X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
investigación infoLibre

La hecatombe de las residencias en Madrid: 544 muertos en Orpea, 516 en Amavir, 419 en DomusVi, 217 en Ballesol...

  • infoLibre publica los datos de los 5.795 fallecimientos atribuidos al coronavirus en marzo y abril desglosados por centros de la Comunidad de Madrid
  • La lista la encabeza Ballesol Alcalá con 84 muertes pero hay hasta 38 geriátricos donde se registraron 40 o más decesos
  • La ratio de fallecimientos por número de plazas es especialmente negativa en los casos de Mensajeros, Aralia, Vitalia Home, DomusVi, Amavir y Orpea
  • En 131 de las 472 residencias operativas en Madrid no falleció ninguna persona a causa del virus
  • infoLibre ofrece este artículo sobre el coronavirus en abierto gracias al apoyo de sus socios. Aquí más información sobre cómo suscribirte o regalar una suscripción

Publicada el 29/07/2020 a las 06:00 Actualizada el 24/08/2020 a las 18:06
Datos fallecimientos residencias Madrid

Lista con el número de fallecidos en las residencias de Madrid en marzo y abril.

El sector de las residencias en la Comunidad de Madrid está dominado por una docena de grandes grupos cuyos centros han sucumbido en muchos casos a la pandemia. Las cifras son aterradoras: 544 fallecidos en Orpea, 516 en Amavir, 419 en DomusVi, 284 en Los Nogales, 224 en Sanitas, 217 en Ballesol, 171 en Mensajeros de la Paz, 166 en Casablanca, 136 en Vitalia Home, 131 en Aralia… Una lista que suma hasta 5.795 mayores que vivían en residencias y que murieron por coronavirus confirmado o con síntomas compatibles con la enfermedad.

Los datos se corresponden con los decesos producidos durante marzo y abril y fueron facilitados este martes por la Comunidad de Madrid a un periodista de infoLibre, que los solicitó a principios de mayo acogiéndose a la Ley de Transparencia. Esos dos fueron los meses críticos de la pandemia en Madrid. En mayo y junio la cifra de decesos atribuidos al covid-19 se incrementó unicamente en 189, hasta situarse en 5.984. Es decir, el 96,9% de las muertes ocurrieron en los dos primeros meses de pandemia. Madrid, gobernada por Isabel Díaz Ayuso (PP), es la comunidad donde más residentes perdieron la vida: el 30% de los registrados en toda España. 

En marzo y abril fallecieron en total 9.470 personas que vivían en las residencias madrileñas. De acuerdo con los registros oficiales, 1.118 tenían covid-19, 4.677 mostraban síntomas compatibles con el virus y otras 3.675 murieron por otras causas. Por tanto, el 61,2% (5.795) habrían perdido la vida por la pandemia y el 38,8% restante por otras causas.

Aunque el sistema de recogida de información era lógicamente idéntico para todos, el análisis de los datos muestra que algunos geriátricos fueron más laxos que otros a la hora de atribuir la causa del fallecimiento al virus. Los ejemplos más llamativos son los siguientes: el centro de Ballesol en Mirasierra registró 20 decesos y no atribuyó ni uno solo al virus; el de Orpea en Pinto sufrió 19 muertes y adjudicó una al Covid-19, y el de Albertia en San Sebastián de los Reyes padeció 41 fallecimientos y consideró que sólo 11 los había provocado la pandemia.

A continuación se reproduce el listado íntegro con el número de decesos desglosados por residencias y se analiza en detalle cómo afectó la pandemia a los principales grupos.

Gestión pública vs. gestión privada 

En la Comunidad de Madrid están registradas 475 residencias, de las que 472 estaban operativas durante los meses de marzo y abril. El sector está profundamente privatizado: sólo hay 27 centros de titularidad y gestión pública –25 a cargo de la Agencia Madrileña de Atención Social (AMAS) y dos municipales–, mientras que los 445 geriátricos restantes están en manos privadas. Por tanto, sólo el 5,7% de las residencias tienen gestión pública. Este porcentaje se duplica si analizamos el número de plazas autorizadas porque parte de los centros que gestiona la AMAS tienen gran capacidad: el Doctor González Bueno es el más grande con 604 camas y hay otros seis con más de 400. El resultado es que hay 45.962 plazas de gestión privada (el 87,9% del total) y 6.330 de gestión pública (12,1%).

Pues bien, en cuanto al número de decesos durante la pandemia, 644 se produjeron en residencias de gestión pública (11,1% del total) y 5.151 en las privadas (88,9%). En términos globales, aunque la diferencia no es muy grande, son menos malos los datos de los geriátricos públicos.

La AMAS tiene a su cargo 6.258 camas y en sus centros perdieron la vida 644 personas. Es decir, uno de cada diez residentes. El virus azotó con fuerza especial a siete centros, todos ellos con más de 40 víctimas y que están entre los treinta con peores cifras (Doctor González Bueno, Reina Sofía, Francisco de Vitoria, Adolfo Suárez, Nuestra Señora del Carmen, Gran Residencia y Arganda del Rey). Todos menos el Adolfo Suárez tienen más de 400 plazas, un dato más para la reflexión sobre la conveniencia de tener macroinstalaciones de este tipo, que se han mostrado especialmente vulnerables cuando entra en ella un virus letal como el covid-19.

En 10 geriátricos madrileños se registraron 60 o más fallecimientos durante la pandemia y en otros 28 la cifra de residentes muertos se situó entre 40 y 59. Esta luctuosa lista la encabeza el centro de Ballesol en Alcalá de Henares, con 84 mayores muertos por el virus o con síntomas compatibles.

En el lado contrario se sitúan los 131 centros que no atribuyeron ninguna muerte al covid-19 (el 27,7% del total). Es probable que la cifra real sea algo inferior, a la vista de casos como el comentado de Ballesol Mirasierra, aunque se trata de una excepción ya que sólo en cinco de los 131 perdieron la vida seis o más residentes.

Los datos de los grandes grupos

La inmensa mayoría de esas residencias sin víctimas no pertenecen a la docena de grandes grupos que tienen cada vez mayor influencia en el sector residencial madrileño. Esos 12 grupos cuentan con 136 geriátricos y 22.665 camas (el 43,3% del total). Y en sus instalaciones perdieron la vida 2.989 personas, lo que equivale al 51,8% del total de decesos. Un porcentaje claramente superior al de camas gestionadas.

El principal grupo privado es Orpea, que cuenta con 23 geriátricos y 4.023 plazas. En marzo y abril fallecieron 544 de sus residentes, un porcentaje del 13,5% respecto al total de camas. En 15 de sus instalaciones hubo 20 o más víctimas, lo que da una idea de lo extendido que estuvo el virus en sus centros.

Amavir tiene 21 residencias y registró 516 decesos, un 14,8% en relación con las 3.483 camas que gestiona en la Comunidad. En 12 de sus instalaciones se registraron 20 o más muertes.

DomusVi es el tercer principal operador de la Comunidad de Madrid con 17 residencias y 2.692 plazas gestionadas. Su ratio de fallecimientos es aún peor que los de Orpea y Amavir: se sitúa en el 15,6% puesto que 419 mayores perdieron la vida a causa del virus durante los dos meses críticos de la pandemia.

A continuación en número de camas se sitúan Sanitas y Ballesol. El primero tiene 19 geriátricos y 2.538 plazas, mientras que el segundo cuenta con 13 centros y 2.474 camas. Los dos han padecido el mismo porcentaje de fallecimientos en relación con los residentes: un 8,8%. Una cifra por debajo del resto de grandes grupos. Hay que hacer no obstante la salvedad de que Sanitas es también con diferencia quien atribuyó menos fallecimientos en sus intalaciones al covid-19 en comparación con otras causas: consideró que sólo 224 de los 462 decesos totales registrados en sus instalaciones se debieron a la pandemia (un 48,5%). En el caso de Ballesol ese porcentaje es mucho más alto (el 58,5%), aunque cuenta con el llamativo ejemplo de Mirasierra, donde asegura que ninguno de los 20 fallecimientos se debió al virus. En total, murieron 217 residentes en centros de Ballesol.

Tres grupos que operan exclusiva o mayoritariamente en Madrid se sitúan a continuación en número de camas gestionadas: Los Nogales (2.278), Albertia (1.002) y Casablanca (979). Los Nogales es dueño de la segunda residencia con más víctimas de toda la región, la que tiene en Hortaleza con 80 decesos, y en total contabilizó 284 muertes en sus instalaciones. Un porcentaje del 12,5%.

Albertia es, junto a Sanitas y Ballesol, el único de los doce principales grupos cuya ratio de fallecimientos en relación con las plazas de sus centros se sitúa por debajo del 10%. En concreto, en el 9,8, después de que perdieran la vida 98 residentes de sus seis residencias.

Mucho más malas son las cifras de Casablanca, que registró 166 muertes en sus ocho geriátricos. El porcentaje de fallecimientos en relación con las plazas es del 17,0%, el segundo peor de las doce empresa analizadas.

Mensajeros de la Paz, Vitalia Home y Aralia gestionan menos de mil plazas, pero sus cifras en términos comparativos son muy malas. La ratio entre residentes fallecidos y camas gestionadas se eleva al 17,6% en el caso de Mensajeros de la Paz (970 plazas y 171 decesos); al 16,8% en Aralia (778 plazas y 131 muertos), y al 16,4% en Vitalia Home (827 plazas y 136 fallecidos).

Cierra el grupo de grandes empresas Caser, que dispone de 621 plazas autorizadas en sus tres centros. En ellos perdieron la vida 83 personas, lo que equivale a un 13,4% de los residentes.

Todos los demás operadores de la región gestionan menos de 500 plazas. El más conocido es Clece, que cuenta con 403 plazas en cuatro residencias, donde murieron 28 personas. Una ratio del 6,9%, más baja que la de todos los demás grupos analizados.

 

Si estás leyendo este artículo es gracias a las socias y socios de infoLibre
La salud es lo primero. Por ese motivo, en infoLibre decidimos abrir todos nuestros contenidos sobre el coronavirus para que cualquier ciudadano pueda leerlos gratis. Ese esfuerzo no habría sido posible sin socias y socios que creen en un periodismo comprometido y que ponga en cuarentena a las 'fake news'. Si eres uno de ellos, gracias. Sabes que puedes regalar una suscripción haciendo click aquí. Si no lo eres y quieres comprometerte, este es el enlace. La información de calidad es la mejor vacuna contra cualquier virus.
Más contenidos sobre este tema




33 Comentarios
  • Penelope Glamour Penelope Glamour 08/10/20 14:32

    YO SAQUÉ A MI FAMILIAR antes del coronavirus, con la presión de dos tías y un primo diciendo que iban a denunciarme si me llevaba a mi familiar a casa. POR SUPUESTO FAMILIARES CON FUERTES LAZOS EN POLÍTICA E INTERESES TURBIOS ECONÓMICOS DE POR MEDIO. Lo que vivió este familiar lo considero como TORTURA. Lo que viví como familiar fue TORTURA. 2 MIL EUROS AL mes la residencia privada. , en una comunidad donde el sueldo medio es mil euros y el alquiler de un piso 450 euros. comida pasada. directores Y coordinadores enchufados puestos a dedo que no tenína ni idea de lo que estaban haciendo. Personas meadas, cagadas y atadas durante horas y días. Comentarios sádicos hacia las ancianas y ancianos con demencia. Denuncias que se iban al cubo de la basura. profesionales complices de estas torturas sin denunciar nada y riéndose de los comentarios de las familias , como si estuvieras delirando. las MEJORES PROFESIONALES EXPLOTADAS AL MÁXIMO POR UN SUELDO RIDÍCULO. AUXILIARES MUY COMPETENTES TAMBIÉN. Los pomos de las puertas llenos de caca que nunca limpiaban. Un día dije . AQUI HAY UN INCENCIO O UNA ENFERMEDAD CONTAGIOSA Y NO SE SALVA NI DIOS. AL FINAL TUVE QUE IR A LA POLICIA Y ALLÍ NO SE RIERON. QUE VERGUENZA DE PAIS. si callamos esto y miramos para otro lado no tenemos PERDÓN. GRACIAS INFO LIBRE PARA POR EMPEZAR A HABLAR DE ESTOS TEMAS. ENHORABUENA POR EL ARTÍCULO

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • Penelope Glamour Penelope Glamour 08/10/20 14:21

    valentía hay que tener para empezar a hablar claro del escándalo más grave del siglo XXI . la muerte de nuestros padres por DEJADEZ Y MALA PRAXIS

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • Androide paranoide Androide paranoide 25/08/20 16:57

    Los que estan contra la eutanasia, luego permiten estos centros de exterminio de ancianos. Ya hay que ser hipocrita y caradura.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    1

  • tonyga tonyga 25/08/20 11:37

    Otra cosa: ¿Que coño es Scribd? ¿Porque tengo que registrarme en un portal de ventas con especial enfasis en "Autosuperacion", "Mejora personal", etc, para poder descargarme informacion relevante que publica un medio del que soy socio?

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • tonyga tonyga 25/08/20 10:53



    Sr Rico e INFOLIBRE muchas gracias por la informacion, ....PERO...
    al articulo le faltan datos importantes. Esto lo digo para los que como yo hacemos nuestros propios analisis y estadisticas. Por un lado seria bueno que pudieramos ver cuantos residentes hay en cada centro. Parece ser que el autor tiene este dato pero, si es algo publico, seria bueno que nos indicara la fuente para poder descargar la informacion. Al igual que en el caso de la mortalidad total del Covid, el verdadero dato relevante es cuantos han muerto durante la pandemia frente al numero medio de decesos que hay en el mismo periodo de cualquier otro año. En el caso de las muertes totales en España ese ultimo dato se puede extraer del informe MoMo y nos viene a decir que el numero de muertes provocadas por el Covid directamente o indirectamente ha sido el doble de las registradas oficialmente como tales. Ese mismo dato para cada residencia seria clave para que pudieramos saber el alcance del daño sin la manipulacion que representa el que dependa de que una residencia diga si ha sido por Covid o no. Las mentiras quedarian al descubierto. Pero ademas a la familia del residente le da lo mismo si la muerte de su ser querdo ha sido directamente por el Covid o por la desatencion, el matrato o el no haber sido trasladados al hospital. En linea con esto ultimo seria bueno tambien saber cuantos fallecimientos se produjeron en la residencia o en el hospital.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    1

  • nidea nidea 30/07/20 13:00

    Nos guste o no, las residencias son moritorios, donde se ingresa las personas mayores cuando no pueden valerse por si mismas y sus familiares (si es que los tienen, )no pueden o no quieren, hacerse cargo de ellas. Y es muy comprensible que asi sea. Yo estoy casi segura de que también terminare en una. También es lógico que sea donde mas gente muera, porque son los mas enfermos . Por supuesto que hay que controlarlas y que no sean un negocio. Pero casi todo lo es. Y en las residencias hay muchas personas a las que se mantiene con vida, en unas condiciones deplorables y no se las deja morir para que sigan pagando. Y no hay cuidados paliativos para evitar el sufrimiento, que es lo mas importante de todo. Lo de menos es la muerte en estos casos. Se trata de evitar el sufrimiento de los enfermos. Todo esto también hay que valorarlo.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    1

  • czar czar 29/07/20 23:05

    Todo este desastre no es ni más ni menos que un crimen sobre un sector de la población más vulnerable. Habrá que estar atentos a la respuesta que damos como sociedad ante estos hechos.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    7

  • yaguarete yaguarete 29/07/20 21:35

    Gracias Manuel por tu curro. Me interesaría saber el precio que tienen las residencias privadas y si hay categorías de hostelería. Y cual es el de las públicas. Sería interesante saber el costo por paciente... Gracias.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    5

  • TL TL 29/07/20 17:31

    De estos muertos, ¿cuántos lo son por culpa del protocolo de exclusión sanitaria de Mur? ¿Para cuándo la cárcel preventiva para Mur?

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    3

  • Cantón Cantón 29/07/20 15:16

    Escribe aquí tu comentario (máx. 2200 caracteres)

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    1



Lo más...
 
Opinión