X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
En Transición

No se trata de más Estado, sino de para qué el Estado

Publicada el 04/05/2020 a las 06:00

Se deja sentir un cierto eco de satisfacción en los sectores progresistas al comprobar cómo, ante una pandemia como esta, ya nadie cuestiona el papel de lo público. Unos y otros vuelven la mirada al Estado esperando reencontrar en él un manto protector que llevaba décadas en retirada. No hay neoliberal que no esté planteando una intervención pública en la economía, gobiernos europeos que no estén valorando cómo fortalecer las medidas de protección social, y debates como la Renta Básica Universal o la Renta Mínima, que ayer tan sólo llenaban horas de seminarios y papers académicos, hoy salen a la calle para señalar el camino a las instituciones. Lo que antes eran especulaciones de política ficción hoy son hechos consumados.

La rapidez con la que los credos neoliberales han sido disueltos por la pandemia puede llevar a confundir la idea de más Estado con la de un Estado más progresista. Si bien es cierto que todas las tradiciones de la izquierda han reivindicado un mayor protagonismo del Estado en la vida pública, especialmente en la economía, hoy conviene revisar algunas máximas. Más que reclamar "Más Estado" urge preguntarse "Para qué el Estado", y ahí las respuestas serán diferentes. Hay quienes, como defiende ABC en este editorial, plantean que la inyección de dinero público se haga "para que se quede en su estructura productiva, no para financiar el pago de subsidios permanentes cuando los ingresos han caído en picado". Otras políticas, en el lado opuesto, diseñan medidas que sirvan para fortalecer el sistema de protección social priorizando "que nadie quede atrás". Tampoco faltan quienes ven en las actuales tendencias la emergencia de un nuevo capitalismo de Estado, como se explica aquí. No será lo mismo, por lo tanto, que el dinero público se emplee con unas u otras prioridades, y si importante es la intervención de lo público, mucho más es debatir para qué esta intervención, no sea que el neoliberalismo que hasta ayer clamaba por menos Estado hoy mute en más Estado para los más poderosos.

Es obvio que la enorme cantidad de dinero público que se movilizará en los próximos meses, además de financiarse con más deuda una vez desvanecido el mantra neoliberal de la austeridad, necesitará también de una nueva política fiscal, el instrumento ideológico por naturaleza. Ahí es donde un gobierno muestra sus prioridades, sus criterios y objetivos políticos. En la actual situación política española, estas líneas, que serán las que se plasmen en los próximos Presupuestos Generales del Estado anunciados como "de reconstrucción", deberán ser negociadas y consensuadas con otras fuerzas políticas, momento clave porque será entonces cuando se defina cuál será el rol del Estado en la próxima etapa, dure lo que dure.

Como tantas otras cosas que hoy se muestran como una urgencia, de esto, en el fondo, se venía debatiendo ya. En enero de 2020, el premio Nobel de economía Joseph E. Stiglitz, en su libro Capitalismo progresista. La respuesta a la era del malestar (Taurus, 2020), decía, tras analizar las reacciones de los gobiernos a la crisis del 2008: "Las instituciones políticas, como las del mercado, son complejas; tienen el poder de hacer el bien, pero también de causar daño. Puede usárselas para redistribuir hacia arriba, desde las clases desposeídas y medias hasta los ricos; para imponer, preservar y exacerbar las relaciones de poder existentes; para empeorar las injusticias sociales en vez de aliviarlas. Pueden ser un instrumento de explotación en lugar de un medio para evitarla. Forjar instituciones públicas para reforzar la probabilidad de que el Gobierno constituya una fuerza poderosa para el bien es el reto que las democracias enfrentan desde sus orígenes".

Hoy, cuando vemos que los Estados se enfrentan a una crisis de dimensiones colosales y consecuencias desconocidas, cuando acuden a rescatar a las aerolíneas y se plantean qué hacer con otros sectores, conviene no olvidar algo que recuerda Joaquín Estefanía en El País, citando a Mariana Mazzucato, la autora de El Estado emprendedor (RBA), cuya propuesta hoy cobra más relevancia que en 2014, momento en que fue publicada. "Ahora que el Estado va a ser otra vez el actor principal, hay que darle el papel de héroe, no el de ingenuo que paga los platos rotos".

Hoy como nunca los Estados, a quienes se acude en demanda de auxilio cuando vienen mal dadas, tienen una oportunidad de oro para recuperar el poder de decidir qué tipo de sociedad quieren construir, por ejemplo, condicionando las ayudas y el dinero público a la puesta en marcha de medidas que sirvan para para hacer girar el modelo económico hacia otro más sostenible y por tanto más seguro, o para paliar las desigualdades que existían y las nuevas que ya emergen. Hagamos evolucionar el debate. Hoy la clave no es más Estado, sino para qué el Estado.

Más contenidos sobre este tema




16 Comentarios
  • Lunilla Lunilla 06/05/20 09:34

    "La historia de la ciencia, como la de todas ideas humanas; "es una historia de sueños irresponsables, de obstinaciones y errores. "Sin embargo, la ciencia es una de las pocas actividades humanas -quizá- la única en la cual los errores son criticados sistemáticamente y,muy a menudo corregidos". Karl Popper- dixit" -Seres desiguales no pueden pensar de igual manera, "Siempre habrá evidente contraste entre el servilismo y, la dignidad, la torpeza y el genio. La hipocresía y la virtud." -Jose Ingenieros- dixit"/ "Cuando las miserias morales asolan a un Pais, la culpa es de todos los que por falta de cultura y d ideal no han sabido amarlo como 'Patria', de todos losque vivieron de ella, sin trabajar para ello". - Y así como los pueblos sin dignidad, son rebaños: "Los individuos sin ella 'son esclavos'/ -"Los políticos mediocres, no viven de crear ideas positivas para su pueblo, sino que sencillamente viven de su imagen." -La televisión puede enseñarnos, indicrnos; Incluso hacernos soñar; Pero solo lo hará, mientras nosotros estemos dispuestos a usarla de manera adecuada, de lo contrario se convertirá en el arma mas destructiva de la humanidad capaz de manipular y mentir; de controlar y de jugar con nuestras mentes", [ (quiz show)]/ "La afelicidad nO es cosa fácilmente digerible, es mas bien muy indigesta; Miguel de Unamuno- dixit" / Teóricamente somos el ser racional por excelencia y, sin embargo somos la especie mas emocional- Eduardo Punset- dixit" / "Nunca pude convencer a los Finaancieros de Disneyland'- esa viable- porque los sueños tienen poca garantía- Walt Disney- dixit" - Realmente tienen una gran cantidd de datos sobre el tema/ pues sin datos- ¿ Como podríamos llegar a conclusione definitivas..? Thomas Alva Edisòn - dixit" El DIablo Cojuelo -dixit-" - Saludos Cordiales // (9,34 h. a/m)

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 2 Respuestas

    0

    1

    • Lunilla Lunilla 06/05/20 10:49

      OtroSiDigo: "En vano escarba el soñador en sus viejos sueños como si fueran ceniza en laque busca algún rescoldo para reavivar la fantasia, para recalentar con nuevo fuego su contrariado corazón y, reducitar en el ,una vez mas lo que antes había amado tanto, lo que conmovia el alma, lo que enardecia la sangre, lo que arrancaba las lagrimas de lo ojos y cautivaba con esplendido hechizo" Fiodor Destoyoswski- dixit" -Nunca me he encontrado con alguien de quien no pudiese aprender algo" Galileo Galilei- dixit"/ -Sino cantara el Gallo, igual amanecería- Roberto Fontanarrosa- dixit" "El Gobierno, no es razón ni elocuencia ¡es la fuerza!!- como el fuego- es un sirviente peligroso- y un 'amo' terrible que nunca debería ser dejado a merced de persona irresponsable"; George Whashington- dixit" / -"los defectos 'del gran hombre' -son ele consuelo de los necios- Benjamin Disraeli-dixit-" ; -'y como buen 'catalan' que soy- voy a apagar la luz- que consume mucho- hasta luego y gracias- Andreu Buenafuente- dixit" / "Tu dulzura como acto 'o resplandor'' que ata la memoria- salv los 'raspajos'de la noche -Juan Gelman- dixit"/ "La Justicia Española. no es ciega, es tuerta, ve muy bien por un ojo- 'el derecho' -Iñaki Gabilondo-dixit" / -"Estamos aquí para desaprender 1- 'las enseñanzas de la Iglesia 2- 'las enseñanzas de nuestro sistema educativo' 3-estamos aquí para matar la guerra'- 4- para reírnos del destino y vivir tan bien , para vivir nuestra vida; -y por ende, que igualmente, tiemble al recibirnos- "Charles Bukoswki-dixit"/ "Siempre hay un mañana y la vid da otr oportunidad para hacer las cosas bien - pero si me equivoco y, es todo lo que nos queda. me gustaría decirte cuanto te quiero; ¡que nunca te olvidarè - Gabriel Garcia Marquez- dixit "-... El Diablo Cojuelo -dixit" ..Saludos Cordiales ///(10,48 h. a/m )

      Responder

      Denunciar comentario

      Ocultar 1 Respuestas

      0

      1

      • Isa. Isa. 06/05/20 14:11

        Es sensacional leer sus comentarios. Lunilla/ Cojuelo. Releerlos, retenerlos..tan gratificante. Rememorar en el momento preciso, la perfecta , es extraordinario.. Gracias. Un abrazo.

        Responder

        Denunciar comentario

        0

        1

  • JMLP JMLP 05/05/20 10:30

    Discrepo de las premisas que se plantean en el artículo. Claro que se cuestiona el papel de lo público, tanto en cuanto se plantea que la salida de esta situación es "una mayor y mejor colaboración público-privada"o dicen los dirigentes del PP. En aboluto los credos neoliberales se han disuelto por la pandemia. ¿Hemos escuchado algún tipo de autocrítica en los que han privatizado la Sanidad, por ejemplo, en Madrid. Se argumenta que privatizar (externalizar lo llaman) la función pública no es en menoscabo de lo público. Y claro que lo es tanto en cuanto que el beneficio obtenido por las empresas privadas no se reinvierte en mejorar el sistema sino en pagar dividendos a los accionistas.
    Lo peor es que se ha insertado en las mentes de los ciudadanos que pagar impuestos nos perjudica, que cuando se habla de subir la carga impositiva al 1 % de la población es como si nos lo subieran a todos. No apoyar algunas de las medidas del Gobierno oculta la reacción ante el posible protagonismo del Estado no en detrimento de las CCAA que son Estado, sino de la privatización del mismo.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    2

  • Dver Dver 04/05/20 22:12

    Puede que muchos no tengan claro para que sirve el estado, o no lo quieran, pero para que sirve el estado está más claro que el agua: Para repartir la riqueza y el trabajo; lo otro son vainas. Porque mucha gente no se da cuenta que cuando sale del portal de su casa está caminando sobre el estado, es decir, las aceras, el asfalto, los semáforos, las carreteras, y podríamos seguir hasta el infinito. Y los que dicen que ellos no gastan al estado, o mienten o son unos ceporros, porque sus hijos van a los colegios privados pisando el bien público, porque si tienen un teléfono en casa a través del cual hacen llamadas es porque utilizan el espació publico para poder hacer esa llamada, porque si a su casa les llega un médico privado a curarles, es porque ese medico ha salido de algún su casa, ha utilizado caminos y ha transitado por puentes públicos, etc. Y así seguiría, porque ni siquiera podría nadie ir a misa si no fuera porque hay unos bienes públicos que utiliza. Incluso su casa, está donde está y tiene el derredor que tiene porque el bien publico que es el Plan Urbanístico lo regula. En otro caso puede que al vecino se le ocurriera poner una establo, o una pirotecnia. La función del estado está clara, y con lo único que le falta meterse a fondo es con el concepto actual de propiedad privada, una construcción social e histórica que nada tiene que ver con la realidad.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    4

  • copitodenieve copitodenieve 04/05/20 21:54

    Además del último libro de Joseph Stiglitz, de El Estado emprendedor (Mazzucato) conviene no olvidar "Contra los zombis: Economía, política y la lucha por un futuro mejor" de Paul Krugman (realmente recopilación de artículos) por la perspectiva temporal con que permite analizar las actuaciones del amigo americano en la pugna público vs privado en las políticas de EEUU y sus consecuencias para la mayoría de la población.
    De la lectura de los tres libros se desprende (desprendo, perdón) la necesidad de considerar un Estado que haga volver la mirada a la competencia en vez se al poder del mercado; de un Estado que tutele la investigación básica y ponga cito a los desmanes del Derecho a la Propiedad intelectual; de un Estado que se oponga con criterios a la barbarie neoliberal y los mercados desregulados como bases para eliminar desigualdades sociales y pérdidas de capacidades humanas que inciden negativamente en el bienestar colectivo dejando de lado el mantra de la racionalidad del individuo económico; de un Estado como baluarte para evitar un cambio climático de consecuencias imprevisibles.
    Esto es lo bueno de las obras citadas, lo malo es que se traduce un cierto pesimismo por las actuaciones de unas élites económicas y políticas que parecen echar en falta las condiciones de vasallaje del siglo XIX.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • Jubilator65 Jubilator65 04/05/20 18:20

    Ojalá que tengas razón, pero me parece que el neoliberalismo es inmune al coronavirus. En EEUU, el 80%del dinero publico que se moviliza, va para l@s de arriba, ya se que aquí es diferente, pero iremos viendo....

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • geuk geuk 04/05/20 14:06

    Falta lo más esencial de una democracia,EDUCACION,TRANSPARENCIA Y HONRADEZ lo demás..bla,bla,bla igual que la canción.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    3

  • passarola passarola 04/05/20 12:33

    Y por lo mismo, seria conveniente que el Estado formase parte del consejo de administracion de esas empresas a las que vamos a ayudar a salir adelante. No nos pase como en la anterior crisis. Que nuestro estado no sea un incauto en beneficio de los que mas tienen
    Saludos

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    4

  • Ambon Ambon 04/05/20 12:19

    Si queremos que el Estado sea Social y Democrático de Derecho, debe tener claros dos criterios, el primero es de donde se saca el dinero y la Constitución lo dice claro de los impuestos progresivos, quien mas tiene o mas gana, paga mas.

    El Segundo criterio es el de la devolución de ese dinero a la sociedad y puede hacerse como en 2011 dando el dinero arriba, a los bancos, lo que empobrece y hunde el resto del tejido social o bien dando el dinero en las bases del sistema, pensiones, salarios, prestaciones por desempleo, sanidad, educación, dependencia, etc. ese dinero, se dedica integramente al consumo, por lo que va pasando por las distintas capas sociales hasta llegar a la cúspide, alimentando a toda la sociedad.

    El tercer punto y no menos importante es planificar, al menos una parte de la economía para poder hacer frente a otra crisis, sanitaria, económica, medioambiental, climática, alimentaria, que sin duda nos llegará y cuando digo planificar no hablo de estatalizar la economía, la iniciativa privada debe tener su lugar importante, pero, desde luego, bajo la orientación y la supervisión del Estado.

    Si lo opuesto al Estado son los mercados, alguien debería explicarnos que hacen ahora esos sacrosantos mercados.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    7

  • Grobledam Grobledam 04/05/20 11:06

    La clave, como siempre en el sistema de Capitalismo avanzado en que vivimos es la fiscalidad. Tirando de ese hilo podremos detectar la verdad del tipo de política ejercida. Lo que digan los políticos y en especial en campaña electoral es pura cartilla.
    Recordémoslo: FISCALIDAD, FISCALIDAD, FISCALIDAD.....hacernos un poco más expertos en fiscalidad nos hará mucho más expertos en politica, en ciudadanía...incluso en las polémicas de barra del bar o de mesa familiar llena de cuñaos.

    Responder

    Denunciar comentario

    1

    6

  • Fernandos Fernandos 04/05/20 10:04

    Siento no estar de acuerdo, no porque me parezca mal el articulo, lo que pasa es que ya soy muy viejo y el optimismo, el credito en los politicos y mucho menos en los votantes, se me ha acabado, no creo que cuando esto pase los españoles llevemos a la practica lo que el virus nos ha enseñado.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    4



Lo más...
 
Opinión