserejé 11/01/17 11:18

    Sr. Garzón, le reitero mi agradecimiento por lo que está haciendo por desenmascarar la justicia en este país y sobre todo a los muy abundantes jueces fascistas, franquistas, antidemócratas o con pensamiento de derecha-inamovible que andan por ella y la "desjustician" y deshumanizan. Hay numeroso ejemplos de ello. Y cualquiera puede ver que no había constancia indudable de dolo por su parte en la sentencia que creó el delito, como Vd. bien dice, por el que se le inhabilitó.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • Bacante Bacante 11/01/17 11:16

    Al margen de interpretaciones y de normas, este es un asunto demasiado doloroso para cualquier español demócrata y decente.  

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    0

    0

    • Sancho Sancho 11/01/17 16:52

      Estoy de acuerdo, Bacante, sigue doliendo mucho, amigo, mucho...salud.

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      0



Lo más...
 
Opinión
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.
facebookLibre